Vous êtes sur la page 1sur 15

INTRODUCCION

Para una disciplina social perteneciente al derecho público interno, como el derecho
administrativo los supuestos son en realidad más importantes que los paradigmas para
una ciencia natural.
Una ciencia natural se ocupa del comportamiento de objetos, pero una disciplina como el
derecho administrativo su objeto de estudio se dedica al comportamiento de las
instituciones humanas, y de las relaciones jurídicas y administrativas que desarrollan los
miembros que la conforman.
Lo que más importa en una disciplina social como el derecho administrativo son los
supuestos básicos y los cambios de ellos.
El procedimiento administrativo no debe tener una duración indefinida y, por tanto, la ley
expresamente establece los supuestos en los cuales se pone fin al procedimiento
administrativo y con esto se cierra la posibilidad para otro pronunciamiento de la
Administración en este mismo procedimiento, salvo la declaratoria de nulidad de un acto
administrativo que sea contrario al interés público, conforme a lo señalado en el artículo
202° de la Ley N° 27444.
La importancia que puede tener el procedimiento administrativo dentro de la función
pública, se justifica porque es una de las manifestaciones del ejercicio de las porciones de
poder responsabilidad (competencia) otorgadas a las diversas entidades que conforman la
Administración Pública y, además, importa (y mucho) porque es la vía que deben seguir
los ciudadanos para acceder a determinados derechos necesarios para llevar a cabo
actividades (no todas) dentro del entramado social.

1
DERECHO ADMINISTRATIVO
DEFINICION
La palabra administración proviene de dos voces latinas: AD y MINISTRARE. Ad es una
preposición que tiene varias significaciones según las relaciones que indica, expresa la
causa por la que se hace algo. Ministrare, significa ocuparse en, poner atención en, o
atender. Etimológicamente significa servir, y se identifica a la Administración Pública
con el servicio que presta el Estado a través del gobierno. Son varios los sentidos y
significados que se atribuyen a la voz "Administración". Es necesario precisar cuáles de
ellos serán los utilizados en esta obra, para así determinar el objeto y el campo de nuestro
estudio. Si bien existen discrepancias sobre qué se entiende por "Administración" o
“Administrativo", hay completo acuerdo en que estos vocablos tienen diversos sentidos
y distintos significados. La precisión con que se determine el uso que haremos del vocablo
es necesaria, pues el calificativo "Administrativo" aparece en cada uno de los temas del
presente trabajo
A. Sentido etimológico
En el sentido etimológico tampoco existe completo acuerdo. Así, para algunos,
administrar proviene del latín: de "ad" y "ministrare", que significa "servir a". Otros
autores consideran que proviene de "ad manus trahere" lo que implica "manejar,
gestionar, traer a la mano". A poco que analicemos se comprueba que son significaciones
casi idénticas s y que lo importante es que este sentido pone de resalto el carácter de que
es una actividad subalterna o subordinada.
B. Sentido general
Nos referimos aquí al sentido general, que se da al vocablo. Administrar es cuidar algo,
dirigirlo, manejarlo, para conducirlo a un fin. En este sentido se utiliza la voz con dos
alcances diferentes: uno que comprende sólo lo material, así el comerciante administra su
negocio; otro más amplio, el decano administra la facultad.
DERECHO ADMINISTRATIVO

Es el conjunto de normas positivas y de principios de derechos públicos y de aplicación


concreta a los organismos públicos y privados dentro de los alcances de la función
administrativa del Estado. (Torres V. J., 2004)
Para André De Laubadére, citado en Derecho Administrativo y Administración Pública
en el Perú de los reconocidos expertos en Derecho Administrativo, maestros Pedro
Patrón Faura, Pedro Patrón Bedoya nos dice que Derecho Administrativo es la rama del
Derecho Público Interno que comprende la organización y la actividad de lo que se llama
corrientemente la Administración, es decir, el conjunto de autoridades, agentes y
organismos, encargados bajo la impulsión de los poderes de asegurar las múltiples
intervenciones del Estado moderno. (Borja, 1995)

