Vous êtes sur la page 1sur 1

La capacitación ha adquirido cada vez más importancia para el éxito de las organizaciones.

Frente
a la necesidad de hacer a las organizaciones más competitivas, se ha comprobado que la
capacitación agrega valor a los resultados del negocio.

Como las organizaciones se enfrentan a condiciones siempre cambiantes, sus planes, políticas y
procedimientos deben cambiar junto con estas condiciones. En consecuencia, sus integrantes
deben desarrollar sus conocimientos, habilidades y aptitudes en forma permanente.

La labor del instructor es de fundamental importancia en la transmisión de información, así como


en su papel de facilitador de los aprendizajes.