Vous êtes sur la page 1sur 6

ENSAYO HAZ QUE SUCEDA

Mayra Alexandra López Hernández

1er semestre

Lic. Edinson Cuero Montaño

CORPORACION UNIFICADA NACIONAL (CUN)


Administración de empresas
Buenaventura
2017
La perseverancia es algo muy importante en la vida, es mantenerse
constante en una actitud, una opinión o en un proyecto ya
comenzado, aun cuando las circunstancias sean adversas o los
objetivos no se cumplan inmediatamente, solamente si se persevera
conseguiremos triunfar y el llamado es a perseverar en el esfuerzo.
Durante años nuestros abuelos, padres y motivadores nos han
dicho que “El que persevera alcanza” o “si lo puedes soñar lo puedes
lograr” pero ¿tenemos las tácticas, las técnicas y las herramientas
para perseverar hasta alcanzar las metas?
Comencemos citando lo que dice el autor Luis Fernando Trujillo
“Estamos llenos de personas con iniciativa pero sin terminativa y de
entusiasmo sin resultados” existen variables que impiden alcanzar
las metas, como el aplazar las cosas las cuales se pueden hacer
hoy , se van dejando para el último momento y por algún motivo se
dejan de hacer, dudar de nuestras habilidades es el mayor
impedimento que uno mismo se puede poner y se llega a pensar
que no servimos para lo realizado anteriormente y
decidimos dejarlo por un lado y seguir alguna cosa la cual nos tocó
hacer, todo esto porque no mantuvimos el esfuerzo suficiente para
que nuestro proyecto o plan de vida se cumpliera.
Es necesario mantener un esfuerzo sostenido que permita que
nuestros sueños o anhelos no se queden en solo sueños sino que
lleguen a término, para mantener un esfuerzo sostenido solo es
necesario estar sano, tener un cerebro y tener ganas de sentirse
realizado; Sería insensato pensar que cualquiera puede hacer o
transformarse en todo lo que deseé manteniendo este tipo de
esfuerzo, pero la ciencia nos muestra que también sería insensato
pensar que la mediocridad está cimentada en la mayoría de las
personas, ya que el esfuerzo sostenido es como el cemento que
convierte las iniciativas en logros.
Si bien el autor nos muestra que siendo técnico en comercio
internacional, con su esfuerzo logró convertirse en coach que es una
persona con quien se tienen conversaciones para lograr planes de
acción en busca de una mejora continua en el ambiente empresarial
y personal, este se exigió a sí mismo y logró convertirse en trainer
quienes trabajan planes de acción con sus clientes, pero para eso
un trainer debe conocer la rama en la que se desenvuelve su cliente.
Estamos llamados a enseñar por medio del ejemplo y esta es la
razón por la que no debemos dejar de ser un trainer en nuestra
familia, en nuestra sociedad, nuestro trabajo y como seres
humanos.
Como en la gran mayoría de acciones encontramos dos tipos de
trainer, el trainer positivo y el negativo; El trainer positivo es el líder
que está al frente, que se siente parte de su grupo, admira a sus
compañeros y es admirado, es creativo e innovador y quiere que
todo salga bien para todos, es la mamá o el papá justo y trabajador
que ama a su pareja y escucha a sus hijos; Mientras que el trainer
negativo es el compañero que te trata de lame suelas, el que te
invita a dañar la relación con tu pareja o el envidioso.
Día a día aprendemos cosas nuevas bien sea hablando con alguien,
leyendo un libro, en la universidad, en el transporte público…etc.
Pero nunca dejamos de conocernos a nosotros mismos, en el auto
reconocimiento uno se asombra cada vez más con el potencial que
tenemos y no usamos, por eso nunca debemos decir yo me conozco
o yo lo conozco a él a ella, mejor digamos ¡Déjeme aprender a
hacerlo! O ¡Déjeme conocerle o déjeme conocerme más!
Nosotros como seres humanos cada vez adquirimos nuevos
conocimientos y absorbemos mas de nuestro entorno sean
conocimientos buenos o malos, pero debemos permanecer seguros
de nuestro buen conocimiento manteniendo la mentalidad de
cambiar aspectos negativos partiendo de la idea que de nada sirve
que quiera cambiar el mundo si inicialmente no cambio yo.
En el capítulo VII nos enseña a iniciar un gran cambio real en
nuestra evolución profesional, el esfuerzo sostenido te pide dos
años, solo dos años de tu vida divididos en la transversalidad y el
foco. La transversalidad consiste en las capacitaciones que nos
sirven para cualquier actividad laboral y el foco es permanecer
enfocados en la meta.

Con la práctica cada persona se va haciendo mejor, es decir cada


vez se va a ir mejorando hasta llegar a ser uno de los mejores.
Mantener el esfuerzo sostenido radica en lograr que la persona no
decaiga en sus propósitos, no decaiga en sus metas o nuevas tareas
dos o tres meses después de haberlas iniciado, no decaer cuando se
encuentren dificultades o enfrentemos la falta de ayuda, de
reconocimiento o la comprensión de nuestros compañeros,
familiares o jefes.