C) Sentido jurídico
Éste es el sentido que específicamente nos importa. En este sentido se utiliza tanto por el
Derecho público como en el Derecho privado, por cierto, que con diferencias. En Derecho

2
público utiliza la palabra Administración para referirse a sujetos o actividades, pero
fundamentalmente para referirse a un subsistema jurídico. En este aspecto es el adjetivo
que califica a un sector del orden jurídico, aquél que trata la "auto administración del
Estado".
Así arribamos al lugar de donde debemos partir para estudiar nuestra disciplina. Precisar
qué significa "administrativo", cuando, como adjetivo califica al sustantivo "Derecho" en
la expresión "Derecho Administrativo". Encontramos en este sentido más restringido
varios significados: el objetivo o material, el formal o el subjetivo u orgánico y el mixto.
Veremos cada un de ellos:
1 Significado objetivo: El significado de Ia voz Administración hace referencia a
actividades que son independientes de la naturaleza o condición del sujeto que la realiza.
Se hace referencia, así, a lo que el Estado hace o debe hacer. Los autores se valen de
diversos criterios para caracterizar a este sentido de la voz Administración. Podemos
agruparlos en:
- Criterio material.- Tiene en cuenta los rasgos más típicos: concreción, parcialidad,
subordinación y continuidad.
- Criterio finalista.- Considera el fin que se trata de satisfacer con dicha función.
2. Significado formal: Administración desde el punto de vista formal. Tiene en cuenta las
consecuencias jurídicas de la actividad administrativa. Hace referencia a la manera como
el sistema jurídico regula la organización de ciertas "personas" y la forma de realizar
determinadas actividades. Según esta concepción, el calificativo administrativo hace
referencia a un cierto sector del orden jurídico. Administración en sentido formal es,
entonces, el sistema jurídico que constituye el Derecho administrativo.

DERECHO ADMINISTRATTIVO
3. Significado subjetivo u orgánico. Está vinculado con los órganos o a las denominadas
personas administrativas que ejercen funciones administrativas. En este aspecto cabe
hacer dos reflexiones. Por un lado, que es cierto que frecuentemente se utiliza la voz
"Administración" para hacer referencia a un órgano administrativo o conjunto de órganos
administrativos (Alcalde, Ministro, Presidente, Director General, Etc.)
Ernest Forsthoff señala que el servicio es un elemento o atributo inherente al Estado
cuando afirma: “Allí donde hay Estado hay Administración, allí donde hay
Administración hay Derecho administrativo.” (TRATADO DE DERECHO
ADMINISTRATIVO, Madrid 1958, Pag. 69).
Una de las principales dificultades para el estudio del Derecho administrativo es que
resulta bastante difícil encontrar una definición exacta de lo que se entiende por Derecho
Administrativo, los diversos autores que tratan este tema lo hacen generalmente desde su
propio espacio tiempo histórico, lo cual vincula su estudio al Estado al cual sirven o del
cual forman parte. Otro de los problemas que surge, es que la mayor parte de estudiosos
han analizado el tema de acuerdo al momento histórico que les ha tocado vivir, sin
considerad la variable tiempo y movimiento, es decir que el Estado – como la expresión

