Vous êtes sur la page 1sur 17

MARCO TEÓRICO

CAPÍTULO I.- GENERALIDADES

1.1. REGÍMENES ADUANEROS EN EL PERÚ

Tratamiento aplicable a las mercancías que se encuentran bajo potestad


aduanera y que, según la naturaleza y fines de la operación puede ser
definitivo, temporal suspensivo o de perfeccionamiento.
A continuación, se presenta los tipos de regímenes aduaneros que
puede solicitar el declarante de la mercadería:
A. REGÍMENES ADUANERO DE IMPORTACIÓN
Los regímenes aduaneros de importación son las siguientes:
• Importación para el consumo: Este es uno de los regímenes con
mayores innovaciones donde se buscará el despacho anticipado, es
decir, la numeración de la declaración anterior a la llegada de la
mercancía previa constitución de la garantía correspondiente a la
deuda aduanera a contraer, donde el sistema procurará culminar el
proceso de despacho dentro de las 48 horas siguientes de la llegada
de la mercancía.
• Reimportación en el mismo Estado: A este régimen se acogen
aquellas mercancías que salieron bajo el régimen definitivo de
exportación y que regresarán en el mismo estado en el que salieron.
Anteriormente, se entendía este régimen como la regularización de
una exportación temporal, luego que la mercancía que salió del país
bajo el régimen de exportación definitiva sufrió el rechazo en país de
destino, procediendo su retorno al país, para lo cual era preciso probar
el motivo de rechazo y debía probarse que no fue aceptada en país de
destino (encontramos esta precisión en el artículo 69° de la anterior
LGA).
Se mantiene el plazo de doce meses para el retorno de la mercancía
contados a partir de la fecha del término del embarque de la mercancía
exportada y se aclara que los beneficios obtenidos producto de la
exportación definitiva que amparó la salida inicial del bien reimportado.
 Admisión temporal para reexportación en el mismo Estado:
Denominado anteriormente como el régimen de importación temporal,
se mantienen las preferencias para los buenos contribuyentes. En
cuanto al plazo máximo de vigencia es un plazo máximo de dieciocho
meses para la permanencia del bien admitido temporalmente.
Se introduce una consideración para los accesorios, partes y
repuestos que, aunque no se importen conjuntamente con los bienes
de capital admitidos temporalmente, puedan acogerse a este tipo de
ingreso. Además, que se permite la salida del bien admitido
temporalmente para su reparación, reacondicionamiento o remplazo
en caso de ser necesario (previo reconocimiento físico) y se permite
concluir el régimen en uno o varios envíos dentro del plazo autorizado.
B. REGÍMENES ADUANEROS DE EXPORTACIÓN
Los tipos de regímenes aduaneros de exportación son:
• Exportación definitiva: Para la conclusión del régimen el plazo es
de treinta días para realizar el embarque y la regularización del
régimen. Se permite también amparar embarques parciales con una
misma declaración, siempre y cuando se efectúen de un solo
exportador a un solo destinatario.
Llama la atención el artículo 63º del D.L. Nº 1053 que señala como
“otras operaciones consideradas como exportación definitiva” a las
señaladas en los numerales 2 y 5 del artículo 33º del TUO de la Ley
del IGV, sin embargo, como bien sabemos, existen otras operaciones
señaladas en el artículo 33º de la Ley del IGV considerados como
exportaciones.
• Exportación temporal para reimportación en el mismo Estado:
Este régimen permite la salida temporal de un bien para luego retornar
en el mismo estado. Consideremos que las mercancías que se acogen
a este régimen salen con la condición de exportación temporal desde
su solicitud a despacho, a diferencia del Régimen de Reimportación
en el mismo estado, donde las mercancías retornan en el mismo
estado después de haber salido mediante una exportación definitiva.
Este régimen puede ser utilizado para aquellos casos donde la
mercancía nacional sale para exposiciones o en calidad de préstamo,
etc. El artículo 65° de la LGA nos indica que el plazo de doce meses
es automáticamente otorgado y computado a partir de la fecha del
término del embarque de la mercancía, plazo dentro del cual deberá
efectuarse la reimportación.
Concluye con la salida definitiva del bien o con el retorno de la misma
