Vous êtes sur la page 1sur 37

Cz

Comisión de Pascua y Pentecostés


Oficina de Pastoral Juvenil
Diócesis de Arecibo

PRESENTACIÓN

28 de febrero de 2010

Estimados Sacerdotes, Asesores y Lideres Juveniles:

Por este medio nos dirigimos a ustedes para saludarles y a la vez hacerle entrega
de los temas desarrollados para la vivencia de la Pascua Juvenil 2010.

Como es de su conocimiento el lema de Pascua para este año es:

“Compartiendo con Cristo celebramos en Comunidad”

Se recuerda que este material es sólo una guía de trabajo que puede ser
modificada, adaptada y enriquecida de acuerdo a las realidades específicas de las
distintas comunidades o bien de los jóvenes a los cuales se va a transmitir este
mensaje.

¡Que la Virgen Santísima y nuestro Padre Celestial les bendigan!

Atentamente,

Equipo Pascua y Pentecostés Juvenil


Este día nos reunimos para estar con Jesús en esta hora de su “pasar”, y para
comenzar con Él nuestro Triduo Pascual.
En este día, la Iglesia repite los mismos gestos de su maestro: el lavatorio de los pies y la
cena familiar solemne, para actualizar entre nosotros el Espíritu que animó a Cristo aquel
atardecer: Espíritu de amor, de fraternidad y de servicio.
El Jueves Santo: día de la víspera al triduo. Y en este día recordamos tres
acontecimientos para nuestra fe cristiana.
El mandato del amor: Dios es amor y el amor se ha manifestado en Jesús. Él nos ha
amado tanto que incluso ha dado la vida por nosotros. Este amor ha de reinar en el mundo,
creando la fraternidad.
Este acontecimiento está significado en el “lavatorio de los pies” gesto simbólico que
Jesús realizó con los apóstoles y que refleja la actitud de amor y servicio hacia los demás.
La “Institución de la Eucaristía”:
En una noche como la que vamos a vivir, Jesús entregó su Cuerpo y su Sangre por
nosotros. Y como signo permanente de su presencia nos dejó la Eucaristía. Hoy recordamos
la institución de este regalo de Dios hacia los hombres.
La “Institución del sacerdocio”:
Jesús instituyó el sacramento del Sacerdocio. Eligió un grupo para manifestar al
mundo la Buena Noticia, para partir el PAN y darnos el PERDÓN. El denominador común de
estos tres acontecimientos es el amor de Dios a los hombres en Jesús de Nazaret que lava
los pies, instituye un signo de encuentro con Él, a través del PAN y del VINO, y elige a
aquellos que deben seguir presidiendo la Eucaristía e impartiendo el PERDÓN. Aumentemos
la devoción y el amor a Jesús Eucaristía que se ha querido quedar con nosotros por la
simple razón de que nos ama mucho y hoy lo vamos a meditar y a vivir.
Objetivos: 1) El joven descubrirá el sentido del jueves santo en el marco
celebrativo del año del sacerdocio y de las “bodas de oro” de la
diócesis de Arecibo; mediante dinámicas, reflexiones y división de
grupo.
2) Reconocerá el valor de “compartir” en el contexto y dinamismo
juvenil para con la Última Cena (Institución de la Eucaristía),
institución del Sacerdocio ministerial, el lavatorio de los pies y el
mandato del Amor; mediante dinámicas, dramas, reflexiones e
iluminación a la luz del fundamentado teológico-bíblico de la
multiplicación de los panes y los peces tomado de Jn 6, 1-15.

Señor Jesús, Sacerdote Supremo y Eterno, ¡gracias por tu Amor porque nunca
te has ido de nuestro lado! Tu “última cena” es la primera y prolongada eucaristía
donde nos has dejado tu corazón. Sigues en nosotros a través de los sacerdotes
ministeriales, sigues sirviéndonos al lavar nuestras lágrimas de dolor y sucio del
alma. Sigues dándonos tu Amor día a día. Nunca te cansas de amarnos; pero
Señor la gran pregunta es: ¿Cuándo voy a amar a mis hermanos como tú nos
enviaste?

Quiero ir a la Eucaristía, aunque no entienda todo, sólo sé que me amas y eso


me basta por ahora. Quiero reconocer tu presencia en los presbíteros, aunque
los antitestimonios sean la orden del día en las noticias. Quiero defender la
dignidad de los “curas” porque ellos te hacen presente a ti. Quiero servir en la
purificación de un mundo que ha decidido ensuciarse en teorías huecas y sin
sentido. Quiero Amar como Tú. Quiero ser otro Cristo para el mundo. Quiero ser
hermano de los otros jóvenes y de todas las personas. Quiero celebrar las Bodas
de Oro, viviendo primero la “regla de oro” (Mt 7, 12) en mi vida para así dar
honor y gloria a Dios en los 50 años de nuestra diócesis. Ayúdame Señor, porque
no sólo quiero darte gracias de la boca para afuera, sino de corazón, cuerpo y
alma para ti ahora y por siempre.
Hoy más que nunca digo sin miedos que quiero, quiero y quiero luchar por
llevar el mensaje de vida y fuerza de tu Amor. “En ti Cristo: Quiero”. Amén.
I. Dinámica: Lo último que me queda
*Esta experiencia tiene dos propósitos:

1) El adentrarnos en el valor del culmen de esta 2da fase de fraternidad en


nuestro Plan Pastoral de Conjunto de Espiritualidad Comunitaria de la
diócesis de Arecibo: Compartir.

2) El hacer presente que Jesús compartió su misma vida en la última cena y esta
experiencia final sería el inicio de su compartir eterno. Este compartir y
repartir es posible al compartir su sacerdocio dejándoles el encargo,
servicio, ministerio de compartir y repartir el “Pan de Vida”: Jesús.

Nota: El propósito no debe ser explicado a los jóvenes participantes, sólo


tendrá conocimiento de ello el animador/a de la dinámica, dado que el mismo
desarrollo del tema lo irá explicando y sobretodo está experiencia pedagógica
debe conducir a los jóvenes el que descubran la esencia de esta experiencia por
sí mismos.

SE DESARROLLA EN CUATRO DRAMAS

1er Drama: La última mujer del mundo (Se puede adaptar como el “Último
hombre del mundo”)
Descripción y línea general: *En este se encuentra un grupo de hombres
hablando que como consecuencia de la contaminación y el deterioro de la capa de
ozono; ya no quedan casi seres humanos en la tierra. Pero se habla por todo el
mundo de que queda una sola y hermosa mujer. En ese momento entra una mujer
caminando (deben poner en este momento una música romántica) y les sonríe. Se
vuelven locos y corren hacia ella: se empujan, y se hacen “mil cosas” en el camino
hacia ella. Al fin, terminan todos en el piso, nunca alcanzan hablar con ella y esta
se les pierde.

2do Drama: El último vaso de agua


Descripción y línea general: *En este un grupo de personas que fueron de
peregrinación a Palestina, se han perdido en un área desértica. Llevan un día
completo sin tomar agua; de pronto a lo lejos se vislumbra una mesa con un vaso
de agua sobre ella. “Milagro” gritan todos, salen corriendo todos juntos y al
llegar a la mesa forcejean por agarrar el último vaso. Entre tanto forcejeo viran
el agua. Narrador: “Y se pierde entre la arena caliente y sedienta que la absorbe
en segundos”.
3er Drama: El último celular

Descripción y línea general: *Un grupo de jóvenes habla de la peor tragedia que
les ha sucedido, hubo un accidente en la NASA y esto ha provocado un
desperfecto en las comunicaciones a nivel mundial. En el área que viven estos
jóvenes sólo queda un celular común. Empieza la discusión entre uno y otro sobre
quien lo debe utilizar: Que si necesita llamar a la novia/o, llamar a sus padres,
bajar una canción por internet. Entre las discusiones de unos y otros, alguien les
roba el celular.

4ta Drama o Dinámica: Mi último chocolate

*Este es el único drama donde se invita a 7 participantes a ser parte del mismo.
Recibirán una serie de pistas escritas en un papel para que lleguen hacia el último
chocolate.
Descripción y línea general: Un narrador/a expresa lo siguiente: En el mes del
amor hay varias novias que están molestas con sus novios, ya es el 28 de febrero
y esperan que le regalen sus chocolates. No obstante hay una dificultad, dada
una malnutrición durante este mes hubo una crisis intestinal entre la gente. Los
profesionales de la gastroenterología han prohibido los chocolates hasta que se
arregle el asunto. Sólo queda un último chocolate en el mercado clandestino y
sólo será digno de éste el que descifre las pistas. Al descubrir su mensaje este
mismo los llevará hacia el “chocolate perdido”.

**Los 7 participantes recibirán un papel cada uno. El que descifre la pista


llegará al chocolate ganador.

Pistas para cada papel:


1) Búscalo y lo hallarás. No en el frente, ni detrás,
2) el trabajo es la solución.
3) El que te sirve te dirá.
4) Búscalo y lo encontrarás,
5) busca y sabrás, la pregunta te salvará,
6) Está cerca de tu corazón.
7) ¿cuál es el secreto?

Nota: Se les da a los jóvenes un tiempo prudente para observar si pueden


resolverlo. El animador no les dará ninguna indicación para que lo descubran
por sí mismos. Estos deben descubrir que su pista es un fragmento de la
otra y que deben compartirlas para formar una sola.
La pregunta al servidor o animador de ¿cuál es el secreto? sólo la
contestará si vienen en grupo a preguntarle, no porque uno solo se la
pregunta para ganar esa persona.
Es de suma importancia saber que el número 7, la cantidad de participantes
hace alusión al evangelio de la multiplicación de los 5 panes y 2 peces
(5+2=7). Este número bíblico simboliza la plenitud y perfección en Cristo.

Orden de la Pista: Búscalo y lo encontrarás, el trabajo es la solución.


Está cerca de tu corazón. Búscalo y lo hallarás.
No en el frente, ni detrás, busca y sabrás.
La pregunta te salvará, ¿cuál es el secreto?
El que te sirve te dirá.

II. Cuento: “Juan Bobo y la Rosa”


**El cuento se debe dramatizar (adicional a los personajes puede haber un
narrador) o grabar en un video para introducir a los jóvenes con una
motivación inicial lo que será el valor central de vivencia de este tema y
este día: compartir.