3
más significativa del Derecho público – cambia constantemente, como cambian
vertiginosamente las
instituciones de esta rama jurídica. Hay un tercer problema, y es que hay muy pocos
estudios del Derecho administrativo, debido a que es una disciplina relativamente nueva,
a que sus instituciones son
muy cambiantes y a que su legislación está muy dispersa. Finalmente, hay un último
problema que es el de los criterios que adoptan algunos estudios lo cual ha creado una
gran variedad y riqueza de enfoques entre los cuales encontramos los siguientes:
• Enfoque legalista: el conjunto de leyes y disposiciones que en cada nación forman su
administración particular (opinión de José María castillo Velasco)
• Enfoque jurídico: Estudia las relaciones de derecho entre la Administración y los
administrados
(opinión de Laferriere y Mayer)
• Enfoque doctrinal: Función o actividad total del Estado. Es todo lo que debe de hacer el
Estado, es administrar (opinión de Goodnow, Berthelemi y cuesta) se olvidan de otras
actividades del Estado.
• Enfoque Formal: Se identifica con la actividad que realiza la función ejecutiva omite
los casos de
excepción al principio de división de poderes, Colmeiro lo define: Como la ciencia de la
acción, de la competencia del poder ejecutivo. ( Léase la función ejecutiva por cuanto la
noción de “ poderes “para definir a las funciones del Estado es un criterio del siglo pasado
que bien debe dejar de emplearse. )
• Enfoque que parte del servicio publico: La doctrina francesa sostiene que la principal
actividad del Estado es prestar servicios públicos ( opiniones de León Duguit, Gastón
Jeze, y Maurice Hauriou).
Estos estudiosos identificar al servicio publico con la actividad del Estado.
• Enfoque negativo: Pretende definir por exclusión, diciéndonos que la Administración
no es legislación, ni jurisdicción.
• Enfoque a partir de la Teoría de los fines: Lo define como la actividad total del Estado
para
desarrollar sus fines. "la Administración Pública es la actividad dirigida a promover los
intereses del Estado y del pueblo (opinión de Fernando Garrido Falla).
En el Derecho administrativo se establece lo referente a la Administración Pública,
entendiéndose por este cualquier esquema que de ella adopte la constitución de un país,
sin importar si se trata de una organización nacional o federación, local o Estados y
municipios, sea con una Administración - activa o directa - o con varias administraciones
- activa o directa y autárquica o descentralizada.

4
El Derecho administrativo regula las actividades entre la Administración Pública y los
particulares - generalmente actúa haciendo uso de su Derecho de dominio,
excepcionalmente actúa como un
particular en la organización interna de la Administración Pública, la prestación de los
servicios públicos y explotación de los bienes de propiedad del Estado, y el control de la
legitimidad de sus actos a través del procedimiento administrativo o de los tribunales
administrativos.
El Derecho administrativo, es una rama del Derecho Público, y es el conjunto de
principios, teorías, y reglas jurídicas que regulan la actividad del Estado, las relaciones
de este con los administrados.
Se ubica entre las ramas del Derecho Público porque sus reglas son de carácter
obligatorio, no pueden ser alteradas por convención de las partes, y están su
incumplimiento genera sanción. Cuando se expone que regula la actividad del Estado se
entiende a este como un todo que comprende a todas las dependencias públicas,
entendiendo por tales a los ministerios, las órganos de la función judicial, los órganos de
la función electoral, los gobiernos regionales, los gobiernos locales, las entidades
descentralizadas, las empresas públicas, y las organizaciones privadas que actúan con
facultades delegadas por el gobierno o en virtud de una concesión.

1. ÁMBITO DEL DERECHO ADMINISTRATIVO:


El Derecho administrativo comprende el estudio de:
• La estructura y organización del Estado.
• El ejercicio de las facultades que las entidades públicas realizan como parte de la función
administrativa.
• La relación de los particulares con la Administración.
El derecho administrativo atendiendo a la influencia que sobre el ejerce otras ramas del
derecho y otras disciplinas puede clasificarse en:
a. Derecho administrativo material. Comprende las teorías, principios y reglas sobre el
funcionamiento de las entidades públicas, y los derechos de los administrados.
b. Derecho administrativo procedimental. Comprende las teorías, reglas y principios del
procedimiento administrativo general, el procedimiento trilateral y el procedimiento
sancionador.
c. Derecho organizativo. Comprende las teorías, reglas y principios que regulan la
organización de las entidades públicas.
d. Derecho burocrático. Comprende las teorías, reglas y principios que regulan la relación
del Estado con los agentes de la Administración Pública, y de estos con los administrados.
e. Derecho administrativo económico. Comprende las teorías, reglas y principios que
regulan la tutela del consumidor, la propiedad intelectual.