y el plazo para su permanencia afuera es de doce meses. Sin
embargo, tal y como lo señala el artículo 86° del reglamento, este
régimen puede concluir con la salida definitiva del bien dentro del plazo
autorizado.
C. REGÍMENES ADUANEROS DE PERFECCIONAMIENTO
Los tipos de regímenes aduaneros de perfeccionamiento se clasifican
en:
• Admisión temporal para perfeccionamiento activo: Para este
régimen, se detallan las operaciones de perfeccionamiento activo:
transformación, elaboración (incluido el montaje ensamblaje y
adaptación a otras mercancías) y reparación (incluida su reparación y
acondicionamiento).
Se incluye como beneficiarios en este régimen a las empresas
productoras de bienes intermedios que abastezcan localmente a las
empresas productoras
exportadoras, así como a los procesos de maquila (artículo 68° de la
LGA)
El reglamento indica también que las exportaciones de los productos
compensadores pueden darse en uno o varios envíos. Se mantienen
los beneficios para los buenos contribuyentes y el plazo permitido
sigue siendo de 24 meses.
Para el caso que este régimen se concluya mediante la
nacionalización de la mercancía admitida temporalmente, los
intereses compensatorios no serán aplicados a los excedentes con
valor comercial, es decir, que el monto de los tributos aplicables estará
limitado a las mercancías admitidas temporalmente.
• Admisión temporal para perfeccionamiento pasivo: En la Ley se
detalla que las operaciones de perfeccionamiento pasivo incluyen a
las operaciones de transformación, elaboración (montaje, ensamblaje
o adaptación) y la reparación de las mercancías; incluidas su
restauración y acondicionamiento. Se establecen dos plazos para la
conclusión de este régimen, doce meses como plazo máximo contado
a partir de la numeración de la declaración de la importación solicitar
la exportación temporal a perfeccionamiento pasivo y doce meses
contados a partir de la salida de la mercancía para solicitar el retorno
de la misma (reimportación).
• Drawback: Este régimen que permite la restitución total o parcial de
los derechos arancelarios pagados al momento de importar
mercancías que ha sido incorporadas en el bien exportado no ha
sufrido mayor modificación más allá de que, al mencionar a los
beneficiarios de este régimen, el artículo 104° de la Ley indica a
aquellas empresas exportadoras que importen o hayan importado a
través de terceros las mercancías o consumidas en la producción del
bien exportado.
• Reposición de mercancías con franquicia arancelaria: Este
régimen permite la importación sin el pago de los derechos
arancelarios y demás impuestos que gravan la importación de
mercancías equivalentes (equivalentes a las previamente
nacionalizadas) siempre y cuando hayan sido utilizadas en la
elaboración de bienes a exportar.
El plazo de un año se mantiene tanto para la exportación del bien final
como para la nueva importación luego de emitido el certificado de
reposición. Se permite también la transferencia (total o parcial) del
certificado de reposición vía endoso a favor de un tercero.
D. REGÍMENES ADUANEROS DE TRÁNSITO
• Tránsito: Mediante este régimen, se permite el paso a través del
territorio nacional de mercancías provenientes de un país extranjero
con destino a otro; con suspensión del pago de tributos, siempre y
cuando se efectúe en medios de transporte acreditados para operar
internacionalmente.
• Trasbordo: es el régimen aduanero por el cual, bajo control de
aduanas, se efectúa la transferencia de mercancías con destino al
extranjero, del medio de transporte utilizado para la llegada, a otro que
es utilizado para su salida del país.
• Reembarque: es el cambio de destino de las mercancías llegadas a
un territorio aduanero, cuya internación al consumo no se ha
efectuado y no se encuentren en abandono. El reembarque es sólo
con destino al extranjero.
E. RÉGIMEN ADUANERO DE DEPÓSITO
• Depósito aduanero: es el almacenamiento de mercancías, en
lugares autorizados, que llegan a territorio bajo control de la aduana,
sin el pago de los derechos arancelarios y demás tributos que gravan
la importación, siempre que no hayan sido solicitadas a ningún
régimen aduanero ni se encuentren en situación de abandono.
CAPÍTULO II.- RÉGIMEN DEL DEPOSITO ADUANERO
2.1. DEPÓSITO DE ADUANAS

