Vous êtes sur la page 1sur 53

a L pM@l£

Doctor Francis LEFEBURE


NEUROSINCRONIZADOR
AUDICIÓN ALTERNATIVA
Doctor Francis LEFEBURE

.Medalla de Oro y Premio del Concurso Lépine 1963


.Medalla de Oro del Salón Internacional de Inventores de
Bruselas 1964, por la acción sobre el cerebro de su aparato
para la Audición Alternativa

Fosfcnismo* España c Iberoamérica E scuda del Dr. Lefebure® Fosfcnología*) Edición y Producción
fosfenisnx>{</:fosfemsrno.org tel. 609331111 tel. 934909128
Alcolea 32-34 7* 2“ 08014 Barcelona. Kspaña

©Marca registrada para libros, aparatos y método pedagógico


http://www.luz-natural-mente.com

Diseño de la portada: Elias Xan


Traducción: Nuria Viver Barri
©Reservados todos los derechos de traducción y de
reproducción total o parcial para todos los países
Dr. Francis Lefebure
9

INTRO D UCCIÓ N A LA ED ICIÓN C A ST E L L A N A

Nos congratulamos de su interés y estamos felices de darle la


bienvenida al universo del fitness mental, un nombre sinónimo
de forma, bienestar y de salud.
Le recomendamos que lea atentamente este manual redactado
especialmente para usted. Este manual no es sólo una guía de
utilización, es también un libro apasionante, escrito en un
lenguaje sencillo y claro sobre las neurociencias y las ciencias
cognitivas. Le permitirá obtener un rendimiento óptimo de su
neurosincronizador, que le asegurará durante largos años, un
placer renovado sin cesar y numerosas satisfacciones en todos
los ámbitos de la vida.
Este neurosincronizador ha sido concebido siguiendo los
principios de la audición alternativa descubiertos por el Doctor
Francis Lefebure.
Quien no haya quedado fuertemente impresionado por el
Fosfenismo es que no lo ha entendido.

Francesc Cclma
Director de Fosfenismo España e Iberoamérica

Neurosincronizador de audición alternativa


]]

EL PRINCIPIO DE LA ESTIMULACIÓN
CEREBRAL MEDIANTE LA AUDICIÓN
ALTERNATIVA

La audición alternativa o SINCROFONÍA (también llamada


alternofonia) consiste en escuchar, de forma alterna por el oído
derecho y después por el oído izquierdo, con un ritmo regular,
un sonido que puede ser un zumbido, un chasquido, o los dos
asociados, o también una enseñanza oral o una música, creando
así un ritmo en el pensamiento.
Mientras que los sonidos regulares y simultáneos en los dos
oídos ponen nervioso, los mismos ritmos en audición
alternativa relajan y mejoran la sincronización de los
hemisferios cerebrales.
Se constata entonces un reposo de la mente, un mayor
optimismo, un enriquecimiento del pensamiento, una mejora de
la personalidad, de la creatividad y del sentido artístico, y a
veces incluso un alivio momentáneo de ciertos trastornos.
La utilización de la audición alternativa en el estudio y el
repaso favorece una mejor comprensión, la atención se mantiene
sin cansancio, el trabajo intelectual es de mejor calidad y se
organiza mejor, los temas, incluso difíciles, se vuelven más
atractivos. Por eso, esta técnica es muy utilizada tanto por los
estudiantes para preparar sus exámenes, como por las personas
que llevan una vida activa para estimular su creatividad y
optimizar sus competencias.

Neurosincnonizador de audición alternativa


12

Oirá unos chasquidos y/o zumbidos alternativamente por el oído


izquierdo y por el oído derecho a un ritmo regular y repetitivo.
Aunque el procedimiento pueda parecerle básico, su eficacia ha
sido ampliamente demostrada por numerosas pruebas de
laboratorio y certificada por medallas en concursos de
invención. Justamente estos ritmos regulares y repetitivos son
los que actúan realmente sobre la actividad cerebral.
En una época en que la música sintética New’Age está de moda,
habríamos podido incorporar como fondo este tipo de música,
pero hemos preferido privilegiar la eficacia a un fenómeno de
moda, que además no aporta nada serio en el aspecto del
enriquecimiento cerebral.
El neurosincronizador está basado en la audición alternativa o
alternofonia descubierta por el Doctor Lefebure en los años
sesenta. La génesis de este extraordinario descubrimiento se
desarrolla en las páginas siguientes.
El neurosincronizador es un PRODUCTO TOTALMENTE
NUEVO. Es el primer NEUROSINCRONIZADOR en formato
APP realizado con los procedimientos de fabricación y registro
más modernos.
Los sonidos que componen este neurosincronizador han sido
especialmente estudiados y orquestados para aumentar la
capacidad cerebral. Por eso, están desprovistos de gran número
de armónicos que aunque resulten agradables al oído, no
aportan nada a este tipo de trabajo e incluso pueden anular sus
efectos.