5
3. LA AUTONOMÍA DEL DERECHO ADMINISTRATIVO
El Derecho Administrativo constituye hoy el ordenamiento común de la Administración
Pública. No está constituido por un conjunto de normas de excepción con respecto al
Derecho civil ni constituye un Derecho especial frente al jus conmune representado por
el Derecho civil. El Derecho administrativo es el Derecho común de la Administración
Pública, es decir es un sistema jurídico autónomo paralelo al Derecho privado.
El Derecho Administrativo se diferencia del derecho privado por cuanto la organización
de la Administración Pública está regida por normas de derecho público que son de
cumplimiento obligatorio, y sus actividades se realizan por reglas y procedimientos
jurídicos que le son propios y diferente de aquéllos que rigen a la actividad de las personas
privadas. Ello surge de las siguientes características del Derecho:
a) La Administración tiene, de acuerdo con la ley, prerrogativas de las que no disponen
las personas privadas, Ella puede dar órdenes, imponer unilateralmente obligaciones a los
administrativos y hacer ejecutar directamente las órdenes y obligaciones sin necesidad de
recurrir al juez.
b) En caso de conflicto con los administrados, la Administración tiene un procedimiento
para ventilar dichas controversias mediante lo que se denomina la vía administrativa.
c) Por lo demás, la Administración tiene obligaciones que no corresponden a los
particulares; así en ciertos casos tiene la obligación de crear un servicio público, hacerlo
funcionar de manera continua y regular, respetando la igualdad de los usuarios en la
prestación de los servicios.
4. EVOLUCIÓN DEL DERECHO ADMINISTRATIVO
Ya hemos señalado que el Derecho administrativo no es un Derecho estático y que se
encuentra en franca evolución, característica que es propia del Derecho público, es así
que desde su origen – situado en los tiempos de la Revolución Francesa – el Derecho
administrativo ha pasado por varias etapas:
El Estado gendarme: Corresponde a las primeras formas de la Administración Pública, se
caracteriza por que su actividad se limita a la certificaciones y registros públicos,
vigilancia de las actividades de los particulares sin que ello signifique intervenir en la
libre determinación de los individuos mientras no violen el orden establecido y el uso de
la coerción para garantizar el nuevo ordenamiento. Corresponde a la época del
liberalismo.
En el Estado policía, el precepto vigente de la constitución regis voluntas suprema lex se
manifiesta en el campo de la administración, el príncipe decidía y actuaba de manera
discrecional, ejerciendo todas las funciones del Estado. No tenía límite en su acción, ya
que su responsabilidad se concebía solamente frente a Dios y a su conciencia.
beneficio del país. El príncipe, como no podía llevar a cabo materialmente todas las
actividades, tenía que delegar en diversos funcionarios nombrados por él, y establecía la
competencia de cada uno de ellos por medio de instrucciones detalladas minuciosamente.
Ahora bien, las decisiones de los funcionarios no sólo podían ser reformadas o anuladas
por vía jerárquica ordinaria sino que, en alguna oportunidad, lo hacía directamente el

