Vous êtes sur la page 1sur 11

CARTA NOTARIAL

Arequipa, 31 de diciembre del 2018.

SRA. CANDELARIA ZEGARRA DE GALDÓS.


DIRECTORA DE I. E. P. PERUANO ITALIANO DOMINGO SAVIO.
AV. CHALLAPAMPA 101 – CERRO COLORADO – AREQUIPA.

Referencia: Carta Notarial de fecha 18 de diciembre del 2018.

ASUNTO: BULLYING DOCENTE, DAÑO FÍSICO Y


PSICOLÓGICO CONTRA MI MENOR HIJO Y
NEGLIGENCIA POR PARTE DE SU PERSONAL
DOCENTE.

De mi consideración:

Por medio de la presente, me dirijo a usted a fin de dar respuesta al documento


de referencia y a la Citación del día 21 de diciembre del presente, indicándole lo
siguiente:

PRIMERO. - Que, mediante Carta Notarial de fecha 18 de diciembre del 2018,


su representada citó a mi esposo y a la recurrente para evaluar el
comportamiento de nuestro menor hijo de iniciales C. E. O. V.

SEGUNDO.- Que, dicha citación para evaluar el comportamiento de nuestro


menor hijo, se llevó a cabo el día 21 de diciembre del 2018, estando presente
Candelaria Zegarra Viuda de Galdós – Directora, Fiorella Galdós Zegarra -
Subdirectora, Samuel Galdós Zegarra – Director de Administración y RR. HH.; y,
el abogado Omar Jáuregui quién se hizo pasar por docente de Ciencias
Sociales, siendo dicha reunión una cita verdaderamente premeditada, con
alevosía y ventaja contra mi esposo, mi menor hijo y mi persona, configurándose
una vez más un típico caso de abuso de derecho que resulta ser de restricción
del derecho a la defensa y el debido proceso, adquiridos por los recurrentes,
consagrado en la Constitución Política del Perú.
TERCERO. - Que, en dicha reunión se trató sobre el comportamiento de mi
menor hijo C. E. O. V., siendo materia de discusión un (01) audio y dos (02)
vídeos.

3. 1.- Señora Directora, respecto al audio y habiendo escuchado el audio no se


le puede atribuir a mi menor hijo la autoría de éste, por el simple hecho de que
un compañero “X” afirme que dicho audio ha sido compartido por mi menor hijo,
sin prueba alguna, peor aún, no existe peritaje de algún especialista o perito en
audio y acústica forense que llegue a la conclusión de que es la voz de mi
menor hijo.

3. 2.- Que, respecto al vídeo de fecha 20/11/2018 (adjuntado con la Carta


Notarial de fecha 18/12/2018), se observa a su persona gritando e induciendo a
decir a mi menor hijo que se autoinculpe y acepte los supuestos adjetivos
propalados hacia la adolescente M. P., siendo un comportamiento cruel por parte
de su persona, puesto que usted no puede inducir y maltratar a un menor de
edad para que se autoinculpe, debo de aclarar que existen mecanismos para
llamar la atención y mejorar el comportamiento del alumnado (retroalimentación),
propios del Siglo XXI y que no es justo que los confronte a ambos adolescentes
(tal como se observa en el vídeo), alimentando un rencor a futuro por parte de la
menor M. P. hacia mi menor hijo, peor aun cuando mi menor hijo no ha proferido
dichos improperios.

3. 3.- Que, mediante Acta del Consejo Disciplinario del Colegio, de fecha 22 de
noviembre del 2018, se indicó que mi hijo había participado en una supuesta falta
grave tipificada por el artículo 120 del Reglamento Interno del Colegio, indicando
lo siguiente: “El alumno realiza el siguiente comentario a uno de sus

compañeros de clases: “M……. es una p*ta, y se lesionó la rodilla por


hacer una pose sexual”. Afirmación, falsa y temeraria por parte del Consejo
Disciplinario del Colegio, siendo carente de todo sustento y probanza hasta la

actualidad, y que, pese a no haber demostrado alguna prueba hasta el día de


hoy, su abogado Omar Jáuregui pretende que mi hijo se autoinculpe y que
nosotros firmemos un Acta aceptando que mi hijo es responsable de haber
lanzado dichos improperios, siendo inadmisible y fuera de contexto aceptar algo
que no ha hecho mi menor hijo.
3. 4.- Que, respecto al vídeo de fecha 21/11/2018 (adjuntado con la Carta
Notarial de fecha 18/12/2018) se observa que, en plena vía pública, la recurrente
conversa con la menor M. P. de manera alturada, no hay violencia, ni agresión
de mi parte, incluso la alumna ingresa de manera voluntaria al colegio. Niego
tajantemente haber increpado de manera intimidatoria (como lo manifiesta
en su carta notarial), solo hablé con ella para que me explicara del daño que le
causa a mi hijo, sabiendo que el que dijo todos esos improperios fue el alumno
J. C. y no mi menor hijo.