Dr. Francis Lefebure


13

CONTRAINDICACIONES PARA LA
PRÁCTICA DE LA SINCROFONÍA

1_ La epilepsia y cualquier estado epileptoide, incluso


aparentemente curado mucho tiempo antes. En caso de duda,
consulte a su médico. Cabe señalar que los ritmos utilizados en
el neurosincronizador son mucho más lentos que los ritmos
epileptógenos. Por lo tanto, tanto los sujetos normales como los
que puedan tener algún problema, desde este punto de vista no
tienen nada que temer.
2_ No se debe utilizar nunca el neurosincronizador durante la
toma de estreptomicina, un medicamento que a veces actúa de
forma desfavorable sobre el nervio auditivo, lo cual acumularía
las causas de fatiga de este órgano.
3_ En un momento en que las medidas de seguridad en carretera
son especialmente drásticas, le recomendamos no utilizar el
neurosincronizador mientras conduce un vehículo
4_ Hace más de 40 años que se aplica la audición alternativa
sin que los miles de usuarios de esta técnica hayan presentado
ningún problema.

Neurosincronizador de audición alternativa


15

CUANDO LA LUZ CONDUCE A LOS


SONIDOS ALTERNATIVOS

El Doctor Francis Lefebure, médico escolar, profesor de


Ciencias y Matemáticas, hizo sus primeros descubrimientos
sobre los fosfenos en 1959. Los fosfenos son las manchas de
colores cambiantes que se perciben en el campo visual después
de mirar fijamente durante un corto periodo de tiempo una
fuente luminosa adecuada. Concretamente, se obtiene un
fosfeno mirando fijamente durante treinta segundos una
lámpara especialmente fabricada para producir fosfenos
inofensivos para los ojos, colocada entre uno y dos metros de
distancia.
Los fosfenos son reacciones fisiológicas provocadas por la
energía luminosa. Mediante la observación de su
comportamiento, se puede determinar de manera muy exacta el
funcionamiento del cerebro.
Los fosfenos son, en efecto, inestables. Sus colores cambian
regularmente. También se pueden ver moverse y desplazarse en
el campo visual. En otras palabras, gracias a los fosfenos y sin
necesidad de aparatos, vemos directamente nuestro cerebro en
plena labor. El Doctor Francis Lefebure descubrió que los
fosfenos no evolucionan de cualquier manera, sino que su
comportamiento responde a un conjunto de leyes muy
concretas. Puso en evidencia la existencia de un ritmo
cerebral para el que las uniones interhem isféricas aumentan
y se enriquecen, lo cual mejora el conjunto de las
capacidades cerebrales.

Neurosincnonizador de audición alternativa


16

El fenómeno se presenta de la manera siguiente: si, después de


haber hecho un fosfeno, se realiza un balanceo de la cabeza
extremadamente lento, el fosfeno permanece fijo en el campo
visual. A medida que se acelera el balanceo, el fosfeno da la
sensación de seguir el movimiento. Después, si se continúa
acelerando, es posible encontrar un ritmo para el que el fosfeno
adquiere una amplitud máxima en el campo visual y una
luminosidad máxima.
Más allá de este ritmo, con un balanceo más rápido, el fosfeno
se vuelve más apagado y fijo, o incluso desaparece. El ritmo
con el que el fosfeno se deja arrastran mejor y es más luminoso
es el de dos segundos, es decir, un segundo por cada lado.
El Doctor Lefebure extrajo aplicaciones prácticas de este
principio, que afectan sobre todo a la pedagogía y la mejora del
rendimiento escolar. En efecto, es fácil estimular el cerebro con
este ritmo de dos segundos, haciendo primero un fosfeno y
después balanceos suaves de la cabeza durante los tres minutos
que dura el fosfeno.
La ida se efectúa en un segundo, la vuelta en otro segundo y así
sucesivamente, con pequeños movimientos suaves. Un
metrónomo, ajustado al ritmo de un segundo permite, por una
parte, mantener la regularidad del ritmo y, por otra parte,
arrastrar al encéfalo en el balanceo, lo cual constituye un
verdadero masaje de la masa cerebral.
El líquido cefalorraquídeo alimenta y estimula toda la superficie
del córtex, así como al cuerpo calloso, y la suave presión
provocada sobre el encéfalo por el balanceo estimula en
profundidad todas las zonas del cerebro. Estos ejercicios de
balanceo al ritmo de dos segundos, asociados a la presencia del
fosfeno, constituyen una verdadera higiene cerebral y mental.
Dr. Francis Lefebure
17

