Vous êtes sur la page 1sur 4

El hombre que calculaba tiene lugar en tierras del medio oriente, el personaje

principal Beremiz Samir quien era un calculista, un árabe dotado con gran sabiduría, humilde y con
gran espíritu de justicia, quien pone en práctica una serie de conocimiento matemático para resolver
conflictos sociales, tomando como base la ciencia y los valores humanos. Es así como, a lo largo de
cada historia nos permite reflexionar y tener una nueva perspectiva de cómo solucionar los problemas
no importando el grado de dificultad, no importando los pensamientos relacionados con la religión,
estatus social, op posición política.

La historia nos narra como un viajero de bagda llamado Hank Tad-Madya quien pasaba por
tierras asiáticas se encuentra con Bereniz Samir quien murmuraba unas cifras numéricas, hank
invadido por la curiosidad se acerca donde este misterioso hombre que siempre pasaba contando el
ganado que cuidaba y las aves que en el cielo observaba.

Beremiz Samir, quien por haber nacido en Persia parecería que estaba destinado a trabajar
toda su vida, y morir como un simple pastor no sabiendo que su futuro podría ser otro, tal vez no un
hombre con grandes riquezas pero sí un hombre podría dedicar su vida a los números que era lo que
más le fascinaba. Fascinación que le ayudó a ser un gran hombre digno de imitar su forma de vida, su
ética y perseverancia.

Las aventuras que tuvo el viajero con su amigo Beremiz Samir le servirían para sacar de
apuros no sólo las situaciones donde escaseaba el alimento, sino para hallar trabajo a dónde quieran
que ellos vayan. Uno ayudaba al otro y el otro a su vez le devolvía el favor. Sintiendo confianza en
todo momento, trato de manera equitativa, enseñanza y apoyo, juntos formaban un gran equipo, aunque
siendo “el hombre que calculaba” humilde demostraba a todo el mundo que podía enseñar mucho y que
era igual que el resto de personas con las cual se relacionaba, con la diferencia que muchas de las
personas no sabían pensar de manera lógica.

Beremiz enfrentó asuntos como la división de los camellos entre unos herederos que no sabían
cómo repartir la herencia de 35 camellos que su padre les había dejado, resolviendo de manera justa y
sin mayor complicación el reparto de los camellos haciendo uso de la lógica matemática para que todos
salieran favorecidos incluyéndolo a él, en su viaje se encontró con un sheik, casi muerto de hambre en
el desierto quien les hizo una propuesta sobre los ocho panes que teníamos, que les pagaría una moneda
por cada pan que comiera hasta llegar a su destino y beremiz como era de esperarse resolvió al final de
manera imprevista, el pago con ocho monedas en ese momento hace uso de la propiedades de: la
división simple, la división exacta(cuando el residuo es cero y el dividendo es igual al divisor por el
cociente) y la división perfecta(antes los ojos de Dios)., resuelve también la duda de un joyero de
cuanto le debería pagar al encargado de la posada cuya duda fue resuelta con ayuda de las proporciones
matemáticas, los detalles de unos trajes de unas bailarinas que eran gemelas y casi imposible de
diferenciar si uno no prestaba atención hasta el más mínimo el calculista supo la diferenciar al instante
al contar el número de detalles del traje de cada una ; Respondió muchas preguntas de sabios que
cuestionaban su capacidad como calculista , descubrir a las mujeres de ojos negros y azules que estaban
cubiertas el rostro mediante unas preguntas personales; enseño Matemáticas a una muchacha que a
mandato de su padre permanecía oculta atrás de una especie de cortina. Todos esos problemas y
situaciones los resolvieron de una manera serena y tomándose el tiempo necesario para no cometer
errores, en ocasiones encontraba con personas que le querían ver confundido y dañar su honra.
Una de las mayores enseñanzas que nos proporciona nuestro personaje principal beremis es la
importancia de no permitir el resentimiento frente actos que nos hayan generado algún perjuicio
emocional o físico, y que por el contrario ese resentimiento puede ser eliminado a través de nuestros
actos voluntarios como obras de caridad y benevolencia, como lo hace el calculista con el caso
presentado por la liberación de los pájaros y la actitud de Tara-Tir.

