Vous êtes sur la page 1sur 6

Práctica I- Vocación y Ministerio

1. Definición de Servicio,
Vocación y Ministerio

La grandeza del servicio


Lucas 42:22-30

Hubo entre ellos una disputa acerca de quién de ellos


parecía ser el más importante. Entonces él les dijo: —Los
reyes de las naciones se enseñorean de ellas, y los que
tienen autoridad sobre ellas son llamados bienhechores.
Pero entre vosotros no será así. Más bien, el que entre
vosotros sea el importante, sea como el más nuevo; y el que
es dirigente, como el que sirve. Porque, ¿cuál es el más
importante: el que se sienta a la mesa, o el que sirve? ¿No
es el que se sienta a la mesa? Sin embargo, yo estoy en
medio de vosotros como el que sirve. Y vosotros sois los que
habéis permanecido conmigo en mis pruebas. Yo, pues,
dispongo para vosotros un reino, como mi Padre lo dispuso
para mí; Para que comáis y bebáis en mi mesa en mi reino,
y os sentéis sobre tronos para juzgar a las doce tribus de
Israel.

La grandeza del servicio consiste, en que tiene su origen en Dios. El


escoge y sabe lo que hace. Él no se equivoca, está elección Divina
le da al siervo dignidad y seguridad.

1
Práctica I- Vocación y Ministerio
Definición de servicio
La Biblia habla del siervo como el
Gr.“Doulos” (Δουλος), que la
mayoría de versiones bíblicas
traducen al español como “siervo”,
pero en realidad el significado literal
e histórico de la palabra es esclavo.
Y esto es alguien que no es dueño
de sí mismo, que no tiene voluntad
propia y que sólo vive para hacer la
voluntad de su amo o señor (Gál
2:20)

Ser siervo de Dios, significa por tanto, en el buen uso de la palabra;


ser esclavo de Cristo a tiempo completo. El modelo de siervo por
supuesto es el Señor Jesús: Lc. 22:27; Fil. 2:5-8; Jn. 13:13-14.

Definición de Vocación
Se entiende por vocación (del
latín vocare, llamar) la llamada
de Dios para realizar una tarea
que abarca la vida entera.

La vocación es una luz que se


enciende en la vida para
iluminarla por entero: es una
gracia, una iniciativa y una
elección de Dios

La vocación lleva a una misión:


corredimir con Cristo, llevar la Buena Noticia del Evangelio, a todos
los hombres; acercar a todos los hombres a la plenitud del Amor y la
Belleza; a la máxima felicidad, que es la unión con Dios.

Cristo no vivió su vida para sí mismo, sino para nosotros, desde su


Encarnación "por nosotros los hombres y por nuestra salvación"

2
Práctica I- Vocación y Ministerio
hasta su muerte "por nuestros pecados" (1 Co 15, 3) y en su
Resurrección para nuestra justificación (Rom 4,25).

Definición de Ministerio
Ministerio viene del griego “diakonos”
que significa: “Servir”.

Ministerio es: Usar lo que Dios me


ha dado para servirle a Él y a las
necesidades de otros.

El Ministerio Cristiano es el desarrollo


de la extensión del Evangelio y la
Doctrina, que el Señor Jesucristo
comenzó durante su ministerio público,
y que después continuaron sus
Apóstoles y discípulos, tras ser investidos con el poder del Espíritu
Santo en Pentecostés (Hechos 2).

Para este Ministerio, el Señor


constituyó Apóstoles,
Evangelistas, profetas,
pastores y Maestros, que lo
llevaran a cabo con efectividad,
por el poder de Su Espíritu, y a
la vez prepararan a otros para
continuarlo hasta nuestros días
(Efesios 4:11-12).

El desarrollo del ministerio es grande y se cumple de manera efectiva


cuando se tiene claro a quien es que se le está sirviendo y de qué
manera se está haciendo.

