Vous êtes sur la page 1sur 61

FACULTAD DE DERECHO

ESCUELA ACADÉMICO PROFESIONAL DE DERECHO

INFORME

“El proceso administrativo disciplinario y el proceso contencioso


administrativo”

Autores:

Cubas Chavez, Carlos

Guanilo Gamboa, Sarita

Mestanza Albitrez, Rosa Isabel

Asesor(a):

Mg. Mariana del Pilar Aguirre Caballero

Línea de investigación

Derecho Procesal Administrativo

Chepén – Perú

2018
INDICE
I).INTRODUCCIÓN

CAPITULO I: DEL REGIMEN DISCIPLINARIO ................................................ 1


1.1. CONCEPTO DEL PAD ............................................................................ 1
1.2. CARACTERISTICAS DEL PAD ............................................................... 2
1.3. AMBITO DE APLICAIÓN ......................................................................... 4
1.4. AUTORIDADES COMPETENTES ........................................................... 6
1.5. FALTAS DISCIPLINARIAS .................................................................... 10
1.6. CLASES DE PRESCRIPCIÓN EN EL PAD ........................................... 12
1.7. FASES DEL PAD ................................................................................... 14
1.8. CONTENIDO DEL ACTO QUE DETERMINA EL INICIO DEL PAD ...... 18
1.9. PRESENTACION DEL DESCARGO A LAS IMPUTACIONES .............. 19
1.10. INFORME ORAL ......................................................................... 20
1.11. FIN DEL PROCEDIMIENTO EN PRIMERA INSTANCIA Y
OFICIALIZACIÓN DE LA SANCIÓN ........................................................ 26
1.12. SANCIONES ............................................................................... 26
1.13. MEDIDAS CAUTELARES ........................................................... 31
1.14. RECURSOS IMPUGNATORIOS................................................. 34

CAPITULO II: DEL PROCESO CONTENCIOSO ADMINISTRATIVO ............ 36


2.1. INTRODUCCIÓN ................................................................................... 36
2.2. CONCEPTO ....................................................................................... 37
2.3. FUNDAMENTO .................................................................................. 38
2.4. OBJETO ............................................................................................. 42
2.5. PRINCIPIOS DEL PCA ....................................................................... 43
2.6. ACTUACIONES IMPUGNATORIAS ................................................... 46
2.7. MEDIDAS CUTELARES ..................................................................... 47
2.8. PRETENSIONES Y DEMANDA ......................................................... 48
2.9.LAS PARTES DEL PROCESO CONTENCIOSO ................................ 50
2.10. LOS MEDIOS PROBATORIOS ........................................................ 51
2.11. ACTUACIONES IMPUGNABLES EN EL PROCESO CONTENCIOSO
ADMINISTRATIVO .................................................................................... 52
2.13. ADMISIBILIDAD E IMPROCEDENCIA DE LA DEMANDA ............... 54
CONCLUSIONES .................................................................................... 000
BIBLIOGRAFIA ........................................................................................ 000
LINKOGRAFIA......................................................................................... 000
INTRODUCCIÓN
CAPTITULO I: DEL REGIMEN ADMINISTRATIVO DISCIPLINARIO

1.1. CONCEPTO DEL PAD:

Cuando se habla del poder disciplinario se hace también referencia de


cómo es que el estado o dicho de otra forma las entidades públicas,
protegen el adecuado funcionamiento de sus organizaciones; José
Ernesto Coca Caycho menciona que el proceso administrativo
disciplinario, constituye una de las potestades más importantes de la
administración pública, es la facultad atribuida a cualquiera de las
entidades para establecer infracciones administrativas y las
consecuentes sanciones a los administrados.1

según Mercedes Lafuente Benaches, la potestad disciplinaria es un


poder de la Administración Pública inherente a su organización que tiene
por objeto castigar las conductas de los funcionarios públicos
constitutivas de una infracción a la relación de servicio y que determinan
una inadecuada satisfacción de los intereses públicos que la
administración pública, como organización, tiene encomendados2

Janeyri Boyer Carrera dice: se habla del proceso disciplinario cuando


es una responsabilidad administrativa de los servidores públicos, como
un mecanismo disuasivo de la comisión de conductas que afecten los
intereses generales previstos en el ejercicio de las funciones públicas.3

El ministerio de justicia y derechos humanos (MINJUS) en su guía


práctica sobre el régimen disciplinario y el procedimiento administrativo
sancionador, realiza una definición del procedimiento administrativo
disciplinario y lo describe de la siguiente manera:

1
José Ernesto Coca Caycho, artículo sobre el procedimiento administrativo disciplinario
2
Robert Naquira, artículo online del proceso administrativo disciplinario, prescripción y la caducidad.
3
Janeyri Boyer Carrera, articulo EL PROCEDIMIENTO ADMINISTRATIVO DISCIPLINARIO: DEL CRIMEN Y
CASTIGO HACIA UNA POLÍTICA DE INTEGRIDAD.

1
Conjunto de etapas y actuaciones establecidas por la
administración pública para ejercer su facultad sancionadora
disciplinaria por la ocurrencia de las faltas disciplinarias que
pudiesen haber cometido los servidores civiles; y en caso de
acreditar su existencia proceder con la aplicación de sanción
correspondiente. Esto conforme a los principios del debido
proceso señalado en la constitución política del Perú, los
principios del procedimiento administrativo sancionador
establecido en la ley 27444 y aquellos indicados en las normas
especiales.4

El procedimiento disciplinario viene siendo una potestad que se le


atribuye al estado para disuadir a los cometidos erróneos de los
servidores públicos, esto es un conjunto de actos que se realizan para
que la entidad pública logre ejercer su facultad sancionadora disciplinaria
contra los servidores que hayan cometido las faltas contra el interés
general en el ejercicio de la función pública.

1.2. CARACTERISTICAS DEL PROCESO ADMINISTRATIVO


DISCIPLINARIO

_ Es necesario la existencia de una imputación.

_ Debe ser instaurado a través de una Resolución fundamentada del


titular de la entidad o del funcionario autorizado.

_ La resolución que ordena el PAD no es impugnable.

_ No es necesario que se encuentre vigente la Rl

4
MINJUS, guía práctica sobre el régimen disciplinario y el procedimiento administrativo sancionador.

2
_ Se instaura previo informe de la CPAD.

_ La investigación está a cargo de la CPAD o de la comisión


especial.

_ Está sujeto a prescripción.

_ Debe garantizarse el D° de defensa y debido proceso.

_ Se debe respetar la pluralidad de instancias.

_ Es sumario-plazo no excederá de treinta días hábiles


improrrogables.

_ Es escrito y formal, está a cargo de una comisión permanente


cuyos integrantes son tres designados por resolución del titular de la
entidad.

._ Esta comisión hará las investigaciones del caso solicitara cualquier


tipo de información, examinara las pruebas que se presenten.

_ Terminado este periodo probatorio o recolección de cualquier


prueba elevará un informe al titular de la entidad, concluyendo por la
existencia o no de la falta grave investigada, la responsabilidad del
procesado recomendando las sanciones que sean de aplicación.

_ Es prerrogativa del titular de la entidad determinar el tipo de


sanción.

3
1.3. ÁMBITO DE APLICACIÓN

Tanto el régimen disciplinario como el sancionador de los servidores


públicos fue creado con la ley del servicio civil (LEY 30057) en julio
del 2013, entrando en vigencia el 14 de septiembre del 2014: siendo
regulado con la finalidad de afrontar el desorden generado en la
aplicación de la responsabilidad administrativa para los diversos
regímenes laborales existentes en la administración pública (en el
D.Leg. 276, 728 y 1057 (CAS) incluyendo el previsto en el Código de
Etica de la Función Pública).

En su reglamento que fue publicado posteriormente (Decreto


supremo N° 040-2014-PCM), en su artículo 90 del título VI del
régimen disciplinario y procedimiento sancionador, en el capítulo I
disposiciones generales; tipifica el ámbito de aplicación de la ley del
servicio civil (Ley N° 30057)

Artículo 90.- Ámbito de Aplicación


Las disposiciones de este Título se aplican a los siguientes
servidores civiles:

a) Los funcionarios públicos de designación o remoción


regulada, con excepción del Defensor del Pueblo, el
Contralor General de la República, los miembros del
Jurado Nacional de Elecciones, los miembros del
Consejo Nacional de la Magistratura, el Jefe de la
Oficina Nacional de Procesos Electorales, el Jefe del
Registro Nacional de Identificación y Estado Civil, los
miembros del Directorio del Banco Central de Reserva y
el Superintendente de Banca, Seguros y
Administradoras Privadas de Fondos de Pensiones

4
b) Los funcionarios públicos de libre designación y
remoción, con excepción de los Ministros de Estado.
c) Los directivos públicos;
d) Los servidores civiles de carrera;
e) Los servidores de actividades complementarias y
f) Los servidores de confianza.

Los funcionarios públicos de elección popular, directa y


universal se encuentran excluidos de la aplicación de las
disposiciones del presente Título. Su responsabilidad
administrativa se sujeta a los procedimientos establecidos en
cada caso.5

1.3.1. Alcances del Poder Disciplinario6

Se entiende que aquellos órganos desconcentrados, proyectos,


programas o unidades ejecutoras conforme a la Ley 28411, de una
entidad pública Tipo A, cuentan con poder disciplinario en los
siguientes supuestos:

a) Cuando una norma o instrumento de gestión les ha otorgado la


facultad de sancionar, y son declaradas entidades Tipo B.

b) Cuando una norma o instrumento de gestión les ha otorgado la


facultad de sancionar, y no son declaradas entidades Tipo B.

e) Cuando no se les ha otorgado la facultad de sancionar y son


declaradas entidades Tipo B.

Para el Sistema Administrativo de Gestión de Recursos Humanos, se


entiende como entidad pública Tipo A, es a aquella organización que
cuente con personería jurídica de derecho público, cuyas actividades

5
Decreto supremo N° 040-2014-PCM, Reglamento General de la ley N° 30057, ley del servicio civil.
6
Directiva N° 02-2015-SERVIR/GPGSC, Régimen disciplinario y procedimiento sancionador de la Ley N°
30057 Ley del servicio civil.