En efecto, después de un tiempo de práctica de estos ejercicios,


se observa que el sueño es de mejor calidad. Las personas que
tienen insomnio recuperan rápidamente el sueño. Los sueños se
vuelven más coloreados, más luminosos, lógicos y mucho más
intensos. En la vida cotidiana, se constata muy fácilmente que la
memoria es mucho mejor.
Todos los testimonios van en este sentido: ¡los resultados
escolares progresan rápidamente!
Se han vendido más de 100.000 ejemplares del libro La mezcla
fosfénica en pedagogía, del Doctor E Lefebure, que ya va por su
17a edición (véase nota). Este libro ha permitido a miles de
escolares y estudiantes tener éxito en sus estudios y sus
exámenes.

Nota: en castellano Expansión cerebral por la audición alternativa disponible en esta editorial.

Neurosincronizador de audición alternativa


19

CUESTION DE ALTERNANCIA

Como consecuencia de este descubrimiento, el Doctor Lefebure


tuvo la idea de observar lo que ocurría si miraba fijamente dos
lámparas fosfénicas en lugar de una sola, colocando una
separación entre las dos, de manera que cada ojo formara un
fosfeno individual.
Observó que no veía dos fosfenos presentes de forma
permanente en su campo visual sino que los dos fosfenos así
formados se eclipsaban y reaparecían de forma alternativa.
Los hemisferios cerebrales no trabajan pues de forma
simultánea, sino que funcionan en alternancia. Se dio cuenta de
que esta tendencia es más o menos marcada según los
individuos y de que proporciona información muy valiosa sobre
el equilibrio nervioso.
Cuando se encontraba todavía al inicio de sus investigaciones
sobre los fosfenos dobles, el Doctor Lefebure presentía que
había descubierto un fenómeno interesante sobre esta
alternancia, de manera que cada noche, después de su jornada
de trabajo, hacía una sesión para identificar la curva de su
propia alternancia cerebral.
Como esta curva era siempre irregular, se vio inducido a pensar
que los fosfenos dobles no aportaban ninguna información
interesante. Pero una noche se despertó y se el ocurrió repetir
una sesión de fosfenos dobles; tuvo la sorpresa de constatar que
esta vez la alternancia era perfectamente regular.

Neurosincnonizador de audición alternativa


20

Después de haber dormido, su alternancia se había regularizado,


lo cual significaba que, cuando se hace la sesión por la noche, la
alternancia cerebral está alterada debido a la fatiga acumulada
durante el día. Por lo tanto, los fosfenos daban una información
muy precisa del estado del sistema nervioso y del cerebro.
A partir de este dato, pudo establecer que todo lo que favorece
el trabajo intelectual facilita la alternancia y que todo lo que
favorece la alternancia facilita el trabajo intelectual; pero que, a
la inversa, ciertas circunstancias alteran totalmente los ritmos
cerebrales. Por ejemplo, inmediatamente después de un esfuerzo
físico importante, no se desencadena ninguna oscilación. Así, un
niño que va dos horas en bicicleta sólo presenta, una hora
después de detenerse, la mitad de la curva habitual y ésta es,
además, irregular.
Por consiguiente, es inútil ponerse a estudiar o seguir un curso
inmediatamente después de hacer deporte, porque la memoria,
la atención y la ideación no se mantendrán de forma eficaz.
También es frecuente que no se pueda obtener ninguna
alternancia después de la comida; en este caso, las oscilaciones
se restablecen alrededor de una hora después y de forma brusca,
mientras que, en la alteración que sigue al ejercicio deportivo, el
restablece de forma progresiva. Además, como hemos visto, el
reposo tiene una influencia sobre la alternancia cerebral. Las
oscilaciones son mucho más regulares por la mañana al
despertar que por la tarde, aunque la fatiga no sea todavía
subjetivamente apreciable.
Evidentemente, un estado de fatiga es poco propicio para el
trabajo intelectual. La atención, la memoria, la ideación y la
creatividad están alteradas por la irregularidad de los
intercambios entre los dos hemisferios.
Dr. Francis Lefebure
21

