Vous êtes sur la page 1sur 16

INTRODUCCIÓN

La utilización del bambú como materia prima de pavimentos, laminados, paneles,


mobiliario y accesorios, o como recurso para la edificación de viviendas, es un
acierto en la actualidad, ya que el respeto al medio ambiente es prioritario. El
reconocimiento generalizado de los arquitectos y diseñadores hacia el bambú
como una opción ecológica, ha popularizado su empleo en infinidad de sectores
relacionados con la decoración y el diseño, y ha llevado a muchas personas a
considerarlo el sustituto de la madera.

El bambú es uno de los materiales usados desde la más remota antigüedad por
el hombre para aumentar su comodidad y bienestar. En el mundo de plástico y
acero de hoy, el bambú continúa aportando su centenaria contribución y aun
crece en importancia, aunque los múltiplos usos del bambú tienen una larga
tradición, el mismo está todavía muy subestimado y poco conocido en el campo
de la construcción actual.

Justamente hoy en día es importante y necesario el desarrollo técnico de los


recursos naturales renovables para poder construir de una manera que nos
permita una calidad de vida a largo tiempo, con el propósito de plantear una
posible solución a la falta de viviendas.

La población rural de los distritos de la región Lambayeque, pueden mejorar su


calidad de vida con viviendas más saludable y sismo resistentes, que ayuden a
reducir la vulnerabilidad de las familias a los riesgos relacionados con el clima.

El bambú conocido por los agricultores también como guayaquil, es impulsado


por diversas organizaciones como el CICAP con apoyo del Gobierno Regional,
la Red Internacional de Bambú y Ratán, el Colegio de Arquitectos y el programa
Sierra Exportadora.

En la región Lambayeque hay exitosas experiencias en el aprovechamiento del


bambú tanto en su producción, su reforestación y uso en la construcción
sostenible principalmente de viviendas, artesanía, etc.
OBJETIVOS

OBJETIVO GENERAL:

Estudiar el método de empleo del bambú como material alternativo para la


construcción de viviendas de interés social.

OBJETIVOS ESPECÍFICOS:

 Identificar las propiedades y características del bambú como material de


construcción.
 Analizar el impacto ambiental generado por la utilización del bambú.
 Comparar las propiedades físicas y mecánicas del bambú como material
de construcción con relación a materiales convencionales.
 Analizar el comportamiento del bambú como elemento estructural para la
construcción de viviendas de interés social.

RESISTENCIA

El bambú, como material de construcción, bien podría competir a nivel


estructural con el acero, el hormigón o la madera, pero al tener un origen
orgánico con más de 1000 especies repartidas por todo el mundo, resulta casi
imposible definir con exactitud sus propiedades mecánicas. Variedad de bambú,
clima, suelo… todas son variables que afectarán a sus características.
Si queremos que el bambú cumpla un papel estructural, debemos primeramente
tener en cuenta que su mayor resistencia se alcanza a partir de los 3 años de
crecimiento, una característica que luego no varía con su edad pero sí en
función del proceso de obtención y curado.
Antes de conocer sus propiedades mecánicas, recordemos las características
físicasde esta gramínea. Por la forma acuminada de su tallo, sus dimensiones
varían con la altura. Como promedio podemos estimar lo siguiente:

o Altura de 18 a 30m dependiendo de la especie y edad.

o Diámetro entre 20 y 8 cm en la base, y 3 cm en su extremo superior.

o Espesores entre 2 y 2,5 cm en la base, y 1 cm en el extremo superior.

o Distancia entre nudos de 7 a 10 cm en la base, separándose con la altura

entre 25 a 35 cm.
La elevada resistencia de estas cañas en relación a su peso se debe principalmente a su
característica estructura física: de sección redonda, hueca y con un tabique rígido transversal que le
permite curvarse sin romperse. Este refuerzo natural es el responsable de su elevado valor de resistencia
en relación a su masa, que se acerca al del acero. De hecho, debido a esas características “el bambú
requiere solo el 57% de su masa cuando es usado como viga y solo un 40% cuando es usado como
columna”

Si lo comparamos con la madera, la rigidez del bambú es prácticamente el doble, a pesar de no existir
casi diferencias en su composición química. Se cree que este hecho puede deberse a la diferencia en los
ángulos de disposición de la celulosa, las microfibrillas y la célula-eje, que adopta un valor de 20º en la
madera y tan solo de 10º en el bambú.

