Vous êtes sur la page 1sur 24

CUADERNILLO

ANTIGUA ROMA

ESMERALDA JIMENEZ ROMERO 2ºC


INDICE

1. Los inicios de Roma

2. El gobierno de la República

3. La sociedad romana

4. El Imperio Romano

5. Octavio Augusto

5. 1. La “Edad de Oro Augustea”

6. La conquista de Hispania por los romanos

7. La conquista de Andalucía por los romanos

7.1. La Bética

8. Las legiones romanas

8.1.El soldado romano

8.2. El campamento romano

9. La ciudad romana

9.1. La vida en el campo

10. La educación en Roma


1. LOS INICIOS DE ROMA

Roma fue fundada seguramente por los etruscos hacia el siglo VIII a. C. a

poca distancia del río Tíber. Los inicios de Roma corresponden a poblados situados

alrededor de las siete colinas que rodean Roma.

Hasta el año 509 Roma fue gobernada por reyes. Durante este periodo el

poder político de Roma estaba representado solo por las familias nobles patricias.

2. EL GOBIERNO DE LA REPÚBLICA

En el siglo VI A. c. los romanos expulsaron a los etruscos y establecieron

una nueva forma de gobierno: la República. Los órganos de gobierno de Roma

durante la República fueron los cónsules, los magistrados y el senado.

En esta época Roma conquistó primero Italia y después todas las tierra que

rodeaban el Mar Mediterráneo.


3. LA SOCIEDAD ROMANA

En la época de la República la sociedad romana estaba dividida en patricios,

plebeyos y esclavos.

-Los patricios eran el grupo con más poder (poseían la mayor parte de las tierras y

de los rebaños). Constituían la nobleza romana.

-Los plebeyos formaban lo que se consideraba el pueblo o la plebe. Aunque en un

principio no gozaban de derechos políticos, poco a poco los fueron ganando.

– Los esclavos no gozaban de derechos y eran considerados una propiedad.


4. EL IMPERIO ROMANO

A finales del siglo I a. C. la República entró en crisis y dio comienzo una

nueva etapa conocida con el nombre del Imperio.

El Imperio Romano concentraba en manos de una sola persona todos los

poderes y, aunque se mantuvo el senado, el Emperador era quien tomaba todas las

decisiones.

Durante el Imperio Roma alcanzó su máxima extensión territorial y el

Imperio Romano se dividió en provincias para facilitar el gobierno y la explotación

económica. Cada provincia estaba bajo la autoridad de un gobernador y tenía que

pagar impuestos a Roma, que era la capital del Imperio. Roma llegó a tener más de

un millón de habitantes y un comercio de riquezas y de lujo.

5. OCTAVIO AUGUSTO.

El primer emperador romano fue Octavio Augusto, que era sobrino de Julio

César.

Cuando Julio César fue asesinado en el año 42 a. C. Augusto tenía solo 18

años y estaba estudiando en Grecia. Se convirtió entonces en uno de los candidatos

a ocupar el poder.

En el año 31 a. C., Augusto declaró la guerra a Marco Antonio, al que

consideraba alejado de de sus deberes. Tras perder la batalla de Accio, Marco

Antonio se suicidó y Octavio Augusto se convirtió en el único dirigente del Imperio

Romano.

Durante su mandato conquistó Egipto, terminó la conquista de Hispania y

sometió a Galia. Las fronteras de Roma alcanzaron los ríos Rhin y Danubio. Con él

empezaba un largo periodo de paz interna.


Augusto acumuló los tres poderes: el de gobierno, el militar y el religioso.

Aunque permitió que el Senado continuara debatiendo las leyes, pero él o alguien

de su confianza era elegido cónsul, la persona con más poder en esta institución.

5.1. LA “EDAD DE ORO” AUGUSTEA.

Octavio Augusto era consciente de que el sistema imperial rompía con las

tradiciones romanas. Por este motivo intentó legitimar su poder de diversas

maneras:
– No puso trabas a la costumbre que empezó a imponerse y que le consideraba un

ser divino.

– A través de escritos propios y de diversas construcciones, Augusto propagó la

idea de que su gobierno era la época de mayor paz y desarrollo económico de la

historia de Roma.

– Se rodeó de los principales intelectuales del momento para demostrar que

también era la época de mayor esplendor cultural.

El Imperio Romano en la época de Augusto necesitaba una gran capital. Por

ello, Octavio Augusto realizó gran cantidad de construcciones que hicieron de

Roma una ciudad que impresionara al que la visitase. Octavio Augusto restauró más

de 80 templos y construyó 10 nuevos. También reformó y amplió el foro con nuevos

edificios.