Juan Bobo y la Rosa


En una mañana Juan Bobo se levanta muy feliz al escuchar los pajaritos cantar, fue
al baño y se aseó por completo para comenzar su día fresco y Nuevo. Inmediatamente sale
a mirar por su ventana para ver cómo iba a ser su día; pero lo más que le llamó la atención
fue una sola rosa que estaba sola en su patio. Juan Bobo estaba maravillado al ver lo
Hermosa que era, así que decidió sacarla de donde estaba y guardarla para así poder seguir
apreciando su belleza.
No había pasado un minuto cuando llegó una señora que parece que se había
revolcado en la tierra y tenía la cara sucia y hasta hojas en el pelo. “¡Hola!” - dice la señora
mientras sacudía su falda llena de tierra que parecía haber sido alguna vez fango – “Me
llamo Gaia, que Hermosa flor tienes, pero la pobre parece hambrienta, ¿me la puedes
prestar un momento para así alimentarla?”. Pero Juan (con sus gestos y caras
particulares) no quería dársela, porque apenas la había sacado de la tierra, así que él le dijo
a la señora con mucha firmeza: “No, esta es mi flor y yo la alimentaré con mi amor.” Al
escuchar esto, la señora se fue un poco triste y desilusionada.
Juan Bobo solamente se viró y del otro lado llega un hombre que estaba mojado de
pies a cabeza y le dice: “Hola” - mientras exprimía su camisa - “mi nombre es Héctor
Segundo Ortega, vaya que Hermosa flor tienes ahí, pero parece estar un poco seca,
¿me la puedes prestar para así poderla hidratar?”. Pero Juan no quería dársela, pues
como iba a dejar que este vagabundo empapado mojara su flor, así que le dijo con mucha
firmeza: “No, esta es mi flor y yo la hidrataré con mi amor”. Al escuchar esto, el
hombre se fue un poco triste y desilusionado.
Juan Bobo estaba loco por entrar a su casa y poner la flor frente a su cama para que
cuando el despertara lo primero que viera es la Hermosura de esa rosa y también que
cuando se acostara esa fuera la última imagen que viera y así soñar con ella mientras
dormía. Mientras Juan estaba soñando despierto con lo que sería toda una vida de alegría
con su flor, escucha una voz que rápido lo vuelve al mundo real: “Hola” - dijo un Hombre que
parecía tener ropa muy fresca – “soy Otto Ortega, mi primo me habló de una rosa muy
Hermosa que había aquí y quería verla… al parecer le hace falta un poco de oxígeno,
¡por favor préstamela! para así poder evitar que termine asfixiándose”. Juan Bobo mira
al hombre muy seriamente y le dice: “No, esta es mi flor y yo le soplaré todo mi amor y
con eso se mantendrá viva”. Al escuchar esto, el hombre se fue un poco triste y
desilusionado.
Juan Bobo ya estaba casi en la puerta de su casa cuando escucha una voz no muy
distante diciendo: “¡Hello!”. “Esto es lo que me faltaba” - dijo Juan Bobo – “un gringo”.
Cuando se vira ve a un hombre rubio con ropa muy brillante y muy sonriente que le dijo: “My
name is Sunny, escuché a tres personas hablar de una flor muy Hermosa y yo solo la
quería ver”. Juan Bobo rápido la escondió y le dijo muy enojado: “Fuera, esta es mi flor
y no la compartiré con nadie”. “Sunny” muy triste le dice: “¡Qué pena, it used to be
so beautiful!”
Juan Bobo no entendió casi lo que dijo; pero rápido buscó su flor y al verla su
corazón se rompió, al observar que lo que era la más Hermosa de todas las rosas termino
siendo una pequeña flor marchita.
Gaia= Tierra
Héctor Segundo Ortega=H2O= Agua
Otto Ortega=O2= Oxígeno
Sunny=Sun= Sol

III. Sentido del día


*Se procederá a dividir el pleno en pequeños subgrupos con el fin de explicar el
sentido del día, en este caso jueves Santo. Se ofrecerán cuatro ejemplos de
trabajo en subgrupo a su vez se recomienda que sean adaptadas según la
cantidad de participantes.

 Primer grupo: Institución de la eucaristía

Luego de leer el evangelio de Lc 22, 14-21, los participantes crearán una


“expresión artística” donde expongan lo aprendido.

Lc22, 14-21
Llegada la hora, Jesús se sentó a la mesa con sus discípulos. Y les dijo:
-¡Como he deseado celebrar esta pascua con ustedes antes de morir! Porque
les digo no la volveré a celebrar hasta que tenga su cumplimiento en el reino
de Dios.
Tomó entonces el cáliz, dio gracias y dijo: - tomen esto y repártanlo entre
ustedes; pues les digo que ya no beberé del fruto de la vid hasta que llegue el
reino de Dios.
Después tomó pan, dio gracias lo partió y lo dio a los discípulos diciendo:
- Esto es mi cuerpo que se entrega por ustedes; hagan esto en memoria
mía.
Y después de la cena hizo lo mismo con el cáliz diciendo: - este es el cáliz
de la nueva alianza sellada con mi sangre, que se derramará por ustedes.
Explicación:
La celebración eucarística es la renovación del sacrificio de Cristo por la
humanidad. Dicho sacrificio de Cristo se completó en la cruz donde derramó toda su
sangre y se nos hace presente en los altares en cada misa. En la última cena Jesús instituyo
la eucaristía “hagan esto en memoria mía.”1 La celebración del Misterio de Cristo es parte
de nuestra obra de redención.
“La eucaristía es el lugar privilegiado del encuentro del discípulo con
Jesucristo. Con este sacramento Jesús nos atrae hacia sí y nos hacen
entrar en su dinamismo hacia Dios. […] En cada eucaristía, los cristianos
celebran y asumen el misterio pascual, participando en el. […] La
eucaristía fuente inagotable de la vocación cristiana es, al mismo tiempo,
fuente inextinguible del impulso misionero. Allí el Espíritu Santo fortalece
la identidad del discípulo y despierta en él la decidida voluntad de
anunciar con audacia a los demás lo que han escuchado y vivido.”2

Expresión artística:
Entre los miembros de grupo diseñarán una camiseta “T-shirt” que exprese la
importancia de la eucaristía y la institución de la misma dentro de la última cena.

 Segundo grupo: Institución del Sacerdocio

1
Lc 22:19
2
Aparecida 251
Luego de leer el evangelio de Lc 22, 14-21, los participantes crearán una
“expresión artística” donde expongan lo aprendido.

Lc22: 14-21
Explicación:
El sacerdote funge como “otro Cristo” en la fracción del pan. Jesús está
entre nosotros a través de ellos para lograr cumplir con la conmemoración de la eucaristía.
Los sacerdotes son parte de nuestro pueblo. Son ellos quienes con el Espíritu Santo llega a
nosotros la grandeza del amor de Dios comenzando con la eucaristía.
“El Sacrificio redentor de Cristo es único, realizado una vez y por todas. Y por esto
se hace presente en el sacrificio eucarístico de la iglesia. Lo mismo acontece con el único
sacerdocio de Cristo: se hace presente por el sacerdocio ministerial sin que con ellos se
quebrante la unicidad del sacerdocio de Cristo: “Et ideo solus Cristus est verus sacerdos,
alii autem ministri eius”. (“Y por eso sólo Cristo es el verdadero sacerdote; los demás son
ministros suyos”)3.
Expresión artística:
Entre los miembros de grupo diseñarán una estola que exprese la importancia de la
institución del sacerdocio

 Tercer grupo: Mandato del amor en el lavatorio de los pies (servicio)


Luego de leer el evangelio de Jn 13,1-16.34-35, los participantes crearán una
“expresión artística” donde expongan lo aprendido.

Jn, 13, 1-16.34-35

Expresión artística:
Entre los miembros de grupo diseñarán una bandera que exprese la importancia del
mandato del Amor. “Les doy un mandamiento nuevo; que se amen los unos a los otros.
Que como yo les he amado así también se amen los unos a los otros”

3
CC 1545
IV. Plenario sobre el sentido del día

*Es de suma importancia que se haga referencia al año del sacerdocio y de


ser posible invitar a los jóvenes que durante el día se acerquen donde su
párroco, vicario y demás sacerdotes para que les feliciten en su día de la
“Institución del Sacerdocio”. Lo ideal sería que pudieran presentar de nuevo
el Plenario al concluir la Eucaristía de esa noche en la Parroquia; mientras
están algunos en el “Monumento”, otros afuera presentan a la comunidad los
frutos de su reflexión del día y felicitan públicamente y con un aplauso a
sus sacerdotes.

Nota: Si se fuera a realizar al concluir la Eucaristía tengamos presente como


siempre, coordinar este momento con los sacerdotes.

V. DRAMA SOBRE EL RITO DEL MATRIMONIO

Instrucciones: Se preparará un lugar con aspecto de Iglesia y con alguna decoración que
haga alusión a una boda ya que esta se va a realizar. Para la misma se necesita un sacerdote,
padres, padrinos, unos jóvenes que hagan de noviecitos y florista y algunos otros familiares
(si así lo desean pueden agregar otros elementos y personajes). En esta boda no hay
novios, nadie los ve, pero todo el matrimonio se va a realizar como si ellos estuvieran.

Comienza la boda con el desfile, música nupcial o suave (esta parte la pueden realizar como
mejor entiendan y en el orden que decidan). Al final del desfile entra el padre de la novia
desfilando solo ya que no hay novia pero hace todos los movimientos como si ella estuviera y
la fuera a entregar al novio.

Introducción del sacerdote.

Escrutinio:

 Sacerdote: TÚ y TÚ, ¿venís a contraer Matrimonio sin ser coaccionados, libre y


voluntariamente?
 Novios: Ocurre un silencio profundo ya que no hay novios presentes para decir
Sí, venimos libremente.
 Sacerdote: ¿Estáis decididos a amaros y respetaros mutuamente, siguiendo el modo
de vida propio del Matrimonio, durante toda la vida?
 Novios: un silencio profundo ya que no hay novios presentes para decir Sí,
estamos decididos.
 Sacerdote: ¿Estáis dispuestos a recibir de Dios responsable y amorosamente los
hijos, y a educarlos según la ley de Cristo y de su Iglesia?
 Novios: un silencio profundo ya que no hay novios presentes para decir Sí,
estamos dispuestos.