6
príncipe, abocándose al conocimiento de algunos asuntos y desplazando a los
funcionarios. En el Estado policía la Administración tenía una naturaleza pura mente
personal y carecía de límites jurídicos, operando con un poder discrecional ilimitado, y el
particular carecía de acción para discutir u oponerse a las resoluciones de la autoridad.
En este tipo de Estado los príncipes y autoridades se complacen en actuar en el papel de
bien hechores de sus súbditos, y de allí que el Estado policía se ha llamado también Estado
benéfico. El súbdito obtiene bienestar sin la menor intervención de su voluntad, es decir
lo que a la autoridad en cada caso lo conformaba de una manera singular. El Estado policía
era semejante – en cuento a la administración de justicia al tipo de justicia en el Estado
de Derecho. La justicia aparece vinculada a las leyes civiles, penales y procesales. La
Administración no se halla vinculada a ninguna Ley de este tipo, ya que concentra su
actividad en las facultades de legislar y ejecutar. Aparece entonces una distinción
fundamental: el órgano judicial tiene que aplicar la ley; el órgano administrativo; tiene el
de dictarla y de proveer en cada caso particular lo que parezca más adecuado. La justicia
aparece como ejecución del Derecho, la Administración como actividad libre del derecho.
El Estado social de Derecho. Frente al Estado liberal de Derecho surgió el Estado social
de Derecho, con lo que se invirtió la situación, ya que el centro de gravedad va a situarse
también en los derechos públicos subjetivos, pero no persiguiendo únicamente el
mantenimiento del orden público, sino incluyendo entre sus fines, la realización de una
serie de actividades en favor de los particulares. Todo ello ocurre, sin duda, en perjuicio
del derecho público subjetivo de libertad, especialmente respecto al derecho de
propiedad, que se verá frecuentemente afectado por medidas de policía, e inversamente
en beneficio de otros derechos públicos subjetivos de carácter cívico, además de que los
particulares tendrán derecho a dirigirse al Estado para exigirle la realización de una serie
de actividades sociales no se parte, entonces, de la sociedad existente sino que se
comienza por poner en tela de juicio la justicia misma de su configuración, y por ello el
Estado trata de configurar la sociedad de acuerdo con una previa idea de justicia. El
Estado social supone que éste asume como una obligación el cargo de obrar en un
determinado sentido, mediante la redistribución, más precisamente la repartición regulada
por el Estado, corrigiendo a favor de determinada persona o de un grupo de personas, la
distribución preexistente. Uno de los mecanismos más eficaces para conseguir esa
repartición está constituido por los impuestos.
La Administración intervencionista no puede cumplir los fines que se le asignaban
moviéndose dentro de los límites que marcara el Derecho Privado. Era necesaria la
aparición de una rama del Derecho en la que se conjugasen las prerrogativas de la
administración con las garantías de los particulares, y esta rama del Derecho fue el
Derecho Administrativo.
Característica de la Administración moderna es la extensión de sus fines, que ha traído
apareada también una introducción de los medios con qué conseguirlos, lo que trae
consigo una modificación en la estructura de la organización administrativa y un cambio
en la actuación de la misma. En cuanto a las modificaciones de la estructura de la
organización administrativa, ellas se ponen de manifiesto en los siguientes conceptos o
elementos:
- Aumento del número de ministerios.

7
- Descentralización y desconcentración.
- Aumento del número de funcionarios públicos en proporciones tales que ha llegado a
veces a considerarse el Estado de nuestros días como un Estado burocrático.
- La necesidad de que esta Administración cumpla adecuadamente sus funciones, ha dado
origen
a un movimiento de reforma de la Administración Pública que tiende a adecuar la
estructura de la misma a las finalidades que se le encomiendan.
En el Estado liberal la Administración se llama ordenadora. Tenía que mantener el orden
público.
Mientras que la Administración moderna o sea en el Estado social de Derecho debe
considerarse como conformadora del orden económico y social. El orden económico y
social no es concebido como dado y justo, sino como una realidad que debe ser
transformada por exigencias de la justicia social.
5. CONTENIDO DEL DERECHO ADMINISTRATIVO
Tradicionalmente el contenido del Derecho administrativo estaba restringido a la relación
del Estado con los particulares, así como al funcionamiento de las entidades públicas, sin
embargo, esta relación ha sufrido grandes cambios debido a dos grandes revoluciones:

DERECHO ADMINISTRATTIVO
La revolución política: Ha logrado modificar las relaciones entre las personas y el Estado
del estado se sumisión al nivel de igualdad. El individuo ha dejado de ser súbdito para
pasar a ser administrado. Ha establecido el Estado de Derecho que es la vigencia de la
norma jurídica como reguladora de las relaciones entre los hombres y el Estado, actuando
como norma limitadora del poder y sometiendo la autoridad del Estado a la autoridad de
la Ley, de modo tal que las relaciones de poder han pasado a ser relaciones de Derecho.
De otro lado, el Estado ha dejado de ser el punto central de la sociedad para ceder ese
sitial a la persona humana, de modo tal que tiene derechos inherentes a su condición de
ser humano y lo que hace el Estado es declarar esos derechos, protegerlos, promoviendo
a su vez nuevas y mejores condiciones de vida para el ser humano.
La revolución tecnológica: Ha transformado los esquemas económicos tradicionales lo
cual ha provocado que el Estado tenga inherencia en nuevas y variadas actividades como
lo es la tutela jurídica del consumidor, la promoción de los derechos ambientales, la
propiedad intelectual, Etc.

