Vous êtes sur la page 1sur 26

“En la historia de las indagaciones humanas la filosofía

ocupa el lugar de un sol central originario, seminal y


tumultuoso. De tanto en tanto, ese sol arroja algún trozo
de sí mismo que adquiere el status de una ciencia, de un
planeta frío y bien regulado, que progresa sin pausas
hacia un distante estado final. Esto ocurrió hace ya
mucho tiempo cuando nació la matemática, y volvió a
ocurrir cuando nació la física; en los últimos cien años
hemos sido testigos una vez más del mismo proceso,
lento y casi imperceptible, que presidió el nacimiento de
la lógica matemática a través de los esfuerzos conjuntos
de los matemáticos y de los filósofos. Me pregunto si no
es posible que los próximos cien años puedan asistir al
nacimiento, merced a los esfuerzos conjuntos de los
filósofos, de los gramáticos y de otros estudiosos, de una
genuina ciencia del lenguaje. Entonces nos liberaremos
de otra parte de la filosofía (todavía quedarán muchas)
(1911- 1960)
de la única manera en que es posible liberarse de ella:
dándole un puntapié hacia arriba”. Imágenes de Hopper
tomadas de la web
Filosofía del lenguaje ordinario
1. Para tratar los problemas filosóficos hay que usar un lenguaje
llano, claro y simple.

2. Los problemas filosóficos, sin excepción, son pseudoproblemas.

3. Hacer filosofía no es construir cálculos ni jugar con ellos, es


poner en claro el complejo aparato conceptual presupuesto en el
empleo ordinario de palabras.

4. El lenguaje atesora la experiencia secular de la humanidad.

5. ¿Cómo podemos lanzarnos a construir lenguajes artificiales


dirigidos a sustituir total o parcialmente a ese lenguaje natural si
aún no sabemos qué decimos?
Austin, John L. (2008). Cómo hacer cosas con las palabras: palabras y acciones. Paidós, Buenos Aires.
Austin y la filosofía

Rechazaba la repetición rutinaria.

En cuanto a la terminología filosófica tradicional,


pensaba que a veces desembocaban en callejones sin
salidas pero no rehusó usarla si era útil.

Creía que la única manera de superar el vaivén de las


opiniones, la generalización y la imprecisión era
encarar un trabajo cooperativo.
Austin, John L. (2008). Cómo hacer cosas con las palabras: palabras y acciones. Paidós, Buenos Aires.
Falacia descriptiva

Los filósofos y lógicos han atribuido carácter privilegiado


a los enunciados descriptivos o aserciones, es decir, a las
expresiones que describen algún estado de las cosas o un
hecho y que monopolizan la “virtud” de ser verdaderas o
falsas.

La idea obstinada de que únicamente tienen interés


teórico los enunciados descriptivos fue nominada por
Austin falacia descriptiva.
Austin, John L. (2008). Cómo hacer cosas con las palabras: palabras y acciones. Paidós, Buenos Aires.
Prometo devolverte el libro mañana.
Debes amar al prójimo.

1. son enunciados.
2. no describen nada.
3. no son verdaderos o falsos.
4. no son sinsentidos.

¿Cuál es su función, entonces?


¿Cómo justificar su carácter significativo?

Austin, John L. (2008). Cómo hacer cosas con las palabras: palabras y acciones. Paidós, Buenos Aires.
¿Qué tienen en común estos enunciados? ¿y
gramaticalmente hablando?¿Cuáles difieren?

Sí, juro. (Juramento a la bandera de unos alumnos)

Bautizo este barco Queen Elizabeth. (Expresado tras romper


la botella de champaña contra la proa)

La profe tiene un coche plateado. (dice la profesora)

Lego mi reloj a mi hermano. (Cláusula de un testamento)

Declaro abierta la sesión. (en un congreso)

Mercedes es amiga de Carina. (dice Gisella)


Austin, John L. (2008). Cómo hacer cosas con las palabras: palabras y acciones. Paidós, Buenos Aires.
En los actos realizativos llevamos
a cabo una acción que no debe
confundirse con la acción de
pronunciar.

Desde un punto de vista gramatical se caracterizan por la


presencia de un verbo en la primera persona del singular del
presente del indicativo, voz activa.