2.1.1. DEFINICIÓN

Es el régimen aduanero que permite almacenar las mercancías que


llegan al territorio aduanero bajo control de la Aduana, en lugares
autorizados, sin el pago de los derechos arancelarios y demás impuestos
que gravan la importación, siempre que no hayan sido solicitadas a
ningún régimen aduanero ni se encuentren en situación de abandono.
El dueño o consignatario, en adelante depositante, debe contar con un
Registro Único de Contribuyentes (RUC) activo y no tener la condición
de no habido, para someter las mercancías al régimen de Deposito
Aduanero.

Los datos relativos al número de RUC, nombre o denominación social,


código y dirección del local del depositante, se deben consignar
exactamente de acuerdo a su inscripción en la SUNAT.

En lo que respecta al depósito aduanero el artículo 2° de la actual Ley


General de Aduanas aprobada por el Decreto Legislativo N° 1053, lo
define en los siguientes términos:
“Depósito aduanero. - Local donde se ingresan y almacenan
mercancías solicitadas al régimen de depósito aduanero. Pueden ser
privados o públicos”.

En esta definición se establece claramente que los depósitos aduaneros


sólo admiten mercancías que ingresan a nuestro país bajo el régimen de
depósito, vale decir con la condición de tener los derechos de aduana y
demás tributos suspendidos en el pago por el plazo máximo de doce
meses. A diferencia de los depósitos temporales que pueden recibir
mercancías que se van a destinar a cualquier régimen aduanero
pendiente de levante.

Pero se ha omitido establecer la diferencia entre el depósito aduanero


privado y público, tal como ocurría en la anterior Ley General de
Aduanas, por lo que debemos recurrir a la Decisión N° 671 de la
Comunidad Andina referida a la armonización de los regímenes
aduaneros, donde se establecen las siguientes definiciones:

a) Depósito Aduanero público, un depósito aduanero que pueda


utilizar cualquier persona que tenga derecho a disponer de las
mercancías, debidamente autorizado por la autoridad aduanera.

b) Depósito aduanero privado, un depósito aduanero reservado al


uso exclusivo de determinadas personas cuando las
necesidades particulares del comercio lo justifiquen,
debidamente autorizado por la autoridad aduanera.

En consecuencia, si tomamos en cuenta que la Decisión N° 671 se


encuentra vigente y está incorporado en nuestro ordenamiento jurídico
nacional, podemos utilizarla para cubrir este vacío legal en nuestra actual
Ley General de Aduanas, habida cuenta que dicha norma comunitaria
resulta aplicable en todos los países que conforman la Comunidad
Andina en la medida que, entre otros supuestos, no exista norma
nacional que se oponga a estas definiciones.

Otro aspecto que debemos mencionar es que los recintos o almacenes


aduaneros son considerados como zona primaria dado que son locales
destinados a la custodia temporal de las mercancías cuya administración
puede estar a cargo de la autoridad aduanera, de otras dependencias
públicas o de personas naturales o jurídicas; en cuyo supuesto se
incluyen a los depósitos temporales y depósitos aduaneros.
En ese sentido, tenemos que los artículos 113° y 114° de la actual Ley
General de Aduanas1 regulan la posibilidad que las mercancías puedan
ser entregadas directamente a un depósito aduanero elegido como
punto de llegada, siempre que se haya numerado una declaración que
destine las mismas al régimen de depósito aduanero, suponemos que
en este supuesto se trata de una destinación aduanera solicitada bajo la
modalidad de despacho anticipado.