Consentimiento:
Sacerdote: Así, pues, ya que queréis contraer santo Matrimonio, unid vuestras manos, y
manifestad vuestro consentimiento ante Dios y su Iglesia. (Se dan la mano derecha)

Sacerdote: TÚ, ¿quieres recibir a TÚ, como esposa, y prometes serle fiel en la
prosperidad y en la adversidad, en la salud y en la enfermedad, y así amarla y respetarla
todos los días de tu vida?

Como no hay novio se quedan en silencio

Sacerdote: N, ¿quieres recibir a N, como esposo, y prometes serle fiel en la


prosperidad y en la adversidad, en la salud y en la enfermedad, y así amarlo y respetarlo
todos los días de tu vida?

Como no hay novia se quedan en silencio

Sacerdote: El Señor confirme con su bondad este consentimiento vuestro que habéis
manifestado ante la Iglesia y os otorgue su copiosa bendición. Lo que Dios ha unido, que no
lo separe el hombre.

Bendición y entrega de los anillos (se le entregan los anillos al sacerdote, los puede tener
uno de los noviecitos o algún otro personaje)

 Sacerdote: El Señor bendiga estos anillos que vais a entregaros uno al otro en señal
de amor y de fidelidad. Amén.

Bendición y entrega de las arras (se le entregan las arras al sacerdote, las puede tener uno
de los noviecitos o algún otro persona.

 Sacerdote: Bendice, Señor, estas arras, que TÚ y TÚ se entregan, y derrama sobre


ellos la abundancia de tus bienes.
Breve explicación: Una boda normal es una celebración donde están los novios que son los
protagonistas de la misma. ¿Por qué no hay novios? Para representar que ellos son el centro
y sin ellos no hay porque celebrar. Al igual ocurre en la última cena y ahora en la misa.
Cristo es el centro de la celebración eucarística. Sin Él solamente hubiese sido una cena
más y en nuestro caso, quizás un culto o rito más pero sin nada que celebrar. Los cristianos
celebramos y compartimos a Cristo en la Eucaristía como ocurre en ella, nuestra vida debe
ser Cristocéntrica y no ser una vida de vivirla y nada más. Debe ser una vida llena de fe,
esperanza y caridad basada en esa entrega de Cristo por nosotros.

VI. Celebrar es Vivir


Reflexión: Es importante hacer mención de que en nuestras “Bodas de Oro”
de la diócesis de Arecibo, no podemos hacer como en el drama anterior del
Matrimonio. La esencia de nuestra celebración no la podemos dejar fuera que es
Cristo. Cristo se hace presente en nuestra comunidad y de una forma singular la
hacen presente en la Eucaristía y en su persona en Cristo los sacerdotes
ministeriales los cuales conocemos como cura. En este momento celebramos el
que Cristo, protagonista de nuestra celebración se haga presente. Esta presencia
marcada por los sacerdotes ministeriales se expresa de una forma muy especial
en este año del sacerdocio.
El 22 de octubre de 2009, el año pasado camino hacia una Eucaristía con jóvenes
en el CONAJUM fallece uno que es digno de admiración y reconocimiento en el
año del sacerdocio y en nuestras “Bodas de Oro”. Su deceso y Pascua definitiva
en la Eucaristía eterna donde sigue orando por nosotros para hacernos presente
al Cristo de la Pascua fue un jueves, día donde la Iglesia recuerda la “Institución
de la Eucaristía y el Sacerdocio”. En silencio y con entusiasmo observemos el
rostro de Cristo a través de este gran sacerdote: Monseñor Francisco
Concepción Rivera a quien cariñosamente conocimos y como él quería que le
dijéramos: Padre Concho. (En este momento se les pone el Power Point de la
persona de Padre Concho. Estos datos históricos fueron tomados del historiador
y uno de sus amigos personales: Benjamín Negrón.)
*La presentación se les enviará por e-mail, solicítenla a cristogamma@gmail.com.

VII. Video: Fishers of Men (Duración aproximada 17 minutos y tiene subtítulos)

*La presentación de este DVD ratifica lo expresado anteriormente en el tema.


Es luz, fuerza y homenaje al sacerdocio ministerial.
Este DVD puede ser adquirido en Paulinas y probablemente en otras librerías
católicas.
VIII. Iluminación

Pepito se encontraba en la escuela tomando su clase de matemáticas. La maestra


comenzó a preguntarles a los estudiantes sobre ejercicios de suma. Dijo: ¿Cuánto es uno
más dos? Y un estudiante levantó la mano y le indicó: “Tres”. Y la maestra expresó que
estaba muy bien. La maestra siguió: ¿Cuánto es tres más dos? Y una estudiante respondió:
“Cinco”. “Muy bien”, respondió la maestra. Luego dijo: “Tengo una más difícil, ¿cuánto es
cinco más dos?” Pepito salió brincando de la silla para que lo dejaran contestar a él. La
maestra al ver el descontrol de Pepito por contestar, le preguntó y él contestó: un montón
“misi”. La maestra no entendió muy bien y le dijo: ¡Qué no!, que era siete la respuesta.
Pepito siguió peleando y le dijo que tenía evidencia. La maestra al escuchar esto lo observó
con una mirada de que no le creía mucho; pero le dijo que le trajera la evidencia. Al otro
día, cuando comenzó la clase, la maestra le preguntó a Pepito por la evidencia y este
contestó que la había traído. Sacó un libro y comenzó a leer a lo siguiente:

En aquel tiempo, 1Jesús se marchó a la otra parte del lago de Tiberíades. 2Lo seguía
mucha gente, porque habían visto los signos que hacía con los enfermos. 3 Subió Jesús
entonces a la montaña y se sentó allí con sus discípulos.4 Estaba cerca la Pascua, la fiesta de
los judíos. 5 Jesús entonces levantó los ojos, y al ver que acudía mucha gente, dijo a Felipe:
¿Con qué compraremos panes para que coman éstos? 6 (Lo decía para tantearlo, pues bien
sabía él lo que iba a hacer).7 Felipe le contestó: Doscientos denarios de pan no bastan para
que a cada uno le toque un pedazo. 8 Uno de sus discípulos, Andrés, el hermano de Simón
Pedro, le dijo: 9 Aquí hay un muchacho que tiene cinco panes y dos peces, pero, ¿qué es esto
para tantos? 10 Jesús dijo: Díganle a la gente que se siente en el suelo. Había mucha hierba
en aquel sitio. Se sentaron: sólo los hombres que eran unos cinco mil.11 Jesús tomó los panes,
dijo la acción de gracias y los repartió a los que estaban sentados; lo mismo todo lo que
quisieron del pescado. 12 Cuando se saciaron, dijo a sus discípulos: Recojan los pedazos que
han sobrado; que nada se desperdicie. 13 Los recogieron y llenaron doce canastas con los
pedazos de los cinco panes que sobraron a los que habían comido. 14 La gente entonces, al
ver el signo que había hecho, decía: Éste sí que es el Profeta que tenía que venir al mundo.
15
Jesús entonces, sabiendo que iban a llevárselo para proclamarlo rey, se retiró otra vez a
la montaña, él solo (Juan 6, 1-15)

Todos en el salón se quedaron callados y sorprendidos. Primero porque Pepito estaba


