Vous êtes sur la page 1sur 3

Legión de las Almas Pequeñas Chile MISION – 2019

LA MISION AÑO 2018 - 2019


Esta misión se realizará en todas las Diócesis donde están presentes las pequeñas almas.
¿Por qué vamos a misionar?
Porque el Señor nos lo pide en Mateo 28,18-20: “Vayan pues y hagan que todos los pueblos sean
mis discípulos”.
Difundir el libro Mensaje, dar a conocerlo, su origen, explicarlo y enseñar a leerlo.
Formar nuevos islotes y reforzar aquellos islotes que muestran carencias.
¿Cómo vamos a misionar?
Siempre hacer oración antes de salir, invocando al Espíritu Santo.
Presentarse ante el párroco, explicarle el motivo de nuestra visita, recibir las sugerencias que nos
pueda dar y de acuerdo a esta definición, establecer el plan de ejecución de la misión.
Llevaremos material propio, el libro Mensaje (VER ANEXO), revistas, boletines, rosarios con sus
respectivas oraciones. Material apropiado para niños, jóvenes y adultos.
Contactar a las pequeñas almas que se alejaron del movimiento.
Los misioneros se prepararán en los Islotes y en oración se verá el carisma de su misión: ¿Qué
carisma tengo? ¿Dónde puedo servir mejor?
En lo posible presentarse con la polera o con nuestro distintivo de pequeña alma (chapitas).
Llevar invitaciones fijadas con anticipación. Puede ser a nuestro islote o fijar un día diferente que
sepamos con anticipación que va a ser más posible de asistir.
El Centro estudiará un afiche invitación, vistoso, que atraiga las miradas de los fieles, para colocarlo
en las Parroquias especialmente. Y otros lugares.
¿Quién?
La pequeña alma que llevará a cabo la misión debe asegurar el éxito de ésta. Para ello debe ser:
pequeña alma activa, conocedora del Mensaje, responder las preguntas con la máxima claridad y
siempre apegada a las palabras del Evangelio, del Catecismo de la Iglesia Católica y del Mensaje.
Ser amante de la Eucaristía, un gran amor a la Santísima Virgen, devota del rezo del Santo Rosario,
amor y fidelidad al Santo Padre.
Toda misión debe llevarse a cabo por lo menos por dos pequeñas almas.
¿Dónde vamos a misionar?
Misión territorial: Con las pequeñas almas que han participado en la Legión y que por alguna razón
se han alejado del movimiento; casa por casa, personas solas, vecinos, amistades, etc.
Misión ambiental: Hospitales, colegios, hogares de acogidas, cárceles, hogares de niños, etc.
¿Cuándo misionaremos?
Misión de oración. Desde el 23 Agosto 2018 al 31 Diciembre 2018: Tiempo de orar mucho por los
frutos de la misión.
Primer semestre de 2019: Tiempo fuerte de la misión, donde cada islote definirá todos los aspectos
de la misión.
Segundo semestre de 2019: Misión de informes de las misiones efectuadas y proyecciones para el
futuro: una nueva visita, otros sector, etc.
ANEXO PARA PROFUNDIZAR LA RIQUEZA DEL LIBRO MENSAJE
Legión de las Almas Pequeñas Chile MISION – 2019

¿Qué es el libro Mensaje?


¿Cómo hablar del Mensaje?
En este punto es muy importante la lectura diaria del libro Mensaje. Estudiar, meditar, saber quién
fue Margarita, su biografía. En la página 27 del Tomo I, Margarita dice: “Él no pudo resistir y volvió
arrebatándome de nuevo y envolviéndome con su divina Presencia. Experimenté varias veces está
presencia real de Jesús.
La segunda parte del tomo I, nota preliminar, página 37.
ESTE MENSAJE DEL AMOR MISERICORDIOSO A LAS ALMAS PEQUEÑAS no es un discurso, se
presenta gradualmente a lo largo de una serie de coloquios entre nuestro Señor y Margarita
Introducción a la lectura del Mensaje, página 39.
Cuando Margarita recibe las comunicaciones divinas, éstas le llegan por dos vías distintas, una
intelectual y otra auditiva...