CUARTO.- Asimismo, debo de agregar que la profesora Lily Luque viene


cometiendo bullying docente debido a que constantemente le grita y trata mal
mi menor hijo desde tiempo atrás, solo para resaltar que en el examen de
Matemáticas (el último examen) al único alumno que le solicitó que su mochila
lo pusiera en lugar apartado fue a mi menor hijo, teniendo que sacar su lápiz y
borrador para dar examen, y ésta le dijo: “no vas aprobar el examen”, luego, a
medio examen le dijo que: “estas plagiando, te voy a desaprobar de todas
maneras en matemática” y su enfermedad no le importaba, tampoco lo
dejaba exponer su examen tranquilamente porque lo miraba de forma
amenazante.

QUINTO.- Señora Directora, en la reunión del 21 de diciembre del 2018, también


se tocó el tema del docente Douglas Cardozo Abreu, lo cual no entiendo hasta
el día de hoy el motivo de tanto blindaje hacia su persona, dicho docente ha
humillado e insultado de la peor manera a mi menor hijo con adjetivos como
“maldito maricón chismoso, soplón”, siendo un acto cruel, humillante y
absurdo y que pese a la evidencia del mismo, ustedes nieguen rotundamente lo
hechos acontecidos, pretenden que considere como veraz, no existiendo algún
descargo por parte del docente donde de manera personalísima niegue lo que
se ve reflejado en el Informe Psicológico del cual usted tiene conocimiento y
además el profesor de Normas y Disciplina, no puede irrumpir la clase por tener
mayor jerarquía que el profesor de Matemáticas parándolo a mi hijo delante de
sus compañeros, preguntándoles ¿qué castigo merece mi hijo? e incluso llego a
preguntar al agresor de la jeringa “¿qué castigo vamos a darle?”, esto se
configura como bullying docente.
Señora Directora, estos hechos de bullying docente deben ser denunciados por
su persona hacia las autoridades competentes, no es justo que se esté blindando
y protegiendo todos los maltratos y delitos, como lo redactado líneas arriba. Cabe
resaltar, que existe un precedente por estos casos de bullying dentro de la
institución, puesto que con fecha 29 de noviembre del 2016, mi esposo cursó
una denuncia del bullying docente.

SEXTO. - Que, quiero ahondar el tema en relación a la agresión que sufrió mi

menor hijo con una aguja de origen desconocido por parte de uno de sus
compañeros de aula, hecho muy grave y que solamente se sancionó por un
(01) día al menor, no tomando medidas necesarias para el cese del bullying por
parte del agresor, puesto que posterior a ese día siguieron los maltratos contra
mi hijo. Asimismo, debo de manifestar mi preocupación ante este episodio
lamentable, puesto que hasta la fecha su representada no se hace a cargo de
nada (exámenes inmunológicos, VIH, Hepatitis A y B), teniendo conocimiento
que su representada debe de atender a mi menor hijo con el seguro que tienen
los alumnos pues este hecho se produjo dentro del aula de Clase del Colegio
Domingo Savio que Ud. dirige como Directora.

SÉPTIMO. - Asimismo Directora, mi menor hijo tiene la nota C en conducta,


razón probable para que mi hijo sea expulsado de la institución, debiendo
comprender que mi hijo quizás haya tenido un comportamiento no adecuado por
el bullying sufrido. Asimismo, deben reponerle la nota de inglés aprobatoria por
el bullying sufrido por el profesor Ricardo Díaz. Las bajas notas obtenidas en el
cuarto periodo de debe al constante bullying que se incrementó en el último
trimestre y hasta el último día de clases.