leyendo la biblia y más importante aún el milagro que había realizado Jesús. Ese milagro que
realiza nuestro Señor, como muy bien dice la lectura fue cerca de la preparación y
celebración de la Pascua Judía. Dos palabras muy importantes para nosotros en este día y a
lo largo de la Pascua, preparación y celebración.
Con este milagro de la multiplicación de los panes y los peces podemos decir que
Jesús estaba preparando el camino para este momento crucial de hoy Jueves Santo. La
bendición y partición de los panes y peces nos trae al día de hoy, al gran acontecimiento
donde Jesús hace la primera fracción del pan o sea la primera Eucaristía. Aquella gente
tenía hambre y el Señor les da de comer. En aquel momento los alimento corporalmente.
Cristo se entrega para que el mundo con hambre y sed de justicia tenga una nueva
esperanza y un nuevo alimento en la Eucaristía. Hoy Cristo nos alimenta el alma al dejarnos
la eucaristía como alimento que da vida: VIDA ETERNA.
Aquí la teoría de “Arjona” de que a veces Dios le da pan a quien no tiene dientes no sirve,
queda descalificada. El Señor preparó al pueblo, lo alimentó de carne y luego de espíritu.
Nosotros debemos tomar ese ejemplo. A veces podemos caer en la tentación de cuando nos
ocurre algo bueno en la vida; ya sea una buena noticia, un buen retiro o un buen suceso
relacionado a Dios, queremos llenar a la gente de Cristo. Eso no está mal. Pero primero hay
que ver cómo están esas personas: ¿han comido?, ¿han dormido? ¿Qué necesidad tienen?
¿Qué dolores le aquejan? Al igual que el Señor, primero hay que trabajar con esos detalles
para luego hablarle de Él. Ya que con nuestras acciones mismas le acabamos de demostrar
las grandes proezas de Cristo. No es vender un Dios de palabras, es darle a conocer uno de
palabras y acción.
La multiplicación de los panes es un ejemplo de la misión que el Señor tenía
preparada para los apóstoles. Aquí Jesús les indicó que le dijeran a la gente que se sentaran
y luego que recogieran el pan que había sobrado. Ya aquí los discípulos se presentan como
los servidores de Cristo, los que siguen su palabra, los que guiarán al pueblo, los “episkopos”
o los obispos. Esta preparación en el servicio a los demás se ve manifestada hoy en los
otros tres acontecimientos centrales de nuestro día. Hoy es el lavatorio de los pies donde
se presenta el verdadero reinado de Cristo, un reinado de servicio y de nuestro rey un
mandato. Servir al prójimo y amarlo. Ese es otro gran acontecimiento hoy: el mandato del
amor: “Éste es mi mandamiento: que se amen unos a otros como yo los he amado (Juan 15,
12). Esto es el eje central de nuestra vida cristiana. Lamentablemente en nuestra sociedad
ya no se sabe ni lo que es el amor. Hemos escuchado por ahí las distintas maneras de amar,
su forma de amar es diferente: él o ella aman de esa manera o hasta en libros que dicen:
“¿Por qué los hombres aman a las …?”, ya ustedes saben el resto. De claro, de calle, de
lleno; el verdadero amor es el que Cristo nos brindó y nos enseñó a darle al prójimo. El
servicio y el amor se entrelazan con otro gran acontecimiento que ocurre hoy: al instituirse
el sacerdocio. Los sacerdotes celebran hoy el nacimiento de su vocación. Hoy Cristo los
llama y les da la gran encomienda de guiar a su pueblo. Al igual que lo comenzó a hacer con
los discípulos en toda su vida aquí en la tierra. Como ejemplo en la multiplicación de los
panes cuando los envió sentar a la gente y recoger los panes que sobraron. Tan sencillo,
¿por qué hablamos de obispos “horita”?, porque el obispo es nuestro guía, los apóstoles
fueron nuestros guías pero no iban a vivir dos mil años, por eso hoy tenemos a sus
sucesores en nuestras diócesis y que no se nos olvide que de los sacerdotes se escogen los
obispos y el obispo nunca deja de ser sacerdote.
La otra gran palabra que no se nos debe olvidar: celebración. Hoy como católicos
celebramos la institución de la eucaristía y por ende la del sacerdocio, más aún en este año
dedicado a ellos. ¡Y sí, hay que celebrarlo con orgullo! En un mundo donde la figura del
sacerdote ha sido tan maltratada existen jóvenes y hombres con ese compromiso con el
Señor dentro de su vocación sacerdotal Uno de esos grandes sacerdotes se nos fue este
año, como hemos visto Monseñor Francisco Concepción Rivera o Padre Concho. Hasta el
final fue un sacerdote fiel a sus jóvenes, es más, iba para el CONAJUM cuando el Padre
Celestial lo llamó a su casa. Además, nuestro padre Concho fue fiel a su pueblo y a su
Diócesis de Arecibo, la cual este año celebra sus bodas de oro. ¡A padre Concho gracias por
su servicio brindado a nuestra diócesis! A nosotros nos corresponde ahora celebrar estos
cincuenta años de vida de nuestra diócesis de Arecibo.
Esta fue Fundada el 30 de abril de 1960 y proclamada durante el pontificado del
Beato Juan XXIII y cuenta con 16 municipios y 59 parroquias. Hemos tenido tres obispos,
ellos son Mons. Alfredo F. Méndez qué estableció bases sólidas sobre las cuales se comenzó
a trabajar; Mons. Miguel Rodríguez que promovió las estructuras diocesanas y
parroquiales.; y Mons. Iñaki Mallona que ha dinamizado la vida cristiana y pastoral de la
Diócesis.
El pueblo ha tenido un papel sumamente importante en nuestra diócesis y en estos
cincuenta años. Los jóvenes, sí, los jóvenes como tú y yo somos los que tenemos que
continuar el trabajo en nuestra diócesis. Ahora es momento de compartir y celebrar esta
fiesta diocesana y esta Pascua que se nos acerca. Pero no olvidemos que nosotros somos el
presente y futuro de nuestra diócesis. Somos los presentes y futuros servidores de Cristo
para trabajar en ella. Desde cada una de nuestras vocaciones ya sea como sacerdotes,
religiosos o religiosas, como matrimonios fuertemente construidos en el amor de Cristo o
como seguidores del ejemplo de nuestro Beato Carlos Manuel Rodríguez dedicándole
nuestra vida a Dios desde el laicado célibe. Desde nuestro propio ser, con lo que tenemos y
lo que no, con nuestras fortalezas y debilidades, más aún desde nuestra juventud, siempre
con todo lo que somos servir a Cristo y por Cristo.

Nota: Se realiza la misma oración de inicio para darle un énfasis de más


compromiso y conciencia. La misma debe ser recitada por todos simultáneamente
a una sola voz. Así iniciamos la Pascua Juvenil compartiendo nuestro corazón a
Dios.

Señor Jesús, Sacerdote Supremo y Eterno, ¡gracias por tu Amor porque


nunca te has ido de nuestro lado! Tu “última cena” es la primera y prolongada
eucaristía donde nos has dejado tu corazón. Sigues en nosotros a través de los
sacerdotes ministeriales, sigues sirviéndonos al lavar nuestras lágrimas de dolor
y sucio del alma. Sigues dándonos tu Amor día a día. Nunca te cansas de amarnos;
pero Señor la gran pregunta es: ¿Cuándo voy a amar a mis hermanos como tú nos
enviaste?

Quiero ir a la Eucaristía, aunque no entienda todo, sólo sé que me amas y eso


me basta por ahora. Quiero reconocer tu presencia en los presbíteros, aunque
los antitestimonios sean la orden del día en las noticias. Quiero defender la
dignidad de los “curas” porque ellos te hacen presente a ti. Quiero servir en la
purificación de un mundo que ha decidido ensuciarse en teorías huecas y sin
sentido. Quiero Amar como Tú. Quiero ser otro Cristo para el mundo. Quiero ser
hermano de los otros jóvenes y de todas las personas. Quiero celebrar las Bodas
de Oro, viviendo primero la “regla de oro” (Mt 7, 12) en mi vida para así dar
honor y gloria a Dios en los 50 años de nuestra diócesis. Ayúdame Señor, porque
no sólo quiero darte gracias de la boca para afuera, sino de corazón, cuerpo y
alma para ti ahora y por siempre.

Hoy más que nunca digo sin miedos que quiero, quiero y quiero luchar por
llevar el mensaje de vida y fuerza de tu Amor. “En ti Cristo: Quiero”. Amén.
IX. Canción Lema: “Compartiendo con Cristo Celebramos en Comunidad” (El
cantar como cierre es un repaso del tema; ya que la misma implica el valor
de compartir, el Misterio Pascual y su fundamento bíblico está tomado de
Jn 6, 1-15.)

Nota: Es importantísimo que se invite a los jóvenes para que participen en la noche
consciente y plenamente de las actividades litúrgicas de la Parroquia. Esta es la
verdadera vivencia de la Pascua. La presencia juvenil es testimonio de alegría,
esperanza y fuerza de Dios.

X. Material de Apoyo y Formación para Servidores

Breve Historia de la Diócesis de Arecibo


Preparado por: P. José Dimas Soberal (Vicario General del Obispo) para la Pastoral
Juvenil y Vocacional
Fundada el 30 de abril de 1960 y proclamada durante el pontificado del Beato Juan
XXIII. En la misma Bula “Cum Apostolicus” fue creada la “Prelatura Nullius de Islas
Vírgenes” de las Antillas y la diócesis de San Juan fue elevada al rango de “Arquidiócesis”.
Mons. Alfredo F. Méndez González, C. S. C. fue nombrado Primer Obispo de Arecibo y tomó
posesión el 25 de noviembre de 1960. En el momento de su creación la Diócesis de Arecibo
comprendía 24 municipios, con 25 parroquias y 80 capillas. El personal religioso inicial fue
de 74 sacerdotes entre diocesanos y religiosos, 74 religiosas dedicadas en su mayoría a la
educación y 3 hermanos religiosos, no sacerdotes, 6 colegios católicos y el Centro de la
Universidad Católica de Puerto Rico. Florida era parroquia, pero aún no era municipio.
El 4 de noviembre de 1965 fue creada la Diócesis de Caguas y Arecibo perdió tres
municipios: Dorado, Toa Alta y Toa Baja. El 1ro. de marzo de 1976 fue creada la Diócesis
de Mayagüez y Arecibo perdió cinco municipios: Aguadilla, Aguada, Rincón, Moca y San
Sebastián. En ese momento la Diócesis de Ponce reclamó el municipio de Jayuya. Florida
fue creado municipio y Arecibo cuenta con 16 municipios y 59 parroquias.
Mons. Alfredo F. Méndez, C. S. C., Primer Obispo de Arecibo, levantó la diócesis en todos
los aspectos posibles. Aumentó el número de parroquias, colegios católicos, la presencia de
más comunidades religiosas femeninas y comunidades religiosas de Hermanos dedicados a la
educación. El Centro Diocesano es una de las obras emblemáticas del primer obispo y por
eso lleva su nombre. El Movimiento de los Cursillos de Cristiandad, la JAC (Juventud de
Acción Cristiana) y la Legión de María florecieron durante su episcopado. Mons. Miguel
Rodríguez, C. SS. R., segundo Obispo de Arecibo favoreció la creación de nuevas parroquias
y más vocaciones al sacerdocio. En su tiempo se creó el Movimiento Juan XXIII y se
estableció la Renovación Carismática.
Con la llegada de Mons. Iñaki Mallona, C. P., comenzó el proceso para el Plan Pastoral
de Conjunto. Se realizaron tres estudios o reflexiones fundamentales: Estudio del
Contorno, Estudio del Entorno y Estudio o Visión Retrospectiva. Se redactaron otros
documentos frutos de reflexiones y consultas: Modelo de Situación, Modelo de
Diagnóstico con su Pronóstico y el Modelo Operativo. En el 1996 se elaboró el Modelo
Ideal de la Diócesis y el 19 de noviembre de 2002 se firmó el Primer Plan Pastoral de
Conjunto. Ahora nos encontramos ya con la Programación Pastoral 2010.
Los tres episcopados de estos cincuenta años se pueden sintetizar así: Mons.
Alfredo F. Méndez (1960-74) estableció bases sólidas sobre las cuales se comenzó a
trabajar. Mons. Miguel Rodríguez (1974-90) promovió las estructuras diocesanas y
parroquiales. La tarea de Mons. Iñaki Mallona (1992 al presente) ha sido dinamizar la vida
cristiana y pastoral de la Diócesis.
Mons. Ulises Casiano Vargas, obispo de Mayagüez, durante los años de 1990-92, fue
el Administrador Apostólico, después de la renuncia de Mons. Miguel Rodríguez y antes de
la elección de Mons. Iñaki.

Hoy comenzamos propiamente dicho la celebración de la pascua: pascua significa


paso, el tránsito de Jesús de la muerte a la vida. Hoy es el primer acto de este paso.