Gracias a la observación de esta alternancia, es fácil reconocer


los periodos en los que el cerebro está en su máximo de
eficacia, así como los periodos de fatiga. Por otra parte, es
posible mejorar la alternancia de los fosfenos dobles, cuando
ésta es irregular; por lo tanto, se puede mejorar el conjunto de la
actividad mental y regularizar el influjo nervioso.
Como vemos, los fosfenos dobles son una fiiente fantástica de
información sobre el conjunto de los procesos cerebrales.
Hemos insistido sobre el ritmo que constituye la alternancia,
pero no es el único que descubrió el Doctor Lefebure. Puso en
evidencia numerosos ritmos cerebrales que eran totalmente
desconocidos antes de sus trabajos.
Desarrolló el conjunto de sus observaciones en su libro
Exploración cerebral por las oscilaciones de los fosfenos dobles
y recibió la Medalla de Plata del Concurso Lépine, en 1963, por
sus descubrimientos y las aplicaciones de los fosfenos dobles.
En 1966, desarrolló el método pedagógico en su libro La mezcla
fosfénica en pedagogía, un método por el cual recibió, en
Bruselas, en 1975, la Medalla de Plata del Salón Internacional
de Inventores. Los fosfenos dobles permiten saber lo que es
favorable o desfavorable para el buen funcionamiento cerebral.
Constituyen una verdadera sonda de tipo fisiológico y
psicológico.

Neurosincnonizador de audición alternativa


23

EL CEREBRO TRABAJA DE MANERA


RÍTMICA

El cerebro no funciona de manera continua, sino de manera


rítmica, por alternancias; esto explica que, después de un rato,
tengamos dificultades para continuar leyendo o aprendiendo. Es
una saturación totalmente normal; por eso, es mejor hacer
sesiones de trabajo cortas pero repetidas con frecuencia.
¡Por lo tanto, mantener una misma idea mucho tiempo en la
mente no es fisiológico! Los ejercicios de concentración que
consisten en mantener mucho tiempo el mismo pensamiento en
la mente, como los ejercicios llamados de «vacío mental», no
respetan la alternancia cerebral y son peligrosos. Paralizan la
reflexión y la creatividad y pueden generar graves trastornos
mentales.
Esta alternancia cerebral explica por qué los niños a menudo
tienen tendencia a hacer balanceos; se dejan llevar por sus
propios ritmos cerebrales. Prohibirles balancearse equivale a
bloquear sus ritmos cerebrales y, por lo tanto, a impedir que su
sistema nervioso se desarrolle.
Si los niños se dejan llevar literalmente por sus ritmos, es
porque todo el organismo y todos los sentidos físicos funcionan
sobre la base de la alternancia. Las percepciones físicas, como
la audición y la visión, por ejemplo, siguen las mismas leyes
rítmicas que la atención y el pensamiento. Así, tenemos la
sensación de percibir nuestro entorno de forma continua, pero
en realidad, el cerebro no deja de analizar los diferentes planos
uno después de otro.
Neurosincnonizador de audición alternativa
24

Para observar este fenómeno en el ámbito de la audición, basta


con escuchar un fragmento de música en el que todos los
instrumentos tengan la misma intensidad. Se observa que la
atención pasa espontáneamente de los cobres, a las cuerdas, al
piano, a las percusiones, etc. Los ritmos cerebrales nos hacen
percibir las diferentes estimulaciones auditivas, no en una
continuidad sino de manera rítmica, es decir que se analizan
unas después de las otras, alternativamente.
En los años sesenta, el Doctor Francis Lefebure ya señalaba la
importancia de una buena sincronización del proceso mental
mediante la estimulación de los dos hemisferios cerebrales.
Después, los estudios sobre la organización del cerebro
permitieron precisar las funciones respectivas de los hemisferios
cerebrales derecho e izquierdo. Para saber cómo funciona
nuestro cerebro, vamos a observar sus ritmos cerebrales
haciendo dos divertidas pruebas de alternancia cerebral.
El cubo de NECKER
Si se observa el centro del cubo sin mover los ojos, se percibe,
al cabo de un momento, la sensación de cambiar
espontáneamente de eje, como si se desplazara. Este fenómeno
se clasifica habitualmente entre las ilusiones de óptica (las
figuras ambiguas), pero se trata en realidad de un análisis
particular del cerebro.
Esta fluctuación del dibujo se debe al trabajo alternativo de los
dos hemisferios cerebrales.
Vemos aquí a nuestro cerebro en pleno trabajo rítmico. Si no ha
visto el cubo cambiar de posición, o si la alternancia es muy
lenta o muy irregular, es que padece una fatiga o un
desequilibrio cerebral.
Dr. Francis Lefebure
25