En la página 45 en el Capítulo sobre el Contenido del Mensaje se hace referencia al texto del 19-3-
67: J: “Quedan tantos por salvar, ¿quieres ayudarme?”
En el tomo II en la introducción, página 16,
No es extraño, pues, que al leer esas páginas del Mensaje se produzca la siguiente reacción: “Se
diría que este libro ha sido escrito para mí”. “Fácilmente encuentro en él las contestaciones a mis
problemas”.
En el tomo III pagina 8 en el Prólogo
“¿Mi problema?, dice Jesús:
Consiste en encontrar almas pequeñas…para derramar la Buena Noticia de mi Amor
Misericordioso…y las almas de buena voluntad escasean cada vez más. Hijita, que he sacado de
la muchedumbre, ayúdame a conmoverla. (10-2-77)
En el tomo IV página 15 en el Prólogo el director espiritual de Margarita, padre Yves Marie Legrain,
o.c.d dice: “Ya, desde ahora, vemos claramente lo que el Señor espera de sus almas pequeñas y es
la razón por la cual Él quiere formarlas con el Mensaje”.
El 21 de enero de 1992 Jesús dice: “El Mensaje es:
El libro del Amor
Libro de vida para la felicidad de las almas
Libro contra las incertidumbres pues es Verdad
Libro de conversión, de dirección.
Este libro es la maravilla del siglo”
(Extracto)
El 12-7-92 (Extracto): “Dad a conocer más el Mensaje antes de que sea tarde. Es una bomba
de amor que yo lanzo sobre el mundo. Es el instante de la decisión y de la rendición de las almas al
amor.
Rezad para que este tiempo de anunciación al mundo se transforme en un tiempo de gracia
para muchos”
La Misión en el Catecismo de la Iglesia Católica:
727. Toda la Misión del Hijo y del Espíritu Santo en la plenitud de los tiempos se resume en
que el Hijo es el Ungido del Padre desde su Encarnación: Jesús es Cristo, el Mesías.
Legión de las Almas Pequeñas Chile MISION – 2019

Todo el segundo capítulo del Símbolo de la fe hay que leerlo a la luz de esto. Toda la obra
de Cristo es misión conjunta del Hijo y del Espíritu Santo. Aquí se mencionará solamente lo que se
refiere a la promesa del Espíritu Santo hecha por Jesús y su don realizado por el Señor glorificado.

733. “Dios es Amor” (1 Jn 4,8.16) y el amor que es el primer don, contiene todos los demás.
Este amor “Dios lo ha derramado en nuestros corazones por el Espíritu Santo que nos ha sido dado”.
( Rm 5,5).
737. La misión de Cristo y del Espíritu Santo se realiza en la Iglesia, Cuerpo de Cristo y
Templo del Espíritu Santo. Esta misión conjunta asocia desde ahora a los fieles de Cristo en su
Comunión con el Padre en el Espíritu Santo: El Espíritu Santo prepara a los hombres, los previene
por su gracia, para atraerlos hacia Cristo. Les manifiesta al Señor resucitado, les recuerda su palabra
y abre su mente para entender su Muerte y su Resurrección. Les hace presente el Misterio de Cristo,
sobre todo en la Eucaristía para reconciliarlos, para conducirlos a la Comunión con Dios, para que
den “mucho fruto” ( Jn 15, 5, 8,16).
739. Puesto que el Espíritu Santo es la Unción de Cristo, es Cristo, Cabeza del Cuerpo,
quien lo distribuye entre sus miembros para alimentarlos, sanarlos, organizarlos en sus funciones
mutuas, vivificarlos, enviarlos a dar testimonio, asociarlos a su ofrenda al Padre y a su intercesión
por el mundo entero. Por medio de los sacramentos de la Iglesia, Cristo comunica su Espíritu, Santo
y Santificador, a los miembros de su Cuerpo (esto será el objeto de la tercera parte del Catecismo).
741. “El Espíritu viene en ayuda de nuestra flaqueza. Pues nosotros no sabemos pedir como
conviene: más el Espíritu mismo intercede por nosotros con gemidos inefables” Rm 8,26). Es Espíritu
Santo, artífice de las obras de Dios, es el Maestro de la oración (esto será el objeto de la cuarta parte
del Catecismo).
Mensaje 1 enero de 1968.
J- Amad la verdad. Aceptad todo como venido de mí. ¿Podéis decir que me amáis si no ponéis en
práctica mis enseñanzas?
El don de mi amor es gratuito. Para recibirlo, sólo hace falta vuestro sí.
¿De qué se compone la familia? Del padre, de la madre, y de los hijos.
Tal es mi Reino.
Pero cuántos hijos pródigos me quedan todavía por traer al hogar.
¿Y los incorregibles? ¿Qué hacer con ellos?
Este mundo trastornado hasta sus cimientos no vuelve a tomar conciencia de la realidad. Su
natural perversidad no soporta ninguna contradicción en cuanto a la vanidad de lo que hace su
alegría. La conciencia está totalmente abolida, en muchas almas.
Todo es vano hasta el fondo de las almas.
Y estos “pequeños”, que yo pido, me los rehúsan. Sin embargo, nadie entrará en lucha conmigo.