No es correcto quedarse sólo en el aspecto de la muerte, ni tampoco lo es el


celebrar sólo la resurrección. Los dos aspectos se celebran con una gran unidad: la memoria
de la muerte, hoy está llena de esperanza y de victoria, mientras que la vigilia pascual de
mañana no sólo recordará la resurrección sino todo el dinamismo del paso de la muerte a la
vida.
EN EL DÍA DESTACAMOS:

Caminar con Cristo que va hacia la muerte con actitud de perdón y amor.

Recorrer con El su camino de la cruz. Y en la tarde destacan estos momentos


culminantes.

LA LECTURA DE LA PASIÓN:

Es el centro de la celebración de este día. Nosotros le daremos mucha importancia


ya que todos los momentos siguientes los incluiremos dentro de la lectura de la pasión.

LA ADORACIÓN DE LA CRUZ

Es otro momento importante. La comunidad cristiana expresa sus sentimientos al


contemplar y adorar la cruz como principio de la pascua.

El beso a la cruz es el signo de nuestra respuesta de amor al amor que dio su vida
por nosotros.

LA ORACIÓN UNIVERSAL.

En la que el pueblo ejercitando su oficio sacerdotal ruega por todos los hombres.

Hoy en día en que el pueblo participa de este sacerdocio en que el señor intercede
por las grandes intenciones de la iglesia, de la humanidad y del grupo.

La comunidad cristiana o sea nosotros proclamamos la pasión del Señor y adoramos


su cruz con primer acto del misterio pascual.

Que en este día tomemos conciencia de este gran paso que dio Jesús, de la muerte a
la vida. Que nosotros muramos a todo lo que nos estorba para tener ese encuentro con
Jesús renovándonos día a día.

Objetivo: Que el Joven desde la experiencia


de Cristo que ha sido crucificado en la cruz
reconozca a través del dolor la necesidad de su
amor.
Señor Jesús, hoy revivimos el dolor de tu muerte sintiendo nuevamente
el dolor del impacto que ella tiene en nuestras vidas.

Gracias porque diste tu vida para salvarnos y sufriste para redimirnos.

En este día, queremos confiarte aquellos sufrimientos y penas que a veces no aceptamos
con demasiado amor.

Debemos confesar avergonzados que frecuentemente nos quejamos de las cruces que nos
impone la vida, y no nos damos cuenta que deberíamos abrazarlas con el mismo amor que Tú
lo hiciste.

Ayúdanos Señor, para que a ejemplo tuyo todo lo compartamos, las alegrías, las penas, y
tengamos siempre presente que los sacrificios asumidos con amor conducen a la vida nueva
que conquistaste con tu resurrección.

Todo esto te lo pedimos animados por el ejemplo de tu madre, la Virgen dolorosa, que supo
acompañarte en el dolor y ahora está junto a ti, donde vives y reinas por los siglos de los
siglos, Amén.

I. Dinámica I

Se le entregara a cada joven un pedazo de tela blanca. Como símbolo


del manto de Jesús. Un Líder después que le entreguen el pedazo de tela
dirá: Ese pedazo de tela representa la vestimenta espléndida que le había
hecho poner Jesús fue burlado por la gente por ser realmente: el Rey de
los judíos. La vestimenta espléndida del Señor Jesús también significa que
Él tomó sobre sí todos los pecados por mí y en nuestro lugar. También
representa su pureza, santidad… (Habrá una interrupción en este
momento inesperada por el joven que estará llevando el monologo el mismo debe estar
sentado entre los participantes. El líder que esta llevando la dinámica debe poner una
cara de asombro cuando sea interrumpido. Se recomienda que el joven del monólogo no
sea parte del equipo de líderes y que participe como todos los jóvenes de la Pascua.
Para que los jóvenes se impacten con el mensaje.)

Personajes: Joven –Jesús–2 Soldados-Pilatos-2 Apóstoles


II. Monologo-Drama
YO NO FUI

Permiso… ¡Hola! Soy… (Dice su nombre) ¡Qué suerte que tengo esta oportunidad de
hablar con ustedes!, porque ¿saben? Hace mucho tiempo que tengo un montón de dudas
que quisiera que alguien me las aclare. Es por todo este tema de la cuaresma que me tiene
un poco mal.

Por ejemplo hace unas semanas atrás un miércoles, para mí, fue un día magnífico. Aprobé
un examen muy difícil. Me felicitaron hasta mis maestros y salí a almorzar con mis amigos
y compartimos un montón... Es más hasta estuvimos hablando un poco de religión también.
Pero resulta que voy a misa (porque era miércoles de ceniza) y me encuentro con que
tengo que pintarme la frente con ceniza y poner cara de arrepentido... En realidad
debería “sentirme” arrepentido; pero no me resultó nada fácil... ¡Con lo lindo que había
sido mi día! ¡La verdad es que no tenía muchas ganas de cambiar mi estado de ánimo!

Entonces me puse a pensar... ¿Por qué sólo celebramos 12 días el cumpleaños de Jesús y
nos tenemos que pasar después 40 días sintiéndonos culpables por su muerte?

Tendríamos que revisar un poco esos números, ¿no les parece?

Si al fin y al cabo nuestro Dios es tan bueno y misericordioso... ¿Para qué pasar tanto
tiempo sintiéndonos culpables por algo que no hicimos?

(Entra Jesús con 2 soldados. Estos salen. Se lee algún párrafo que concluya con la
sentencia de muerte. (Jn.19:14-16 –Lc.23:20:25-Mr 15:6-15) Vuelven los soldados
y lo llevan a una esquina. El Joven mira, se encoge de hombros y luego sigue.

Al fin y al cabo yo no lo condené a muerte. (Entra Judas con una bolsa de monedas y
salen) No fui yo quien lo traicionó por 30 monedas de plata ni quien levantó falsos cargos
en su contra. (Entra Pedro y Canta el gallo y se hecha a llorar y sale), No fui yo quien
lo negó 3 veces. (Entra Pilatos y se lava las manos un soldado tendrá el recipiente de
agua y salen)Fue Pilatos quien lo condenó a muerte, no yo. (Entra Jesús cargando la
cruz y dos soldados, le dan latigazos y le gritan) Y fueron los soldados los que lo
hicieron cargar la pesada cruz.

En esto estamos todos de acuerdo ¿no? Yo-no-fui.

Eso no quiere decir que yo sea perfecto. No lo soy, pero jamás haría una cosa semejante...

Está bien, puede ser que alguna que otra vez desobedezca a mis padres, no quiera
compartir con ellos, le falte un poco el respeto... Ayer por ejemplo, si no hubiera sido por
esa “mentirita” que le dije a mi mamá, tenia que compartir en familia y me hubiera perdido
un Party que estuvo brutal. Ya sé que no hice bien, pero con eso no lastimé a nadie.

Y el otro día, con mis amigos en la escuela en el tiempo libre nos robamos 2 ó 3
sándwiches de la cafetería, luego para colmo en verja me encuentro con deambulante y
me pidió mi sándwich y le dije en verdad mi pana si quieres comer trabaja, no
perjudicamos a nadie. En realidad lo hicimos para divertirnos... Total nadie lo debe haber
notado y pues el deambulante que trabaje pues no es mi culpa que no tenga que comer.

También alguna que otra vez le eché la culpa a mi hermano de alguna travesura que yo
hice, pero seguro que él también debe haber hecho lo mismo conmigo... Además jamás lo
castigaron mucho por ninguna de esas cosas. Pero todo esto son cosas sin importancia. El
hecho es que yo jamás mataría a nadie y menos a Jesús.

(Se escucha el canto de un gallo. El Joven cambia de actitud y comienza a hablar


con un tono de culpa muy marcado. Se apoya a la cruz de Jesús que estará en el
suelo y entran los soldados con un martillo y ponen Jesús en la cruz.) Cuando el
joven se arrepiente en cada pausa los soldados darán un martillazo.

Oh, oh....Creo que estoy comenzando a comprender.

Perdóname Dios, porque no sé lo que hago. Por mi orgullo, mi egoísmo y mi soberbia.


(Martillazo)

Por mi falta de paciencia con mis amigos, con mi familia y contigo. (Martillazo)

Por mis ofensas y envidia hacia los demás.

Cuando no deseo compartir con mi prójimo por el simple hecho de no aceptarlo como es,
porque solo veo en el sus defectos y no sus virtudes. (Martillazo)

Y por todos los pecados que ni siquiera me doy cuenta que cometo.

Perdón, Dios mío. Perdón. (Martillazo) Ahora comprendo que en tus manos, me
demuestras tu sacrificio y me compartes tu amor.

Una vez el soldado de el ultimo martillazo. El joven le tocara las manos Jesús y se
quedara mirándolo. Se escuchara la Música del CD Gente Común, Sueno Extraordinario de
Tercer Cielo. Canción Exagerado Amor. (Jesús se quedara en la Cruz en el suelo).

III. Dinámica II (La canción se puede repetir mientras se hace esta parte.)
Cada Líder tendrá una canasta con clavos y recipiente con sangre artificial o pintura roja.
Se le entregara al joven un clavo y lo sumergirán en la sangre. Luego que cada joven tenga
su clavo manchado se le dice que limpie con el pedazo de tela blanca que se les entrego en
la dinámica I.

IV. Iluminación

(En esta parte puede utilizarse una canción Instrumental)

Ha llegado el momento de abrir tu corazón sincerarte contigo mismo, no te preocupes por el


qué dirán o qué pensaran porque este momento lo que realices sólo tu lo puedes conocer.
Nadie te puede ver sólo Dios, sólo Jesús.

A lo mejor tú eres como ese joven que piensas que con tus acciones lo hace bien y que no
lastimas a nadie y mucho menos a Jesús. Cuantas veces has negado al Señor como lo hizo
Pedro, y has vuelto a clavar a Jesús en la Cruz. Vemos como en nuestro país se ha perdido
el amor hacia el hermano, cada día son más los asesinatos, pero de quien es la culpa no es de
los gobiernos o es que nosotros hemos alejado a Dios de nuestras vidas, sean perdidos los
valores, nos creemos superiores a los demás. Cuantas veces le has negado el amor a tu
hermano con tus acciones y mucho mas, lo has lastimado. Cuantas veces nos sentimos
culpable de las cosas que nos pasan, sentimos que no valimos nada y que vida no tiene
sentido, nos sentimos corazón heridos de tanto dolor y sufrimiento.