2.2. PLAZO DEL RÉGIMEN

El régimen de Depósito Aduanero puede ser autorizado por un plazo


máximo de doce (12) meses, computado a partir de la fecha de
numeración de la declaración. Dentro de este plazo máximo, tratándose
de mercancías perecibles, el plazo no puede exceder la fecha de
vencimiento de la mercancía.

2.3. PRÓRROGA DEL PLAZO DEL RÉGIMEN


La prórroga del plazo del régimen se solicita mediante formato “Solicitud
de Ampliación de Plazo del Régimen de Depósito Aduanero”.
2.4. MERCANCÍAS QUE NO PUEDEN DESTINARSE AL
RÉGIMEN
No podrán ser destinadas al régimen de Depósito Aduanero, las
siguientes mercancías:

a) Las que hayan sido solicitadas previamente a un régimen


aduanero, con excepción del régimen de exposiciones o ferias
internacionales, señalado en el Decreto Ley N.º 21700 y su
Reglamento aprobado por Decreto Supremo N.º 094-79-EF, y
las destinadas al régimen de Tránsito Aduanero interno
conforme a lo previsto en el artículo 122° del Reglamento;

b) Las que estén en situación de abandono legal o voluntario;

c) Las de importación prohibida;

1
Artículo 113°.- Entrega de las mercancías y traslado de la responsabilidad
La compañía transportista o su representante entrega las mercancías en el punto de llegada sin obligatoriedad de su traslado temporal a
otros recintos que no sean considerados punto de llegada.
La responsabilidad aduanera del transportista cesa con la entrega de las mercancías al dueño o consignatario en el punto de llegada.

Artículo 114°.- Traslado de las mercancías a los almacenes aduaneros


Las mercancías serán trasladadas a un almacén aduanero en los casos siguientes:
a. Cuando se trate de carga peligrosa y ésta no pueda permanecer en el puerto, aeropuerto o terminal terrestre internacional;
b. Cuando se destinen al régimen de depósito aduanero;
d) Los explosivos, armas y municiones;

e) El equipaje y menaje de casa;

f) Los envíos postales y envíos de entrega rápida;

g) Los vehículos usados que no cumplan con los requisitos


mínimos de calidad establecidos por el Ministerio de
Transportes y Comunicaciones;

h) Los productos pirotécnicos y fuegos artificiales, no


comprendidos dentro de la prohibición a la importación,
establecida en la Ley N.º 26509.

2.5. MERCANCÍAS RESTRINGIDAS

Las mercancías restringidas pueden ser objeto del régimen de Depósito


Aduanero, siempre que cumplan con los requisitos exigidos por la
normatividad legal específica para su internamiento al país.

El depositante debe contar con la documentación exigida para las


mercancías restringidas cuando la normatividad específica así lo
requiera.

2.6. MODALIDADES Y PLAZOS PARA DESTINAR LAS


MERCANCÍAS
Las mercancías pueden ser solicitadas al régimen de Depósito
Aduanero:

a) En el despacho anticipado, dentro del plazo de quince (15)


días calendario antes de la llegada del medio de transporte;
vencido este plazo, las mercancías se someterán al despacho
excepcional, debiendo el despachador de aduana solicitar la
rectificación de la declaración, de acuerdo al procedimiento de
Solicitud de Rectificación Electrónica de Declaración INTA-
PE.00.11.

b) En el despacho urgente, dentro del plazo de quince (15) días


calendario antes de la llegada del medio de transporte hasta
los siete (07) días calendario computados a partir del día
siguiente del término de la descarga.

c) En el despacho excepcional, dentro del plazo de treinta (30)


días calendario computados a partir del día siguiente del
término de la descarga.
2.7. REQUISITOS DE LAS MERCANCÍAS PARA SU
DESTINACIÓN

Las mercancías amparadas en una declaración deben cumplir con los


siguientes requisitos:

a) Corresponder a un solo consignatario.

b) Estar consignadas en un solo manifiesto de carga.

