Vous êtes sur la page 1sur 2

VIOLACIÓN ENTRE SIMIOS

Estudios sobre conducta animal llevados a cabo por algunos biólogos ha


dado por resultado el descubrimiento de ciertos tipos de conducta
criminal heredada en individuos de varias comunidades animales. Por
ejemplo, los investigadores han descubierto que existe prostitución en
grupos tribales de chimpancés. Algunas hembras simio, generalmente
hembras jóvenes preferidas por el macho "alfa", aceptan fruta (higos,
plátanos, etc.) ofrecida por el macho dominante para obtener el favor de
un cópula.

En otras sociedades de monos, como en los macacos, se ha descubierto


una conducta homosexual en algunos machos jóvenes,
y no es raro observar hembras que se ofrecen mutuamente sus genitales,
llegando hasta la simulación de una cópula normal.

Aún más, las más sorprendentes revelaciones vinieron de la "casi


humana" conducta criminal de algunos simios:

Guerras entre tribus de gorilas (inclusive con uso de armas),


generalmente por el territorio, el alimento, o las hembras; el asesinato del
macho "alfa", cuando duerme, entre familias de chimpancés; las luchas
por celos entre los gorilas rojos; en tribus de gorilas y orangutanes
ocurre el adulterio "furtivo", cuando el macho dominante está distraído o
dormido. Además, para nuestra sorpresa, la VIOLACIÓN existe entre los
chimpancés, las gorilas y los orangutanes.

Por supuesto, la violación entre estos animales se paga con la muerte.


Sin embargo ¿Qué pasa con las hembra deshonradas? ¿Recurren al
aborto? Parece que las hembras violadas aceptan el producto del abuso
como algo deseado, y los machos dominantes "ofendidos" terminan por
aceptar la progenie forastera como si ésta perteneciera
a sus propia descendencia.

Biológicamente, entre las comunidades de simios, la violación ofrece un


beneficio evolutivo. Como resultado de la violación, se permite la
importación de genes "nuevos" a la pila genética de la comunidad,
impidiendo, a pequeña escala, la ocurrencia continua de genes no
favorables originados en el macho "alfa", o del macho dominante.
Además, la violación previene la permanencia de pares de genes
recesivos no propicios para la especie (genes Familiares). De esta
manera, la pila genética de una determinada comunidad de simios
se enriquece por la transmisión de genes "buenos" de los machos
violadores.

En estudios más recientes se ha demostrado que la conducta de los


violadores tiene un origen genético, y los genes que codifican la
"violación" son transmitidos a los descendientes. Por supuesto, ésto no
justifica la misma conducta en los humanos, y quizás entre los humanos
el castigo debe ser tan drástico como entre los simios.
Desgraciadamente, entre los humanos gobiernan otros códigos para el
juicio y el castigo.

Nuestro éxito para detener los abusos sexuales fracasarán, salvo si


se aceptan como un trozo evolutivo en la conducta reproductiva de los
machos.

Autor de esta página: Nasif Nahle Biologist

ARRIBA ^^

---------------------------------------------------------------------------------------------------

REFERENCIAS:

ACERCA DE LA VIOLACIÓN Y LA VIOLENCIA ENTRE ANIMALES:

El Científico Americano: Violencia Comprensiva: el 31 de julio de 2000

Randy Thornhill y Craig T. Palmer, por qué Hombres Violan; Las Ciencias,
Publicado por la Academia de Ciencias de Nueva York; enero/febrero,
2000.

Franz B. M. de Waal, Primates UNA Herencia Natural de la Resolución de


Conflictos; Science, No. 5479, Vol 289, págs. 586-590; 28 julio, 2000.

Spurgeon, David, Nature, Vol. 407, 14 septiembre 2000.