5
se realizan en virtud de potestades administrativas y, por tanto, se
encuentran sujetas a las normas comunes de derecho público.
Asimismo, y solo para efectos del Sistema Administrativo de Gestión
de Recursos Humanos, se considera como entidad pública Tipo B a
aquellos órganos desconcentrados, proyectos, programas o unidades
ejecutoras conforme a la Ley Nº 28411 de una entidad pública

1.4. AUTORIDADES COMPETENTES

Las autoridades encargadas de intervenir en el procedimiento


administrativo disciplinario se encuentran dentro del artículo 92 de la
ley N° 30057 que indica los siguientes:

Son autoridades del procedimiento administrativo disciplinario

a). El jefe inmediato del presunto infractor; es aquel que se


encuentra en un puesto superior dentro de la jerarquía y que
posee las facultades necesarias para dar órdenes a todos sus
subordinados.

b). El jefe de recursos humanos o quien haga sus veces; el


Gerente de Recursos Humanos es la cabeza del
departamento de RRHH y, normalmente, le reporta
directamente al Presidente o a la máxima autoridad de la
empresa; no obstante, esto puede variar según la estructura
organizacional de la organización y puede darse el caso en el
que tenga que rendir cuentas al Vicepresidente o a quien esté
a cargo de la supervisión del área.

6
c). El titular de la entidad, es la más alta autoridad ejecutiva de
conformidad con las normas de la organización.

d). El tribunal del servicio civil, es un órgano integrante de


sevir que tiene por función la resolución de las controversias
individuales que se susciten al interior del sistema de
conformidad con lo establecido en el decreto legislativo 1023.

Funciones Principales
El TSC conoce en última instancia administrativa los
recursos de apelación derivados de los conflictos entre
el Estado y sus servidores en temas referidos a:

 Acceso al servicio civil


 Régimen disciplinario
 Evaluación y progresión en la carrera
 Terminación de la relación de trabajo

La intervención de cada una de dichas autoridades se dará en


atención a algunas condiciones específicas. Así por ejemplo, en el
caso de la amonestación escrita el jefe inmediato es el encargado de
instruir el procedimiento e imponer la sanción, mientras que el jefe de
recursos humanos, o el que haga sus veces, tiene a su cargo la
oficialización de dicha sanción.

Asimismo, tratándose de la sanción de suspensión, el jefe inmediato


es el órgano instructor y el jefe de recursos humanos, o el que haga
sus veces, es el órgano sancionador y quien oficializa la sanción. Por
su parte, en el caso de la sanción de destitución, el jefe de recursos
humanos es el órgano instructor y el titular de la entidad es el órgano
sancionador y quien oficializa la sanción.

De otro lado, tratándose de procedimientos administrativos


disciplinarios iniciados contra funcionarios públicos, el instructor será

7
una comisión compuesta por dos funcionarios de rango equivalente
pertenecientes al sector al cual está adscrita la entidad y el jefe de
Recursos Humanos del sector, los cuales serán designados
mediante resolución del titular del sector correspondiente.
Excepcionalmente, en caso de que el sector no cuente con dos
funcionarios de rango equivalente al funcionario sujeto a
procedimiento, se podrá designar a funcionarios de rango inmediato
inferior.

En lo referido a las autoridades competentes en la segunda instancia


del procedimiento administrativo sancionador, el artículo 95º del
Reglamento General en concordancia con los artículos 89º y 90º de
la Ley Nº 3005725, señalan que, el jefe de Recursos Humanos se
encontraría encargado de resolver la impugnación a la sanción de
amonestación, mientras que el Tribunal del Servicio Civil resolvería lo
relativo a la suspensión y la destitución.

En adición a lo señalado previamente se debe indicar que las


autoridades encargadas del trámite del procedimiento administrativo
disciplinario cuentan con el apoyo de una Secretaría Técnica
designada por la máxima autoridad administrativa de la entidad y
conformada por uno o más servidores en adición a las funciones que
viene ejerciendo en la entidad o específicamente para dicho
propósito.7

¿Qué es la secretaria técnica del PAD?

 Apoyo de todo el PAD, órganos instructores y sancionadores.


 A cargo de un secretario técnico.
 Designado por la máxima autoridad administrativa de la
entidad, en adicción a sus funciones, o específicamente para
dicho propósito.
 Reporta funcionalmente a la ORH-así no forme parte de ella.

7
MINJUS, guía práctica sobre el régimen disciplinario y el procedimiento administrativo sancionador.

8
Puede contar con servidores civiles de apoyo según:
 Dimensiones de la entidad
 Carga procesal.
 Complejidad de los procedimientos

Secretario Técnico del PAD

No tiene capacidad de decisión y sus informes u opiniones no son


vinculantes, siendo el encargado de:
 Precalificar las presuntas faltas
 Documentar la actividad probatoria
 Proponer la fundamentación
 Administrar los archivos emanados del ejército de la potestad
sancionadora disciplinaria de la entidad pública.

Características:
 Recibe las denuncias
 Tramita las denuncias y brinda respuesta a la o el
denunciante.
 Tramitar los informes de control
 Subscribir el requerimiento de información o documentación
 Emitir el informe correspondiente que contiene los resultados
de la precalificación.
 Apoyar a las autoridades del PAD durante todo el
procedimiento, documentar la actividad probatoria, elaborar el
proyecto de resolución o acto expreso de inicio del PAD,
proponer las medida cautelares.

9
1.5. FALTAS DISCIPLINARIAS

Se considera falta disciplinaria a toda acción u omisión, voluntaria o


no, que contravenga las obligaciones, prohibiciones y demás
normatividad específica sobre los deberes de servidores y
funcionarios, establecidos en el artículo 28º del Dec. Leg. 276, D.S.
Nª 005-90 normas especiales.
Las faltas se tipifican por la naturaleza de la acción u omisión. Su
gravedad será determinada evaluando las condiciones siguientes: a)
Circunstancia en que se comete. b) La forma de comisión. c) La
concurrencia de varias faltas. d) La participación de uno o más
servidores en la comisión de la falta. e) Los efectos que produce la
falta.

Según la ley N° 30057 las faltas de carácter disciplinario son:

- El incumplimiento de las normas establecidas en la presente


ley y su reglamento.

- La reiterada resistencia al cumplimiento de las ordenes de sus


superiores relacionadas con sus labores.

- El incurrir en acto de violencia, grave indisciplina o faltamiento


de palabra en agravio de su superior del personal jerárquico y
de los compañeros de las funciones.

- El impedir el funcionamiento del servicio público.

10
- La utilización o disposición de los bienes de la entidad pública
en beneficio propio o de terceros.

- La concurrencia al trabajo en estado de embriaguez o bajo la


influencia de drogas o sustancias estupefacientes.

- El abuso de autoridad, la prevaricación o el uso de la función


con fines de lucro.

- El causar deliberadamente daños materiales en los locales,


instalaciones, obras, maquinarias, instrumentos,
documentación y demás bienes de propiedad de la entidad o
en posesión de esta.
- Las ausencias injustificadas por mas de tres días consecutivos
o por más de cinco días no consecutivos en un periodo de
treinta días calendario, o más de quince días no consecutivos
en un periodo de ciento ochenta días calendario.

- El hostigamiento sexual cometido por quien ejerza autoridad


sobre el servidor civil, así como el cometido por un servidor
civil, cualquiera sea la ubicación de la víctima del
hostigamiento en la estructura jerárquica de la entidad pública.

- Realizar actividades de proselitismo político durante la jornada


de trabajo, o a través del uso de sus funciones o de recursos
de la entidad pública.

- Discriminación por razón de origen, raza, sexo, idioma,


religión, opinión o condición económica.

11
- El incumplimiento injustificado del horario y la jornada de
trabajo.

- La afectación del principio de merito en el acceso y la


progresión en el servicio civil.

- Actuar o influir en otros servidores para obtener un beneficio


propio o para terceros.

- La doble percepción de compensaciones económicas, salvo


los casos de dietas y función docente.

1.6. CLASES DE PRESCRIPCIÓN EN EL NUEVO PROCEDIMIENTO


ADMINISTRATIVO DISCIPLINARIO DE LA LEY DEL SERVICIO
CIVIL N°30057.

El nuevo régimen disciplinario regulado por la Ley Nº 30057, Ley del


Servicio Civil, ha previsto dos plazos de prescripción:

i. Prescripción del plazo para iniciar el procedimiento administrativo


disciplinario (PAD).

ii. Prescripción del plazo para concluir el procedimiento administrativo


disciplinario (PAD).

La primera de ellas referida al plazo máximo para iniciar el


procedimiento administrativo disciplinario, ha previsto lo que
denominaremos una "prescripción corta", que toma como punto de
partida la fecha en que se tomo conocimiento de la comisión de los

12
hechos, de modo que entre la fecha de toma de conocimiento y la
fecha de inicio del PAD, no puede superar más de uno.8

Se ha previsto lo que podríamos denominar una "prescripción larga",


es decir aquella que opera a los tres (3) años calendarios de haberse
cometido la falta, salvo que durante ese periodo la Oficina de
Recursos Humanos o quien haga sus veces o la Secretaría Técnica
hubiere tomado conocimiento de la misma.

Con relación a este primer tipo de prescripción, se ha previsto que


respecto al caso de ex servidores civiles, el plazo es de dos (2) años
calendario computados desde que la entidad conoció de la comisión
de la falta.

De otra parte se ha regulado la prescripción del plazo para concluir el


procedimiento administrativo disciplinario (PAD), señalándose que
entre la notificación de la resolución del acto de inicio del PAD y la
notificación de la resolución que impone la sanción o determina el
archivo del procedimiento no debe transcurrir más de un (1) año
calendario.

De ello se tiene que la administración tiene la obligación de conducir


los procesos administrativos disciplinarios en plazos razonables; lo
contrario supondría una afectación al derecho al debido proceso del
presunto infractor, que comprende, a su vez, el derecho a un proceso
sin dilaciones. De este modo la entidad debe observar el principio de
inmediatez como una pauta orientadora para el ejercicio de su
potestad disciplinaria, desde la apertura del proceso hasta su
culminación, con la imposición de alguna sanción.

Por consiguiente una transgresión del principio glosado determinaría


la falta de legitimidad de la entidad para imponer alguna sanción al
servidor procesado, al haberse configurado el perdón u olvido de la
falta presuntamente cometida.

8
José Luis Jara Bautista, articulo online sobre la prescripción en el nuevo PAD de la ley del servicio civil
(ley N° 30057).

13
1.7. FASES DEL NUEVO PROCEDIMIENTO ADMINISTRATIVO
DISCIPLINARIO

El nuevo procedimiento administrativo disciplinario, conforme ha sido


regulado en el artículo 93º, de la LSC, comprende las siguientes
fases:

1.7.1. FASE INSTRUCTIVA

Se inicia con la notificación de la resolución u otra comunicación que


determina el inicio del procedimiento administrativo disciplinario al
servidor civil, brindándosele un plazo de cinco (05) días hábiles para
presentar su descargo y las pruebas que crea convenientes para su
defensa. Este plazo puede ser prorrogable a pedido de parte,
presentándolo dentro del plazo. Esta fase se encuentra a cargo del
órgano instructor y comprende las actuaciones conducentes a la
determinación de la responsabilidad administrativa disciplinaria.