1.1. Justicia Administrativa


El Estado, entendido como la corporación formada por un pueblo, dotada de
un poder de mando originario y asentada en un determinado territorio, donde
el poder público en su papel de poder de mando originario, es el encargado de
8
obtener sus fines ( justicia y bien común). El estado de derecho en que vivimos
en la actualidad, ha provocado una mayor intervención del gobierno a través
de las actividades administrativas realizadas por la administración pública. El
problema surge cuando, a consecuencia de dichas actividades, se lesionan los
intereses de los particulares. Es así como toma vigencia la búsqueda de la
justicia administrativa en el desarrollo de nuestra sociedad como uno de los
valores jurídicos primordiales al igual que el bien jurídico y la seguridad
jurídica. (Gomez, 2003)
La justicia administrativa surge en el siglo XIX con los movimientos liberales
post revolucionarios franceses, con lo que se intentaba lograr un equilibrio
entre los particulares y el poder público la administración en este caso de ahí
en adelante, se han buscado los mecanismos para lograr una verdadera
igualdad entre gobierno y gobernados, y evitar que en la justicia, como
menciona el Maestro Fix Zamudio, sea más fuerte el que domina y no el que
tiene el mejor derecho. (Rojas, 2001)

1.2. Ley del Procedimiento Administrativo General


1.3.
1.2.1 LEY Nª 29060
Artículo 4.- Responsabilidad del funcionario público
Los funcionarios y servidores públicos que, injustificadamente, se nieguen a reconocer la
eficacia del derecho conferido al administrado al haber operado a su favor el silencio
administrativo positivo de un procedimiento que se sigue ante la misma entidad,
incurrirán en falta administrativa sancionable, conforme lo establecido en el artículo 239
de la Ley Nº 27444, sin perjuicio de las responsabilidades civiles y penales a que hubiera
lugar.

SEGUNDA. - Fuerza de Ley

Otórgase fuerza de Ley a la “Directiva para la atención en 24 horas de actos inscribibles


que tienen impacto directo en el desarrollo económico del país”, aprobada por Resolución
de la Superintendencia Nacional de los Registros Públicos Nº 261-2005-SUNARP-SN.

1.2.2. LEY Nª 27444

TÍTULO PRELIMINAR
Artículo I.- Ámbito de aplicación de la ley
La presente Ley será de aplicación para todas las entidades de la
Administración Pública.
Para los fines de la presente Ley, se entenderá por “entidad” o “entidades”
de la Administración Pública:
1. El Poder Ejecutivo, incluyendo Ministerios y Organismos Públicos
Descentralizados
2. El Poder Legislativo
3. El Poder Judicial
4. Los Gobiernos Regionales
5. Los Gobiernos Locales

9
6. Los Organismos a los que la Constitución Política del Perú y las leyes confieren
autonomía.
7. Las demás entidades y organismos, proyectos y programas del Estado, cuyas
actividades se realizan en virtud de potestades administrativas y, por tanto, se
consideran sujetas a las normas comunes de derecho público, salvo mandato
expreso de ley que las refiera a otro régimen
8. Las personas jurídicas bajo el régimen privado que prestan servicios públicos o
ejercen función administrativa, en virtud de concesión, delegación o autorización
del Estado, conforme a la normativa de la materia.

Finalidad
La presente Ley tiene por finalidad establecer el régimen jurídico aplicable para que
la actuación de la Administración Pública sirva a la protección del interés general,
garantizando los derechos e intereses de los administrados y con sujeción al
ordenamiento constitucional y jurídico en general.