Neurosincnonizador de audición alternativa


26

La escalera de SCHRODER
Observe su posición en el espacio durante unos minutos sin
esfuerzo de concentración; al cabo de cierto tiempo, la escalera
aparecerá invertida.
Cuanto más clara y regular es la alternancia, más indica el buen
funcionamiento de su cerebro y su estado de receptividad. Al
contrario, si la alternancia es muy lenta e irregular o incluso
inexistente, esto podría indicar un caso de fatiga intelectual,
esfuerzos físicos previos, una comida demasiado copiosa, un
consumo de alcohol o incluso la toma de medicamentos, es
decir, que no se encuentra al 100% de sus posibilidades
mentales.
La utilización durante unos minutos del neurosincronizador
puede entonces, permitirle recuperar su potencial cerebral.
Estos dos ejercicios nos informan sobre el funcionamiento de
nuestro cerebro y nuestro estado mental.

Dr. Francis Lefebure


27

Neurosincnonizador de audición alternativa


29

LA AUDICIÓN ALTERNATIVA: SUS


EFECTOS

Después de haber obtenido resultados tan interesantes e


intentando aplicar este principio de alternancia a los otros
órganos de los sentidos, el Doctor Lefebure refirió al oído lo
que había descubierto gracias a los fosfenos dobles, lo cual le
permitió poner a punto el Alternófono, un aparato de activación
cerebral mediante la audición alternativa. Entonces escribió
Activación cerebral por la audición alternativa (véase nota).
Breve recuerdo histórico
Los primeros efectos de la audición alternativa se
experimentaron en sujetos voluntarios en otoño de 1960 en el
laboratorio de cerebroscopia del Doctor Lefebure situado en
Gretz-Armainvilliers (Seine-et-Oise).
La señorita Belay fue la primera jefa de servicio de un
laboratorio del Estado que comprobó la alternancia cerebral en
el laboratorio de Gretz y después el Doctor Philippe Encausse,
director del control médico deportivo, seguido por el Doctor
Jacquet, director del centro del Instituto Nacional de Deportes
de Vincennes, en el CNRS, así como el profesor Dell, del
hospital Roussel de París.
Los efectos de la audición alternativa se comprobaron y
apreciaron después en el Laboratorio Central de
Telecomunicaciones (antiguamente llamado PTT) de Massy
Palaiseau.
Nota: disponible en esta editorial.

Neurosincron izador de audición alternativa


30

Los efectos de la alternofonía o sincrofonia


Un método simple, rápido y agradable de mejorar las
capacidades cerebrales.
Basta con ponerse los auriculares y esperar unos minutos para
encontrarse sumergido en el «encanto» de la audición
alternativa. Muy rápidamente, se experimenta una relajación
física y una calma mental inesperadas. Sin ningún esfuerzo
mental particular, se empieza la sesión dejándose llevar por el
ritmo durante cinco minutos. Se escucha el chasquido o el
zumbido que, lejos de ser desagradable, conduce a hacer un
ligero balanceo espontáneo, debido a la alternancia. Sólo
después de la sesión, algunas personas se dan cuenta de que se
dejan llevar por un suave balanceo de la cabeza.
Este balanceo es la expresión de ciertos ritmos cerebrales. Este
suave balanceo de la cabeza permite imprimir el ritmo de la
sincrofonia al cerebro y el pensamiento y, colmado con este
ritmo y energía nerviosa, cualquier trabajo intelectual que se
realice después adquiere una formidable intensidad.
Una sesión dura como máximo tres cuartos de hora, porque al
final del tercer cuarto de hora, los efectos de la sesión
disminuyen bruscamente. Sin embargo, los ritmos continúan
organizándose sin que se tenga conciencia de ello y los
beneficios de los efectos de la audición alternativa continúan
durante varias horas. Durante la sesión, surgen muchas ideas y,
muy a menudo, la solución a un problema o una preocupación.
Uno de los primeros efectos de la sincrofonia es pues la
regularización del sistema nervioso y los ritmos cerebrales,
puesto que se siente una gran relajación física y una gran
calma mental.
Dr. Francis Lefebure
31