La notificación del inicio del PAD se realiza dentro del término de tres
(03) días hábiles contados a partir del día siguiente de su expedición,
computando el plazo de prescripción a partir de la fecha de su
recepción. Este acto o resolución de inicio no es impugnable.

Se debe precisar que la investigación previa a cargo del Secretario


Técnico no forma parte de la fase instructiva del PAD, a partir de ello
el órgano instructor podrá apartarse de las recomendaciones

14
emitidas por el primero, en este caso mediante un informe, deberá
expresar y fundamentar adecuadamente las razones por las cuales
adopta una decisión distinta a la sugerida por el Secretario Técnico.

Debemos apuntar que la norma no ha establecido expresamente que


el inicio del procedimiento administrativo disciplinario tenga que ser
únicamente a través de una resolución del titular de la entidad o del
funcionario que tenga autoridad delegada para tal efecto, como sí lo
preveía el artículo 167º del Reglamento de la Ley de Bases de la
Carrera Administrativa y Remuneraciones del Sector Público,
aprobada por D.S. Nº 005-90-PCM.

De lo cual podemos advertir que el procedimiento administrativo


disciplinario inicia con la notificación al servidor o servidores de la
resolución que contenga la decisión de iniciar el procedimiento
disciplinario, que corresponderá ser emitida al órgano instructor,
recayendo en este la facultad de dar inicio al procedimiento u optar
por su archivamiento, debiendo contener los cargos que se le
imputan y los documentos que lo sustentan.

Por su parte, la Directiva Nº 02-2015-SERVIR/GPGSC, “Régimen


Disciplinario y Procedimiento Sancionador de la Ley Nº 30057, Ley
del Servicio Civil”, ha previsto en el numeral 16.2, que en caso se
presente la solicitud de prórroga corresponde al órgano instructor
evaluar la solicitud y adoptando el principio de razonabilidad, conferir
el plazo que considere necesario para que el servidor ejerza su
derecho de defensa. En caso el órgano instructor no se pronunciara
en el plazo de dos (2) días hábiles se entiende que la prórroga ha
sido aceptada por un plazo adicional de cinco (5) días contados a
partir del vencimiento del plazo adicional, vencido el plazo sin la
presentación de los descargos, el proceso quedará listo para ser
resuelto.

Seguidamente, cuando la comunicación de la presunta falta es a


través de denuncia, el rechazo a iniciar el procedimiento
administrativo disciplinario debe ser motivado y notificado al que

15
puso en conocimiento la presunta falta, siempre y cuando estuviese
individualizado.

De otra parte, la fase instructiva culmina con la recepción por parte


del órgano sancionador del informe a que se refiere el artículo 114º
del RLS, emitido por el órgano instructor. Este informe deberá
sustentarse en el análisis e indagaciones realizadas por el órgano
instructor de conformidad con lo dispuesto en el tercer párrafo del
literal a), del artículo 106º, del referido reglamento, pronunciándose
sobre la existencia o no de la falta imputada al servidor civil,
recomendando al órgano sancionador la sanción a imponer de
corresponder.

Finalmente corresponde señalar que en los casos de amonestación


escrita, el jefe inmediato desempeñará un doble rol, esto es como
órgano instructor y sancionador, el procedimiento culmina con la
emisión del informe en mención remitiéndose el mismo conforme
señala el Núm. 17.3 de la Directiva Nº 02-2015-SERVIR-GPGSC, al
jefe de recursos humanos o quien haga sus veces para que oficialice
la sanción de ser el caso.

1.7.2. FASE SANCIONADORA

Esta se encuentra a cargo de órgano sancionador y comprende


desde la recepción de informe del órgano instructor, hasta la emisión
de la comunicación que determina la imposición de sanción o la
declaración de no a lugar, disponiendo en este último caso, el archivo
del procedimiento.

Una vez que el órgano sancionador reciba el informe del órgano


instructor comunicará tal hecho al servidor o exservidor en un plazo
de dos (2) días hábiles, a efecto de que este pueda, de considerarlo
necesario, solicitar un informe oral ante el órgano sancionador. La

16
solicitud de informe oral debe ser presentada dentro del plazo de
cinco (5) días hábiles de notificado el servidor o exservidor.
Seguidamente, el órgano sancionador atenderá el pedido, fijando
lugar, fecha y hora, de conformidad al artículo 112º, del RLSC,
cuidando en todo momento cumplir con los plazos señalados por la
norma.

En esa línea de ideas el órgano sancionador deberá emitir la


comunicación pronunciándose sobre la comisión de infracción
imputada al servidor civil, dentro de los diez (10) días hábiles
siguientes de haber recibido el informe del órgano instructor,
prorrogable hasta por diez días hábiles adicionales, debiendo
sustentar tal decisión.

Vencido el plazo, él órgano instructor llevará a cabo el análisis e


indagaciones necesarias para determinar la existencia de la
responsabilidad imputada al servidor civil, en un plazo máximo de
quince días hábiles.

La norma refiere que entre el inicio del procedimiento administrativo


disciplinario y la notificación de la comunicación que impone la
sanción o determina el archivamiento del procedimiento, no podrá
transcurrir un plazo mayor a un (01) año calendario, caso contrario
nos encontraríamos frente a la prescripción del plazo para culminar el
PAD, imposibilitando imponer una sanción disciplinaria, incluso si
solo estuviese pendiente el acto de notificar la resolución.

17
1.8. CONTENIDO DEL ACTO QUE DETERMINA EL INICIO DEL
PROCEDIMIENTO ADMINISTRATIVO DISCIPLINARIO

Debemos precisar que SERVIR, en su Directiva Nº 02-2015-


SERVIR/GPGSC, “Régimen y Procedimiento Administrativo
Sancionador de la Ley Nº 30057, Ley del Servicio Civil”, postula que
el procedimiento administrativo disciplinario bien podría iniciarse a
través de una resolución u otro tipo de acto, el mismo que no resulta
impugnable.

Por nuestra parte debemos apuntar que, si bien lo planteado por


SERVIR en la citada directiva podría contribuir a la celeridad en la
instauración de los procedimientos administrativos disciplinarios, el
artículo 107º del Reglamento General de la LSC, aprobado por D.S.
Nº 040-2014-PCM, establece en forma expresa que el inicio del

18
procedimiento administrativo disciplinario será a través de resolución,
la cual debe contener:

a) La identificación del servidor civil.

b) La imputación de la falta, es decir, la descripción de los hechos


que configuran la falta.

c) La norma jurídica presuntamente vulnerada.

d) La medida cautelar, en caso corresponda.

e) La sanción que correspondería a la falta imputada.

f) El plazo para presentar el descargo.

g) Los derechos y las obligaciones del servidor civil en el trámite del


procedimiento.

h) Los antecedentes y documentos que dieron lugar al inicio del


procedimiento.

i) La autoridad competente para recibir los descargos y el plazo para


presentarlos.

1.9. PRESENTACIÓN DEL DESCARGO A LAS IMPUTACIONES

Como se ha precisado, para un adecuado ejercicio del derecho de


defensa del servidor procesado, a través de su descargo, este tendrá
el derecho de acceder a los antecedentes que dieron origen a la
imputación en su contra, y de este modo estar en condiciones de
presentar las pruebas que crea conveniente, tal como ha sido
recogido en el artículo 111º, del RLSC.

19
Se debe precisar que la resolución de inicio del procedimiento
administrativo disciplinario, tiene como principal antecedente al
informe elaborado por el Secretario Técnico, ello como resultado de
la investigación previa y pre-calificación de la denuncia, así como las
diligencias que haya realizado con motivo de la misma, por tanto
todos estos documentos no solamente estarán al acceso del servidor
procesado cuando este solicite su revisión, sino que deberán
adjuntarse a la resolución de inicio en la que se imputan los cargos.

En tal sentido el servidor procesado podrá formular su descargo por


escrito y presentarlo al órgano instructor dentro del plazo de cinco
(05) días hábiles, el que se computa desde el día siguiente de la
comunicación que determina el inicio del procedimiento
administrativo disciplinario, correspondiendo a solicitud del servidor la
prórroga del plazo, el cual estará supeditada a evaluación del órgano
instructor, estableciendo el plazo de prórroga.

1.10. INFORME ORAL

Sin duda el derecho de defensa no se agota con la sola presentación de


un descargo escrito a las imputaciones realizadas, sino que inclusive
otorga la posibilidad a realizar su defensa oral, a través de un informe
oral, previo a que se emita la resolución de término del procedimiento
administrativo disciplinario, lógicamente esta forma parte de la fase
sancionadora del PAD.

Es así que una vez que el órgano sancionador haya recibido el informe
del órgano instructor, el primero comunica tal hecho al servidor o ex
servidor civil en un plazo máximo de dos (2) días hábiles, a efectos de
que este pueda -de considerarlo necesario- solicitar un informe oral ante
el órgano sancionador. La solicitud de informe oral debe ser presentada
dentro del plazo de tres (3) días hábiles de notificado el servidor o ex
servidor civil.

20
Por su parte el órgano sancionador atenderá el pedido señalando lugar,
fecha y hora, de conformidad con lo establecido en el artículo 112 del
Reglamento, debiendo tener en cuenta que el plazo para emitir
pronunciamiento sobre la comisión de la falta es de diez (10) días
hábiles, prorrogables por igual período de tiempo, debidamente
sustentado.

Ahora bien, debemos precisar que el servidor o ex servidor civil


procesado podrá realizar el referido informe oral personalmente o través
de su abogado.

Como podrá recordarse el derecho a realizar la defensa a través de un


informe oral, de considerarlo conveniente el servidor o ex servidor
procesado, no es algo incorporado con la normativa del servicio civil,
sino que ya se había previsto en el artículo 171º del D.S Nº 005-90-PCM,
Reglamento del D.Leg. Nº 276, en el cual se señalaba “Previo al
pronunciamiento de la Comisión de Procesos Administrativos
Disciplinarios a que se refiere el artículo anterior, el servidor procesado
podrá hacer uso de su derechos a través de un informe oral efectuado
personalmente o por medio de un apoderado, para lo que se señalara
fecha y hora única”.

Sin embargo, nótese la diferencia, mientras que la normativa anterior


preveía que el informe oral se realizaba ante la Comisión de Procesos
Administrativos Disciplinarios, previo a la emisión del informe dirigido al
titular de la entidad, en el que se concluía sobre la existencia o no de
responsabilidad administrativa disciplinaria, o por consiguiente se
recomendaba la sanción a imponer, la nueva normativa del servicio civil
ha regulado que el informe oral se realizará ante el órgano sancionador,
lo cual consideramos acertado, toda vez que, el órgano encargado de
sancionar tendrá la posibilidad de entrar en contacto con el servidor o ex
servidor procesado, sin duda ello se convierte en una valiosa
oportunidad, no solo para escuchar la versión oral del procesado o de su
abogado, sino también para formular las preguntas que se tengan a bien
plantear con el objeto de esclarecer los hechos.