OCTAVO. - Señora Directora, las bajas notas obtenidas en el cuarto periodo de


debe al constante bullying que se incrementó en el último trimestre y hasta el
último día de clases. Asimismo, mi esposo y la recurrente solo pedimos
tranquilidad y comprensión para nuestro menor hijo, solo encontramos
explicación alguna de su baja de conducta por el constante maltrato que ha
sufrido; y, en caso de que mi menor hijo sea expulsado de la institución, solo
exijo que me lo entreguen tal como ingresó a la institución; es decir, con un buen
estado físico, emocional y con un alto nivel académico y comportamiento, tal
como consta en los documentos del colegio Bucaramanga Santander del cual
usted tiene conocimiento.

NOVENO. - Finalmente, debo de manifestar que lejos de llegar a un buen


acuerdo, mi esposo y yo, hemos sido coaccionados, chantajeados y puestos
entre la espada y la pared por su persona y todos los que participaron en la
reunión del 21 de diciembre del 2018, siendo más incisivo el abogado Omar
Jáuregui, quién mintió de una manera gansteril al presentarse como profesor de
Ciencias Sociales, notándose una grave falta de ética, profesionalismo y respeto
hacia todos los participantes, donde nos propuso que si mi menor hijo desmiente
todo el abuso y el bullying docente en un documento firmado por ambos padres
podría seguir en el colegio.

DÉCIMO.- Señora Directora, no existe ninguna negativa en colaborar con el


Colegio por parte nuestra, lo que no toleramos es el constante atropello a la
integridad física y psicológica, así como las fantasiosas calumnias y falsedades
vertidas a mi menor hijo por parte de su personal docente, lo cual me parece
absurdo y no podemos concebir que adultos (docentes) estén cometiendo
excesos contra mi hijo, un jovencito de trece (13) años de edad y que también
nosotros sufrimos el atropello ya que él nos narra lo sucedido.

DÉCIMO PRIMERO.- Finalmente, en caso de que mi menor hijo sea retirado de


la Institución del cual usted representa, solicito la devolución de $ 2,000 (DOS
MIL DÓLARES AMERICANOS) de mi hijo C. E. O. V., siendo el total la devolución
del pago de Derecho de Ingreso.

Debo manifestarle que el maltrato sufrido por mi hijo C. E. O. V. está causando


problemas de maltrato Psicológico a mis dos (2) menores hijos que también
estudian en su Colegio, M. B. O. V. de (10 años) y P. A. O. V. de (7 años).

Asimismo, debo agregar mi hijo ingreso al Colegio con un alto grado de Nivel
Educativo, con su honorabilidad intachable y completamente sano y al salir del
Colegio deberá salir en igual condiciones, con el alto grado de Instrucción (2do
Año de Secundaria), su honorabilidad y COMPLETAMENTE SANO; porque todo
lo que aprendió fue en el colegio que Ud. dirige y no se encuentra en buen estado
de salud por el pinchazo de la jeringa y el maltrato psicológico producto del
bullying docente.
FUNDAMENTO JURÍDICO

El artículo 26, Inc. 02) de la Declaración Universal de Derechos Humanos,


adoptada el 10 de diciembre de 1948, señala:

“La educación tendrá por objeto el pleno desarrollo de la personalidad


humana y el fortalecimiento del respeto a los derechos humanos y a las
libertades fundamentales; favorecerá la comprensión, la tolerancia y la amistad
entre todas las naciones y todos los grupos étnicos o religiosos, y promoverá el
desarrollo de las actividades de las Naciones Unidas para el mantenimiento de
la paz”.

Pacto Internacional de derecho económicos, sociales y culturales.

El artículo 13 Inc. 01) del Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales


y Culturales, aprobado por la Asamblea General de las Naciones Unidas, el 16
de diciembre de 1966, prescribe:

“Los Estados Partes en el presente Pacto reconocen el derecho de toda persona


a la educación. Convienen en que la educación debe orientarse hacia el pleno
desarrollo de la personalidad humana y del sentido de su dignidad, y debe
fortalecer el respeto por los derechos humanos y las libertades
fundamentales. Convienen asimismo en que la educación debe capacitar a
todas las personas para participar efectivamente en una sociedad libre,
favorecer la comprensión, la tolerancia, la amistad entre todas las naciones
y entre todos los grupos raciales, étnicos y religiosos, y promover las
actividades de las Naciones Unidas en pro del mantenimiento de la paz”,

Convención sobre los Derechos del Niño.