Después, se produce una aceleración de la ideación y una


intensificación de las sensaciones visuales subjetivas, es decir,
imágenes que a menudo son tan claras y precisas que se tiene la
sensación de encontrarse en el lugar que se percibe, por lo
presente que parece. Así pues, la audición alternativa hace el
pensamiento más denso y rico de lo ordinario. Los elementos
que surgen son a menudo ideas que la persona había deseado
hacer realidad, pero las circunstancias que la rodeaban
desviaron su camino.
Estas ideas, intenciones y aspiraciones vuelven a surgir, como si
algo hubiera sido interrumpido y tuviera que continuar. Esto
produce unas extraordinarias ganas de vivir a las personas que
se encuentran agobiadas por problemas o en estado de
depresión.
Los efectos psicológicos son muy profundos, porque este
reequilibrio se produce a la altura de los hemisferios cerebrales.
En efecto, la vida cotidiana, la actividad o la profesión nos
encierran en una actitud mental y un cariz mental más
especialmente relacionado con uno de los hemisferios, que se
convierte en el dominante. El hemisferio izquierdo tiene
relación con el espíritu de análisis, en el sentido de la
abstracción y las matemáticas, así como con el espíritu de
control.
El hemisferio derecho tiene relación con el sentido artístico, la
creatividad y la espontaneidad. Es el hemisferio que domina
cuando se dice de una persona que está «en la luna». La
audición alternativa aumenta y mejora las uniones
interhemisféricas. El trabajo de los dos hemisferios se regulariza
hasta tal punto que el hemisferio izquierdo (que vuelve rígida la
personalidad cuando es dominante) se beneficia de una mayor
flexibilidad, estimulado por los aportes del hemisferio derecho.

Neurosincnonizador de audición alternativa


32

Las ideas nuevas son más numerosas. El hemisferio derecho se


beneficia de una mejor organización; las ideas se vuelven más
ricas y mejor estructuradas y se ponen en práctica con mayor
facilidad. El individuo se inclina más por la acción, de ahí el
desarrollo de su sentido de la iniciativa.
Así pues, cuando los dos hemisferios del cerebro funcionan de
forma sincronizada, es posible acceder a estados altamente
productivos y coherentes, que se puede resumir mediante la
famosa fórmula Zen: El hemisferio que habla no sabe (el
izquierdo), el hemisferio que sabe no habla (el derecho).
Cuando el sistema nervioso necesita recuperarse, es bueno
dormirse con el neurosincronizador. La audición alternativa
mejora efectivamente la irregularidad de los fosfenos dobles
producida por la fatiga. Esto da lugar a una profunda relajación
y un sueño reparador. Algunas personas sólo utilizan la
sincrofonía para la relajación, el reposo y la calidad del sueño
que aporta. Tanto si se duerme como si no, las imágenes que se
imponen espontáneamente se parecen a las imágenes de los
sueños (visiones hipnagógicas), a diferencia de que, a menudo,
no se tiene la sensación de dormir, sino todo lo contrario, de que
se está totalmente consciente, y curiosamente, mucho más
consciente y lúcido de lo habitual.
El pensamiento adquiere matices desacostumbrados. Las ideas
son perfectamente claras y enriquecidas con una comprensión
nueva. La atención se ve reforzada de una manera remarcable.
El tiempo no se vive de la misma manera. Es fácil darse cuenta
cuando los niños agitados prueban el neurosincronizador. Los
padres esperan que el niño no lleve puestos los auriculares más
de cinco minutos y se dan cuenta, sorprendidos, de que le gusta
dejarse llevar por el ritmo y que no se mueve, no se agita, como
arrebatado por un espectáculo interior.
Dr. Francis Lefebure
33

Cuando se dice al niño que la sesión ha terminado, a menudo


exclama ¿ya?, cuando ha pasado tres cuartos de hora con el
neurosincronizador.
Algunos efectos se perciben inmediatamente después de una
sesión; el niño está más tranquilo y se siente descansado. Su voz
es más sosegada, más firme y un poco más grave, lo cual es
característico de una profunda relajación. Está atento y sus ideas
son claras. Un niño que estudia regularmente con la sincrofonía
también experimenta los efectos entre las sesiones. Está mucho
más atento en clase. Memoriza y asimila mejor lo que dicen los
profesores. Sus reacciones y su reflexión son más rápidas.
Desarrolla una mayor curiosidad intelectual y no duda en abrir
libros en los que nunca se abría interesado antes. Lo mismo
ocurre con los estudiantes, y el contraste es todavía mayor con
los adultos.
Estos resultados pueden obtenerse simplemente dejándose llevar
por el ritmo, sin ningún esfuerzo mental. Pero es mucho más
interesante trabajar con la sincrofonía, ya sea para un estudio,
ya sea para leer, o incluso para una reflexión.
De esta manera, no solamente nos beneficiamos de la
organización del sistema nervioso y del aumento de las uniones
interhemisféricas, sino también de una mejor organización del
pensamiento, así como de la multiplicación de asociaciones de
ideas.
La reflexión es más rápida que de ordinario y la visión sintética
que se desprende (hemisferio derecho) da lugar a un análisis
más profundo (hemisferio izquierdo). Una vez más, el potencial
de los dos hemisferios se enriquece y se completa. Esto
multiplica la eficacia. Por ello, se observa una acción sobre la
motricidad.
Neurosincronizador de audición alternativa
34

