Vous êtes sur la page 1sur 6

PRESENTACION

NO SOLO EN EL PERU SI NO EN MUCHOS PAISES DE LATINOAMERICA, EXISTE UNA CRISIS,


SATURADA DE EXPENDIENTES, CON SOBRECARGA PROCESAL, CON NORMAS PROCESALES QUE
ORIGINAN DESGASTE A LOS ABOGADOS, FUNCIONARIOS Y PARTES; SIENDO ADEMAS UNA
JUSTICIA CARA Y LENTA. ESTA ES UNA SITUACION REAL Y DIFICIL DE SOLUCIONAR A PESAR DE
QUE SE ESTA BUSCANDO, COMO ES EL CASO DE NUESTRO PAIS, UNA REESTRUCTURACION Y
REORGANIZACION DEL PODER JUDICIAL.

EN ESTE CINTEXTYO, EL ARBITRAJE Y OTROS PROCEDIEMIENTOS ALTERNATIVOS PARA LA


RESOLUCION DE CONFLICTOS TIEN UN PAPEL FUNDAMENTAL EN LOS EZFUERZOS POR MEJORAR
NO SOLO EL FUNCIONAIENTO DE LOS SISTEMAS JUDICIALES, SINO TAMBIEN LA CONVIVENCIA
SOCIAL EN UN ESTADO CONSTITUCIONAL DE DERECHO.

EN TAL SENTIDO, LA PRESENTE INVESTIGACION, NO PRENTENDE AGOTAR NI EXCLUIR TODAS


LAS CUESTIONES Y DILEMAS QUE COMPRENDEN LA MATERIA; LA MISMA QUE EN ESTA
OPORTUNIDAS SE CIRCUSNCRIBIRA AL AMBITO DEL ESTUDIO DE LA CONSTITUCION Y EL
ARBITRAJE.

ESPERAMOS, EL PRESENTE CONSTITUYA UN MODESTO APORTE, PARA TODOS LOS INTERESADOS


EN LA BUSQYEDA DE NUEVOS PARADIGMAS, EN EL ESFUERZO POR MEJORAR EL
FUNCIONAMIENTO DEL SISNTEMA JUDICIAL Y LA CINVIVENCIA SOCIAL DENTRO DE UN ESTADO
CONSTITUCIONAL DE DERECHO
INTRODUCCION
EL ARBITRAJE SE HA CONSTITUIDO COMO UNA FORMA CIVILIZADA DE JUSTICIA PRIVADA,
SIENDO UN PROCEDIMIENTO PARA RESOLVER UN CONFLICTO O CONTROVERSIA MEDIANTE LA
FÓRMULA DE ENCOMENDAR LA SOLUCIÓN A UN TERCERO (PERSONA INDIVIDUAL O
COMISIÓN DE PERSONAS), ESCOGIDO POR ACUERDO DE LOS INTERESADOS Y AJENO A LOS
INTERESES DE LAS PARTES EN CONFLICTO.

ES UN MEDIO ALTERNATIVO DE SUMA IMPORTANCIA PARA LA SOLUCIÓN DE


LOS CONFLICTOS UTILIZADO FRECUENTEMENTE EN EL DERECHO
INTERNACIONAL PARA RESOLVER LAS CONTROVERSIAS TERRITORIALES O LIMÍTROFES ENTRE
LOS ESTADOS, PERO QUE EN EL CAMPO DEL DERECHO SOCIAL HA ADQUIRIDO MARCADA
IMPORTANCIA PARA LA SOLUCIÓN DE LOS CONFLICTOS COLECTIVOS DE TRABAJO, DE ALLÍ QUE
EN NUESTRO ORDENAMIENTO JURÍDICO LABORAL, EL ARBITRAJE ES EL ÚLTIMO MEDIO DE
SOLUCIÓN PACÍFICA DE QUE DISPONEN LAS PARTES, ANTES DE QUE SE MATERIALICE
LA HUELGA O EL CIERRE LA EMPRESA.

LO DICTAMINADO POR LO ÁRBITROS EN SUS ACTUACIONES SE MATERIALIZA EN UN LAUDO


ARBITRAL QUE TIENE FUERZA EQUIVALENTE A LA DE UNA SENTENCIA YA QUE SU APLICACIÓN
ES OBLIGATORIA. TIENE LA EFICACIA DE COSA JUZGADA, INAPELABLE, PUDIENDO SER
EJECUTABLE DE MANERA FORZOSA POR LOS TRIBUNALES ORDINARIOS DE JUSTICIA, DE
FORMA QUE LOS ÁRBITROS (PERSONAS TOTALMENTE AJENAS AL CONFLICTO PLANTEADO),
DECIDE EL CONFLICTO, MIENTRAS QUE EN LA CONCILIACIÓN, EL CONCILIADOR SÓLO ES UN
FACILITADOR, UN PROCURADOR DE UNA SOLUCIÓN TRANSVERSAL LA CUAL DEPENDE DE LA
VOLUNTAD DE LAS PARTES Y NO DEL CONCILIADOR:

ESTA FORMA HETERÓNOMA DE SOLUCIÓN DE LOS CONFLICTOS LABORALES A DIFERENCIA DE


LA CONCILIACIÓN, ES FACULTATIVA YA QUE ES UN RECURSO VOLUNTARIO QUE OPERA
GENERALMENTE CUANDO LAS PARTES NO SE HAN PUESTO DE ACUERDO, CUANDO FRACASA
LA CONCILIACIÓN, SALVO ALGUNOS CASOS, SEÑALADOS EN LA LEY, VERBIGRACIA: ARTÍCULOS
549 L.O.T., EN EL QUE SIN EMBARGO, LAS PARTES TIENE EL DERECHO DE DECLARAR LA HUELA,
EN CUYO CASO NO SE SEGUIRÁ EL PROCEDIMIENTO ARBITRAL; ARTÍCULO 34 L.O.T., REFERIDO
A LA REDUCCIÓN DE PERSONAL POR RAZONES DE ORDEN TECNOLÓGICAS O ECONÓMICAS;
ARTÍCULO 504 RELATIVO A LO ESTABLECIDO EN EL DERECHO 440 SOBRE CONTRATACIÓN
COLECTIVA POR RAMA DE INDUSTRIA QUE CONSAGRABA LA POSIBILIDAD DEL ARBITRAJE
OBLIGATORIO.

INDUDABLEMENTE, EL ARBITRAJE COMO MEDIO ALTERNATIVO PARA LA SOLUCIÓN DE LOS


CONFLICTOS CONSTITUYE UNA AUDAZ HERRAMIENTA E INSTRUMENTO FUNDAMENTAL PARA
LA REALIZACIÓN DE LA JUSTICIA.
CAPITULO I
MARCO TEORICO

Ante la dinámica del mundo contemporáneo y el permanente reclamo social de


mejor impartición de justicia, se ha venido imponiendo progresivamente una
serie de mecanismos conocidos como “procedimientos alternativos de resolución
de conflictos “ , los cuales constituyen una posibilidad democrática de ofrecer a
la sociedad una alternativa diferente para la solución de conflictos, dentro de su
esfera de libertad y en el marco de sus derechos disponibles.
Los medios alternativos son una practica

Milenaria, cuya relevancia acutalo se debe en gran medida a la


reconceptualización de los conflictos y del proceso pacificador, planteado nuevos
paradigmas y formas de resolución del conflicto.
En tal sentido, la mediación, conciliación y el arbitraje son precedentes
alternativos para la resolución de conflictos que tiene un papel fundamental en
los esfuerzos por mejorar no solo el funcionamiento de los sistemas judiciales,
sino también la convivencia social en un estado constitucional de derecho.

1. Arbitraje
Definición
En la literatura, encontramos diferentes defunciones que han esgrimido los
estudiosos, acerca del arbitraje; así tenemos que:
El arbitraje, según diez-picazo, es “aquella institución consistente en que dos o
más personas pacten entre si que un tercero resuelva un litigio ya surgido o que
pueda surgir entre ellas, excluyendo que los tribunales conozcan del mismo”

Para Gómez Colomer – arbitraje es “ una institución jurídica hetero compositiva,


en virtud del cual una tercera persona, objetiva e imparcial, nombrada pior las
partes mediante convenio, resuelva en base a una potestad especifica el
conflicto intersubjetivo de intereses jurídicos, en caso de ser la materia
susceptibles de disposición por las personas afectadas por la discrepancia”
La “américa arbitration association” define al arbitraje como “la remisión de una
disputa a una o más personas imparciales para una determinación final y
obligatoria”
Para Jean Robert el arbitraje significa “instituir una jurisdicción publica, a efectos
de ser resueltos por personas investidas, para un cado determinado, con los
poderes para juzgar tal litigio”

Mongolvy lo considera como “una jurisccion de la voluntad de las partes o la ley


da a simples particulares para pronunciarse sobre una o más controversias
siempre que no sean de aquellos que por su naturaleza no puedan someterse a
compromiso”
Shonke señala que “en el procediendo arbitral se resuelva por jueces privados
(arbitraje) acerca de cuestiones civiles, que en otro caso habrían de ser decididas
por tribunales públicos. El tribunal arbitral puede constar de uno o varios jueces
árbitros y la exclusión de la jurisdicción ordinaria otorgando la competencia
Naturaleza Jurídica
Clases de Arbitraje
El arbitraje es un modo de solución del conflicto que surge de acuerdo entre las partes por
el cual un tercero ajeno a ellas y desprovisto de la condición de órgano judicial y que
además actúa con arreglo al mandato recibido (compromiso arbitral), resuelve la
controversia. Por ello puede afirmarse que el arbitraje voluntario en una forma de
composición escogida autónomamente por las partes, aun cuando el laudo arbitraje
propiamente dicho represente una heterocomposición del conflicto.
Características del Arbitraje:
A. Es una institución jurídica destinada a resolver conflictos sean individuales,
colectivos, jurídicos o de intereses.
B. Su peculiaridad reside en la intervención de un tercero, por acuerdo de las partes,
cuya decisión se impone.
C. En virtud de un conjunto arbitral previo a la constitución de la junta arbitral o del
arbitro único las partes adhieren de antemano al resultado de la actuación del o los
árbitros, esto es, al laudo arbitral.