Las mercancías transportadas en el mismo viaje del vehículo


transportador que se encuentren manifestadas a un mismo consignatario
en dos o más documentos de transporte, pueden ser destinadas en una
sola declaración, incluso si han sido objeto de transferencia antes de su
destinación, para lo cual debe adjuntarse fotocopias de los
comprobantes de pago que acrediten la transferencia de mercancías a
nombre del consignatario.

En el caso de transporte terrestre, la declaración puede amparar


mercancías manifestadas en un mismo documento de transporte
consignadas a un solo consignatario y transportadas en varios vehículos,
siempre que éstos pertenezcan a un mismo transportista autorizado por
la SUNAT.

Pueden ser objeto de despachos parciales las mercancías amparadas


en un solo documento de transporte siempre que no constituya una
unidad, salvo los casos que se presenten en pallets o contenedores.

La carga que ingrese por vía terrestre amparada en un solo documento


de transporte puede ser sometida al régimen de Depósito Aduanero
conforme vaya siendo descargada.

Procede el despacho anticipado en forma parcial para el régimen de


Depósito Aduanero y bajo otro régimen. En estos casos:

a) Las mercancías transportadas en un contenedor, deben


ingresar al depósito temporal para su des-consolidación; o

b) Las mercancías transportadas en más de un contenedor,


deben destinarse a nivel de contenedores y ser tramitadas por
el mismo despachador de aduanas; los despachos parciales
pueden efectuarse en el punto de llegada.
2.8. CANALES DE CONTROL

La asignación del canal determina el tipo de control al que se sujetan las


mercancías y se realiza luego de la transmisión del manifiesto de carga.

En los casos de mercancías transportadas por vía terrestre o fluvial, una


vez que se cuente con la recepción del medio de transporte descrito en
el literal E de la Sección VII del procedimiento general de Manifiesto de
Carga INTA-PG.09.

Los canales de control que se detallan a continuación son seleccionados


por el SIGAD, son consultados en el portal web de la SUNAT
(www.sunat.gob.pe) y pueden ser comunicados mediante mensaje o
aviso electrónico enviado al despachador de aduana y al depositante:

a) Canal naranja:
La declaración seleccionada a canal naranja es sometida a
revisión documentaria. Si la declaración es derivada a
reconocimiento físico, no se considera dentro de los
porcentajes establecidos para la selección del canal rojo.

En caso de las declaraciones seleccionadas a canal naranja


el despachador de aduanas puede solicitar el examen físico
de las mercancías antes del retiro de la zona primaria.

b) Canal rojo:
La mercancía amparada en la declaración seleccionada a
canal rojo está sujeta a reconocimiento físico, de acuerdo a lo
previsto en el procedimiento específico de Reconocimiento
Físico - Extracción y Análisis de Muestras INTA-PE.00.03.

El canal de control asignado se muestra:

a) Anticipado: Con la emisión de la GED, la cual se efectúa después


del ingreso de la mercancía al depósito aduanero.
b) Urgente: Con la emisión de la primera GED, la cual se efectúa
antes del traslado de la mercancía al depósito aduanero.
c) Excepcional: Con la numeración de la declaración. En los casos
de cambio de modalidad de despacho anticipado o urgente a
excepcional, el canal de control se muestra en el momento de la
emisión de la GED.”
2.9. RESPONSABILIDAD EN EL TRASLADO DE LAS
MERCANCÍAS HACIA EL DEPÓSITO ADUANERO

El depositante es responsable por las mercancías, durante el traslado de


las mismas, desde el punto de llegada o depósito temporal hasta la
entrega al depósito aduanero. La Administración Aduanera autoriza su
traslado en los siguientes casos:

a) Despacho Anticipado o Urgente:

Con la numeración de la declaración y el canal asignado,


salvo se disponga el reconocimiento físico en el punto de
llegada (puertos o terminal de carga), en cuyo caso el traslado
se autorizará con la diligencia del reconocimiento físico;

b) Despacho Excepcional:

Con la numeración de la declaración y la asignación de canal


naranja; o con la numeración de la Declaración, la asignación
de canal rojo y la diligencia de reconocimiento físico.