3
Práctica I- Vocación y Ministerio
El siervo Orgulloso Vs El siervo Humilde
ORGULLOSO/SOBERBIO QUEBRANTADO/HUMILDE
1 Se enfoca en los fracasos de otras Está preocupado por su propia
personas necesidad espiritual (Lc. 18:9-14
2 Tiene que probar que siempre tiene Cede el derecho de siempre tener la
la razón (1 Co. 4:6; Rom. 1:21) razón (Ef. 4:2)
3 Reclama sus derechos Cede sus derechos a otras personas
inflexiblemente
4 Espera siempre ser servido (servirse Busca servir a otras personas en
de los demás) forma altruista (Mt. 20:26-28)
5 Desea el éxito personal sin importar Busca ser fiel, como también, el éxito
el precio (arribismo) de otras personas.
6 Busca glorificarse a sí mismo Está contento cuando otras personas
(autoalabanza) reciben la gloria
7 Se defiende y ataca con agresividad Acepta la crítica con humildad y una
cuando es criticado mente abierta y positiva
8 Se resiste a reconocer sus errores, Reconoce sus errores con facilidad y
y casi nunca pide perdón tiene el valor de pedir perdón
9 Está preocupado con lo que otras Se preocupa por ser real y abierto. Le
personas opinan de él. Lucha por importa lo que Dios opina de él. Está
“proteger” su propia imagen y dispuesto a morir ante su propia
reputación reputación
10 Se compara con otras personas y Se compara con la santidad de Dios y
siente que es digno de mucho honor siente la necesidad desesperada de
(autoestima sobrevalorada) Rom. su misericordia (autoestima cuerda y
12:3 sensata)
11 Pondera y se envanece en el éxito Entiende la brevedad de la vida y la
personal (Dt. 8:13-14) fragilidad de las riquezas (Ec. 5:15)
12 Se siente superior a los demás y Considera a los demás superiores a sí
trabaja solo (Rom 12:16) mismo, y busca trabajar en equipo (Fil
2:3)
13 Exige respeto y distinción y siempre Espera ser respetado y enmudece
habla de sí mismo (Pr. 27:2) ante el elogio (Lc. 14:10)
14 Anuncia el éxito antes de lograrlo o Trabaja en silencio con
de que ocurra (1 Ry. 20:11) responsabilidad y confianza
15 Es arrogante en su forma de hablar Se expresa con modestia y prudencia
(1 Sam. 2:3) (Col. 4:6)
16 Percibe la resistencia de Dios (Pr. Disfruta de la gracia de Dios (Stg. 4:6;
3:34; 6:17; 21:4) Pr. 22:4; 1 Pd. 5:5)
17 Es abatido por Dios (Is. 2:11, 17; 2 Es consolado por Dios (2 Co. 7:6;
Sam. 22:28) Salm. 147:3)
18 Suscita contiendas entre las Suscita reconciliación, unidad y
personas (Pr. 28:25) armonía (Ef. 4:2-6)
19 Cree que no necesita de Dios, y que Echa toda su ansiedad, conflictos y
puede resolver sus conflictos por sí problemas a los pies de Cristo (1 Pd.
mismo 5:6-7)
20 Vive al pie de su ego (ególatra) Vive al pie de la cruz de Cristo (Gál.
6:14)

4
Práctica I- Vocación y Ministerio
Jesucristo es el Modelo Perfecto y el Ejemplo a Seguir
Cuando nos sea posible, bajar de nuestro pedestal y mirar este gran
modelo, de cómo se dio al servicio y cumplió su ministerio sin
esperar nada a cambio, entonces tendremos que inclinar nuestro
rostro y levantar nuestra voz en ruego a Dios diciendo: “Señor
enséñame a servir y dar” y cuando permitamos a Dios enseñarnos y
logremos el conocimiento, la madurez, y la estabilidad cristiana,
entonces estaremos listos para servir.

El servicio a Dios es, Un arte, una bendición, es aprender a vivir.


Todo hombre de Dios siembre debe buscar una oportunidad de
aportar su granito de arena y de ser útil en la obra del Señor. LOS

Los hombres son los que valoran la clase de servicio


Así, pues, ténganos los hombres como servidores de Cristo, y
administradores de los misterios de Dios. Ahora bien, se requiere de
los administradores, que cada uno sea hallado fiel 1ª Corintios. 4:1

Esta es una expresión muy fuerte que destaca la labor del servidor,
porque son los hombres los que están viendo el trabajo y es con ellos
que se está haciendo la labor, por esta razón es importante contar
con su aprobación y respaldo.

Ningún servidor puede descontextualizar su trabajo, porque siempre


estará haciendo la actividad con seres humanos, así que lo que
hablen y digan debe ser valorado y tenido en cuenta (Eclesiastés
7:1; 10:1)

5
Práctica I- Vocación y Ministerio

Resumen

El servicio a Dios se entiende como la dedicación exclusiva de una


persona para hacer la voluntad de Dios, entendida esta como una
vocación o llamado de Dios para realizar un ministerio o trabajo
establecido por Dios para continuar la expansión del evangelio de
salvación y para el perfeccionamiento de sus siervos.

Se estudiaron a la luz de la palabra de Dios las principales


características para llevar a cabo el servicio (Humilde orgulloso).