FORO ROMANO

6. LA CONQUISTA DE HISPANIA POR LOS ROMANOS

La conquista de la Península Ibérica por parte de los romanos duró más de

200 años.
La Península Ibérica estaba poblada por tribus íberas y celtas y, desde

hacía algún tiempo mantenían contacto con griegos y fenicios. Durante la conquista

de la Península Ibérica hubo frecuentes luchas con los romanos. Aunque se dio una

dura resistencia (Cartago y Numancia), los romanos llegaron a conquistar toda la

Península. la conquista de Hispania concluyó en el año 19 a. C., cuando el emperador

Augusto venció a los pueblos del Norte, que fueron los últimos en someterse.

Octavio Augusto dividió Hispania en provincias. Las tres más importantes

fueron: Bética, Lusitania y Tarraconense.

Los habitantes de Hispania adoptaron poco a poco las costumbres de los

romanos y aprendieron ellatín. A este hecho se le denomina romanización.

7. LA CONQUISTA DE ANDALUCÍA POR LOS ROMANOS

La conquista de Andalucía por los romanos se llevó a cabo definitivamente

hacia el año 206 a. C., después de algunas luchas frente a los cartagineses. La

Bética tuvo rápidamente una adaptación a la cultura romana, convirtiéndose en una

de las provincias más importantes del Imperio.

7.1. LA BÉTICA

Las ciudades de la Bética se organizaron de dos formas: los municipios y las

colonias.

Los municipios pagaban impuestos, pero gozaban de una cierta autonomía. Las

colonias se regían por las leyes de Roma y los ciudadanos eran considerados

ciudadanos romanos.

La Bética fue una de las provincias más ricas del Imperio Romano y su economía se

organizó según los intereses de Roma. Las tierras de la Bética producían cereales,

vino y aceite.

La ganadería fue otra de sus fuentes de riqueza.


El subsuelo de la Bética albergaba codiciosos minerales. Para extraerlos los

romanos usaron esclavos y sofisticadas técnicas de explotación minera. En las

comarcas donde había minas se concentraban cientos de esclavos que perforaban la

tierra con picos, en busca de minerales. Después los transportaban a los lavaderos

y a las fundiciones.

En las costas andaluzas se producía sal, se practicaba la pesca del atún y

existía una importante industria de salazones de pescado.

Durante la romanización de la Bética esta provincia dio grandes personajes

ilustres, entre ellos dos emperadores: Adriano y Trajano, nacidos en la ciudad de

Itálica. También surgieron escritores y filósofos como Séneca y Lucano, nacidos en

Corduba (Córdoba).

8. LAS LEGIONES ROMANAS

Las legiones garantizaban la paz del Imperio Romano y defendían la

autoridad de Roma.

Hasta el siglo II a. C., el ejército de Roma se nutría de los reclutamientos

anuales y de los especiales para cada campaña militar. Posteriormente se compuso

de soldados profesionales, contratados a cambio de un salario.


El ejército romano estaba formado por legiones designadas por números.

Los jefes supremos del ejército eran los cónsules. Para cada legión había un estado

mayor formado por diez tribunos militares. Los centuriones mandaban en cada una

de las sesenta centurias que componían una legión. Las legiones estaban

constituidas básicamente por unidades de infantería, completadas con tropas

auxiliares de arqueros y jinetes.

Los combates se realizaban a campo abierto, por ello los legionarios

formaban como táctica la tortuga. Protegidos de forma eficaz contra las armas

arrojadizas, espantaban al enemigo, que no sabía cómo actuar para deshacer el

muro metálico que se le venía encima. El escorpión y el onagro eran catapultas con

las que se lanzaban piedras y antorchas incendiarias a los enemigos.

8.1. EL SOLDADO ROMANO

Los soldados se calzaban con sandalias de cuero que se ajustaban al tobillo y

tenían suelas claveteadas. Se vestían con túnicas de diferente color, según la

legión a la que pertenecían y, en invierno, protegían sus piernas con unos calzones

que les llegaban hasta las rodillas.

Sobre la túnica se colocaba la armadura compuesta de placas de hierro . Un

pañuelo de cuello y el casco completaban la vestimenta. Las armas reglamentarias

eran: un escudo, una espada corta o daga, una lanza y una jabalina.

En caso de marcha, los legionarios acarreaban todo el equipo, junto con una

capa de lana, comida, instrumentos de cocina, fogoncillo y cantimplora. El equipaje

completo podía pesar 20 kilos.


8.2. EL CAMPAMENTO ROMANO

El lugar donde se establecía el ejército romano se llamaba castra. Tenía una

planta cuadrada o rectangular con cuatro puertas. A partir de las entradas se

trazaban dos vías principales: cardo y decumanus. Los edificios principales se

situaban alrededor de la plaza o foro, que quedaba en el centro, en el lugar donde

se cruzaban las dos vías indicadas. A lo largo de las calles se plantaban las tiendas

de los legionarios.