2.10. CONDICIONES ESPECIALES PARA EL


ALMACENAMIENTO DE MERCANCÍAS Y RESPONSABILIDAD
DEL DEPOSITARIO

Las mercancías que por su naturaleza requieran condiciones especiales


de almacenamiento, conservación, y/o medidas de seguridad, no
pueden ingresar a depósitos aduaneros que carecen de:

a) Recintos o continentes especiales de almacenamiento,

b) Sistemas o equipos especiales de conservación, y/o

c) Medidas de seguridad que garanticen la vida y salud de


personas, animales y vegetales.

Para efecto de los despachos totales o parciales de las mercancías en


depósito, se tendrá en cuenta el peso registrado al momento de la
recepción por el depositario, quien asumirá la responsabilidad frente al
Fisco con relación a la deuda tributaria aduanera, por las diferencias que
pudieran presentarse en función a la variación del peso registrado a la
salida de las mercancías.

Tratándose de carga a granel no se tomará en cuenta para los efectos


de lo señalado en el párrafo anterior, la pérdida de peso por efecto de
influencia climatológica, evaporación o volatilidad, siempre y cuando la
pérdida del peso no exceda del dos por ciento (2%) del peso registrado
al ingreso de la mercancía al depósito.

2.11. CERTIFICADO DE DEPÓSITO

El depósito aduanero emite el certificado de depósito por la mercancía


que haya ingresado a su recinto y que cuente con levante.

Para la expedición del certificado, se toma en cuenta el formato


aprobado por Resolución de Superintendencia N° 00229 del 28.3.1996.

Los depositarios acreditarán el almacenamiento mediante la expedición


de certificados de depósito, los que podrán ser desdoblados y
endosados por sus poseedores antes del vencimiento del plazo
autorizado.
2.12. DESTINACIÓN ADUANERA DE LAS MERCANCÍAS BAJO
EL RÉGIMEN DE DEPÓSITO
Dentro del plazo del régimen de Depósito Aduanero, la mercancía
depositada puede ser destinada, total o parcialmente, a los siguientes
regímenes:
a) Importación para el Consumo.
b) Reembarque.
c) Admisión Temporal para Reexportación en el Mismo Estado.
d) Admisión Temporal para Perfeccionamiento Activo.

2.13. VALIDEZ DEL CERTIFICADO DE ORIGEN

Los certificados de origen mantienen su vigencia por el plazo del régimen


de Depósito Aduanero y pueden utilizarse en caso la mercancía se
destine al régimen de Importación para el consumo.

2.14. RECTIFICACIÓN DE LA DECLARACIÓN

La declaración puede ser rectificada de oficio o a pedido de parte. El


trámite de la solicitud de rectificación se rige por lo establecido en el
procedimiento específico Solicitud de Rectificación Electrónica de
Declaración INTA-PE.00.11.

2.15. LEGAJAMIENTO DE LA DECLARACIÓN


La declaración se deja sin efecto por cualquiera de los supuestos
señalados en el artículo 201° del Reglamento. El trámite se rige por lo
establecido en el procedimiento específico Legajamiento de la
Declaración INTA-PE.00.07.

2.16. TASA DE DESPACHO ADUANERO

La tasa de despacho aduanero es aplicable a la tramitación de la


declaración del régimen de Depósito Aduanero, para aquellas
mercancías cuyo valor en aduanas declarado sea superior a tres (03)
Unidades Impositivas Tributarias (UIT) vigente a la fecha de numeración
de la declaración o que excedan el límite señalado como producto de la
determinación del valor en aduana efectuado por la autoridad aduanera
o en el proceso de regularización de los despachos anticipados o
urgentes.