Es posible contraponer, en consecuencia, las “expresiones


realizativas” a las “expresiones descriptivas o constatativas”
Austin, John L. (2008). Cómo hacer cosas con las palabras: palabras y acciones. Paidós, Buenos Aires.
La doctrina de los infortunios

“Podemos decir que cuando no sale el acto no es que la


expresión lingüística sea falsa sino más bien
desafortunada. Por tal razón, llamaremos a la doctrina de
las cosas que pueden andar mal y salir mal, en
oportunidad de tales expresiones, la doctrina de los
infortunios.”

Ejercicio
¿Qué crees que se debe cumplir para que el acto
realizativo sea feliz en el caso de un casamiento?
Austin, John L. (2008). Cómo hacer cosas con las palabras: palabras y acciones. Paidós, Buenos Aires.
Reglas

A1. Tiene que haber un procedimiento convencional


aceptado, que posea cierto efecto convencional; dicho
procedimiento debe incluir la emisión de ciertas palabras por
parte de ciertas personas en ciertas circunstancias.

Me divorcio de ti.
Mis padrinos lo visitarán.

Austin, John L. (2008). Cómo hacer cosas con las palabras: palabras y acciones. Paidós, Buenos Aires.
A2. en un caso dado, las personas y circunstancias
particulares deben ser las apropiadas para recurrir al
procedimiento particular que se emplea.

Lo designo jefe del bar.


Te regalo mi corazón.

Austin, John L. (2008). Cómo hacer cosas con las palabras: palabras y acciones. Paidós, Buenos Aires.
B1. el procedimiento debe llevarse a cabo por todos los
participantes en forma correcta.

Queda usted declarado culpable por lo pronto.

en todos sus
B2.Austin, pasos.
John L. (2008). Cómo hacer
cosas
En un con las palabras: palabras y
casamiento
acciones.
Sacerdote:
honrarla….?
¿acepta aPaidós, Buenos
Marta como Aires.
su legítima esposa para

Pepe: Sí, acepto.


Sacerdote: ¿acepta a Pepe como marido…?
Marta: A veces.

Austin, John L. (2008). Cómo hacer cosas con las palabras: palabras y acciones. Paidós, Buenos Aires.
En estos 4 casos si hay infortunio se lo
considera un desacierto. El
procedimiento al que pretendemos
recurrir queda rechazado y nuestro acto
(jurar, prometer, etc.) resulta nulo o
carente de efecto. Nos referimos a él
llamándolo un acto intentado.
Γ1. En aquellos casos en que, como sucede a menudo, el
procedimiento requiere que quienes lo usan tengan
ciertos pensamientos o sentimientos, o está dirigido a
que sobrevenga cierta conducta correspondiente de
algún participante, entonces quien participa en él y
recurre así al procedimiento debe tener en los hechos
tales pensamientos o sentimientos, o los participantes
deben estar animados por el propósito de conducirse de
la manera adecuada y además

Te felicito…
Te doy el pésame.
Te aconsejo…
Austin, John L. (2008). Cómo hacer cosas con las palabras: palabras y acciones. Paidós, Buenos Aires.
Γ2. los participantes tienen que comportarse
efectivamente así en su oportunidad.

Dale prometer y dale no cumplir

En estos últimos dos casos nos referimos a nuestro


infortunio llamándolo “pretendido” o “hueco”, lo
calificaremos como no consumado.

Austin, John L. (2008). Cómo hacer cosas con las palabras: palabras y acciones. Paidós, Buenos Aires.
Cuadro de Infortunios

A B Γ
Desaciertos Abusos
Acto intentado pero nulo Acto pretendido pero
hueco
A B Γ1 Γ2
Malas Malas Actos ?
apelaciones ejecuciones insinceros
Acto no Acto
autorizado afectado
A1 A2 B1 B2
? Malas Actos Actos
Aplicaciones Viciados Inconclusos
Austin, John L. (2008). Cómo hacer cosas con las palabras: palabras y acciones. Paidós, Buenos Aires.
Crítica
No hay forma gramatical de distinguir los verbos
performativos de los que no los son.

La presencia de un verbo performativo no


garantiza que esa acción precisa esté siendo
realizada.

Hay formas de realizar esos actos con palabras que


no necesariamente necesitan de un verbo.
Austin, John L. (2008). Cómo hacer cosas con las palabras: palabras y acciones. Paidós, Buenos Aires.
(En un examen en el IFDC SL)
Profesor: Su tiempo de examen ha terminado

(Letrero)
Cuidado. Perro malo.

