Vous êtes sur la page 1sur 1

1.

- EL MEDIO NATURAL

La civilización griega surgió en el extremo oriental del mar Mediterráneo, concretamente en el


sur de la península de los Balcanes y en la península del Peloponeso. Los antiguos griegos se
extendieron también por las islas de los mares Egeo y Jónico, por las costas de Asia Menor (en
la actual Turquía) y por el Mediterráneo Occidental. Los griegos llamaban a este espacio
la Hélade.

La historia de Grecia estuvo condicionada por su medio físico. La cercanía al mar impulsó los
viajes marítimos para obtener recursos (pesca, navegación y comercio) y el relieve montañoso
contribuyó al aislamiento y a la independencia de las ciudades griegas. Por ello, en la
antigüedad cada valle y cada isla formaba un estado independiente, pero compartían una
civilización común basada en una religión y un idioma (el griego) compartido.