Hace unos minutos unos hermanos te entregaron un clavo y se te invito a que lo limpiaras
con la tela blanca por que cada uno de nosotros estamos representados en ese clavo por el
dolor que Jesús sufrió por cada uno de nosotros y la sangre es la de Jesús derramó en la
cruz por amor a nosotros es la que nos limpia de nuestros pecados del día a día por que
manchamos nuestro cuerpo con las tentaciones que nos presenta este mundo, Jesús es la
tela blanca que nos limpia de todo pecado y nos trasforma en hombres nuevos. Porque su
Palabras nos dice: Por sus llagas hemos sido sanados” (1 P 2:24). Por la llaga de Su Corazón
nuestro Señor nos mostró Su “amor hasta el extremo” (Jn13:1). Quiso que quedara abierta
para invitarnos a todos a entrar, por ella, a lo más íntimo de su Corazón. Sin embargo, no
hemos sabido responderle más que con rechazo y desprecio. ¡Qué doloroso para nuestro
Señor! El quiso revelar Su Corazón con la llaga bien abierta de donde brotó “Sangre y
Agua”, para recordarnos que El espera por nosotros, porque su salvación es gratuita y que
solamente requiere la aceptación de nuestra parte.
Te invito a que observe el rostro de Jesús y procura deslizar tu vista suavemente hacía sus
manos y sus pies que están clavados firmemente, en sus manos, nos demuestras su
sacrificio y nos comparte su amor. Jesús que había esperado esa cruz muchos años, porque
ese día que se presentara iba a cumplir su deseo de redimir a los hombres y entre esos
hombres estamos tú y yo. La cruz, que hasta ese momento había sido un instrumento infame
y deshonroso, se convierte en árbol de vida y escalera de la gloria. La alegría le llenaba al
extender lo brazos sobre la cruz, para que supieran todos que así de abiertos tendría
siempre los brazos para los pecadores que se acercaran a el. No hay reproches en los ojos
de Jesús. Solo piedad y compasión que te dicen: ven a mí hijito mío, no sufras más yo estoy
contigo y quiero compartir mi amor contigo. Con mi muerte, yo quiero iluminar el sentido de
tu vida.

Observa el rostro de Jesús, rostro débil, porque su amor, lo ha introducido en la debilidad.


El amor, que supone dar y darse, debilita. La cruz no es respuesta a nuestros pecados, sino
que nos inquieta y motiva para que abramos nuestro corazón a otro modo de preguntar, de
conocer y de vivir. Desde esa cruz hoy Jesús te pregunta acerca de lo que has hecho con tu
vida, de tus intereses, tus ilusiones, tu relación contigo, con tus amigos, con tu familia, con
Él. Disfruta este momento para agradecer lo que tengas que agradecer, para pedir lo que
necesites pedir y para perdonar lo que necesites perdonar… (Momento de reflexión
personal y después de un momento considerable utilizar un canto o una dinámica que
favorezca para la asimilación final del tema.) Ej.: Se puede presentar un video de lo
sucedido con los hermanos de Haití y como Puerto Rico y el mundo compartió de lo que tiene
con nuestros hermanos haitianos y se puede hacer una oración por ellos. También de las
cosas que están pasando en el mundo o de la pasión de Cristo ect .

Oh Jesús Crucificado, que con infinito amor quisiste sacrificar la vida por
nuestra salvación, aquí estamos para agradecerte tan grande bondad mediante
nuestra entrega, arrepentimiento y conversión.

Pedimos perdón por las culpas que cometemos contra la justicia y la caridad fraterna.
Queremos así como tú, perdonar, amar y acudir a las necesidades de nuestros
hermanos.
Danos fuerza para cargar la cruz de cada día, soportando la paciencia los trabajos, los
estudios y enfermedades.

Amigo de los pobres, de los enfermos, pecadores, ¡Ven a nuestro socorro! Y, si fuera
para nuestro bien, concédenos las gracias que a cada instante te pedimos.
Señor, yo te agradezco porque has muerto en la cruz por mis pecado y en tus manos me
demostraste tu sacrificio y me entregaste tu amor.

Oh Jesús Crucificado camino de verdad y vida, prometemos, fieles a tu amor, seguirte


hoy y siempre, con el fin que purificado por tu preciosa sangre, podamos compartir
contigo las eternas alegrías de la resurrección. Amen

El misterio esencial del Sábado Santo es la ausencia del Señor. El Señor ha ocultado
su rostro; ha sustraído su presencia; el Señor está ausente; el Señor misteriosamente está
muerto. Esto es lo que le distingue de cualquier otro momento de la vida terrestre y
celeste de Jesús.

En el A T. Cristo no estaba. Este día el Señor, de igual forma está ausente, está
muerto y litúrgicamente esta ausencia se presenta con la privación de la eucaristía. Es
imposible la eucaristía por que el Señor no está. En su vida terrestre estaba con nosotros;
estaba físicamente con los hombres; como resucitado, está presente en medio de la iglesia
y del mundo, por el poder del Espíritu Santo.

La privación de la palabra de Dios: no hay palabra en contexto de eucaristía.

La experiencia del vacío: cuando se muere un ser querido, decimos que nos ha dejado
un vacío que no se puede llenar; este vacío es sobrecogimiento, silencio, ayuno y misterio. La
actitud ante este misterio es la quietud.

Hay que permanecer sobrecogidos ante la ausencia del Señor.

La celebración de la Vigilia Pascual es la fiesta del año cristiano más importante.


Cristo resucitado, vencido a la muerte, este es verdad, el día que hizo el Señor. El
fundamento de nuestra fe. Cristo ha pasado de la muerte a la vida, es la pascua del Señor.

Pero la pascua de Cristo es también nuestra pascua. En la muerte Cristo, nuestra


muerte, ha sido vencida, y en su resurrección hemos resucitado todos.

El esquema de la Vigilia Pascual esta formado así:


1.- LITURGIA DE LA LUZ

 Bendición del fuego


 Cirio Pascual
 Procesión
 Pregón Pascual

2.- LITURGIA DE LA PALABRA

 Lecturas del Ant. Testamento, Salmo


responsorial y Oración
 Gloria
 Lectura del Apóstol San Pablo
 Aleluya
 Lectura del Evangelio

3.- LITURGIA BAUTISMAL (AGUA)

 Oraciones litánicas
 Bendición del agua
 Confesión de nuestra fe (Credo) - aspersión con agua bendita
 Bautizos (Confirmación)

4.- LITURGIA EUCARISTICA

 Oración de los fieles


Dios en esta Pascua
 Plegaria Eucarística nos invita a renacer
 Comunión a una vida nueva.
Objetivo del Día – Llevar a los Jóvenes el
mensaje de celebración ante la resurrección
de un Cristo vivo donde tenemos la
oportunidad de vivir en el.

Buenos Días Señor Jesús, gracias por este día de alegría, gracias por este día
de fiesta y gozo que hoy nos regalas, hoy has vencido a la muerte y a través de tu
crucifixión nos demostraste cuanto nos amas. Señor sabemos que hoy estas aquí en medio
de nosotros inundan nuestros corazones y llénanos del Espíritu Santo para que continúe
guiando nuestras vidas.

Objetivo: Llevar al joven a vivir el momento


de la resurrección y explicarles el sentido
que tiene en nuestras vidas.

I. Drama

Comenzamos con un drama – María Magdalena (Encuentra el Sepulcro Vacio.)


Lectura: Juan 20 1-9
Lectura: Juan 20, 11-18

II. La Resurrección de Jesús Mt 28; 1-8

“Vivimos para esta noche” dijo el Beato Carlos Manuel Rodríguez…


Y así es y debe ser. Nosotros los cristianos confesos de Cristo seguimos a un Jesús con
sus mandatos, sus enseñanzas y sus obras. Por eso debemos vivir para ese gran EVENTO,
debemos suspirar por ese gran evento, debemos anhelar ese evento, nuestra vida debe
estar ligada constantemente y diariamente dirigida a este Magno Evento.
LA RESURRECCION ES LA MAXIMA OBRA DE DIOS.
LA RESURRECCION ES EL MILAGRO MÁS IMPORTANTE, EL MÁS MARAVILLOSO EL
MÁS IMPORTANTE PARA LA IGLESIA.
La resurrección de Jesús es el EVENTO más importante de toda la historia de la
Humanidad. Sobre pasa el evento de la Creación, pues es en la resurrección de Jesús que
se consuma toda nuestra historia de la Salvación. Es en la resurrección que cobra sentido
toda la vida de Cristo. Si Cristo no hubiese resucitado nuestra Fe seria vana. Creemos en
un Jesús resucitado que venció a la muerte. No adoramos a un Cristo Muerto, nuestro
Jesucristo esta vivo y sigue vivo. En la eucaristía recibimos el cuerpo y la sangre de un
Jesús vivo y resucitado. La misa es la expresión de un Jesús que se entrega se inmola y que
resucita cada día para nosotros. Así como nace siempre un radiante y esplendoroso Sol cada
mañana después de una noche tan oscura, de igual manera resucita nuestro Sol quien es
Cristo Jesús.
La Resurrección es también conocida como el octavo día. El séptimo día acababa la Creación
y es en el octavo que comienza la nueva creación. El esplendor de esta nueva creación
sobrepasa el de la primera. Es de hecho más importante que la Primera.

III. Pruebas de la Resurrección

“¿Por que buscar entre los muertos al que vive? No esta aquí ha resucitado (Lc. 24; 5-6)
Existen e El sepulcro vacío.- Los cuatro evangelistas lo mencionan. Lo reconocen incluso los
soldados, los sacerdotes y las autoridades romanas.
La evidencia maxima de la Resurreccion es la evidencia del Resucitado.

Las apariciones del Resucitado.- Son hechos reales, contados por los mismos apostoles y las
mujeres a las cuales Jesus se les aparecio. Personas que le vieron, le sientieron y le vieron
comer y partir el pan con ellos.

1. Jesús; es "exaltado" por Dios (Hch 2,23)


2. Jesús resucitó. Es algo que aconteció verdaderamente en el muerto Jesús y no en
la mente o en la imaginación. Jesús realmente ha sido liberado de la muerte y ha
alcanzado la vida definitiva de Dios. Asi lo creemos y asi lo profesamos.