(En una estación de tren se escucha por los parlantes)


Los pasajeros quedan advertidos de que sólo se
pueden cruzar las vías por el puente.

(Un hermano dice a otro)


Te prometo que si no te callás voy a ir allá y pegarte.
Realizativo Explícito
Realizativo Primario

Expresión primaria: “Estaré allí”


Expresión explícita: “Prometo que estaré allí”

“La precisión en el lenguaje aclara qué es lo que se ha


dicho, su significado. El carácter explícito aclara la fuerza
de las expresiones o cómo es que hay que tomarlas.”

Austin, John L. (2008). Cómo hacer cosas con las palabras: palabras y acciones. Paidós, Buenos Aires.
Otros recursos que se
parecen a la forma
explícita:

1. Modo:
“Cerrala, hacelo” = le ordenó cerrarla
“Cerrala, yo lo haría” = le aconsejó que la cierre
“Podés cerrarla” = le permite que la cierre

2. Tono de voz, cadencia, énfasis:


¡Se dispone a atacarnos!
¿Se dispone a atacarnos?
Austin, John L. (2008). Cómo hacer cosas con las palabras: palabras y acciones. Paidós, Buenos Aires.
3. Adverbios y frases adverbiales:
Probablemente estaré allí = insinúo que estaré allí
Estaré allí sin falta = juro que estaré allí

4. Partículas conectivas:
Con todo, estaré allí = insisto que…
Por lo tanto, estaré allí = concluyo que…

Austin, John L. (2008). Cómo hacer cosas con las palabras: palabras y acciones. Paidós, Buenos Aires.
5. Elementos que acompañan a la expresión:
gestos
guiños
ceños fruncidos

6. Circunstancias de la expresión:
Viniendo de él, lo tomé como una orden, no como un
pedido.

Austin, John L. (2008). Cómo hacer cosas con las palabras: palabras y acciones. Paidós, Buenos Aires.
Decir algo = a hacer algo
Cuando alguien dice algo distinguimos:

1. El acto de decirlo, esto es, el acto que consiste


en emitir ciertos ruidos que pertenecen a un
vocabulario, que se emiten siguiendo cierta
construcción y que, además, tienen asignado
cierto sentido y referencia.

Austin lo denomina acto locucionario.


Austin, John L. (2008). Cómo hacer cosas con las palabras: palabras y acciones. Paidós, Buenos Aires.
Podemos decir que realizar un acto de habla
locucionario es, en general, realizar un acto
ilocucionario.

Para determinar qué acto ilocucionario estamos


realizando, tenemos que determinar de qué manera
estamos usando la locución.

/es´ta poɾ atɑ´kɑɾ/ Preguntando o respondiendo


Dando información
Formulando una advertencia
Haciendo una crítica
Haciendo una descripción
Austin, John L. (2008). Cómo hacer cosas con las palabras: palabras y acciones. Paidós, Buenos Aires.
2. El acto que llevamos a cabo al decir algo:
prometer, preguntar, advertir, afirmar, felicitar,
bautizar, definir, insultar, etc. Austin lo denomina
acto ilocucionario.

3. El acto que llevamos a cabo porque decimos


algo: intimidar, asombrar, convencer, ofender,
intrigar, apenar, aburrir, etc. Austin lo llama acto
perlocucionario.

Austin, John L. (2008). Cómo hacer cosas con las palabras: palabras y acciones. Paidós, Buenos Aires.
El acto perlocucionario tiene relación con
las consecuencias o efectos.
A menudo, e incluso normalmente, decir
algo produce ciertas consecuencias o
efectos sobre los sentimientos,
pensamientos o acciones del auditorio, o
Austin, John L. (2008).
Cómo hacer cosas con de quien emite la expresión, o de otras
las palabras: palabras y
acciones. Paidós, personas.
Buenos Aires.
El acto locucionario posee el significado.

El acto ilocucionario posee la fuerza al decir algo.

El acto perlocucionario
consiste en lograr
ciertos efectos por
haber dicho algo.
Austin, John L. (2008). Cómo hacer cosas con las palabras: palabras y acciones. Paidós, Buenos Aires.