La memoria motriz mejora intensamente, lo cual permite hacer


desaparecer los problemas de dislexia y disortografía. De la
misma manera, la acción de la sincrofonía sobre el tartamudeo
es extremadamente clara. Los niños y los adultos perciben los
efectos desde la primera sesión.
En efecto, el flujo verbal es más regular y las palabras surgen
más fácilmente. La voz es más segura y la persona tiene más
confianza en sí misma. Con la práctica regular, el tartamudeo
desaparece por completo. La utilidad y el interés de la
sincrofonía en el ámbito de la pedagogía son EVIDENTES.
Más misteriosa en apariencia es la influencia de la audición
alternativa sobre la moralidad. Sin embargo, es posible
considerar la moralidad como el sentido característico del
ritmo. Un hombre honesto es un hombre que da tanto como
recibe. Dado que la vida está hecha de intercambios perpetuos,
se trata de un hombre en el que existe un flujo y un reflujo
periódicos, un ritmo.

Doctor Francis Lefebure

Dr. Francis Lefebure


35

LA SINCROFONÍA Y LA CREATIVIDAD

Uno de los efectos más importantes que se obtienen después de


varias sesiones de sincrofonía es el enriquecimiento del tema de
pensamiento; las «ideas impuestas» que surgen en la primera
sesión vuelven, pero asociadas a nuevos conceptos, muy unidos
al concepto central y complementándolo. Esto constituye la
creatividad.
Este proceso es el mismo de los cerebros creadores. Newton,
Einstein o Goethe retomaban sin cesar el mismo tema de
reflexión y lo completaban con elementos nuevos. Esta
evolución del pensamiento creador se opone al pensamiento
didáctico, necesario para el éxito en los exámenes, que nos
obliga a tener conocimientos librescos más o menos bien
relacionados entre sí. En cambio, algunas sesiones consecutivas
de audición alternativa nos muestran que hace entrar en
actividad el mecanismo creador de la mente.

Neurosincronizador de audición alternativa


37

FENÓMENOS NEUROLÓGICOS

En efecto, es frecuente que la práctica de los fosfenos asociada


o no a la sincrofonía provoque la sensación subjetiva de un gran
bienestar. La sincrofonía, utilizada sola, da los mismos
resultados. Esto muestra, en los dos casos, que las
sincronizaciones de los ritmos cerebrales son las que producen
esta sensación. Nos enfrentamos aquí a unas propiedades del
cerebro todavía inexploradas, pero algunas de cuyas
características es fácil reproducir, como estas sensaciones
subjetivas de bienestar. Es cierto que se trata de una nueva vía
de investigación que los médicos e investigadores no tardarán en
explorar, puesto que la luz es cada vez más utilizada en los
hospitales para restablecer el reloj biológico de los pacientes
que padecen trastornos del sueño y para regularizar el influjo
nervioso en los depresivos crónicos. Nuevos descubrimientos en
perspectiva...
Gracias a la sincrofonía, que descansa en las bases de las leyes
de la fisiología cerebral, se puede mejorar ampliamente la
actividad mental e intelectual.

Neurosincronizador de audición alternativa


39

PARA HACER UNA BUENA SESION

La intensidad de los efectos varía mucho según las sesiones; a


menudo, la primera es muy convincente y las siguientes lo son
menos. Después, los efectos se manifiestan de nuevo.
Hay que aprender a utilizar el neurosincronizador en las
diversas circunstancias de la vida: antes de acostarse para que el
sueño mejore; en el marco del trabajo, puede utilizarse de
forma permanente en la oficina, se escucha durante unos
segundos, por ejemplo, cada vez que se tenga que tomar una
decisión; entonces, el elemento esencial de los problemas que se
plantean aparecerá más claramente. Durante la sesión, puede
hacer algunas experiencias mentales a fin de utilizar la energía
de sincronización acumulada en el cerebro, por ejemplo:
Pensamiento positivo y autosugestión: es extraordinariamente
fácil asociar voluntariamente un pensamiento positivo o una
autosugestión a los sonidos alternativos. La repetición continúa
sin el menor esfuerzo y es muy agradable. No hay ninguna
medida común entre esta experiencia realizada en audición
alternativa y la misma realizada con un sonido regular
biauricular.
En el primer caso, existe un deseo de perseverar, mientras que
en el segundo, el esfuerzo pronto se hace tan fastidioso que el
sujeto lo abandona rápidamente.
Así pues, la audición alternativa permite dar a la autosugestión
una importancia que nunca se habría podido esperar.
Neurosincronizador de audición alternativa
40