IV. Significado de la Resurrección

Con la Resurrección de Jesús, Dios afirma cosas muy importantes:

 Dios estaba de parte de Jesús, le da la razón en todo lo que hizo y dijo y se la quita
a quienes estaban en su contra.
 Que Jesus es Dios, pues solo Dios es capaz de hacer semejante milagro de la
Resurreccion. Jn 10; 17-18
 La muerte no es el fin del hombre, sino el medio para volver a su destino final: Dios

El encuentro del hombre con el Resucitado.En los evangelios se describen varios


"encuentros" de Jesús Resucitado con varios de sus discípulos.
1. Jesús se "deja ver", para que salgan de su incredulidad y de su desconcierto.
2. El encuentro afecta a la totalidad de sus personas: transforma el miedo en celo por
el evangelio; la ignorancia por sabiduría; la debilidad por fortaleza; la tristeza por
alegría. (Gal 1,23)
3. Les descubre los enigmas de la fe: "se les abren los ojos" "ven y creen".
4. Los encuentros siempre conducen a una llamada a la evangelización "vayan y digan"
(Mt 28, 18-20; Mc 16,15; Lc 24,28; Jn 20,21).
5. Comprenden que deben vivir su vida cotidiana con otro sentido y otra profundidad, el
encuentro con el Resucitado es una experiencia prolongada en la vida. (2Cor 4,10).

Se buscan testigos del Resucitado. Jesús dijo a Tomas: "Tu crees porque has visto. Felices
los que creen sin haber visto" (Jn 20, 29)

"Felices los que creen sin haber visto", esos somos nosotros. Nuestra fe se cimienta en la
resurreccion de Jesus, pero ninguno de nosotros estuvo alli, solo lo creemos por Fe. La
Resurreccion de Jesus no es algo que ocurrio hace mas de 2000 anos. Ocurre cada dia en
cada misa. Experimentamos la pasion muerte y resurreccion de Jesus en cada misa que
asisitimos.

Oremos para que Dios en su infinita Gracia nos conceda un amor incondicional a la
experiencia de la Resurreccion, para que asi seamos participes de la gran experiencia de la
divinidad.

Objetivo: Se invita al joven a celebrar la


oportunidad que tiene de recibir a Cristo
cada día en la Eucaristía. Lectura: Lucas 24,
26-35

La Celebración de La Fracción del Pan En Emaús

Hoy se celebra el acontecimiento más importante de la iglesia. Como decía el Beato Carlos
Manuel, “ vivimos para esta noche”. Es la noche de la victoria donde Cristo ha vencido la
muerte para darnos la vida eterna. Por eso llenos de alegría y júbilo tenemos que gritar
Aleluya. Nos ponemos de pie y meditamos el Evangelio según San Lucas 24,25-31.
El evangelista Lucas nos presenta a los discípulos camino de Emaús. Estos iban caminando a
este pequeño pueblo que estaba a unos diez kilómetros de Jerusalén. En el camino
conversaba todo lo que había sucedido. Estos tenían consigo frustración, tristeza,
decepción. Pues dudaron que no volverían a ver a Jesús. Ante su frustración reconocieron
lo grande que fue Jesús, y estaban consientes de todas las maravillas que había hecho.
Dice la palabra que Jesús le dijo: Que duros de entendimientos como les cuesta creer lo
que le dijeron los profetas. ¿No tenia que padecer eso el Mesías para entrar en su gloria?
Y comenzando por Moisés y siguiendo por todos los profetas les explico lo que en toda la
Escritura se refería a él. Consientes de lo que padeció Jesús camino al Calvario todo por
amor. Dios a través de esta expresión de amor nos sigue llamando a que le amemos, a que
hagamos un alto en nuestras vidas y le escojamos como verdad autentica y razón de ser.
Dice la Escritura que continuó Jesús el camino con los discípulos e iba a continuar su
camino, pero estos como ya era tarde le insistieron y le dijeron quédate con nosotros que
se hace tarde y el día se acaba. Los discípulos sin reconocer que era Jesús al que estaban
invitando, se sentían llamados por él. Aunque no te des cuenta, Jesús te está llamando,
pero queda de ti reconocer esa llamada. Nos dice la palabra que Jesús entro para quedarse
con ellos. Pero para que Jesús se quedara, ellos abrieron las puertas de su corazón sin
saber nada. Sin saber que era el mismo Jesús que les llamaba a que dieran ese paso de la
apertura de sus vidas al Maestro, respuesta que quiere de Dios de nosotros. Pero ahora
viene la parte más importante de este tema. Dice la palabra que mientras estaba con ellos a
la mesa tomo el pan, lo bendijo, lo partió y se lo dio. Entonces se les abrieron los ojos y le
reconocieron. Pero el desapareció de su vista.
Jesús antes de su pasión y muerte nos dio el regalo por excelencia que se transforma en el
pacto de una nueva alianza que Dios hizo con nosotros, a través, de su hijo. Es el pan vivo
que bajo del cielo. Entonces Hermanos en el sentido de nuestra de fe sin duda alguna
también se plasma el sacrificio de amor más grande de la historia humana. Sacrificio que
perdura por los siglos de los siglos y cualquier discípulo de verdad reconoce. Es lamentable
que muchos al día de hoy no puedan valorar, no lo conocen, por tal razón están sumergidos
en falsas felicidades o ataduras las cuales se convierten en prioridades equivocadas. El
vivir este momento es el acto más excelso y sublime que un ser humano puede
experimentar, desde el momento de la consagración hasta el momento de recibirlo porque
se trata de un anamnesis (recuerdo) de esa primera misa que Cristo celebra y nos entrega
su cuerpo y su sangre para hacernos conscientes de que en este momento el se hace
presente Es el momento donde tenemos la oportunidad de acercarnos a nuestros seres
queridos los mas que extrañamos y con los que casi no compartimos, es la oportunidad para
crecer en el amor hacia los hermanos, es el momento de reflexionar en que lugar se
encuentra Cristo en mi vida . También es el momento donde debemos callar y escuchar lo
que el nos quiere hablar, momento donde lo podemos sentir bien cerca de nosotros y
pedirle con fe para que nos conceda. Es el verdadero alimento para nuestra alma. Que cada
momento en el que recibamos la comunión sea un momento de intimidad con el Resucitado.
Cada vez que vivamos una Eucaristía estemos consciente que necesitamos de este alimento
para subsistir y perseverar en los planes que Dios ha determinado para nuestra vida. Es
importante reconocer que la Eucaristía o la Fracción del Pan o sea lo que hizo Jesús con los
discípulos de Emaús debe ser la prioridad en mi vida de fe, porque de esta manera es que
Cristo está Vivo, está en el Sagrario y en la Santa Comunión.

División de Grupo

Objetivo: Mediante Preguntas llevar al joven a que reflexione sobre como es su vida en
torno a la eucaristía y vea cuán Importante es para él la eucaristía.
Preguntas:

 ¿Soy como los Discípulos de Emaús?


 ¿Reconozco al Señor o no lo reconozco?
 ¿Cuántas Veces El Señor a caminado con nosotros y no nos hemos dado cuenta?
 ¿Qué Significa para mí la eucaristía?
 ¿Qué importancia le daré a la Eucaristía de aquí en adelante?

Iluminación

En síntesis podemos decir que Jesús nos deja saber en esta lectura que siempre está
caminando a nuestro lado y no nos damos cuenta. En muchas ocasiones al igual que los
discípulos de Emaús nos sentimos tristes, frustrados y hasta decepcionados porque
creemos en el, pero muchas veces dudamos de él. Sin embargo, Dios nos sigue llamando a
que le sigamos sin importar el tiempo en el que nos encontremos en las circunstancias
históricas que estemos, si dudamos de esa llamada y la respuesta que podremos emitir. El
nos pide que nos sentemos con él en la mesa y al compartir el pan se nos quite la ceguera y
le reconozcamos. Sin olvidar que la misa es el sacramento central de la fe y es mi
encuentro personal con el Cristo que ha resucitado. Entonces, debo hacer un esfuerzo por
reencontrarme con Cristo si es preciso todos los días en la Sagrada Comunión y visitarle
como amigo en el Sagrario.
Objetivo: Que el joven desde la experiencia
de ser un regalo de Dios sienta su llamado
en esta Pascua a renacer a una vida nueva.

I. Dinámica I – La Vida

Se tendrá un Sepulcro, dentro de este un regalo como símbolo de que Dios a través de
Jesús nos regala la vida. El sepulcro puede ser en cartón y que este hecho en bloques o
piedras de cartón individuales en la cual los jóvenes puedan tomar para ser un compromiso.
El sepulcro puede estar oscuro y luego encender la vela como símbolo de la vida que es
representada en la luz, por que Jesús venció la muerte.

(Se invita a los jóvenes a compartir) Sabemos que cuando celebramos un evento ya sea un
cumpleaños, aniversario ect.

Nos obsequian algo te pregunto: ¿Cómo nos sentimos cuando nos dan un regalo?

(Luego se lanza la siguiente pregunta) ¿Qué regalos importantes y significativos has


recibido en tu vida?

(Con la vela apagada se les pregunta) ¿Que signo o símbolo encuentras en esta vela
apagada? Enciendes la vela y le preguntas y ahora que vez en esta vela.

(Después de escuchar a algunos jóvenes, para la reflexión, se pueden tomar las siguientes
ideas)

Todos estos regalos los has podido gozar y disfrutar porque TIENES UN REGALO MUY
GRANDE Y ESPECIAL: ADEMAS DEL DON DE LA VIDA. La vela encendida representa que
Jesús ha vencido la muerte para que hoy yo y tú tengamos vida. DIOS EN ESTA PASCUA
NOS INVITA A RENACER A UNA VIDA NUEVA. La vela encendida representa esa nueva
vida que hoy tu quieres emprender con Jesús resucitado.

 Este regalo lo hemos recibido de Dios, que desde siempre NOS HA AMADO. Cuando
pensó en ti, en mí, en cada uno de los que estamos aquí, dijo: “Hagamos a... (se
puede decir el nombre de alguno de los jóvenes) a nuestra imagen y semejanza”.
Ahí estaba la presencia de Dios Trinidad, es decir, Dios Padre, Dios Hijo y Dios
Espíritu Santo dándonos la Vida.
 ¿Qué es lo que a los seres humanos nos hace diferentes de otros seres?
(Compartirlo al grupo) Todo esto que han dicho, es lo que nos hacer ser IMAGEN DE
DIOS, es lo que nos hace SER PERSONAS, EXISTIR DE UNA MANERA MUY
CONCRETA Y ESPECIAL, ya que podemos amar, ser libres, decidir, pensar, CADA
UNO SOMOS UN REGALO.