PRINCIPIOS DEL PROCEDIMIENTO ADMINISTRATIVO


a. Principio de legalidad
b. Principio del debido procedimiento
c. Principio de impulso de oficio
d. Principio de razonabilidad
e. Principio de imparcialidad
f. Principio de informalismo
g. Principio de presunción de veracidad
h. Principio de conducta procedimental
i. Principio de celeridad
j. Principio de eficacia
k. Principio de verdad material
l. Principio de participación
m. Principio de simplicidad
n. Principio de uniformidad
o. Principio de predictibilidad
p. Principio de privilegio de controles posteriores
Artículo 3.- Requisitos de validez de los actos administrativos
Son requisitos de validez de los actos administrativos:
1. Competencia
2. Objeto o contenido
3. Finalidad Pública
4. Motivación
5. Procedimiento regular
Artículo 4.- Forma de los actos administrativos
1. Los actos administrativos deberán expresarse por escrito, salvo que, por la
naturaleza y circunstancias del caso, el ordenamiento jurídico haya previsto otra
forma, siempre que permita tener constancia de su existencia.
2. El acto escrito indica la fecha y lugar en que es emitido, denominación del
órgano del cual emana, nombre y firma de la autoridad interviniente.
3. Cuando el acto administrativo es producido por medio de sistemas
automatizados, debe garantizarse al administrado conocer el nombre y cargo de la
autoridad que lo expide.

10
4. Cuando deban emitirse varios actos administrativos de la misma naturaleza, podrá
ser empleada firma mecánica o integrarse en un solo documento bajo una misma
motivación, siempre que se individualice a los administrados sobre los que recae
los efectos del acto. Para todos los efectos subsiguientes, los actos administrativos
serán considerados como actos diferentes.
Artículo 13.- Alcances de la nulidad
1. La nulidad de un acto sólo implica la de los sucesivos en el procedimiento,
cuando estén vinculados a él.
2. La nulidad parcial del acto administrativo no alcanza a las otras partes del
acto que resulten independientes de la parte nula, salvo que sea su consecuencia,
ni impide la producción de efectos para los cuales, no obstante, el acto pueda ser
idóneo, salvo disposición legal en contrario.
3. Quien declara la nulidad, dispone la conservación de aquellas actuaciones trámites
cuyo contenido hubiere permanecido igual de no haberse incurrido en el vicio.

Artículo 16.- Eficacia del acto administrativo


1.- El acto administrativo es eficaz a partir de que la notificación legalmente
realizada produce sus efectos, conforme a lo dispuesto en el presente capítulo.
2.- El acto administrativo que otorga beneficio al administrado se entiende
eficaz desde la fecha de su emisión, salvo disposición diferente del mismo acto.

Artículo 33.- Procedimiento de evaluación previa con silencio positivo


Los procedimientos de evaluación previa están sujetos a silencio positivo,
cuando se trate de algunos de los siguientes supuestos:

a. Solicitudes cuya estimación habilite para el ejercicio de derechos


preexistentes, salvo que mediante ella se transfiera facultades de la administración pública
o que habilite para realizar actividades que se agoten instantáneamente en su ejercicio.

b. Recursos destinados a cuestionar la desestimación de una solicitud cuando el


particular haya optado por la aplicación del silencio administrativo negativo.

c. Procedimientos en los cuales la trascendencia de la decisión final no pueda


repercutir directamente en administrados distintos del peticionario, mediante la
limitación, perjuicio o afectación a sus intereses o derechos legítimos.

d. Todos los otros procedimientos a instancia de parte no sujetos al silencio


negativo taxativo contemplado en el artículo siguiente, salvo los procedimientos de
petición graciable y de consulta que se rigen por su regulación específica.

Artículo 34.- Procedimientos de evaluación previa con silencio negativo

1. Cuando la solicitud verse sobre asuntos de interés público, incidiendo en


la salud, medio ambiente, recursos naturales, la seguridad ciudadana, el sistema
financiero y de seguros, el mercado de valores, la defensa nacional y el patrimonio
histórico cultural de la nación.
2. Cuando cuestionen otros actos administrativos anteriores, salvo los recursos en el
caso del numeral 2 del artículo anterior.
3. Cuando sean procedimientos trilaterales y los que generen obligación de

11
dar o hacer a cargo del Estado.
4. Los procedimientos de inscripción registral.
5. Aquellos a los que, en virtud de la ley expresa, sea aplicable esta
modalidad de silencio administrativo.