21
De otra parte consideramos más provechoso que el informe oral se
realice ante el órgano encargado de sancionar, que ante el órgano
instructor, como se preveía con anterior normativa, y ello por cuanto en
el desarrollo de la investigación el instructor muchas veces toma cierta
postura a favor o en contra del servidor procesado –ello es inevitable- de
modo que un informe oral en esta etapa –instructiva- no tendría mayor
relevancia, mas si en la etapa sancionatoria, en virtud a que este órgano
entrará por primera vez en contacto con las actuaciones seguidas a lo
largo del procedimiento administrativo disciplinario, y que permitirá cubrir
los vacíos dejados en la etapa de instrucción, todo ello con un criterio de
imparcialidad y libre de contaminación.

1.10.1 CONTENIDO DEL INFORME DEL ÓRGANO INSTRUCTOR

La fase instructiva culmina con la recepción por parte del órgano


sancionador del informe a que se refiere el artículo 114 del Reglamento
de la LSC, emitido por el Órgano Instructor. Este informe se sustentará
en el análisis e indagaciones realizadas por el órgano instructor de
conformidad con lo dispuesto en el tercer párrafo del literal a) del artículo
106 del referido Reglamento.

En ese sentido el artículo 114º del RLSC, establece que el informe


emitido por el órgano instructor deberá contener, lo siguiente:

a) Los antecedentes del procedimiento

Sin duda alguna el detalle de los antecedentes que dieron origen al


procedimiento administrativo disciplinario es de contenido esencial, toda
vez que siendo el órgano sancionador un ente que por primera vez
entrará en contacto con las diligencias realizadas por el instructor, será
necesario detallar qué origino el movimiento del aparato estatal con
claros signos de ejercer su facultad disciplinaria, si esta fue a mérito de

22
una denuncia de un tercero o fue como resultado de las indagaciones de
oficio de parte de la entidad.

Asimismo, se detallará el resultado de la investigación previa y pre-


calificación realizada por el Secretario Técnico, esto dado que son las
primeras diligencias que motivaron el inicio del procedimiento
administrativo disciplinario.

b) La identificación de la falta imputada, así como la norma jurídica


presuntamente vulnerada

En este punto el órgano instructor deberá ser muy cuidadoso y analizar


cada detalle en cuanto a identificación de la falta imputada se refiere,
ello por cuanto una incorrecta tipificación podría traer consigo
posteriores nulidades.

En efecto imaginemos que el inicio del procedimiento administrativo


disciplinario, así como la comunicación para que el procesado realice su
descargo fue con la imputación de la falta “X”; sin embargo, al momento
de emitir el informe concluimos que existe responsabilidad disciplinaria
por la falta “y”, ello contravendría el debido procedimiento, por cuanto en
ningún momento el servidor tuvo la oportunidad de ejercer su defensa
por una imputación, que al final determinará su responsabilidad.

Del mismo modo que la identificación de la falta, la determinación de la


norma presuntamente vulnerada podría originar nulidad, precisamente
porque si el Estado ejerce su poder disciplinario, es en virtud a una
afectación de sus intereses, mal podría darse inicio a un procedimiento
administrativo disciplinario por contravenciones distintas a las que se
señalan al momento de concluir el mismo.

c) Los hechos que determinarían la comisión de la falta

Con relación a este extremo del informe, el órgano instructor deberá


detallar en forma ordenada y cronológica los hechos que según
considere determinarían la comisión de la falta.

23
Hacemos esta precisión en virtud a que si el informe del órgano
instructor está referido, por citar un ejemplo, a la falta consistente en el
uso de función pública con fines de lucro personal, mal se haría si el
recuento de los hechos descritos en el informe van dirigidos a temas
ajenos, tales como posibles inasistencias injustificadas, que si bien
podrían dar mérito a la existencia de responsabilidad administrativa
disciplinaria, no obstante por no haber sido materia de imputación
carecería de objeto un recuento de hechos que no conducirán a nada.

Entonces sugerimos un recuento ordenado y cronológico de los hechos,


única y exclusivamente de aquellos que pudieran estar relacionados a la
comisión de la falta administrativa disciplinaria, evitando el detalle de
situaciones ajenas.

d) Su pronunciamiento sobre la comisión de la falta por parte del


servidor

Sin duda alguna este es uno de los puntos medulares del informe, ello
por cuanto será el resultado de las diligencias realizadas por el órgano
instructor y sustentará la recomendación de archivo o sanción aplicable.

e) La recomendación de la sanción aplicable, de ser el caso

El órgano instructor juega un rol esencial en el procedimiento


administrativo disciplinario, toda vez, que no solo se encargará de
realizar las diligencias que permitan deslindar la existencia de
responsabilidad, sino que también recomendará la sanción a aplicar.

De otra parte podría darse el caso que como resultado de la instrucción


se llegue a concluir que no existe responsabilidad administrativa
disciplinaria, en cuyo caso se recomendará el archivo del procedimiento
administrativo disciplinario.

24
f) Proyecto de resolución debidamente motivada

La normativa del servicio civil, al igual que la regulación anterior,


establece que el órgano instructor deberá remitir el proyecto de
resolución debidamente motivada, la cual podrá ser de archivo o
imponiendo sanción.

Por su parte la Autoridad Nacional del Servicio Civil –SERVIR, en su


Directiva Nº 02-2015-SERVIR/GPGSC, “Régimen Disciplinario y
Procedimiento Sancionador, de la Ley Nº 30057, Ley del Servicio Civil”,
aprobada por Resolución de Presidencia Ejecutiva Nº 101-2015-
SERVIR-PE, de fecha 20 de Marzo de 2015, precisa que el informe del
órgano instructor deberá acompañar el proyecto de resolución o
comunicación que pone fin al procedimiento, debidamente motivado.

Si bien la comunicación de inicio y fin del procedimiento disciplinario, a


través de un acto diferente a una resolución, como por ejemplo una
Carta, podría agilizar la tramitación del mismo, tan igual como el
procedimiento del despido regulado en el régimen laboral privado
(D.Leg. Nº 728), ello en virtud a que resulta más expeditivo que la
administración emita una carta, que una resolución, consideramos una
extralimitación de parte del referido ente recto, ello por cuanto la norma
regula expresamente (artículo 107º y inc. “f” del artículo 114º RLSC), que
tanto el inicio como el término procedimiento deberá realizarse a través
de resolución.

Finalmente para el caso de la amonestación escrita, en los cuales la


condición de órgano instructor y sancionador recae en el jefe inmediato,
el procedimiento se culmina con la emisión del informe de instrucción,
remitiéndose el mismo al jefe de recursos humanos o quien haga sus
veces para que oficialice la sanción, de ser el caso.

25
1.11. FIN DEL PROCEDIMIENTO EN PRIMERA INSTANCIA Y
OFICIALIZACIÓN DE LA SANCIÓN DISCIPLINARIA.

La resolución del órgano sancionador pronunciándose sobre la


existencia o inexistencia de responsabilidad administrativa disciplinaria
pone fin a la instancia, este acto administrativo deberá estar
debidamente motivada y ser notificado al servidor civil a más tardar
dentro de los cinco (05) días hábiles siguientes de haber sido emitida.

De otra parte si la resolución determina la inexistencia de


responsabilidad administrativa disciplinaria, también deberá disponer la
reincorporación del servidor civil al ejercicio de sus funciones, en caso se
le hubiera aplicado alguna medida provisional.

Conforme al artículo 115º del RLSC la resolución que pone fin al


procedimiento disciplinario en primera instancia debe contener, al
menos:

a) La referencia a la falta incurrida, lo cual incluye la descripción de los


hechos y las normas vulneradas, debiendo expresar con toda precisión
su responsabilidad respecto de la falta que estime cometida.

b) La sanción impuesta.

c) El plazo para impugnar.

d) La autoridad que resuelve el recurso de apelación

1.12. LAS SANCIONES

Hay que tener en cuenta que toda sanción administrativo es un


instrumento del que se puede disponer la administración pública, y que
cuyo objetivo es el de rectificar todo comportamiento que pueda
contravenir con el ordenamiento jurídico; la sanción tiene una naturaleza

26
jurídica constitutiva y de contenido aflictivo toda vez que al infractor lo
posicionan en una situación jurídica distinta y desfavorable a la que tenía
antes de cometer la infracción.9

Dentro del régimen administrativo disciplinario las sanciones principales


que pueden imponerse a los servidores civiles por la comisión de una
falta son: amonestación, suspensión entre uno (1) y trescientos sesenta
y cinco (365) días y destitución.

La inhabilitación para el ejercicio de la función pública hasta por cinco (5)


años es la sanción principal solo para los ex servidores civiles.

Las autoridades competentes para esta sanción serán las previstas para
la sanción de destitución.

La inhabilitación para el ejercicio de la función pública por cinco (5) años


es sanción accesoria de la sanción de destitución. Esta sanción
accesoria es eficaz y ejecutable una vez que la sanción principal haya
quedado firme o se haya agotado la vía administrativa.

Cuando corresponda aplicar la inhabilitación como sanción principal a


aquellas personas que han reingresado a la Administración Pública, se
procederá de la siguiente manera:

a. Si el periodo de la inhabilitación fuera menor o igual a 3 meses, la


entidad suspende el vínculo hasta que se cumpla el período de dicha
inhabilitación.

b. Si el periodo de la inhabilitación fuera mayor a 3 meses, la entidad


concluye el vínculo.

En todos los casos, el cómputo del periodo de la inhabilitación iniciará


desde la debida notificación de la sanción y se tendrá en consideración
el periodo en el que la persona se haya encontrado fuera de la
Administración Pública.

9
MINJUSDH, Guía practica sobre el régimen disciplinario y el procedimiento administrativo sancionador.

27
1.12.1 SANCIONES QUE PUEDEN SER APLICABLES

Como se hablo previamente dentro del régimen disciplinario y


procedimiento sancionador que se encuentra regulado en el título V,
específicamente en el capítulo II que trata del régimen sancionador y del
procedimiento sancionador, nos tipifica en sus artículos 88 al 90 de las
sanciones que se pueden emplear para rectificar las conductas
perjudiciales para la administración. Son los siguientes:

a. La amonestación verbal y escrita; el artículo 89 de la ley 30057


nos tipifica dos formas de amonestación, el primero que puede
ser verbal el cual lo puede realizar el jefe inmediato de forma
personal y reservada, la amonestación por escrito se aplica previo
proceso administrativo disciplinario y es impuesto por el jefe
inmediato.

b. La suspensión sin goce de remuneraciones desde un día hasta 12


meses; se aplica hasta por doce meses, previa tramitación del
procedimiento disciplinario.

c. La destitución; es propuesto por el jefe de la oficina de recursos


humanos y aprobada por el titular de la entidad pública, cuando
queda firme la destitución el servidor civil quedara
automáticamente inhabilitado para el ejercicio del servicio civil por
un plazo de cinco años.

