Vous êtes sur la page 1sur 6

NOMBRE COMPLETO DEL ALUMNO:

JANER DORANTES ECHEVERRIA

MATRICULA:

96634

GRUPO:

FB25

NOMBRE COMPLETO DE LA MATERIA:

PERFILES CREDITICIOS

NOMBRE COMPLETO DEL DOCENTE ASESOR DE LA MATERIA:

MTRA. MARIA DEL ROSARIO SILVA PEREZ

NÚMERO Y TEMA DE LA ACTIVIDAD:

TAREA 4.

CIUDAD Y FECHA:
CD DEL CARMEN, CAMPECHE. 12 DE NOVIEMBRE DEL 2018
Instrucciones:
Elabora un resumen donde determines que es un historial crediticio.

Historial Crediticio

En el momento que has ido a pedir un préstamo, seguro que muchas veces has
oído o leído sobre el historial crediticio.
Puede que conozcas un poco de que va, aunque bien es cierto que mucha de la
información que circula por Internet no siempre es cierta. Pero, una cosa sí que es
verdad: este historial será clave en futuros créditos que quieras solicitar.

Qué es el historial crediticio


El historial crediticio es un documento del Buró de Crédito que permite conocer
cuántos préstamos ha tenido una persona.

Además, es un puntual en tus pagos, si tienes deudas o no, y determina si eres


considerado un sujeto de crédito. O sea, determinará si las entidades financieras
quieren concederte préstamos o no.
De acuerdo con Condusef, si quieres tener un buen historial crediticio es
necesario que no caigas en deudas y procurar pagar éstas. Así, no generarás más
intereses.
En principio un buen historial crediticio sirve a las entidades financieras para
decidir si te dan créditos o no. Es un buen análisis para saber si eres un buen
prestatario.
Mitos sobre el historial crediticio
Como hemos comentado más arriba, si haces una búsqueda rápida encontrarás
bastante información sobre el historial crediticio. Además, desgraciadamente no
toda la que puedes encontrar es cierta.

Es por eso que te vamos a descubrir algunos de los mitos que tiene el historial de
crédito:
 Sólo entras si eres un mal pagador. No es cierto. Si te conceden
un préstamo, ya estarás dentro. No importa si lo pagas a tiempo o no, con solo
tenerlo ya aparecerás en estas listas del Buró de Crédito.
 Si no quieres aparecer tienes que pagar a tiempo tus deudas. Tampoco
cierto. Aunque pagues a tiempo los créditos que tengas, tu nombre estará en el
historial crediticio. Como hemos apuntado antes, este historial de crédito sirve a
las entidades financieras para saber si eres buen o mal pagador.
 Si tienes un historial malo, siempre se quedará así. No es verdadero. Sí que
es verdad que las deudas pagadas fuera de tiempo quedan registradas por un
periodo de alrededor de 5 años. Pero, si a partir de entonces pagas siempre
cuando toca, al cabo del tiempo tendrás un historial crediticio positivo.

Cómo “abrir” tu historial crediticio


Como ya vamos señalando desde el principio, aparecer en el historial crediticio no
es malo. Además, puedes encontrarte con alguna entidad financiera que te diga
que como que no apareces en el historial de crédito del Buró de Crédito, no te lo
pueden conceder.
Pero, por suerte acostumbran a haber soluciones para todo. Con los siguientes
consejos empezarás a aparecer en la lista de historial crediticio:
 Para abrir tu historial, puedes empezar con un plan para tu celular, buscar
una tarjeta departamental (asegurándote que esta tienda reporte al Buró de
Crédito) o contratar televisión por cable. No hace falta recordar que debes pagar
todo a tiempo.
 Solicita un préstamo en tu entidad financiera. Si es donde tienes la mayoría
de tus productos financieros como la cuenta de ahorros, lo más seguro es que te
lo concedan.
 Puedes buscar otra entidad financiera que no sea la tuya, aunque sí que es
verdad que tendrás menos posibilidades, por lo que puede que te denieguen la
solicitud.

Si sigues estos pasos lo más seguro es que tu nombre aparezca en el historial


crediticio y así no tendrás problemas. Pero, siempre recuerda esta máxima: paga
tus deudas siempre dentro del plazo.

Por qué los mexicanos tienen un mal historial crediticio


Hay muchas razones que pueden determinar tener un buen o mal historial
crediticio. A continuación, te enseñamos una serie de estadísticas para que
conozcas porque hay mexicanos que tiene un mal historial de crédito:
 El 35,5% tienen un mal historial porque no pagaron a tiempo las cuentas de
su tarjeta de crédito.
 El 29,4% fueron aval de un conocido y este quedó mal. O sea que no se
pagó a tiempo y el avalista no pudo afrontar en condiciones la deuda.
 El 17,6% aparece en la lista negra del historial de crédito porque no
pagaron a tiempo un préstamo
 El 11,8% no pagó a tiempo un plan de telefonía celular.
 El 5,9% tiene su identidad duplicada y por eso tienen un mal historial
crediticio.

Como puedes ver, las causas de tener un mal historial crediticio son muchas. Es
muy importante que tengas en cuenta que tener puntos negros en esta lista te
puede restar posibilidades en futuros créditos que quieras solicitar.
Alguien con un buen historial será bien visto por las entidades financieras, o sea
que le concedan un préstamo será más fácil. En cambio, alguien con un mal
historial crediticio tendrá muchos problemas para que le den un crédito.
Por qué es importante tener un buen historial crediticio
Como hemos señalado es muy importante que tengas un buen historial crediticio.
Las principales razones de tener un buen historial de crédito en el Buró de Crédito
son:
 El historial crediticio es un documento que avala el comportamiento de pago
de una persona ante las entidades financieras.
 En el informe se detallan todos los préstamos solicitados, así como el
estatus de estos.
 El historial crediticio reporta el puntaje que otorga el Buró de Crédito a una
persona según el comportamiento como pagador.
 También representa el grado de riesgo o beneficio que tendrá la entidad
financiera si otorga el préstamo en cuestión.
 Iniciar con un buen historial crediticio desde joven es muy importante para
solicitar futuros créditos como una hipoteca o un crédito automotriz.
Consejos para tener un buen historial crediticio
 Revisa si tu historial está activo. Si no es así, empieza a tomar acciones,
como las mencionadas anteriormente, para activarlo.
 Es imprescindible que seas puntual con las mensualidades. Por ejemplo,
paga el plan del celular a tiempo.
 Si ves que te puedes olvidar fácilmente, utiliza recordatorios en tu celular o
apúntalo en un calendario.

 Si la deuda es muy grande y ves que no la puedes afrontar con garantías,


solicita una reestructuración. Pedir una prórroga del préstamo no es una mala
idea.
 No aceptes muchas tarjetas de crédito o pidas muchos préstamos a la vez.
Hay una regla no escrita que dice que las deudas no deben superar el 30% de tus
ingresos.
 Un poco repitiendo un punto mencionado anteriormente, nunca dejes de
pagar una mensualidad. Si ves que no puedes liquidar el total del pago establecido
cada mes, busca liquidar el mínimo. Y elimina los gastos que sean prescindibles.