EL BAMBÚ COMO MATERIAL DE CONSTRUCCIÓN

Este componente debe ser analizado y resuelto adecuadamente para asegurar


la resistencia y estabilidad de todo el sistema estructural. En las construcciones
con bambú, las uniones son más difíciles de resolver que en las de madera,
concreto o acero, porque el bambú es redondo y hueco, tiene nodos a
distancias variables y transversalmente no es perfectamente circular. Estas
características se deben considerar al diseñar las estructuras de este material.
Los constructores de las regiones donde se usa tradicionalmente el bambú
tienen experiencia y habilidad para resolver las uniones de una manera segura,
pero no existe información técnica para realizarlas en forma profesional y
repetible. La madera y el acero se convirtieron en materiales adecuados para la
construcción de estructuras, sólo después de que se resolvieron los problemas
de las uniones. En el caso del bambú también se deben diseñar métodos para
resolverlas satisfactoriamente,para que el bambú pueda ser usado en edificios,
puentes y muebles que se puedan construir industrial o semindustrialmente.

Teoría de uniones
El objetivo de una unión es proporcionar continuidad entre los elementos
estructurales de una construcción, es decir, que los esfuerzos puedan
trasmitirse de una manera segura y eficiente, y que las deformaciones se
disminuyan hasta el mínimo.
Problemas internos
El bambú, es un material anisotrópico (que se expande y contrae en forma
desigual en sus diversas direcciones –longitudinal, radial y tangencial–) con
una resistencia muy baja a fuerzas de cortante paralelo a sus fibras y a las
fuerzas transversales que se presentan en las uniones. La forma tubular del
bambú varía en su tamaño, espesor y forma; debido a la presencia de los
internodos y sus extremos abiertos, puede aplastarse fácilmente. Por ello, lo
más recomendable es que las uniones se hagan utilizando las piezas cerca de
los nodos, el inconveniente es que están distribuidos a distancias variables.
Problemas externos
Como cualquier material de construcción, se debe conocer para aprovechar al
máximo sus ventajas y evitar sus desventajas. Las construcciones de bambú
tradicionalmente se levantan en áreas en donde no están disponibles equipos
sofisticados y capacidad técnica, solo el conocimiento empírico de los
materiales disponibles y de las técnicas de construcción. Por eso su diseño
debe ser simple, tanto en el proceso constructivo como en los equipos que se
utilizan. La estabilidad en las juntas debe ser resuelta en relación con el tiempo,
para asegurar la permanencia por el periodo requerido de servicio de la
edificación. El diseño de sistemas modulares contribuye a la solución de los
problemas de vivienda en los países en vías de desarrollo; un diseño modular
es necesario para abrir la posibilidad de la producción de los elementos
prefabricados en talleres semindustrializados y su construcción en sitio, en
tiempos menores y con mano de obra no calificada.
Hace falta información técnica de los valores de esfuerzos de diseño, así como
las normas adecuadas para estimar los esfuerzos y diseñar adecuadamente. El
costo efectivo de las uniones es un componente importante en el monto total de
la construcción, por lo que se requiere un análisis apropiado para su solución
estructural y constructiva.
RECOMENDACIONES PARA UTILIZAR EL BAMBÚ EN LA CONSTRUCCIÓN
CORTES DEL BAMBÚ EN LA CONSTRUCCION

AMARRES CON CUERDA


Uniones con pasadores
Son uniones como las usadas en carpintería, de caja y espiga. Se utilizan
principalmente pasadores de maderas duras, bambú y acero. Por lo general,
los pasadores se sujetan en forma paralela al eje de los culmos y se aseguran
con otros pasadores más pequeños. Para afianzar este tipo de unión se utilizan
amarres adicionales. Una desventaja de estas conexiones es que no
aprovechan todo el diámetro del culmo para trasmitir la carga.
También se debe tener cuidado de la ubicación de los huecos para los
pasadores, si se hacen muy cerca del extremo, los esfuerzos pueden romper el
bambú, es mejor perforar a poca distancia de los nodos. Si se usan clavos
hincados con martillo se puede rajar el bambú, es mejor hacer una perforación
previa con un taladro, antes de clavar.
Construcción
Cimientos
Una de las ventajas de usar bambú para la construcción de edificios es el bajo
costo de la cimentación, debido al reducido peso de la estructura. Altura y
ancho del cimiento Es recomendable que el piso esté por arriba del nivel del
terreno, para evitar que el agua de lluvia entre en la vivienda. El cimiento debe
subir por lo menos 20 cm sobre el suelo. El ancho del cimiento dependerá de la
resistencia del suelo y del peso de los muros y del techo. Los cimientos se
pueden hacer con materiales disponibles en la región.