 Pero sólo por el hecho de vivir no quiere decir que ya todo está acabado, al contrario
es cuando empieza para nosotros la tarea de construirnos cada día para ser
realmente personas y no objetos. Por que Dios nos ha regalado a través de su
resurrección la vida eterna.

1. REFLEXIÓN PERSONAL:

Al tomar conciencia en este día de que hemos recibido la vida como un regalo de Dios, la
vamos descubriendo con sorpresa y desarrollando desde nuestro ser personas. Ahora te
invitamos a hacer un trabajo que te permita tomar conciencia de la riqueza que llevas
dentro.

Dinámica II

Debe haber un sepulcro de cartón y alrededor varios bloques o piedras de cartón o


papel que formen un sepulcro (sólo vistos por una cara), después se les invita a los
jóvenes para que tomen un bloque o piedras.

(Este momento, puede ser reflexionado por escrito o sólo pensarlo en silencio)

a) (Si se opta porque sea escrito hay que llevar papel y lápices).
Se invita a los jóvenes a escribir su nombre en la parte del al frente del bloque o
piedra (como lo quieran escribir grande o pequeño, a la mitad o en una orilla...)
luego van a ir (en 2 minutos) con algunos de sus compañeros que les escriban el
mismo nombre, es decir, si yo me llamo Efraín voy a ir con Geancarlo y me va a
escribir mi nombre: Efraín, pero quedará en mi hoja escrito con su letra.
Una vez terminado este momento se les invita a voltear su piedra o bloque por la
parte que está en blanco, la van a doblar por la mitad, en una van a escribir sus
cualidades, por lo menos 10, en la otra mitad 5 limitaciones máximo. (Darles unos
5 ó 10 minutos para este ejercicio).
b) (Si no se hace por escrito). Se les invita a pensar en su nombre y en las muchas
formas que lo hemos escuchado de parte de las demás personas. Luego cada uno
irá diciendo su nombre en voz alta. Después se les invita a pensar en sus
principales cualidades y en unas cuantas limitaciones.
Concluido el trabajo personal se les invita a compartir cómo se sienten o qué
descubren de ellos mismos.

Iluminación

(Se les invita a tomar su bloque o piedra por el lado donde está escrito su nombre o
traer a la mente su nombre, si no se hizo el ejercicio por escrito, y ser conscientes de
quién se los ha dicho y cómo lo ha pronunciado. Invitar a unos pocos a compartir alguna
de esas personas que ha pronunciado su nombre y cómo lo pronuncia).

En la vida diaria, varias veces escuchamos nuestro nombre pronunciado de múltiples


formas: suave, con delicadeza, cariño, enojo, gritando, etc. Pero hay alguien que desde
toda la eternidad ha pronunciado nuestro nombre y lo sigue diciendo con mucho amor y
ternura: Dios.
Veíamos hace rato cómo Dios nos ha regalado el don de la vida y nos lo dio porque
nos ama muchísimo y también nos ha dado este nombre que llevamos con el cual nos
identifica como hijos e hijas suyos y aunque haya muchos que lleven el mismo nombre
que nosotros, cada uno somos único y especiales en su Corazón de Padre-Madre.
Él nos ama así como somos, con nuestras cualidades y con nuestras limitaciones
(mirar ahora el bloque por el lado de las cualidades y limitaciones o recordarlas quienes
no las hayan escrito) y nos invita a desarrollar todos estos dones personales fijándonos
más en nuestras cualidades que nos posibilitan ir haciendo menores nuestras
limitaciones. Mientras más conozcamos lo que somos y tenemos vamos siendo más
personas y, por lo tanto, más imagen y semejanza de Dios.
En su inmenso amor, Dios nos ha dado el regalo más grande: a su mismo Hijo
Jesucristo. Jesús quiso hacerse uno de nosotros y uno con nosotros, compartiendo y
viviendo como hombre y como persona su ser Hijo de Dios. Es Jesús quien ahora quiere
hacer camino con cada uno de nosotros y enseñarnos a ser felices viviendo nuestra
dignidad de ser hijos e hijas de Dios.
Algunos puntos importantes y prácticos que debemos tener en cuenta en este
camino de construirnos como personas desde nuestro ser de hijos muy amados de Dios
son:

c) Si te das cuenta, tu vocación o llamado a la VIDA y a SER PERSONA se concretiza


en tu SER DE HOMBRE O DE MUJER. De ahí la importancia de estar bien
identificado con tu sexo y vivirte plenamente como hombre (en el caso de los
varones) y vivirte plenamente como mujer (en el caso de las muchachas). Además,
cada uno tenemos también una misión ¿Para qué soy llamado? HAY UN LLAMADO
ESPECIAL A SER FELIZ, pero el cómo y el dónde es lo que vamos a ir descubriendo
y viviendo.
d) Es importante irnos conociendo a nosotros mismos, ser conscientes de nuestras
capacidades, cualidades y también de nuestras limitaciones, aceptarnos tal y como
somos y buscar ser mejores cada día.

e) Ser libres, es decir, ser capaces de tomar decisiones coherentes con lo que
queremos ser y hacer en nuestra vida, por ejemplo, si alguien quiere ser futbolista,
pero nunca patea un balón pues no lo va a lograr. Así sucede con todas las opciones
que se nos presentan en la vida, hay que tratar de decidir con base a nuestro ser
cristiano, a nuestro ser hijos de Dios y a aquello que más nos lleve a lo bueno. Esto
no quiere decir que no haya dificultades, pues cuando se decide algo hay que asumir
también las consecuencias.

f) Quienes más nos pueden ayudar a ser nosotros mismos son los demás. La persona es
un ser social, un ser de comunión. Por eso somos más personas en la medida que más
nos relacionamos con otras personas y establecemos relaciones de amistad, de
cariño, de ayuda mutua etc. Esto implica reconocer que el otro es persona, evitar
todo intento de manipulación, posesión o dominio, aceptarlo como alguien distinto,
valorar todo lo positivo que tiene, tener una actitud de respeto y comprensión.

g) Finalmente, el punto principal de todo esto se encuentra en dejarnos amar por Dios,
descubrir la grandeza de nuestra vida cuando la vamos construyendo en Él. Dios nos
invita a irnos asemejando y pareciendo cada día más a su Hijo y esto lo podremos
hacer vida en la medida que más nos acerquemos y conozcamos a Jesús, pues es Él
quien vivió en plenitud su vida, su ser de persona como hombre y su ser Hijo de Dios;
sólo en Jesús nosotros también podemos vivir en plenitud nuestra vida.

Objetivo: Se realiza un Desierto donde invitamos al joven a


reflexionar sobre el llamado que nos hace Jesús a lo largo de
la vida y cuan dispuesto estamos a responderle.
(Enfatizar al joven de que Jesús esta ahí todos los días
esperándote)

Lectura: Juan 21, 15-17

En este desierto se le solicita al joven que escoja un área donde pueda encontrarse solo
pero que no esté muy alejado pera que pueda escuchar. Además se le sugiere al joven que
solo escuche su voz, que se concentre en lo que usted le va a decir.
Para comenzar el desierto leeremos la lectura que le corresponde y procedemos a
explicarla. En esta lectura pretendemos explicar que Pedro en su momento llego a negar a
Jesús 3 veces, sin embargo Jesús mismo le da la oportunidad de reivindicarse
preguntándole tres veces, Pedro me quieres, a tal grado que Pedro estaba preocupado
pensando que el maestro no creía en su palabra. Sin embargo a pesar de Pedro haber
negado a Jesús tres veces, Jesús le dice si me amas apacienta mis ovejas. Jesús cree en
Pedro. Después de esta explicación llevamos al joven a su realidad actual. Lo llevamos a
reflexionar sobre su vida, ¿Cuántas veces con nuestros actos negamos a Dios? ¿Pero
cuántas veces Dios nos pregunta si le amamos y nosotros ni siquiera nos percatamos de que
él nos está hablando? Pero no estamos para juzgar si no para hacerte reflexionar
pensando, ¿cuándo negué con mis actos a Cristo? El joven reflexiona sobre esto y se le
lleva a entender que Dios está ahí día a día esperando su respuesta, solo que la
contestación esta en sus manos. Esta en cada paso que das y puedes tenerlo dentro de ti
en la eucaristía no te niegues la oportunidad de servirle, no te niegues la oportunidad de
amarle. Vive el gozo de tener a Cristo en tu corazón, celebra con nosotros la Gracia de
Dios. Se le hace una invitación al joven a que le diga si a Cristo y pase al frente si ha
tomado esta decisión. Cuando la mayoría de los jóvenes se encuentren al frente pueden
poner la canción de “Él Víveme en Mi” o alguna que tenga un mensaje similar. Para que todos
los jóvenes la canten juntos.

(Nos ponemos en pie formando un círculo; en el centro estará la caja de regalo). Se


invita a los jóvenes a orar desde la experiencia de saberse y sentirse amados por Dios y
con gratitud por tanto amor que nos tiene y por los regalos que nos ha dado,
expresándolo a través de una oración de acción de gracias o de petición.

Mi buen Jesús en este grandioso día te alabamos y te bendecimos, te damos gracias


por todas las cosas que nos has regalado, porque te quedaste con nosotros y contigo
podemos decirle al mundo que nos encontramos en Victoria. Hoy nuestro corazón se llena
de alegría pues reconocemos mi Señor que tu estas vivo y que eres real, gracias por
quedarte vivo en el sagrario y por hacerte presente en la Santa Comunión. En estos
momentos te pedimos Señor que tomes el control y envíes el poder del Espíritu Santo para
que nos conduzcas por tus caminos y fortalezca nuestra fe está totalmente puesta en ti y a
ti María te consagramos, nuestros ojos nuestros oídos y nuestros labios y ayúdanos a ser
siempre fiel en todo momento para glorificar el nombre sobre todo nombre que es el dulce
nombre de tu hijo amado. Jesús.