Vous êtes sur la page 1sur 2

Lección 2: Aproximación al fenómeno del racismo

Actividad de la semana

En esta semana te invitamos a recorrer:

 La Lección II
 El Artículo “Racismo, discriminación y acciones afirmativas: herramientas conceptuales” de Rita
Segato: http://blog.utp.edu.co/etnopediatria/files/2015/03/Rita-Laura-Segato-Racismo.pdf
 El Video Epsy Campbell: https://www.youtube.com/watch?v=MAs1PahuTIo
 El Video Ramón Grosfoguel: https://www.youtube.com/watch?v=borTndxD_lk

Luego deberás intervenir en los foros de la semana.

¡Adelante!

 Lección 2archivo
 Foro autoadministrado de estudiantes
 Foro de discusión individual
 Foro de dudas
 Tarea Grupal: Glosario

Los invitamos a ver los siguientes materiales:

 Video de Ramón Grosfoguelarchivo


 Video de Epsy Campbellarchivo
 Artículo de Rita Laura Segato

Lección 2
Aproximación al fenómeno del racismo
Los procesos de producción y reproducción del racismo corresponden a fenómenos complejos cuyos orígenes se
remontan al proceso histórico de la esclavitud, y cuya permanencia se vincula con la reafirmación de dicha ideología en
contextos post-esclavistas.

Ideología racista

Digamos que la esclavitud y el colonialismo se construyeron a partir de la ideología racista, que no necesariamente fue
desmantelada durante la gestación de los estados-nacionales. Así es que por ejemplo, la Independencia de la República
Oriental del Uruguay no supuso (al menos de forma inmediata) la abolición de la esclavitud.

Persistencia y mutación del racismo


La perpetuación del racismo a través de siglos, ha conllevado a que algunos autores hablen de la persistencia y
mutación del racismo (ICHRP, 2000). Dicha expresión, da cuenta de su doble capacidad: la de transformarse, para
adecuarse a cada contexto histórico, y la de mantener su efectividad, en la re-generación de desigualdades a partir de
rasgos fenotípicos (o apariencia basada en color de piel, tipo de cabello, nariz, etc.).

Fenómeno multidimensional

El racismo es un fenómeno multidimensional, que simultáneamente, es: interpersonal, institucional y estructural. Esto
significa que no se reduce a prejuicios raciales que una persona o grupo pueda tener sobre otra, sino que es una madeja
compleja y profunda que se encuentra arraigada a la vida social, al punto de haberse naturalizado (Segato, 2006).

Grosfoguel (2012) señala que el racismo supone prejuicio e institucionalidad, dicha combinación es la que le confiere
efecto social, y es la que genera una situación de sistemática exclusión de las personas configuradas como no-
blancas (es decir: invisibilidad, sub-representación política, desventaja en el acceso a la educación, al trabajo, a la salud,
a la vivienda, etc.). De ahí que podamos decir que el racismo impacta, negativamente, en la vida cotidiana de los/as
afrodescendientes, a nivel colectivo y personal (Campbell, 2011).

El racismo ha provocado que, sistemáticamente, las personas de origen africano hayan sido tratadas como objetos de
explotación y no como sujetos de derechos; por ello, Grosfoguel (2012) citando a Frantz Fanon señala que se
encuentran en la zona del no-ser. Como contrapartida, las personas no afrodescendientes se ubican en la zona del ser.

Basada en la ideología racista, la discriminación racial es “toda distinción, exclusión, restricción o preferencia basada
en motivos de raza, color, linaje u origen nacional o étnico que tenga por objeto o por resultado anular o menoscabar el
reconocimiento, goce o ejercicio, en condiciones de igualdad, de los derechos humanos y libertades fundamentales en
las esferas política, económica, social, cultural o en cualquier otra esfera de la vida pública” (Art. 1 CERD, 1965).

Entre otras cosas, esto significa que no toda discriminación es necesariamente racista. Para que lo sea, debe suponer,
de forma implícita o explicita, la afirmación de la supremacía racial blanca y la consecuente inferiorización y exclusión de
quienes son considerados como no-blancos.

A su vez, la discriminación racial interactúa con otras formas de discriminación. Cuando el racismo se combina con el
sexismo, la homofobia, la xenofobia, el clasismo y/o el adultocentrismo, se producen formas agravadas de opresión.

Para mitigar el racismo, hay que enfrentársele en todos sus niveles, tanto en el plano de los valores y de las ideas,
como en el de las acciones que derivan en tratamientos diferenciados. Todos/as hemos sido socializados/as bajo la
ideología del racismo, por ello, desestructurarlo, implica compromiso y reflexión.

Bibliografía

ICHRP. “Persistencia y mutación del racismo”. Suiza. 2000.


En: http://www.ichrp.org/files/reports/28/112_report_es.pdf

Segato, Rita. “Racismo, discriminación y acciones afirmativas: herramientas conceptuales”. En: Serie
Antropológica, Brasilia. 2006. En: http://blog.utp.edu.co/etnopediatria/files/2015/03/Rita-Laura-Segato-
Racismo.pdf

Fuentes

Campbell, Epsy. “Afrodescendientes de América Latina”. 2011. En:


https://www.youtube.com/watch?v=MAs1PahuTIo

CERD. 1965. En: http://www.ohchr.org/SP/ProfessionalInterest/Pages/ CERD.aspx

Grosfoguel, Ramón. “Análisis conceptual del racismo”. 2012


En: https://www.youtube.com/watch?v=borTndxD_lk