28
1.12.2. DETERMINACIÓN DE LA RESPONSABILIDAD DISCIPLINARIA

La responsabilidad administrativa disciplinaria es la que exige el


estado a los servidores por las faltas que cometen en el ejercicio de
las funciones o de la prestación de servicios, para poder determinar
dicha responsabilidad se tiene que corroborar a priori de un
procedimiento disciplinario conforme a lo establecido al artículo 91 de
la ley 30057, en el cual la imposición de sanciones debe estar
debidamente motivada de modo expreso y claro, identificando la
relación entre los hechos y las faltas, y los criterios para la
determinación de la sanción que se establecen en la ley, y son los
siguientes:10

a. La grave afectación a los intereses generales o a los bienes


jurídicamente protegidos por el estado.

b. Ocultar la comisión de la falta o impedir su descubrimiento.

c. El grado de jerarquía y especialidad del servidor civil que


comete la falta, entendiendo que cuando mayor sea la
jerarquía de la autoridad y mas especializadas sus funciones,
en relación con la faltas, mayor es su deber de concederlas y
apreciarlas debidamente.

d. Las circunstancias en que se comete la infracción.

e. La concurrencia de varias faltas.

10
Ley 30057, articulo n° 87

29
f. La participación de uno o más servidores en la comisión de la
falta.
g. La continuidad en la comisión de la falta.

h. El beneficio ilícitamente obtenido, de ser el caso.

Adicionalmente la autoridad debe prever que la comisión de la


conducta sancionable no resulte más ventajosa para el infractor que
cumplir las normas infringiendo o asumir la sanción.

Determinada la responsabilidad del servidor civil el órgano


sancionador debe verificar que:

a. No concurran algunos de los supuestos eximentes de


responsabilidad previstos en el reglamento de la ley 30057.
b. Tener presente que la sanción debe ser razonable, por lo que
es necesario que exista una adecuada proporción entre esta y
la falta cometida.
c. Graduar la sanción teniendo en cuanta los criterios previstos
en el articulo 87 y 91 de la ley del servicio civil.

Constituyen supuestos eximentes de responsabilidad administrativa


disciplinaria y, por tanto, determinan la imposibilidad de aplicar la
sanción correspondiente al servidor civil11:

a) Su incapacidad mental, debidamente comprobada por la


autoridad competente.

b) El caso fortuito o fuerza mayor, debidamente comprobada.

11
Decreto supremo N° 040-2014-PCM, artículo 103

30
c) El ejercicio de un deber legal, función, cargo o comisión
encomendada.

d) El error inducido por la Administración, a través de un acto o


disposición confusa o ilegal.

e) La actuación funcional en caso de catástrofe o desastres,


naturales o inducidos, que hubieran determinado la necesidad
de ejecutar acciones inmediatas e indispensables para evitar o
superar la inminente afectación de intereses generales como
la vida, la salud, el orden público, etc.

f) La actuación funcional en privilegio de intereses superiores de


carácter social, o relacionados a la salud u orden público,
cuando, en casos diferentes a catástrofes o desastres
naturales o inducidos, se hubiera requerido la adopción de
acciones inmediatas para superar o evitar su inminente
afectación.

1.13. MEDIDAS CAUTELARES

Una medida cautelar viene siendo una herramienta que se emplea al


momento de empezar un litigio, con el fin de evitar los inconvenientes
que trae consigo el tiempo que se extiende un proceso.
Dentro del procedimiento administrativo disciplinario pueden ser
solicitadas durante el proceso contra un servidor civil o sea el caso en
que la falta cometida sea muy grave afectando los intereses generales,
entonces es aquí donde puede interponerse a priori al proceso.

Las medidas cautelares en el ámbito del Régimen Disciplinario regulado


por la LSC, podrían ser entendidas como aquellas decisiones

31
procedimentales que con carácter excepcional y provisional son
impartidas por la autoridad administrativa revestida de competencias
conferidas por ley expresa, con el objeto de asegurar el resultado final
del procedimiento administrativo disciplinario.

Conforme el artículo 96 de la ley 30057, luego de comunicar por escrito


sobre las presuntas faltas, la autoridad del proceso administrativo
disciplinario puede con el objeto de prevenir afectaciones mayores a la
entidad pública o a los ciudadanos, separarlo de su función y ponerlo a
disposición de la oficina de personal para realizar trabajos que le sean
asignados, o exonerarlos de su obligación de asistir al centro de trabajo.

Dichas medidas pueden ser levantadas o modificadas en el transcurso


del proceso disciplinario, puede ser de oficio o a instancia de parte en
virtud de circunstancias sobrevenidas o que no se pudieron considerar
en el momento de su adopción.

Asimismo pueden cesar estas medidas cuando se emite resolución de


pleno derecho poniendo fin al proceso en la instancia donde se presento
la medida, cuando transcurrido el plazo marcado para la ejecución o
para la emisión de la resolución que pone fin al proceso. De este modo
las medidas cautelares caducan en los siguientes supuestos:

-Con la emisión de la resolución administrativa que pone fin al


procedimiento administrativo disciplinario.

-Si en el plazo de 5 días hábiles de adoptada no se comunica al servidor


civil la resolución que determina el inicio del procedimiento.

-Cuando cesan las razones excepcionales por las cuales se adopto la


medida provisional.

-Cuando haya transcurrido el plazo fijado para su ejecución.

32
1.13.1. CARACTERISRISTICAS DE LAS MEDIDAS CAUTELARES12

A. Instrumentalidad

El fin asegurativo de lo que eventualmente se resuelva en el


proceso es la consideración que ha venido a resaltar a
las medidas cautelares el carácter de instrumental, que
tradicionalmente se le atribuye, pues como medida de garantía
que es tiene su razón de ser en el proceso principal al que sirve, y
cuyo resultado determinará la extinción de la medida cautelar.

B) Temporalidad

Pues bien habiendo precisado que las medidas cautelares son de


carácter instrumental, estas necesariamente tendrán como
característica su “temporalidad”, porque tienen una duración
temporal sujeta a la duración del proceso principal.

C) Accesoriedad

Señalamos que las medias cautelares tendrán como característica


el ser accesorias, toda vez que siendo un mero instrumento que
permite asegurar el eventual resultado de un proceso, únicamente
se mantendrán durante la duración del proceso principal, no
admitiendo una existencia en forma independiente.

Entonces existe una suerte de subordinación de la medida


cautelar en relación al procedimiento principal, tendrá una
existencia temporal y a la vez accesoria.

D) Variabilidad

12
José Luis Jara Bautista, articulo online sobre el tratamiento de las medidas cautelares en el nuevo
régimen disciplinario de la ley del servicio civil.

33
Siendo que las medidas cautelares son dictadas en virtud a la
apariencia de responsabilidad administrativa disciplinaria, esta
podrá aumentar o desaparecer durante el transcurso del
procedimiento, a diferencia de una resolución definitiva, estas
decisiones están sujetas a la variabilidad de condiciones, siendo
pasible de ser modificadas si cambian las circunstancias que
motivaron su dictado.

1.14. RECURSOS IMPUGNATORIOS

Este medio es un instrumento que se interpone a la resolución emitida


para la ejecución de la sanción o para la cual sale desfavorable para
quien haya planteado la falta contra el servidor civil impugnado, esta
herramienta la concede la ley a las partes o terceros legitimados para
solicitarlo, el fin es que se realice de nuevo un análisis de un acto
procesal o de todo el procedimiento y que se anule parcial o totalmente
el procedimiento; esta idea se encuentra regulada en el artículo 206 de
la ley 27444 que tipifica que frente a un acto que viole, desconozca o
lesione un derecho o un interés legitimo, puede proceder su
contradicción en la vía administrativa mediante el recurso administrativo
que concede la ley.

Dentro del decreto supremo n° 040-2014-PCM en su artículo 117 nos


hace mención de los recursos que se pueden interponer y que son los
recursos de reconsideración y recurso de apelación.

El servidor civil puede interponer en primera instancia el recurso de


reconsideración o de apelación contra el acto que pone fin al
procedimiento administrativo disciplinario dentro de los 15 días a
posteriori de la notificación de la resolución, debiéndose resolverse
dentro del plazo de 30 días hábiles.

En segunda instancia se encuentra el tribunal del servicio civil y este


está encargado de resolver los recursos de apelación interpuesto contra

34
las resoluciones que imponen sanciones, se resuelven dentro de los 15
días hábiles siguientes. La imposición de recursos administrativos no
suspende la ejecución del acto impugnado.

El tribunal del servicio civil que resuelve el recurso de apelación o la


denegatoria ficta, agotan la vía administrativa, por lo que no cabe
interponer recurso alguno, en todo caso se debe de interponer demanda
contencioso administrativo.

1.14.1. RECURSO DE RECONSIDERACIÓN

Este recurso radica en que permite que la misma autoridad que conoció
del procedimiento revise nuevamente el caso y pueda corregir sus
equivocaciones de criterio o análisis. Según Agustin Gordillo ‘’el recurso
de reconsideración es el que se presenta ante el mismo órgano que
dictó un acto, para que lo revoque, sustituya o modifique por contrario
imperio’13’.

Conforme lo establece el artículo 118 del decreto supremo 040-2014-


PCM, este instrumento se sustenta en la presentación de nuevas
pruebas y se interpone ante el órgano sancionador que impuso la
sanción y será el que se encargara de resolverlo

1.14.2. RECURSO DE APELACIÓN

Se impone este instrumento cuando la impugnación se sustente en


diferente interpretación de las pruebas producidas, se trate de cuestión
de puro derecho o se cuente con nueva prueba instrumental. Se dirige a
la misma autoridad que expidió el acto que se impugna quien eleva lo
actuado al superior jerárquico para que resuelva o para su remisión al
tribunal del servicio civil.

13
Agustin Gordillo, libro del procedimiento administrativo.

35
CAPITULO II: DEL PROCESO CONTENCIOSO ADMINISTRATIVO

2.1. INTRODUCCIÓN

Ahora bien, dentro de un Estado constitucional existen diversos


mecanismos para hacer efectivo el principio de constitucionalidad
asegurando con ello no sólo la real vigencia de la Constitución y la ley
dentro del Estado, sino, además, la efectividad de las situaciones
jurídicas de los particulares. El proceso contencioso administrativo es
uno de los medios de control del poder, y en particular, una de las
formas como el órgano jurisdiccional realiza un control de la
Administración. Dicho control tiene por finalidad dar efectividad al
principio de constitucionalidad y a las situaciones jurídicas de los
ciudadanos ante cualquier exceso en el uso del poder por parte de la
Administración, de ahí la trascendencia de su estudio.

