Vous êtes sur la page 1sur 5

CLASE SOBRE TÉCNICAS GRAFICAS

Aspectos a tener en cuenta en el análisis de los tests gráficos en el proceso


psicodiagnóstico*

M. Teresa Ravagnan

-El análisis de los tests gráficos comprende los aspectos formales (o de expresión) y los de
contenido.

-Dentro del análisis de contenido es importante tener en cuenta qué explora cada test,
para no forzar interpretaciones, y no adjudicar además a éste último un alcance excesivo
que desvirtúa esencialmente el sentido de la exploración para el que fue creado.

-Es importante en el análisis de contenido en base a la significación de cada aspecto


graficado, atender a: las asociaciones espontáneas realizadas por el sujeto entrevistado y
analizar la posible vinculación de éstas con los datos de la historia.

-Es relevante también prestar atención a la secuencia gráfica (por ej. en el H.T.P. o entre
el primer gráfico y el último) para poder determinar la existencia de una creciente
organización o por el contrario una progresiva desorganización o un tratamiento parejo.

-También dentro del análisis de contenido es importante poder observar la expresión


simbólica o por el contrario la existencia de una seudo-símbolos (fallidos simbolos) o la
ruptura de la ecuación simbólica. Es conveniente poder realizar hipótesis sobre los
contenidos simbolizados.

Importante: Es preferible el planteo de interrogantes, antes que forzar el análisis de la


producción (En todas las técnicas).

-Con respecto a la patología implicada:

Cuando se observa: la ruptura de la guestalt


(indicativa de una alteración de la organización y del esquema corporal), la existencia de
figuras parciales, a veces dañadas, figuras humanas paralizadas, deshumanizadas,
robotizadas, desnudas, con límites confusos, sin demarcación en el grafismo, cualidades
extrañas y/o bizarras, con historias tb. incongruentes; se trata de una producción con una
patología severa.
Con respecto a los cuadros, tanto psicóticos, como neuróticos, es muy valioso el trabajo
de Elsa Grassano en “Indicadores psicopatológicos en técnicas proyectivas”.

-Recordar:

Que en un mismo test gráfico podemos encontrar aspectos de diversos


cuadros psicopatológicos : diversas líneas neuróticas; y también la coexistencia de
aspectos psicóticos y neuróticas (ej. en los cuadros límites o en estados transitorios de
desorganización psicótica, o por estrés post-traumáticos). Por esto es tan importante el
análisis de los indicadores recurrentes, divergentes y convergentes del resto de las
técnicas administradas en el psicodiagnóstico; con la vinculación con la historia del sujeto
entrevistado.

-Es importante también poder realizar una lectura acerca de la impresión que el gráfico
nos causa. Por ej.: desvitalización, vacío, agresión, derrumbe. Con respecto a ésta última,
muchas veces el derrumbe gráfico precede a un desmoronamiento de los recursos, una
descompensación de la personalidad.

-Es relevante observar además del tratamiento general del grafismo, las zonas remarcadas
y/u omitidas prestar atención a la simbología de las mismas y/o los aspectos implicados
(ej. reforzamiento de las paredes, ante una percepción del sujeto de la necesidad de un
reforzamiento yoico; o una a

Acentuación, a través del repasado y/u omisión de zonas genitales, en un sujeto con una
problemática sexual, etc.).

Tener en cuenta siempre:

El momento evolutivo y el contexto situacional. Son muy


diferentes los indicadores en los niños, que en los adolescentes y adultos. En la
adolescencia los tests gráficos desorganizados podrían reflejar la desestructuración
dinámica de la etapa, o regresiones transitorias.

Elsa Grassano agrupa los indicadores dentro de dos áreas de investigación centrales
para la diferenciación de áreas de patología:
1) Integración del aparato psíquico y desarrollo de funciones de discriminación:
Delimitación del mundo interno y mundo externo. Juicio y sentido de realidad.
Tendencias organizadoras y desorganizadoras.

2) Desarrollo de funciones simbolizantes: Pensamiento lógico-abstracto, reparación


y sublimación.

1)a) Delimitación y relación del objeto gráfico con el mundo externo representado
por la hoja en blanco y los otros objetos graficados: -A través del “tratamiento” que
recibe la hoja como representante simbólico del espacio externo, por ej. si puebla la hoja
el sujeto de objetos diferenciados y en interrelación o por el contrario, grafica
fragmentaciones minúsculas como necesidad compulsiva de llenar el vacío, con un efecto
confuso (Percepción de la realidad) -A través de las características estructurales de cada
objeto gráfico logrado (el logro de cada objeto graficado en cuanto a sus aspectos
formales, como el tamaño, ubicación, trazo y tratamiento cualitativo o por el contrario
objetos gráficos parciales, difusos, o armónicos, extraños. (Características de
estructuración intrapsíquica).

-La posibilidad de usar la hoja en blanco como “fondo” para estructurar objetos
“recortados” con cualidades diferenciadas y representantes de objetos reales completos
(personas, casas, árboles) indica logros en la diferenciación e integración de la
personalidad.

-La capacidad para conservar la Guestalt y un adecuado tratamiento e integraci{on de las


partes, se relaciona con los logros de discriminación de mundo interno y mundo externo y
de diferenciación de los distintos aspectos de la personalidad. La posibilidad de integrar en
forma adecuada las distintas partes del gráfico (cabeza-tronco-extremidades; copa-ramas-
tronco, etc. nos informa sobre el estado de las funciones de percepción y juicio de
realidad y sobre la capacidad o fracaso para integrar el pensamiento, sentimiento y
acción. La posibilidad de delimitar y diferenciar al objeto gráfico con líneas precisas y
completas nos informa sobre los límites de la identidad. Las líneas difusas y las aberturas
indican zonas de indiscriminación por predominio de la identificación proyectiva.