En el capítulo VIII que por cierto es el capítulo más largo de los 17


que se encuentran en el libro, el autor habla de la ley del 5-25 donde
argumenta que una persona puede identificar con facilidad cinco
actividades para las que se cree mala pero pueden ser hasta 25.
Estas 25 limitaciones se van rotando para justificar la ineptitud ante
algo que esté sucediendo; sin embargo hay otras personas que
convierten las grandes barreras del progreso en crecimiento. Se dice
que 98% de las personas no llevan sus proyectos hasta el final y
solo el 2% lo llevan a cabo pero para mí sería un 65% que
abandonan sus ideales y un 35% logran culminar con éxito su ideal.
Volvamos con las limitaciones nosotros los seres humanos tenemos
ciertas creencias limitantes que consisten en poner un freno o crear
barreras ante algo a lo que le tenemos fe y de lo que estamos
seguros, que nos brinda tranquilidad y seguridad pero siempre
estamos marcando un límite para cuidarnos. Debemos confiar en
nuestros proyectos sin miedo, es cuestión de dedicarle el tiempo
correcto a la actividad correcta.
Pudiera creerse que nuestros proyectos fracasan porque no se
hicieron realidad de inmediato, por ello hay personas que deciden
emplearse trabajando para alguien más; algunas empresas se
preocupan por capacitar e invertir en sus trabajadores pero se
considera que el factor humano no es el activo más importante de
la empresa.
El factor humano correcto y más importante es ese personal que
busca soluciones, innova, crea, avanza, se capacita
independientemente de si la empresa tiene presupuesto para esto,
y además de capacitarse aplica esos conocimientos en su trabajo,
los comparte y los demuestra; y además tiene buenas relaciones
humanas.
Llegamos a unas de las partes más importantes de esta capacitación
llamada LA ESENCIA DEL TRAINER, un trainera debe mantenerse en
el esfuerzo sostenido a pesar de la falta de reconocimiento, la falta
de apoyo, el escepticismo interior, el aburrimiento, la burla del
entorno, los enemigos personales esos que son tus amigos del alma
y quieren verte caer, tus amigos cercanos que no quieren que
prosperes, los que se enteran de tus proyectos o iniciativas y
intentan bloquearte. Por esta razón debemos dejar a un lado todas
estas paredes que no nos dejan avanzar para que nuestro esfuerzo
sea aprovechado y cobre valor.
Siempre tratamos en lo posible conservar nuestro dinero con
esfuerzo, pero con esfuerzo solo logramos mantenerlos, no
aumentarlos. Para aumentar los ingresos, un buen camino es
invirtiendo en nosotros mismos capacitándonos. Entonces no basta
con decir que queremos hacer más dinero, hagamos algo para que
suceda.
Pero dejando de lado el dinero, pasemos a hablar del tiempo, nadie
tiene tiempo, todos estamos estresados, y la principal razón es
precisamente que no nos alcanza el tiempo para hacer todo lo que
tenemos que hacer a diario. Se dice que tenemos 8 horas para
dormir, 8 horas para trabajar y ¿Qué hacemos en las 8 horas
restantes? El autor Luis Felipe Trujillo sugiere descargar bajar
charlas o audiolibros, charlas de venta y capacitaciones orales y
grabarlas en un reproductor mp3 para escucharlas una hora o dos
al día, esto podrá considerarse como parte de un esfuerzo sostenido
ya que enriqueceremos nuestro vocabulario y conocimiento.
Para avanzar en esta teoría se debe mantener una actitud
empresarial dejando de pensar como empleado y comenzando a
pensar como empresario, sobre todo cuando trabajamos por una
empresa que no es nuestra. Es necesario sostener el esfuerzo siendo
puntual, hablar con la verdad, tener una comunicación efectiva,
evitar aplazar, y mantener un liderazgo efectivo que nos motive a
pensar como empresarios y no como empleados, haciendo el uso de
no solo las técnicas sino las herramientas necesarias para
encaminarnos en algo que queremos lograr.
Las acciones humanas se componen de técnicas y herramientas que
serían la capacidad y el conocimiento que empleamos en algo,
muchas veces se nos dificulta una actividad por falta de
herramientas pero no por incapacidad para hacerlo. El uso de
técnicas y herramientas puede aplicarse en el amor, en el trabajo,
con nuestra familia entre otros entornos, por tal razón debemos
enfocarnos en la proactividad como ideología para transcender en
la vida.
Pero no es posible transcender si no tenemos ese motor y el secreto
de todo esfuerzo sostenido llamado amor, cuando amas algo te
esfuerzas para conseguirlo, cuando amas hacer algo el amor te
empuja a ser mejor y si no te amas lo suficiente nunca vas a iniciar
cambios positivos en tu vida
Por ultimo a manera de consejo empieza tu proyecto asi sea muy
pequeño puesto que las grandes cosas empiezan con iniciativa y una
buena actitud frente a las cosas ya que las intenciones o las ideas
solo son productivas cuando nacen en un espíritu capaz de hacerlas
realidad, en un espíritu capaz de decirnos HAZ QUE SUCEDA.