9. LA CIUDAD ROMANA

Las ciudades romanas estaban rodeadas por murallas y formadas por calles

empedradas en torno a una plaza principal llamada foro, donde estaban situados los

edificios principales y se encontraba ubicado el mercado de la ciudad. Allí se

celebraban asambleas y mercados. En las ciudades grandes había teatros, donde el


público se sentaba en semicírculo frente a un escenario en el que se representaban

tragedias y comedias, y anfiteatros, donde se celebraban espectáculos

sangrientos, como peleas de gladiadores. También había circos, donde tenían lugar

las carreras de carros (generalmente conducidas por cuatro caballos), que era el

espectáculo más popular. En los templos se rendía culto a los dioses y generalmente

se construían sobre una plataforma elevada. Construyeron arcos del triunfo

para recordar importantes victorias militares. Hicieron estatuas de emperadores y

de dioses. El agua llegaba a las ciudades por medio de acueductos. A las casas de

los ricos llegaba directamente el agua, aunque la mayoría del pueblo la recogía de

las fuentes. Las termas eran baños públicos. Los romanos descubrieron los

manantiales naturales con agua tibia. Los baños romanos eran populares centros

sociales donde, además de recibir beneficios, como masajes, también se podía

pasar el tiempo, ya que contaban con salas de juegos o biblioteca. Para cruzar los

ríos construyeron puentes de piedra. Las calzadas comunicaban unas ciudades con

otras.
CIRCO ROMANO

El circo romano fue una de las instalaciones para juegos más importantes de

las ciudades romanas. Junto con el teatro y el anfiteatro forma la trilogía de

grandes instalaciones destinadas a divertir al pueblo.


LUCHA DE GLADIADORES EN UN TEATRO

Estos espectáculos eran parte integral de la sociedad romana. Se llevaban a

cabo en los anfiteatros, y el primero de los cuales que fue permanente se

construyó en Roma en el año 29 a. de C. Quizá el más famoso fue el anfiteatro

flaviano conocido como el Coliseo, construido en Roma bajo el gobierno de

Vespasiano y su hijo Tito, y cuya capacidad era de 50 000 espectadores.

Los juegos de gladiadores se llevaban a cabo desde el amanecer hasta el

anochecer. Sus principales atracciones eran los combates muerte entre luchadores

entrenados. La mayoría de gladiadores eran esclavos o criminales condenados,

aunque algunos hombres eran seducidos por la esperanza de obtener popularidad y

el patrocinio de ricos partidarios participaban voluntariamente. Ellos recibían

entrenamiento para el combate en escuelas especiales de gladiadores.


CASAS ROMANAS
.

Las viviendas de las ciudades romanas eran de dos clases: domus e ínsulas.
Las personas ricas tenían esclavos y vivían en casas de una sola planta llamadas
domus, con un jardín central, por donde entraba la luz. Las casas estaban
decoradas con bellos mosaicos, retratos y pinturas . Las familias pobres vivían en
viviendas humildes, de varias plantas, llamadas ínsulas.

9.1. LA VIDA EN EL CAMPO

Los campesinos eran personas humildes y esclavos que trabajaban en las fincas de
las familias romanas más ricas. Vivían en pequeñas casas y realizaban duros
trabajos: araban la tierra con arados tirados por bueyes, segaban las cosechas con
hoces de hierro y molían los cereales con molinos movidos por asnos. También
fabricaban pan, aceite y vino y cuidaban el ganado. Los dueños de las fincas vivían
en grandes casas de campo llamadas villas.

10. LA EDUCACIÓN EN ROMA

Durante la República las niñas patricias no iban a la escuela, sino que se


quedaban en casa aprendiendo el trabajo doméstico e hilando lana. Más tarde
empezaron a seguir el sistema educativo de sus hermanos varones. Los niños y
niñas plebeyos asistían a la escuela, aunque algunos tenían que renunciar a ir, para
mantener a su familia con su trabajo.
Las clases se impartían por las mañanas. Hasta los doce años eran mixtas,
pero después, hasta los diecisiete años se separaban por sexos, aunque las niñas
dejaban la escuela a los catorce años, para ayudar a las madres en las labores
domésticas.

La escuela elemental era el ludus, donde el ludimagister les enseñaba a leer


y a escribir. Posteriormente, de los 12 a los 16 años, se pasaba a la escuela
superior donde el grammaticus los instruía en los autores griegos y latinos y les
enseñaba gramática.

Los alumnos escribían con un estilo o punzón de hierro sobre tablas de


madera con cera. En otras ocasiones, rollos de papiro cumplían la función de
cuadernos. En estos casos un cálamo servía para escribir.. Con el tiempo, el papiro
fue reemplazado por hojas fabricadas con pieles de animales. El aprendizaje del
cálculo se realizaba con el ábaco o con los dedos.