2.17. TRASLADO DE MERCANCÍAS ENTRE DEPÓSITOS


ADUANEROS
El traslado de un depósito aduanero a otro se solicita mediante formato
“Solicitud de Traslado de un Depósito Aduanero a Otro”.

2.18. ABANDONO LEGAL


Las mercancías destinadas al régimen de Depósito Aduanero cuyo
trámite no haya culminado dentro de los treinta (30) días calendario
siguientes a la fecha de numeración de la declaración caen en abandono
legal.

Asimismo, las solicitadas a régimen de Depósito Aduanero, si al


vencimiento del plazo autorizado no hubieran sido destinadas a ningún
régimen aduanero.

2.19. VENTAJAS DEL RÉGIMEN DE DEPÓSITO DE ADUANAS

 Aplazamiento del pago de tributos.


 La mercancía en depósito como garantía de crédito - los Warrants.
 Retiros parciales y pago parcial de tributos.
 Compra-venta de mercancías en depósito antes de la
nacionalización.
 La transferencia de mercancías de un depósito a otro dentro de la
misma o hacia distinta jurisdicción aduanera.
 Mercancías de importación restringida admisibles en depósito.
 Vigencia de los certificados de origen.
 Reembarque de las mercancías.
La normatividad propia del régimen depósito de aduanas contiene
disposiciones que favorecen la importación de mercancías y que
difundidas y conocidas debidamente operan como incentivo para la
importación.

De mayor ventaja gozan los propietarios de los denominados depósitos


aduaneros autorizados privados pues no tienen los gastos de
almacenaje que si deben afrontar los usuarios de los depósitos
aduaneros autorizados públicos.

2.20. REQUISITOS

2.20.1. PARA EL DESPACHO NORMAL


 Declaración Única de Aduanas (DUA – Depósito de Aduana),
consignando el código 70 correspondiente al régimen de *
Depósito de Aduana;
 Documento de transporte (conocimiento de embarque, guía aérea,
aviso postal o carta porte, según el medio de transporte utilizado);
 Factura o documento equivalente;
 Documento de seguro de transporte, cuando corresponda;
 Copia autenticada del Acta de Apertura de contenedores, de
corresponder;
 Comprobante de pago por precinto, de corresponder;
Acta de Inventario, de ser el caso;
 Otros que la naturaleza del régimen requiera conforme a
disposiciones específicas sobre la materia, tales como Certificado
fito o zoosanitario, constancia de peso de salida, etc.

2.20.2. PARA LOS DESPACHOS ANTICIPADOS Y


URGENTES
 Se acompaña a la DUA – Depósito la documentación detallada
para el despacho normal, con excepción del documento de
transporte. Tratándose de envíos de urgencia adicionalmente se
presenta copia de la autorización en los casos de mercancías que
requieren calificación por el Intendente de Aduana.

CAPÍTULO III.- PROCEDIMIENTO GENERAL

3.1. TRAMITE PARA EL REGIMEN

El despachador de aduana tendrá en cuenta lo siguiente:


3.1.1. PARA EL DESPACHO NORMAL

Solicitar el régimen dentro del plazo de treinta (30) días hábiles contados
a partir del día siguiente al término de la descarga de las mercancías.
Transcurrido este plazo, dichas mercancías sólo podrán sujetarse al
régimen de Importación Definitiva siempre que no hayan sido rematadas
o adjudicadas por la SUNAT.

Puede destinarse a este régimen también aquellas mercancías


provenientes del destino especial de Exposiciones o Ferias
Internacionales.

Señalar en la DUA - Depósito el plazo del régimen, el cual se computa a


partir de la fecha de numeración de la declaración, el mismo que será
aprobado automáticamente, no debiendo exceder dicho plazo de doce
(12) meses.