Una casa hecha en su totalidad de bambú y con conexiones bien diseñadas y


fabricadas, puede quedar sin fijar al suelo. En caso de un sismo, la
construcción “baila” sobre el suelo, pero no se derrumba. En otras situaciones,
con suelos firmes, en áreas más planas, es más recomendable hacer un
cimiento corrido

Cimientos aislados
Son recomendables cuando la ligereza de las construcciones con bambú hace
que una cimentación corrida sobre un suelo duro resulte sobrada,
incrementando el costo de la construcción, o cuando el suelo en donde se
construye es muy húmedo, por ejemplo en zonas pantanosas, que representan
un riesgo de deterioro para las estructuras de bambú. Una manera de
solucionar el desplante de la cimentación es a través de cimientos aislados, de
esta forma el área de construcción resulta mucho menor en comparación con
una cimentación corrida. Otra ventaja es permitir un espacio libre, para realizar
una inspección periódica, con una separación mínima de sesenta centímetros
sobre el terreno. Sobre los cimientos se apoyan los postes verticales, que, en
conjunto, soportan el peso de toda la estructura, y la transmiten hacia el suelo.
Para que sean eficientes y seguros, debe haber una buena conexión entre
ambos, para resistir las diferentes fuerzas que pueden afectar la construcción.

Pisos
Los pisos de una construcción son la base sobre la que se erige ésta, deben
tener la capacidad de actuar como diafragmas para transmitir las fuerzas
horizontales y verticales a los elementos verticales. Los sistemas de piso de
planta baja elevada y los entrepisos se deben diseñar y construir de manera
que no se presenten deformaciones o vibraciones excesivas.
Recubrimientos de piso
La cubierta de piso puede hacerse con tableros de esterilla, tiras de bambú
entretejidas o bambúes enteros de diámetros pequeños. La distancia
recomendada de separación entre vigas es de 40 cm, se puede añadir una
solera de madera para facilitar la unión entre el recubrimiento y las vigas; sobre
esta cubierta se puede verter una capa de mortero de cemento-arena en
proporción 1:4, reforzada con malla electro soldada de refuerzo o tela de
gallinero común, como aislamiento para hacer más confortable el interior de la
habitación en las épocas de frío.

Muros
Los muros exteriores protegen a los edificios de la intemperie, mientras que los
interiores definen los espacios destinados a diversas actividades dentro de la
construcción; deben ser duraderos y de apariencia agradable, contribuir a
mantener un ambiente grato con un mínimo de energía, evitar la entrada de
agua de lluvia, disponer de cierta resistencia a los incendios y tener aislamiento
acústico. Tanto los muros exteriores como los interiores se ven expuestos a
cargas que deben ser capaces de soportar y transmitir a los cimientos.
También deben soportar las cargas verticales de su propio peso y las de los
sistemas de piso y techo apoyados sobre ellos, así como las fuerzas
horizontales de la acción del viento o de algún sismo.
Una vez fijados, los postes se recubren en el interior y exterior con tableros de
esterilla colocados horizontalmente, con el lado liso hacia adentro.

MURO DE QUINCHA CON TIRAS DE BAMBÚ

Cubiertas y techos
Los techos o cubiertas brindan protección contra las condiciones ambientales,
además de cumplir con su función de seguridad estructural y buena apariencia.
Es la parte de la construcción que presenta mayores dificultades en su diseño y
construcción. Para su diseño se deben considerar las cargas vivas, muertas y
accidentales. También se debe diseñar un buen sistema de apoyo entre la
cubierta y los muros o postes, para que todo el peso del techo se transmita
hasta la cimentación, asegurando que la cubierta quede bien anclada a los
sistemas intermedios (muros y postes), para resistir las fuerzas accidentales de
viento o sismo. Un techo de bambú es un sistema estructural formado por
largueros, vigas y tensores, cuya función es soportar un recubrimiento final,
que puede ser de diferentes materiales, como de bambú, láminas, teja o malla
de acero con mortero. La estructura del techo consiste en vigas principales y/o
armaduras que soportan largueros, espaciados entre 40 y 60 cm, y en caso de
ser necesario se modulan estas separaciones con las dimensiones de
materiales industrializados como láminas metálicas o tableros de madera. Las
vigas o armaduras principales se anclan a los postes y muros, para resistir las
fuerzas del viento o de algún sismo.
Ventajas:
• Características mecánicas que lo hacen apto para cualquier uso estructural.
La forma circular hueca lo hace liviano, permite la construcción rápida y es
fácilmente transportable.
• Es apto para construcciones sismo resistentes debido a su rigidez y
elasticidad que evita su ruptura al curarse.
• Su mecanización es sencilla y se realiza con herramientas comunes.
• No posee corteza a eliminar, ni necesita pulidos o acabados porque dispone
de un esmalte natural. Puede recibir acabados de pintura, barniz, laca, aceites
y ceras transparentes.
• Puede emplearse con otros materiales de construcción.
• Tiene bajo costo y altas posibilidades estéticas.