La Convención sobre los Derechos del Niño, adoptada por la Asamblea General
de las Naciones Unidas, el 20 de noviembre de 1989, en su artículo 29 Inc. 01)
establece que:

“Los Estados Partes convienen en que la educación del niño deberá estar
encaminada a:

- Desarrollar la personalidad, las aptitudes y la capacidad mental y física


del niño hasta el máximo de sus posibilidades;
- Inculcar al niño al respeto de los derechos humanos y las libertades
fundamentales y de los principios consagrados en la Carta de las Naciones
Unidas;

- Inculcar al niño el respeto de sus padres, de su propia identidad cultural,


de su idioma y sus valores, de los valores nacionales del país en que vive,
del país que sea originario y de las civilizaciones distintas de la suya;

- Preparar al niño para asumir una vida responsable en una sociedad libre, con
espíritu de comprensión, paz, tolerancia, igualdad de sexos y amistad entre todos
los pueblos, grupos étnicos, nacionales y religiosos y personas de origen
indígena;

- Inculcar al niño el respeto del medio ambiente natural”.

Convención relativa a la lucha contra las discriminaciones en la esfera de


la enseñanza.

El artículo 5 de la Convención relativa a la lucha contra las


discriminaciones en la esfera de la enseñanza, aprobada por la Conferencia
General de la UNESCO, el 14 de diciembre de 1960, establece:

“Los Estados Partes en la presente Convención convienen; a) En que la


educación debe tender al pleno desenvolvimiento de la personalidad humana y
a reforzar el respeto de los derechos humanos y de las libertades fundamentales,
y que debe fomentar la comprensión, la tolerancia y la amistad entre todas las
naciones y todos los grupos raciales y religiosos, y el desarrollo de las
actividades de las Naciones Unidas para el mantenimiento de la paz”.}

Protocolo adicional a la Convención americana sobre derechos humanos


en materia de derechos económicos, sociales y culturales “Protocolo de
San Salvador”.

El artículo 13 de este Protocolo adicional, adoptado por la Asamblea General de


la Organización de Estados Americanos, el 17 de noviembre de 1988, dispone:

“Toda persona tiene derecho a la educación. Los Estados Partes en el


presente Protocolo convienen que la educación deberá orientarse hacia el
pleno desarrollo de la personalidad humana y del sentido de su dignidad y
deberá fortalecer el respeto por los derechos humanos, el pluralismo
ideológico, las libertades fundamentales, la justicia y la paz. Convienen,
asimismo, en que la educación debe capacitar a todas las personas para
participar efectivamente en una sociedad democrática y pluralista, lograr una
subsistencia digna, favorecer la comprensión, la tolerancia y amistad entre todas
las naciones y todos los grupos raciales, étnicos o religiosos y promover las
actividades en favor del mantenimiento de la paz”.}

En el Perú, la Constitución Política de 1993 establece que la educación


tiene como finalidad el desarrollo integral de la persona humana y dispone
con carácter obligatorio la enseñanza de la Constitución y de los derechos
humanos en todas las instituciones educativas del país.

La Ley General de Educación, Ley 28044, en su artículo 8, en concordancia


con el mencionado principio constitucional, señala que:

“La formación ética y cívica es obligatoria en todo el proceso educativo;


prepara a los educandos para cumplir sus obligaciones personales,
familiares y patrióticas y para ejercer sus deberes y derechos ciudadanos.
La enseñanza de la Constitución y de los derechos humanos es obligatoria
en todas las instituciones del sistema educativo peruano, sean civiles,
policiales o militares. Se imparte en castellano y en los demás idiomas
oficiales”.

La educación peruana tiene a la persona como centro y agente fundamental


del proceso educativo. Se Sustenta en los siguientes principios, de
conformidad con lo preceptuado en la Ley General de Educación:

 “La ética, que inspira una educación promotora de los valores de paz,
solidaridad, justicia, libertad, honestidad, tolerancia, responsabilidad,
trabajo, verdad y pleno respeto a las normas de convivencia; que fortalece
la conciencia moral individual y hace posible una sociedad basada en el
ejercicio permanente de la responsabilidad ciudadana.
 La democracia, que promueve el respeto irrestricto de los derechos
humanos, la libertad de conciencia, pensamiento y opinión, el ejercicio
pleno de la ciudadanía y el reconocimiento de la voluntad popular; y que
contribuye a la tolerancia mutua en las relaciones entre las personas y
entre mayorías, así como al fortalecimiento del estado de derecho”.