3.1.2. PARA EL DESPACHO ANTICIPADO

Iniciar el trámite de la DUA - Depósito antes de la llegada de las


mercancías al territorio aduanero y siempre que las mismas estén
consignadas a un solo destinatario.

Las mercancías deberán llegar al país en un plazo no superior a treinta


(30) días hábiles contados a partir de la fecha de numeración de la
declaración; en cuyo caso podrán ser transportadas directamente al
depósito aduanero autorizado, sin el requisito de ingreso a un terminal
de almacenamiento. A su vencimiento, se sujetarán a los requisitos y
procedimientos establecidos en el régimen de Depósito.

Sólo podrán acogerse al despacho anticipado las personas naturales o


jurídicas que no hayan incurrido en infracciones sujetas a sanción de
multa firme, en los regímenes de Importación Definitiva, Admisión
Temporal, Importación Temporal,

Depósito de Aduana o del procedimiento de Restitución Simplificado de


Derechos Arancelarios, dentro de los doce (12) meses anteriores a la
fecha de presentación de la declaración. No se considerará sanción a
aquella multa cuyo monto sea menor a tres (3) UIT.
3.2. ETAPAS DEL PROCEDIMIENTO

3.2.1. TRANSMISIÓN ELECTRÓNICA

El despachador de aduana solicitará el régimen de Depósito de Aduana


mediante transmisión por vía electrónica.

El Sistema de Integrado de Gestión Aduanera (SIGAD) validará los datos


con la información contenida en el manifiesto de carga. De ser conforme
genera automáticamente la numeración y el canal asignado. El
despachador imprime la DUA – Depósito quedando expedito para retirar
la mercancía y trasladarla al depósito aduanero autorizado. El
depositario deja constancia de la recepción en la declaración.

3.2.2. PRESENTACIÓN DE LA DUA

El despachador de aduana presentará la DUA – Depósito adjuntando los


documentos señalados en la sección REQUISITOS. De ser conforme se
ingresa los datos al SIGAD, emitiéndose la Guía de Entrega de
Documentos (GED).

3.2.3. RECONOCIMIENTO FÍSICO

El despachador de aduana se presenta ante la Intendencia de Aduana y


solicita el reconocimiento físico. Efectuado dicho acto se procede a
diligenciar, firmar y sellar la DUA – Depósito. Luego se ingresan los datos
al SIGAD y se entrega la declaración con los documentos originales al
Despachador.

3.2.4. CERTIFICADO DEPÓSITO

Concluido el despacho, el depositario emite el Certificado de Depósito a


la Orden del importador.

3.2.5. TRANSFERENCIA DE MERCANCÍAS DE UN


DEPÓSITO ADUANERO A OTRO

La transferencia puede realizarse dentro o fuera de una circunscripción


aduanera; en este último caso debe presentarse una garantía por los
tributos, derechos antidumping, derechos compensatorios y percepción
del impuesto general a las ventas, cuando corresponda, aplicable a la
importación de las mercancías.
3.2.6. REGULARIZACIÓN

Dentro del plazo del régimen de Depósito de Aduana, la mercancía


puede ser sometida a los regímenes de Importación Definitiva,
Importación Temporal, Admisión Temporal, o a la operación de
Reembarque total o parcialmente. Asimismo, procede su transferencia
de un depósito aduanero a otro de la misma o de distinta circunscripción
aduanera, la cual se efectúa por el total de las mercancías que se
encuentren depositadas, al momento que se solicite la transferencia.

3.2.7. CUENTA CORRIENTE


En una cuenta corriente por cada DUA - Depósito se descargan los
despachos parciales o alguna otra operación de regularización.

3.2.8. CONCLUSIÓN DEL RÉGIMEN

El funcionario aduanero asignado llevará un control periódico de la


cuenta corriente y saldos de las declaraciones, a fin de dar por concluido
el régimen.