La fama que iba ganando Beremiz con cada situación o problema que parecía imposible que
él lograba resolver haciendo uso de la lógica y la matemática iba creando envidia. Notamos así que si
un personaje de bajo estatus social que ha sobresalido en las Matemáticas y en la resolución de
acertijos ha sido la envidia de quienes se suponían eran la cúspide del conocimiento de ese lugar.
El hombre que calculaba decía que uno no debe ofrecer sin antes no haber pensado bien lo que
tiene para dar y si es conveniente darlo. Mucha gente en este mundo aspira a mucho ya que es el sueño
de muchos y está bien, pero debe ser realista si uno en realidad no se lo ha ganado.
Si uno exagera con las cosas que un promete por alardear y sin pensar, su vanidad y prestigio
quedaría por los suelos. Dando como resultado una falsa promesa o una mentira. Esto le paso al
hombre poderoso que le pidió a beremiz que le enseñase a jugar ajedrez.

En una ocasión el hombre que calculaba visito una prisión y le permitieron conocer las
torturas que durante la estadía en la prisión los presos tenían que ser sometidos, y gracias a la
benevolencia del calculista ver las torturas hizo cambiar de parecer al Rey, quien había ordenado que
a cada uno se le perdonará la mitad de la condena, este es un ejemplo que demuestra que pese a los
malos actos que condenaron a este grupo de personas, el perdón y las nuevas oportunidades pueden
darse para reparar los errores del pasado y sirviendo asi de manera de reflexión, enseñanza y que sea
ayuda a un Cambio positivo.

Al final pudo resolver el problema expuesto por el califa y beremeris se casó con telassim,
todas las personas presagiaban cosas malas para el matrimonio de la hermosa joven y el calculista, pero
al final todo fue casi perfecto, Se cambió, bien es cierto, de religión (musulmana a la cristiana) pero
igual se sentía agradecido de cómo es ahora con su nueva familia fuera de bagda la cual tuvieron que
dejar por la invasión de los mongoles.

Además otras de las enseñanzas matemáticas utilizadas por beremiz tenemos que: podemos
formar un numero cualquiera con solo emplear 4/4 que lo demostró en la venta de turbantes, la
matemática se funda únicamente en la verdad, en las cuentas de pago los saldos de deudores nada
tienen que ver con el total de la cuenta, si el cálculo no estuviera sujeto a dudas y contradicciones la
matemática seria, al practicar el estudio de los números y figuras las personas aprenden a razonar
siendo así los números la base de la razón y el entendimiento, las matemáticas nos enseñan a ser
sencillos y modestos, los números amigos son aquellos que al sumar los divisores de uno va a dar el
otro y viceversa, la matemática no solo sire para resolver problemas, cálculos de área y medir
volúmenes, las teorías matemáticas prevalecen por siglos, el usos del teorema de pitagoras y que la
matemática es la base de toda ciencia y arte.

Para finalizar, un consejo que nos da la obra del hombre que calculaba es que uno debe saber
ser amigo con las personas, sin importar las clases sociales y que los logros se ganan no por todo el
dinero sino como uno usa la inteligencia con la cual se puede lograr todos los triunfos si uno así se lo
propone, no sólo tendrás gente que te admire, te quiera y proteja sino que encontrarás a tu paso gente
que van a querer verte caer.

El triunfo solo se logra si uno siempre aprende de sus errores y lucha cada día por ser mejor
siempre con humildad no olvidándose de quien estuvo ahí para apoyarte.
Aunque al final se casó con la muchacha a quien enseñaba Matemáticas (Telassim) y de quien
se presagiaba lo malo, pues el final le fue todo provechoso. Se cambió, es cierto, de religión
(musulmana a la cristiana) e igual seguía dando gracias por ser como es con su nueva familia fuera de
Bagdad.

Bibliografía:
Autor: Malba Tahan (seudónimo)
Nombre real: Julio César de Mello e Souza
Año de publicación: 1938

ENSAYO PRINCIPIOS BASICOS DE LAS MATEMATICAS

POR:SALVADOR ERNESTO FLORES HERNANDEZ