En el presente trabajo, pretendemos dar una revisión general del


proceso contencioso administrativo desde la óptica del derecho procesal,
pues es evidente que siendo el contencioso administrativo un proceso
que supone el ejercicio de la función jurisdiccional del Estado, es objeto
de estudio del derecho procesal, lo que incluso ha determinado que de
un tiempo a esta parte haya surgido una nueva rama conocida como
“derecho procesal administrativo”.

En ese sentido, en el presente trabajo se analizaran las normas de la


Ley del Proceso Contencioso Administrativo (Ley 27584) que fuera
publicada en el Diario Oficial El Peruano el 07 de diciembre de 2001;
elaborada por la Comisión designada por el Ministerio de Justicia el
mismo que sirviera de base a la Ley posteriormente aprobaba por el
Congreso de la República; así como las diversas normas modificatorias.

La acción contenciosa administrativa prevista por el artículo 148 de la


Constitución Política del Perú, para efectos de la Ley N° 27584 se
denomina PROCESO CONTENCIOSO ADMINISTRATIVO.

36
Mediante el proceso contencioso administrativo, el Poder Judicial ejerce
el control jurídico de las actuaciones de la administración pública sujetas
al derecho administrativo y la tutela de los derechos e intereses de los
administrados.

La resolución administrativa emitida por el Tribunal Fiscal agota la vía


administrativa en los procedimientos administrativos sobre obligaciones
tributarias (ART. 157 del T.U.O. del Código Tributario).

Dicha resolución podrá impugnarse mediante el Proceso Contencioso


Administrativo, el cual se regirá por las normas contenidas en el
presente Código y, supletoriamente, por la Ley Nº 27584, Ley que regula
el Proceso Contencioso Administrativo.

2.2. DEFINICION:

El proceso contencioso administrativo es un proceso por medio del cual


se pone en funcionamiento la función jurisdiccional del Estado.
Planteando una pretensión que brinde una efectiva tutela a una situación
jurídica subjetiva que ha sido lesionada o que es amenazada por una
actuación ilegal o inconstitucional de la administración pública.

La “finalidad” de la acción contencioso administrativa; Es el control


jurídico por el Poder Judicial de las actuaciones de la administración
pública sujetas al derecho administrativo y la efectiva tutela de los
derechos e intereses de los administrador.

Las Partes En Un Proceso; Son las personas naturales o jurídicas, a


quien el juez de la causa reconoce legitimada para actuar en el proceso,
encontrándose sujetas a los efectos procesales y sustanciales
producidos por la sentencia.

37
2.3. FUNDAMENTOS:

El proceso contencioso administrativo ha transitado por una interesante


evolución que remonta sus orígenes a las luchas por limitar el poder del
Estado. El origen del proceso contencioso administrativo se encuentra
precisamente en un importante periodo de lucha por la libertad y la
democracia, en un momento en el cual comienza a predicarse la
necesidad de un control del poder del Estado y la de un reconocimiento
de los derechos fundamentales de los ciudadanos.

2.3.1. El Proceso contencioso administrativo en el Perú

En el Perú el antecedente del proceso contencioso administrativo puede


ser ubicado en la Constitución de 1867, cuyo artículo 130 establecía
que: “La ley determinará la organización de los Tribunales contenciosos-
administrativos, y lo relativo al nombramiento de sus miembros”.

Posteriormente, el anteproyecto de Constitución elaborado por la


Comisión Villarán propuso asignarle al Poder Judicial la resolución de los
“recursos contencioso administrativos” para lo cual se hacía necesario
agotar la vía administrativa’. Como vemos, con dicho Proyecto se
apostaba por una jurisdiccionalización del control de la Administración
Pública. Sin embargo, dicha propuesta no fue recogida en la
Constitución de 1933.

Hubo que esperar varios años para que recién se consagre, al menos a
nivel legislativo, el proceso contencioso administrativo. Y fue recién la
Ley Orgánica del Poder Judicial de 1963 la que, en su artículo 12,
consagró con carácter general, la posibilidad de cuestionar ante el Poder
Judicial los actos de la Administración Pública.

Sin embargo, el hito más importante dentro del desarrollo del proceso
contencioso administrativo se encuentra constituido por la Constitución
de 1979 la que, en su artículo 240 estableció que “las acciones
contencioso administrativas” podían interponerse “contra cualquier acto

38
o resolución que causa estado”. Paradójicamente, existiendo un marco
constitucional que facilitaba el desarrollo a nivel legislativo del proceso
contencioso administrativo éste se dio casi 15 años después. Y
paradójicamente tuvo que ser el propio Poder Ejecutivo, ante dicha
comisión legislativa, quien dicte una regulación sobre el proceso
contencioso administrativo (D.S. 037-90-IR) 20. Es decir, el propio ente
controlado tuvo que dictar las normas que regulen su forma de control,
pues el Parlamento no lo hizo.

Posteriormente, se dictó la Ley Orgánica del Poder Judicial de 1991, la


misma que reguló el proceso contencioso administrativo. Sin embargo,
dicha norma tuvo una efímera existencia pues, dicho capítulo fue
prontamente derogado por el Decreto Legislativo 767.

Luego, fue el Código Procesal Civil de 1993 el que reguló el proceso


contencioso administrativo, bajo la designación “impugnación de acto o
resolución administrativa”. Sin embargo, aunque el avance fue
sustancial, dicha regulación tenía, a nuestro modo de ver, dos
problemas. El primero de ellos era regular dentro de un cuerpo que
regulaba el proceso civil, un proceso de distinta naturaleza, cual es el
proceso contencioso administrativo. El segundo de ellos era que el
Código Procesal Civil, al momento de regular el proceso contencioso,
dispuso que la demanda tenía por finalidad que se declare la invalidez o
Pág. 5 ineficacia de un acto administrativo, lo que determinó que en
muchos casos se pensara que en el proceso contencioso administrativo
sólo era posible un control de legalidad del acto como en el viejo sistema
francés, y que la labor del Poder Judicial se veía restringida a ello, sin
que pudiera pronunciarse sobre el fondo de la decisión administrativa,
limitándose con ello la efectividad de la tutela jurisdiccional de los
particulares que acudían a dicho proceso.

Cabe precisar que, además del régimen general del proceso contencioso
administrativo contenido en el Código Procesal Civil, se dieron diversas
normas especiales dependiendo de la entidad que expedía el acto
impugnado.

39
Finalmente, mediante R.M. 174-2000-TUS se creó una Comisión a la
que se le encargó elaborar un Proyecto de Ley que regule el proceso
contencioso administrativo. Dicha Comisión concluyó su labor, y el 05 de
julio de 2001 fue pre publicado el Proyecto de Ley del proceso
contencioso administrativo. Posteriormente, dicho Proyecto fue adoptado
por la Comisión de Justicia del Congreso de la República y luego
aprobado, con algunas modificaciones, por el pleno del Congreso de la
República. Luego de su promulgación la Ley del Proceso Contencioso
Administrativo (Ley 27584) fue publicada en el Diario Oficial El Peruano,
el 7 de diciembre de 2001.

La Ley, aunque, tiene cuatro notas caracterizadoras:

1. Tiene al derecho a la tutela jurisdiccional efectiva como el eje central


de su contenido.

2. Propicia un proceso contencioso administrativo tuitivo a favor de los


particulares.

3. Establece un proceso contencioso administrativo de “plena


jurisdicción” o “subjetivo”; pues predica un control jurisdiccional pleno de
los actos administrativos que no se restringe a su solo control de
legalidad, sino a un control que supone brindar una efectiva tutela a los
derechos e intereses de los administrados.

4. Concibe al proceso contencioso administrativo como un proceso


distinto y autónomo respecto del proceso civil, pues la naturaleza de los
conflictos que está llamado a resolver es absolutamente distinta a la
naturaleza de los conflictos que está llamado a resolver el proceso civil.

Ahora bien, conforme a lo dispuesto en la Tercera Disposición final de la


Ley que regula el proceso contencioso administrativo, la Ley debería
haber entrado en vigencia a los treinta día naturales siguientes a su
publicación, es decir, debió haber entrado en vigencia el 08 de enero de
2002.

40
Sin embargo, el 21 de diciembre de 2001 salió publicado en el Diario
Oficial “El Peruano” el Decreto de Urgencia 136-2001 mediante el cual
se ampliaba el plazo de la entrada en vigencia de la Ley que regula el
proceso contencioso administrativo por 180 días. La razón de ello era
fundamentalmente una: el artículo 42 de la Ley que regulaba el trámite
de la ejecución de sentencias de obligación de dar suma de dinero
contra el Estado generaba un alto costo a éste. En efecto, en la medida
que el texto original de la Ley preveía un trámite para la ejecución de
sentencias de obligación de dar suma de dinero, y ello suponía la
obligación del Estado de cumplir con las sentencias, el propio Poder
Judicial se encargó, a través de un inconstitucional Decreto de Urgencia,
de suspender los efectos de la Ley.

Posteriormente, el 16 de marzo de 2002 se publicó la Ley 27684 que


modificaba el artículo 42 de la Ley que regulaba el proceso contencioso
administrativo, es decir, modificó la norma que regulaba la ejecución de
sentencias contra el Estado, disponiéndose además que la Ley debería
entrar en vigencia el 17 de abril de 2002, fecha desde la cual se
encuentra vigente. Asimismo, el 26 de abril de 2002 se publicó la Ley
27709 que modificó la competencia por razón del grado en el proceso
contencioso administrativo.

Cabe señalar que en la corta vigencia de la ley esta ha sufrido algunas


modificaciones en lo referido a la competencia y la creación de un
procedimiento especial para el proceso contencioso administrativo (Ley
N° 28531). Asimismo, la Ley que regula el proceso contencioso
administrativo ha sido objeto de un proceso de inconstitucionalidad que
ha declarado en parte fundada la demanda, en lo referido a la ejecución
de sentencias de obligación de dar suma de dinero contra el Estado.

Recientemente, ha salido publicada en el Diario Oficial “El


Peruano” la Resolución Ministerial N° 026-2006-TUS que dispone
la creación de una comisión con la finalidad de revisar la ley que
regula el proceso contencioso administrativo.

41
2.4. OBJETO:

El objeto del proceso contencioso administrativo está constituido por la


pretensión material, que una vez postulado el proceso se convierte en
pretensión procesal, que en el caso del proceso contencioso
administrativo son:

1. La declaración de nulidad, total o parcial o ineficacia de actos


administrativos.

2. Reconocimiento o restablecimiento del derecho o interés


jurídicamente tutelado y la adopción de las medidas o actos necesarios
para tales fines.

3. La declaración de contraria de derecho y el cese de una actuación


material que no se sustente en acto administrativo.