Lo dicho hasta ahora sirve para, con arreglo a un criterio de procedencia, distinguir entre el
arbitraje voluntario o facultativo y el obligatorio o de oficio. Los primeros surgen de la
recomendación de la junta de conciliación o por acuerdo directo entre las partes, los
segundos de un acto de autoridad y están previstos en L.O.T. Art. 504 para los conflictos
que pongan en peligro inmediato la vida o la seguridad de la población de una parte de ella.
Solución del conflicto impuesta a las partes, ésta, que muestra de muy particular manera
una heterocomposición de la controversia en toda su virtualidad. Con arreglo al Art. 504 el
ejecutivo puede ordenar la reanudación de faenas al tiempo que somete el conflicto al
arbitraje.
El arbitraje debe ser precedido del compromiso arbitral. En efecto, cuando de la junta de
conciliación surge éste como recomendación unánime, deberá ella contener o adjuntar
necesariamente los términos del compromiso, todo lo cual no obsta para que la propia acta
de recomendación de la junta de conciliación haga sus veces.
El compromiso arbitral, con independencia de la forma que tome, debe contener al menos:
A. El mandato a los árbitros para actuar como tales.
B. La delimitación competencial, esto es, sobre qué materias podrán decidir y
C. La adhesión al laudo que recaiga.

Si se tratase de un arbitraje facultativo o voluntario el compromiso delimitará el ámbito de


actuación de los árbitros. Si lo fuese de oficio u obligatorio el decreto ejecutivo que ello
ordene sustituirá dicho compromiso y establecerá el limite del conocimiento de los árbitros
que, en todo caso, no podrá exceder de los que ha sido el objeto del conflicto, so pena de
nulidad del derecho que lo imponga.
En el primer supuesto sería motivo de impugnación o de nulidad del laudo que la junta
arbitral o el arbitro único conociese de materias ajenas al compromiso arbitral. Por
ejemplo, que el conflicto trate de una reivindicación salarial y los árbitros terminen
pronunciándose, además, cerca del régimen contractual de estabilidad en el empleo.
Pero, cual es el objeto del arbitraje, esto es, respecto de qué conflictos es admisible?. Para
ello es menester adelantar otra clasificación:
a. Con arreglo a un orden personal el arbitraje actuaría sobre conflictos individuales o
colectivos.
b. A propósito de un criterio material o funcional de arbitraje recaerá sobre conflictos de
intereses o económicos o sobre conflictos de derecho o de interpretación.

Se discute si los conflictos de derecho pueden ser objeto de arbitraje. El conocimiento de


conflictos de derecho no le está impedido a los árbitros pues no surge de la L.O.T.
prohibición alguna en tal sentido. La tradicional resistencia para admitir el sometimiento
de los conflictos de derecho a la solución arbitral atiende, ciertamente, a
una cultura jurídica surgida de sistemas cerrados y de alta codificación que con frecuencia
hace pensar que lo que no existe en la ley no existe en el mundo.
Ahora bien, en atención al tipo de conflicto, son distintos los efectos del laudo que debe
recaer. En efecto, en los de derecho, tendrá igual carácter al de la sentencia judicial con la
peculiaridad de su contenido normativo, se trata, en fin, de sentencias normativas que ha
diferencia de las judiciales típicas "la Ley del caso concreto" norma
de contratos individuales de trabajo al igual que lo hace la convención colectiva,
reinterpretarlo en este caso una cláusula contractual en su ámbito de vigencia se aplicará,
desde entonces, como ella lo establezca.
En los conflictos de intereses o económicos el laudo idéntico efecto al del convenio colectivo
de trabajo.
Nuestra Constitución Nacional en el Artículo 258 nos señala la forma de organización de la
Justicia de Paz, al establecer:
"La Ley organizará la justicia de paz, en las comunidades. Los jueces o juezas de paz serán
elegidos o elegidas por votación universal, directa y secreta, conforme a la Ley.
La Ley promoverá el Arbitraje, la conciliación, la mediación y cualquiera
otros medios alternativos para la solución de conflictos".
En el lado favorable de la balanza de la justicia podemos citar la Justicia de Paz y en este
mismo sentido se encamina la Institución del Arbitraje, establecida constitucionalmente
como un medio alternativo para la solución de los conflictos, contando ya el país con la Ley
de Arbitraje (1998).