CÓDIGO DE NIÑOS Y ADOLESCENTES.

Artículo 3°. - A vivir en un ambiente sano. -

El niño y adolescente tienen derecho a vivir en un ambiente sano y


ecológicamente equilibrado.

Artículo 4°. - A su integridad personal. -

El niño y adolescente tienen derecho a que se respete su integridad moral,


psíquica y física y a su libre desarrollo y bienestar. No podrán ser sometidos a
tortura, ni a trato cruel o degradante.

Artículo 14.- A la educación, cultura, deporte y recreación:

El niño y el adolescente tienen derecho a la educación. El Estado asegura la


gratuidad pública de la enseñanza para quienes tiene limitaciones económicas.
Ningún niño o adolescente debe ser discriminado en un centro educativo, por su
condición de discapacidad ni por causa del estado civil de sus padres. La niña o
la adolescente, embarazada o madre, no debe ser impedida de iniciar o proseguir
sus estudios.

La autoridad educativa adoptará las medidas del caso para cualquier forma de
discriminación.

Artículo 15.- A la educación básica:

El Estado garantiza que la educación básica comprenda:

a) El desarrollo de la personalidad, las aptitudes y la capacidad mental


y física del niño y del adolescente, hasta su máximo potencial;
b) El respeto de los derechos humanos y las libertades fundamentales;
c) La promoción y difusión de los derechos de los niños y
adolescentes;
d) El respeto a los padres, a la propia identidad cultural, al idioma, a los
valores nacionales y los valores de los pueblos y culturas distintas de las
propias;
e) La preparación para una vida responsable en una sociedad libre, con
espíritu de solidaridad, comprensión, paz, tolerancia, igualdad entre los
sexos, amistad entre los pueblos y grupos étnicos, nacionales y
religiosos;
f) La formación en espíritu democrático y en el ejercicio responsable de los
derechos y obligaciones;
g) La orientación sexual y la planificación familiar;
h) El desarrollo de una pensamiento autónomo, crítico y creativo;
i) La capacitación del niño y el adolescente para el trabajo productivo
y para el manejo de conocimientos técnicos y científicos; y,
j) El respeto al ambiente natural.

Artículo 16.- A ser respetados por sus educadores:

El niño y el adolescente tienen derecho a ser respetado por sus educadores


y a cuestionar sus criterios valorativos, pudiendo recurrir a instancias
superiores si fuera necesario.

Artículo 18.- A la protección por los Directores de los centros educativos:

Los Directores de los centros educativos comunicarán a la autoridad competente


los casos de:

a) Maltrato físico, psicológico, de acoso, abuso y violencia sexual en


agravio de los alumnos;
b) Reiterada repitencia y deserción escolar;
c) Reiteradas faltas injustificadas;
d) Consumo de sustancias tóxicas;
e) Desamparo y otros casos que impliquen violación de los derechos del niño
y adolescente;
f) Rendimiento escolar de niños y adolescentes trabajadores;
g) Otros hechos lesivos.

En mérito a estos fundamentos de orden jurídico, es menester que la


Fiscalía Provincial de Familia y la Defensoría del Pueblo, hagan el
seguimiento y supervisión del cumplimiento de las obligaciones de parte
del colegio, con el fin de salvaguardar la integridad de sus alumnos, en el
caso concreto de mi menor hijo C. E. O. V.

Finalmente, solicito que solucione de una vez por todo este maltrato que viene
sufriendo mi menor hijo C. E. O. V., consecuentemente mis dos menores hijos
M. B. O. V. y P. A. O. V., mi esposo y la recurrente, bajo apercibimiento, en caso
que no resuelva mi problema acudiré a la Unidad de Gestión Educativa Local
(UGEL) de Arequipa, paralelamente iniciaré acciones en instituciones que
administran justicia como el Ministerio Público a través de la Fiscalía
Especializada de Familia, la Defensoría del Pueblo, Ministerio de Educación e
Indecopi.

Atentamente.

…………………………..……….……
Berlinda Susana Valencia Lipa
DNI N° 29727249

Domicilio procesal: Urb. Piedra Santa – 2da Etapa, Mz. B-2, Quinta Las
Casuarinas Dpto. 01, distrito de Yanahuara, departamento y provincia de
Arequipa. Teléfono: 966-800-928, 959590815.