4. Se ordene a la administración pública la realización de una


determinada actuación a la que se encuentre obligada por mandato de la
ley o en virtud de acto administrativo firme.14

Estas pretensiones deben de ser originadas en una actuación realizada


en el ejercicio de potestades administrativas. Siendo impugnables en
este proceso las siguientes actuaciones administrativas:

1. Los actos administrativos, y cualquier otra declaración administrativa.

2. El silencio administrativo, la inercia y cualquier otra omisión de la


administración pública.

3. La actuación material que no se sustenta en acto administrativo.

4. La actuación material de ejecución de actos administrativos que


transgrede principios o normas del ordenamiento jurídico.

14
Pierina Eliovina Castillom Allca, monografía sobre el proceso contencioso administrativo, Pág. 7

42
5. Las actuaciones u omisiones de la administración pública respecto de
la validez, eficacia, ejecución o interpretación de los contratos de la
administración pública, con excepción de los casos en que es obligatorio
se decida, conforme a ley, someter a conciliación o arbitraje la
controversia,

6. Las actuaciones administrativas sobre el personal dependiente al


servicio de la administración pública.

2.5. PRINCIPIOS DEL PROCESO CONTENCIOSO ADMINISTRATIVO15:

Los principios son los lineamientos preferentes del Derecho a los cuales
la disciplina jurídica les otorga tres funciones: una función interpretativa,
integradora y creativa. El proceso contencioso administrativo se rige por
los principios que se enumeran a continuación y por los del derecho
procesal, sin perjuicio de la aplicación supletoria de los principios del
derecho procesal civil en los casos que sea compatible:

a) Principio de integración.

b) Principio de igualdad procesal.

c) Principio de favorecimiento del proceso

d) Principio de suplencia de oficio.

 Principio de integración

El principio de integración del proceso contencioso administrativo; es


una derivación de la obligación que tiene el órgano jurisdiccional de
pronunciarse sobre el fondo de la controversia aún en aquellos casos
en los cuales no exista norma jurídica aplicable al conflicto de
intereses propuesto ante el órgano jurisdiccional.
15
Pierina Eliovina Castillom Allca, monografía sobre el proceso contencioso administrativo, Pág. 8

43
Sobre el principio de integración resulta necesario además, aclarar
que la controversia administrativa planteada ante el Poder Judicial
puede versar sobre los más diversos temas: cuestiones laborales,
tributarias, mineras, aduaneras, etc. En estos casos, los jueces,
además de los principios del derecho administrativo deberán aplicar
los principios correspondientes a la rama del derecho que regula la
controversia que ha sido sometida a su conocimiento.

 Principio de igualdad procesal

Las partes en el proceso contencioso administrativo deberán ser


tratadas con igualdad, independientemente de su condición de
entidad pública o administrada.

Si bien el principio de igualdad es un principio que rige a todos los


procesos en general, la Ley ha querido regular de manera expresa
dicho principio para el caso del proceso contencioso administrativo,
pues es el proceso contencioso administrativo uno de los escenarios
donde la desigualdad procesal se hace más evidente.

Por ello, el enunciado del principio de igualdad establecido en la Ley


que pareciera suponer la adopción de una igualdad formal, en
realidad debe ser entendida teniendo en consideración la real
situación de las partes en el conflicto de intereses. Y esa situación no
es una situación de igualdad, pues la Administración tiene, en dicha
relación, una serie de privilegios que no puede trasladar al proceso.
El proceso debe ser el instrumento que equipare a las partes, un
instrumento “igualizador”; y ello no se logra concibiendo a las dos
partes del mismo como exactamente iguales, sino procurando en el
proceso que las partes que en realidad no son iguales, lo sean.

44
 Principio de favorecimiento del proceso

El Juez no podrá rechazar laminarmente la demanda en aquellos


casos en los que por falta de precisión del marco legal exista
incertidumbre respecto del agotamiento de la vía previa.

Asimismo, en caso de que el Juez tenga cualquier otra duda


razonable sobre la procedencia o no de la demanda, deberá preferir
darle trámite a la misma. El principio de favorecimiento del proceso
debe ser entendido también en el sentido que, siempre que exista un
defecto de cualquier acto procesal que por su naturaleza sea
subsanable, el Juez debe conceder un plazo y la oportunidad para
hacerlo. Debe, por ello, ser restrictiva la facultad del Juez de rechazar
de plano la demanda, o en general, cualquier acto procesal.

 Principio de suplencia de oficio

El principio de la suplencia de oficio permite que el Juez pueda,


de oficio, corregir, en la medida que esté a su alcance, cualquier
defecto procesal que advierta en el proceso, sin tener que esperar
que lo haga la parte. Dicho principio tiene dos fundamentos: el
primero es la concepción del Juez como director del proceso, y el
segundo el derecho a la tutela jurisdiccional efectiva. De esta
forma, con la finalidad de evitar que el proceso concluya o se
dilate por una deficiencia formal, se establece como deber del
Juez que supla cualquier deficiencia en la que puedan haber
incurrido las partes, con lo cual el Juez debe asumir un rol mucho
más activo dentro del proceso, y en particular, un compromiso
para velar que el proceso cumpla con su finalidad procurando que
éste no se vea entorpecido por cualquier deficiencia de tipo
formal. Es por ello que el Juez deberá suplir las deficiencias salvo,
claro está, que dicha deficiencia no pueda ser suplida por el Juez,
en cuyo caso, siempre que la deficiencia sea subsanable, deberá
conceder un plazo a las partes para la subsanación.

45
2.6. ACTUACIONES IMPUGNABLES

MEDIOS IMPUGNATORIOS:

En el proceso contencioso administrativo proceden los siguientes


recursos:

a. El recurso de reposición; contra los decretos a fin de que el Juez los


revoque.

b. El recurso de apelación; contra las siguientes resoluciones:

 Contra las sentencias, excepto las impugnables con recurso de


casación y las excluidas por convenio entre las partes;
 Contra los autos, excepto los excluidos por ley.

c. El recurso de casación; contra las siguientes resoluciones:

 Las sentencias expedidas en revisión por las Cortes Superiores:


 Los autos expedidos por las Cortes Superiores que, en revisión,
ponen fin al proceso; y

d. El recurso de queja; contra las resoluciones que declaran inadmisible


e improcedente el recurso de apelación o casación. También procede
contra la resolución que concede el recurso de apelación con un efecto
distinto al solicitado.

• Requisitos De Admisibilidad Y Procedencia

Los recursos tienen los mismos requisitos de admisibilidad y


procedencia regulados en el Código Procesal Civil. Los cuales son:

 Requisitos De Admisibilidad De Los Medios


Impugnatorios(Art. 357)
Los medios impugnatorios se interponen ante el órgano
jurisdiccional que cometió el vicio o error, salvo disposición en

46
contrario. También se atenderá a la formalidad y plazos previstos
en este Código para cada uno.

 Requisitos De Procedencia De Los Recursos Impugnatorios


(Art. 358)
El impugnante fundamentara su pedido en el acto procesal en que
lo interpone, precisando el agravio y el vicio o error que lo motiva.
El impugnante debe adecuar el medio que utiliza al acto procesal
que impugna.

En caso de que el recurrente no acompañase la tasa respectiva o la


acompañase en un monto inferior, el Juez o la Sala deberán conceder
un plazo no mayor de dos días para que subsane el defecto.

2.7. MEDIDAS CAUTELARES

La medida cautelar podrá se dictada antes de iniciado un proceso o


dentro de este, siempre que se destine a asegurar la eficacia de la
decisión definitiva16.

• Requisitos:

1. Se considera verosímil el derecho invocado. Para tal efecto, se


deberá ponderar la proporcionalidad entre la eventual afectación que
causaría al interés público o a terceros la medida cautelar y, el perjuicio
que causa al recurrente la eficacia inmediata de la actuación
impugnable.

2. Se considere necesaria la emisión de una decisión preventiva


por constituir peligro la demora del proceso, o por cualquier otra razón
justiciable. No es exigible este requisito cuando se trate de pretensiones
relacionadas con el contenido esencial del derecho a la pensión.

16
Joegue Danos Ordoñez, EL PROCESO CONTENCIOSOS ADMINISTRATIVO EN EL PERÚ

47
3. Se estime que resulte adecuada parta garantizar la eficacia de
la pretensión.

Si la resolución final no reconoce el derecho reclamado por el


demandante, a pedido de la parte interesada se procede conforme a las
reglas establecidas en el Código Procesal Civil para la ejecución de
contra cautela.

La ley a la vez que proclama la universalidad del control jurisdiccional de


toda actuación administrativa en ejercicio de potestades reguladas por el
derecho administrativo establece con fines meramente ilustrativos una
relación de actuaciones impugnables que comprende obviamente en
primer lugar a los actos administrativos, al silencio, la inercia o cualquier
otra omisión formal de la administración pública, a la simple actuación
material de la administración sin cobertura formal, a las actividades de
ejecución de actos administrativos que transgredan el marco legal
(Ejemplo: excesos en el procedimiento de cobranza coactiva), a las
actuaciones sobre el personal dependiente de la administración pública
ya sea bajo el régimen de la carrera administrativa o el régimen laboral
privado y a las controversias sobre la ejecución de los contratos
suscritos por la administración pública cuando no sea obligatorio el
sometimiento a la vía arbitral, como es el caso de casi todos los
contratos administrativos suscritos al amparo de la ley de contrataciones
y adquisiciones (Artículo4º)

2.8. PRETENSIONES Y DEMANDA

Artículo 5.- Pretensiones

• En el proceso contencioso administrativo podrán plantearse


pretensiones con el objeto de obtener lo siguiente: La nulidad total o
parcial, o la ineficacia de los actos administrativos.

48
• Así como la indemnización por el daño causado con alguna actuación
impugnable, conforme al artículo 238 de la Ley N.º 27444, siempre y
cuando se plantee acumulativamente a alguna de las pretensiones
anteriores (declaración de nulidad, reconocimiento o restablecimiento del
derecho o interés, mandato contra la administración, cese de actuación
material).17

LA COMPETENCIA

La nueva ley consagra la creación de juzgados de primera instancia y de


salas de la Corte Superior, especializados en lo Contencioso -
Administrativo, lo cual garantizará mayor efectividad en las técnicas de
control jurisdiccional de la administración pública. Se establece que el
proceso deberá iniciarse en todos los casos ante el juez especializado
en la materia y sus resoluciones pueden apelarse ante la respectiva sala
especializada de la Corte Superior. La Corte Suprema cumple un rol
exclusivamente casatorio (Artículo 8º y 9º).