Artículo 230.- Principios de la potestad sancionadora administrativa


La potestad sancionadora de todas las entidades está regida adicionalmente
por los siguientes principios especiales:
 Legalidad
 Debido procedimiento
 Razonabilidad
 Tipicidad
 Irretroactividad
 Concurso de Infracciones
 Continuación de Infracciones
 Causalidad
 Presunción de licitud
 Non bis in ídem

Artículo 232.- Determinación de la responsabilidad


Las sanciones administrativas que se impongan al administrado son compatibles con la
exigencia de la reposición de la situación alterada por el mismo a su estado anterior, así
como con la indemnización por los daños y perjuicios ocasionados, los que serán
determinados en el proceso judicial correspondiente.

Responsabilidad de la administración pública


 Los administrados tendrán derecho a ser indemnizados por las entidades
de toda lesión que sufran en cualquiera de sus bienes y derechos, salvo en casos de fuerza
mayor, siempre que el perjuicio sea consecuencia del funcionamiento de la
administración.
 La declaratoria de nulidad de un acto administrativo en sede administrativa o por
resolución judicial no presupone necesariamente derecho a la indemnización.
 El daño alegado debe ser efectivo, evaluable económicamente e
individualizado con relación a un administrado o grupo de ellos.
 Sólo será indemnizable el perjuicio producido al administrado proveniente de
daños que éste no tenga el deber jurídico de soportar de acuerdo con
la ley.
 La cuantía de la indemnización incluirá los intereses legales y se
calculará con referencia al día en que el perjuicio se produjo.
 Cuando la entidad indemnice a los administrados, podrá repetir judicialmente de
autoridades y demás personal a su servicio la responsabilidad en que hubieran
incurrido, tomando en cuenta la existencia o no de intencionalidad, la
responsabilidad profesional del personal involucrado y su relación con la
producción del perjuicio. Sin embargo, la entidad podrá acordar con el
responsable el reembolso
de lo indemnizado, aprobando dicho acuerdo mediante resolución.

Artículo 239.- Faltas administrativas


1. Negarse a recibir injustificadamente solicitudes, recursos, declaraciones,
informaciones o expedir constancia sobre ellas.

12
2. No entregar, dentro del término legal, los documentos recibidos a la autoridad
que deba decidir u opinar sobre ellos.
3. Demorar injustificadamente la remisión de datos, actuados o expedientes
solicitados para resolver un procedimiento o la producción de un acto procesal
sujeto a plazo determinado dentro del procedimiento administrativo.
4. Resolver sin motivación algún asunto sometido a su competencia.
5. Ejecutar un acto que no se encuentre expedito para ello.
6. No comunicar dentro del término legal la causal de abstención en la cual se
encuentra incurso.
7. Dilatar el cumplimiento de mandatos superiores o administrativo o contradecir
sus decisiones.
8. Intimidar de alguna manera a quien desee plantear queja administrativa o
contradecir sus decisiones.
9. Incurrir en ilegalidad manifiesta.
10. Difundir de cualquier modo o permitir el acceso a la información confidencial a
que se refiere el numeral 160.1 de esta Ley.

13
CONCLUSION

En conclusión, el Derecho Administrativo es esencial porque de ahí viene


nuestra administración publica la cual se encarga de ver el bienestar de la sociedad por
medio de distintos aspectos, uno de ellos son los contratos administrativos los cuales con
ellos se puede generar un cambio en el país, ya que se generaría infraestructura gracias a
los pactado en aquel contrato administrativo celebrado por una autoridad del Estado. Así
como también cabe mencionar que de mi parte se cumplieron los objetivos planteados en
la introducción del presente trabajo.

14
REFERENCIA BIBLIOGRAFICA

https://es.slideshare.net/antoniorebatta1/ley-24777-pdf
http://files.uladech.edu.pe/docente/17882157/Derecho_Administrativo/SESION%2001/
Contenido_01.pdf
https://es.scribd.com/presentation/368072625/Ley-Procedimiento-Administrativo-
General

15