Desventajas:
• Presenta variaciones en el diámetro por lo que se dificulta la coordinación
dimensional.
• Puede ser atacado por insectos xilófagos.
• Puede pudrirse por la acción permanente de la humedad. Para evitar la
subida por capilaridad se emplean impermeabilizantes tradicionales como
alquitranes, laminas bituminosas o polietileno.
• Al secarse se contrae y se reduce su diámetro, presenta problemas
especialmente con el hormigón, en general pierde o gana humedad en
equilibrio higroscopio con el medio ambiente.
• El revestimiento exterior ha de ser estancado al agua y resistente a la
humedad además de protegerse con aleros generosos.
• Es altamente combustible por lo que requiere una protección por diseño.
Normalmente se ha de especificar un revestimiento interior incombustible en
los muros.
• Las uniones se deben hacer con empalmes como la madera y hay que
acudirse a piezas especiales de diseño.

MERCADO DEL BAMBÚ


Los bambúes son plantas que pueden ser utilizadas íntegramente, es decir que
todas las partes de la planta son útiles para la producción de productos
diversos, tanto artesanales como industriales a nivel mundial. Sus raíces y
rizomas son utilizadas para la fabricación de artesanías, accesorios para la
industria de la confección, sus brotes como alimento, las hojas caulinares que
recubre los brotes para la fabricación de diversos objetos artesanales, las
diversas porciones del tallo para la fabricación de cestos, instrumentos
musicales, muebles, laminados, textiles para la industria del vestido y línea
blanca, elementos estructurales para las construcciones, pulpa de papel,
carbón activado, vinagre, etc.
El mercado mundial del bambú supera los diez mil millones de dólares anuales,
con un potencial de crecimiento de 20 mil millones al 2015.
El ápice de los tallos tiernos (brotes) de algunas especies de bambú, además
de ser comestibles y suculentos, son nutritivos, con alto contenido de fibras y
bajo en grasas, siendo la composición típica de los brotes del bambú fresco el
siguiente:

Las cualidades de los tallos del bambú para la industria de la construcción


estriba en su flexibilidad, altos módulos de elasticidad (de 9 000 a 10 100
N/mm²) y resistencia a la rotura (84 a 120 N/mm²) convirtiendo a este material
ideal para la construcción de edificaciones permanentes y de calidad en zonas
propensas a catástrofes naturales como terremotos y huracanes, como es el
Perú, ubicado en el Cinturón de Fuego del Pacífico.
El Perú es un importador nato de pulpa y papel; pero las propiedades de los
tallos de los bambúes simpodiales existentes en el país, hacen de este grupo
de plantas una fuente importante de materia prima para la producción de pulpa
de papel y cartón de alta calidad y resistencia. Brasil tiene la planta más grande
de pulpa de papel del continente, con 100,000 ha de plantaciones de bambú de
la especie Bambusa vulgaris.
El bambú, especialmente de la especie Guadua angustifolia está siendo
utilizada en construcciones rurales y urbanas, casas de playa y otras
infraestructuras recreacionales, para vigas, viguetas y maderamen para soporte
de tejas de los techos, inmuebles turísticos, galpones y puentes rústicos y en
menor escala en la industria del mueble y productos artesanales.
Las construcciones sismo resistentes con bambú promovidas por el Ministerio
de Vivienda, Construcción y Saneamiento conjuntamente con la Asociación
Peruana del Bambú – PERUBAMBÚ han incrementado significativamente el
comercio de este recurso, especialmente en la costa, donde se utilizan grandes
volúmenes de material de calidad, especialmente en el proceso de
reconstrucción de las zonas afectadas por los terremotos que afectaron al país
en el pasado año.

CONCLUSIONES:
• Las unidades naturales, varas o cañas de bambú como se las llama, son de
medidas y formas que las hacen manuables, almacenables y sistematizables,
en forma conveniente y económica.
• Su crecimiento es superior a cualquier otra especie maderable ya que alcanza
su madurez en un tiempo de cinco a seis años y su rendimiento es similar o
mayor que el de algunas especies maderables
• El rápido crecimiento del bambú lo hace económicamente muy competitivo •
En cuanto a la humedad con solo levantar las viviendas unos 20 o 30 cm de la
superficie, es suficiente para que la humedad no los afecte.
• La importancia que tiene el impulsar las plantaciones de bambú y realizar su
aprovechamiento sustentable, estriba por un lado en los beneficios ecológicos y
por otro, se encuentran beneficios económicos por su aprovechamiento y
utilización en diversas aplicaciones.