Recientemente mediante Ley Nº 27709 se ha modificado el texto del


artículo 9º para establecer que respecto de actuaciones realizadas por
tribunales administrativos y algunos organismos constitucionales, el
proceso se inicia por excepción ante la sala especializada de la Corte
Superior respectiva cuya resolución puede apelarse ante la Corte
Suprema, la cual curiosamente resuelve también en vía de casación.

En tal sentido, aparte del error consistente en referirse únicamente a


"resoluciones", en lugar del término genérico "actuaciones"
administrativas en sintonía con el artículo 4º de la ley, se constata que
los legisladores han desnaturalizado la casación al permitir que proceda
respecto de resoluciones dictadas por una sala de la propia Corte
Suprema, olvidando que su propósito es la unificación de la
jurisprudencia y que ello sólo se justifica respecto de sentencias dictadas
por instancias judiciales inferiores a la del más alto tribunal de justicia

17
Patricia Lazarte Villanueva, seminario sobre el proceso contencioso administrativo

49
nacional. Dicho error ha motivado que de manera incoherente se haya
otorgado la competencia para resolver la apelación de las sentencias de
las salas especializadas en lo contencioso - administrativo de la Corte
Superior nada menos que a la Sala Civil de la Corte Suprema, en lugar
de la respectiva sala especializada en materia administrativa de dicho
alto tribunal, a la que se le ha relegado a resolver precisamente los
recursos de casación.

2.9. LAS PARTES DEL PROCESO CONTENCIOSO18

Parte en el proceso es todo aquél que demanda o en cuyo nombre se


demanda, y también lo es todo aquel contra quien se plantea una
demanda. Ahora bien, existen algunas condiciones que se exigen para
que la actuación de quien actúa como parte sea válida, estas son:
capacidad, el interés para obrar y la legitimación.

 La capacidad En la doctrina procesal se distingue entre la


capacidad para ser parte y la capacidad procesal. La capacidad
para ser parte es la aptitud para ser titular de situaciones jurídicas
procesales. En ese sentido, tiene capacidad para ser parte todo
sujeto de derecho, entre los cuales se encuentran: el nasciturus,
las personas naturales, las personas jurídicas, los patrimonios
autónomos y el Estado. La capacidad procesal es la aptitud para
realizar por sí mismo las situaciones jurídicas de las cuales un
sujeto de derecho es titular. La capacidad, tanto la procesal como
la capacidad para ser parte, constituye un presupuesto procesal.
Los conceptos de capacidad para ser parte y el de capacidad
procesal son conceptos comunes a todo el derecho procesal, con
lo cual son aplicables también al proceso contencioso
administrativo.

18
Pierina Eliovina Castillom Allca, monografía sobre el proceso contencioso administrativo, Pág. 10

50
 El interés para obrar Es la relación de utilidad que existe entre la
providencia jurisdiccional solicitada y la tutela a la situación
jurídica cuya tutela está siendo planteada en el proceso. Es
porello que el instituto del interés para obrar sirve para evitar que
“se realice el examen de mérito cuando el amparo de la demanda
o de la defensa sería secundumius, es decir, justo, pero resultaría
inútil”.

De ahí que, un sector de la doctrina señale que el interés para


obrar se encuentra íntimamente ligado al principio de economía
procesal, pues sirve para evitar una actividad procesal inútil.
Ahora bien, dicha utilidad deberá ser medida en función de la
situación jurídica cuya tutela se reclama con el inicio del proceso
respectivo.

 La legitimidad para obrar La legitimidad para obrar es la


posición habilitante para ser parte en el proceso en ese sentido,
se habla de legitimidad para obrar activa para referirse a la
posición habilitante que se le exige al demandante para poder
plantear determinada pretensión; y se habla de legitimidad para
obrar pasiva para referirse a la posición habilitante que se le exige
al demandado para que la pretensión procesal pueda plantearse
válidamente contra él.

2.10. LOS MEDIOS PROBATORIOS19:

En el proceso contencioso administrativo la actividad probatoria se


restringe a las actuaciones recogidas en el procedimiento administrativo,
salvo que se produzcan nuevos hechos o se trate de hechos que haya
sido conocido con posterioridad al inicio del proceso. En cualquiera de
estos supuestos podrán acompañarse a los respectivos medios
probatorios.

19
LEY 27584, LEY DEL PROCEDIMIENTO CONTENCIOSO ADMINISTRATIVO

51
En caso de acumularse las pretensiones indemnizatoria podrán alejarse
todos los hechos que se sirvan de sustento ofreciendo los medios
probatorios pertinentes.

• Pruebas De Oficio Cuando los medios probatorios ofrecidos por


las partes sean insuficientes para formar convicción, el Juez en
decisión motivada e inimputable, puede ordenar la actuación de
los medios probatorios adicionales que considere conveniente.

Carga De Prueba Salvo disposición legal diferente, la carga de la


prueba corresponde a quien afirma los hechos que sustentan su
pretensión. Sin embrago, si la actuación administrativa impugnada
establece una sanción o medidas correctivas, o cuando por razón de su
función o especialidad la entidad administrativa está en mejores
condiciones de acreditar los hechos, la carga de probar corresponden a
esta.

2.11. ACTUACIONES IMPUGNABLES EN EL PROCESO CONTENCIOSO


ADMINISTRATIVO

El artículo 4 de la LEY 27584, LEY QUE REGULA EL PROCESO


CONTENCIOSO ADMINISTRATIVO establece cuales son las
actuaciones impugnables en el proceso contencioso administrativo. las
actuaciones impugnables que se enuncian en dicho artículo son las
siguientes.

Son impugnables en este proceso las siguientes actuaciones


administrativas:

1. Los actos administrativos y cualquier otra declaración administrativa.

2. El silencio administrativo, la inercia y cualquier otra omisión de la


administración pública.

52
3. La actuación material que no se sustenta en acto administrativo.

4. La actuación material de ejecución de actos administrativos que


transgrede principios o normas del ordenamiento jurídico.

5. Las actuaciones u omisiones de la administración pública respecto de


la validez, eficacia, ejecución o interpretación de los contratos de la
administración pública, con excepción de los casos en que es obligatorio
o se decida, conforme a ley, someter a conciliación o arbitraje la
controversia.

6. Las actuaciones administrativas sobre el personal dependiente al


servicio de la administración pública

Es importante identificar la actuación impugnable ya que si no


nuestra demanda será declara improcedente tal como lo prescribe
el artículo 23 del PCA.

2.12. PRETENCIONES QUE PUEDEN PLANTEARSE EN EL PCA

En el proceso contencioso administrativo podrán plantearse


pretensiones con el objeto de obtener lo siguiente:

1. La declaración de nulidad, total o parcial o ineficacia de actos


administrativos.

53
2. El reconocimiento o restablecimiento del derecho o interés
jurídicamente tutelado y la adopción de las medidas o actos necesarios
para tales fines.

3. La declaración de contraria a derecho y el cese de una actuación


material que no se sustente en acto administrativo.

3. Se ordene a la administración pública la realización de una determinada


actuación a la que se encuentre obligada por mandato de la ley o en virtud
de acto administrativo firme.

2.13. ADMISIBILIDAD E IMPROCEDENCIA DE LA DEMANDA

Sin perjuicio de lo dispuesto por los Artículos 424 y 425 del Código
Procesal Civil sonrequisitos especiales de admisibilidad de la demanda
los siguientes que están tipificados en el art. 20 de la ley

1. El documento que acredite el agotamiento de la vía


administrativa, salvo las excepciones contempladas por la
presente Ley.

2. En el supuesto contemplado en el segundo párrafo del Artículo


119 de la presente Ley, la entidad administrativa que demande la
nulidad de sus propios actos deberá acompañar el expediente de
la demanda.

54
Y la demanda será declarada improcedente en los siguientes supuestos

1. Cuando sea interpuesta contra una actuación no contemplada en el


Artículo 4 dela presente Ley.

2. Cuando se interponga fuera de los plazos exigidos en la presente


Ley. El vencimiento del plazo para plantear la pretensión por parte del
administrado, impide el inicio de cualquier otro proceso judicial con
respecto a la misma actuación impugnable.

3. Cuando el administrado no haya cumplido con agotar la vía


administrativa, salvo las excepciones contempladas en la presente Ley.

4. Cuando exista otro proceso judicial o arbitral idéntico, conforme a los


supuestos establecidos en el Artículo 452 del Código Procesal Civil.

5. Cuando no se haya vencido el plazo para que la entidad


administrativa declare su nulidad de oficio en el supuesto del segundo
párrafo del Artículo 11 de la presente Ley.

6. Cuando no se haya expedido la resolución motivada a la que se hace


referencia en el segundo párrafo del Artículo 11 de la presente Ley.

7. En los supuestos previstos en el Artículo 427 del Código Procesal


Civil.

55
CONCLUSIONES:

BIBLIOGRAFIA

 Brian Nuñez Zegarra, convecion sobre el procedimiento administrativo


disciplinario y sancionador. Fases y autoridades competentes

 CIJULENLINEA, procedimiento sancionatorio y disciplinario


administrativo.

 Decreto supremo n° 040-2014-PCM

 Decreto supremo n° 013-2008-JUS

 Eloy espinosa, proceso contencioso administrativo peruano: evolución,


balance y perspectiva.

 Felix Chero Medina, Procesos administrativos disciplinarios sus causas y


efectos en la administración pública.

 Janeyri Boyer Carrera, El procedimiento administrativo disciplinario: del


crimen y castigo hacia una política de integridad.

 MINJUS, guía práctica sobre el régimen disciplinario y el procedimiento


administrativo sancionador

56
 María Lourdes Ramirez Torrado, Poder sancionador de la administración
de acuerdo a la lectura de la corte constitucional Colombia.

 Resolución de presidencia ejecutiva n° 101-2015-SERVIR-PE

 Ley n° 30057, ley del servicio civil.

 Ley n° 27584, ley que regula el proceso contencioso administrativo.

LINKOGRAFIA:

 https://alicia.concytec.gob.pe/vufind/Record/AUIC_df829f8b2d61b1e746
1ca74e5f673f19

 http://www.cal.org.pe/pdf/diplomados/proceso_con.pdf
 https://es.slideshare.net/pieri_18/proceso-contencioso-administrativo-
8564949
 http://www.jusdem.org.pe/webhechos/N010/contencioso%20administrati
vo.htm
 https://www.pj.gob.pe/wps/wcm/connect/6058bb8047544a64bf21ff6da8f
a37d8/12%20.+Salas+Ferro.pdf?MOD=AJPERES&CACHEID=6058bb80
47544a64bf21ff6da8fa37d%208

 https://www.monografias.com/trabajos82/proceso-administrativo-
disciplinario/proceso-administrativo-disciplinario2.shtml

 https://www.servir.gob.pe/preguntas-frecuentes-sobre-regimen-
disciplinario/

 https://www.youtube.com/watch?v=vy7P0-bqaa8

57
58