Los rasgos adaptativos se refieren a la capacidad para delimitar y recortar al objeto


gráfico, pero tb. de proveerlo de aquellas partes que realizan funciones de interrelación y
comunicación, como por ejemplo, en la figura humana los ojos, las manos, etc; en la casa,
las puertas, ventanas, en el árbol, la copa extendida (capacidad de fantasía y contacto),
con ramas redondeadas (adecuado manejo de la agresión) y presencia de frutos.

1b) Plasticidad y movimiento versus estereotipia y deshumanización. Son índices de


adaptación: -representaciones humanas de rasgos diferenciales. A mayor patología, mayor
indiferenciación de las figuras (tratamiento similar de las características corporales,
sexuales, faciales, (estereotipia):-el movimiento expansivo armónico tb. es un indicador de
adaptación. La patología más severa presenta movimientos impedidos, coartados,
expresados en figuras humanas desvitalizadas, duras, tensas, rígidas, que evidencian
ausencia de fuerza muscular y diversos ataques al aparato motor (piernas o brazos
ausentes, rotos, mal insertados, cuerpos vencidos, disgregados). El movimiento coartado
está más presente en las producciones neuróticas, en cambio los ataques al aparato
motor, en gráficos desarticulados y rotos se observa más en las producciones psicóticas.
En las psicopatías se destaca el movimiento corporal con cualidades de amenaza y desafío.

1c) Adecuación o inadecuación lógica –formal de las figuras gráficas. Desarrollo logrado
por las funciones adaptativas de contacto con la realidad. Logro de nociones espaciales:
frente, perfil, tamaño, ubicación y perspectiva.

La ubicación y el tamaño de cualquier objeto gráfico nos informa sobre la ubicación del yo
respecto al mundo externo en términos de autoestima: seguridad, inseguridad,
megalomanía. Los rasgos adaptativos se refieren a figuras centradas y de tamaño medio.
La ubicación izquierda está relacionada con excesivo retraimiento; en cambio, hacia la
derecha expresa negativismo y conductas antisociales (con excepción de personas zurdas).
La excesiva disminución del tamaño está referida s a sentimientos de minusvalía,
inhibición intelectual y social y bloqueo e indica conflictiva de naturaleza neurótica. En la
patología con cualidades psicóticas o psicopáticas, los gráficos adquieren u tamaño
desmedidamente grande en relación con la hoja. O si predomina figuras chicas en una
hoja con un espacio llenado y ensuciado. El mundo y el yo están disgregados en mínimos
fragmentos o bien expandidas, pero en ambos casos fracasa la percepción realista.

Nociones de interrelación, frente, perfil, perspectiva y tridimensionalidad: en las


producciones adaptadas y de predominio neurótico, las personas graficadas están de
frente o perfil y las partes corporales presentan una adecuada inserción. Al igual con la
delimitación de las partes de la casa: techo, aberturas, etc. Las casas presentan
tridimensionalidad y se evidencian nociones de perspectiva, por ej.: en una visión del
techo desde abajo y de frente, no desde arriba, como ocurre en los desarrollos
patológicos. En las producciones psicóticas las figuras humanas presentan confusión
frente-perfil y la inserción de los miembros es arbitraria o regresiva (los brazos o piernas
salen del cuello o cabeza). Falta delimitación entre el tronco y la zona genital. Son
frecuentes las transparencias de {órganos del interior del cuerpo.

2-Desarrollo de funciones simbolizantes. Pensamiento lógico-abstracto. Reparación y


sublimación. La producción grafica nos mostraría tanto las ansiedades, dificultades o
preocupaciones que se moviliza en el entrevistado frente a la reparación, como el estado
de sus objetos internos y su yo (enteros, rotos, parcializados, etc.). En la medida en que la
sublimación y reparación están indisolublemente unidas, el grado del desarrollo de la
capacidad sublimatoria se expresaría gráficamente en: 1) la disposición, actitud y
modalidad con que el entrevistado enfrente la tarea proyectiva (ansiedades y defensas
frente a la recreación), 2) el aspecto entero, sólido, armoniosos (reparado) o
contrariamente, destruido del objeto gráfico. 1)Existe una actitud depresiva y adaptativa
con respecto a la capacidad reparatoria que se diferencia de distintos tipos de conductas
desajustadas, indicadores de conflictos que interfieren en el logro de una auténtica
reparación, como las referencias a la inhabilidad y temor a realizar la tarea, autocrítica
exagerada (temor a no contar con recursos reparatorios), incapacidad para desprenderse
del objeto gráfico, al que se lo vive como permanentemente incompleto, no terminado
(tendencia reparatoria en lucha permanente con impulsos hostiles), necesidad de sacarse
de encima rápidamente la tarea, evitando todo contacto afectivo depresivo (evitación de
ansiedades depresivas),entusiasmo exagerado, diversión , juego (negación maníaca). 2)
Las características del objeto gráfico terminado evidencia el grado de reparación que el
entrevistado ha logrado respecto a sus objetos y a su yo. Cuanto más destruido, roto,
inarmónico resulte un objeto, mayor será el monto de destructividad y menor la
capacidad para lograr una adecuada síntesis depresiva y desarrollar capacidades
sublimatorias. Dado que la sublimación es resultado de la elaboración parcial o total de la
situación depresiva, ella se expresa en los gráficos por el grado de aproximación a objetos
enteros, integrados, armónicos, adecuadamente relacionados con el entorno, receptivos y
protectores, etc.

Del texto de E. Grassano