El perfeccionamiento consiste en repetir una palabra con cada


alternancia. Las palabras más largas se cortan de manera que las
mismas palabras (o incluso las sílabas) caigan siempre en el
mismo lado. Después de unos instantes, el pensamiento
adquiere un impulso y una claridad de una intensidad
excepcional.
Algunas personas prefieren repetir la palabra mientras el sonido
está a un lado, descansar mientras el sonido está al otro lado y
permutar después de unos minutos.
Al cabo de unos días de entrenamiento, se acelera la repetición
del pensamiento para que el cerebro trabaje cada vez más
deprisa.

Dr. Francis Lefebure


41

NUESTROS CONSEJOS PARA OBTENER


RESULTADOS CONVINCENTES

Como en todo ejercicio físico o mental, el secreto del éxito se


define con dos palabras: PERSEVERANCIA Y
REGULARIDAD.
Debe utilizar su neurosincronizador TODOS LOS DIAS,
¡aunque sea cinco minutos! Lo importantes es escucharlo al
menos una vez al día.
Al principio, quizá tendrá que obligarse a escucharlo, ya que los
sonidos y los zumbidos no le resultarán muy inspiradores.
Tranquilícese, están estudiados especialmente para actuar de
forma positiva sobre su actividad cerebral y han permitido a
miles de personas obtener resultados convincentes.
Coloqúese los auriculares y ponga la APP en marcha. No hay
que hacer nada más. ¿Hay algo más sencillo?
Después haga lo que quiera. Trabaje con el ordenador, lea un
libro, piense en sus preocupaciones del momento o simplemente
relájese y deje volar su imaginación. Haga esto CADA DÍA y
cada vez que tenga la oportunidad.
Al cabo de un tiempo y para su asombro, se dará cuenta de
que aborda las circunstancias de la vida de una manera
totalmente diferente; los problemas y las preocupaciones que
tenía o que lo ponían nervioso no le afectan con la misma
intensidad que antes.

Neurosincronizador de audición alternativa


42

Observará los acontecimientos de la vida con cierta distancia.


Gracias a la escucha diaria de su neurosincronizador, para
emplear una fórmula de moda, será y permanecerá «ZEN», ¡sin
tener necesidad de realizar largas y pesadas sesiones de
meditación en posición del «loto»!
Puede sorprenderle que unos simples zumbidos y chasquidos
con ritmos básicos y alternativos puedan aportar tantos
beneficios. En realidad, estos zumbidos y estos chasquidos no
son anodinos. Se han orquestado especialmente para actuar
sobre su cerebro y producir estados específicos de relajación o
de actividad cerebral. No podemos decirle más sobre estos
sonidos sin desvelar nuestros «secretos de fabricación» y, en
cualquier caso, saber más no le aportaría nada suplementario
respecto al beneficio personal.

Dr. Francis Lefebure


43

DOCTOR FRANCIS LEFEBURE: SU VIDA


Y SU OBRA

Externo de los Hospitales de París


Médico del Servicio de Salud Escolar
Profesor de Ciencias y Matemáticas
Medalla de oro y premio del Concurso Lépine, 1963
Medalla de plata del Concurso Lépine, 1964
Medalla de oro del Salón Internacional de los Inventores de Bruselas, 1964
Medalla Vermeil del Salón Internacional de Inventores, 1967
M edalla de plata del Salón Mundial de Inventores de Bruselas, 1975, por el
método de la «mezcla fosfénica en pedagogía»

El Doctor Francis Lefebure nació el 17 de septiembre de 1916


en París, en el distrito 14. Hizo sus estudios secundarios en el
Instituto de Francia, que ha educado a los hombres más
famosos, y en el Instituto Louis le Grand.
A los 17 años, estudió el PCN (física, química y ciencias
naturales), que entonces era el año de preparación para la
Medicina. Ocupó los primeros puestos entre varios centenares
de estudiantes, aunque era el más joven.
Empezó sus estudios de Medicina a los 18 años y se interesó
por la anatomía, la histología, la fisiología y la física médica, en
la que obtuvo la nota máxima. Fue externo de los Hospitales de
París y eligió servicios de neurología y psiquiatría infantil.
Presentó la tesis de Medicina en 1942, en Argel, sobre los
ejercicios respiratorios de yoga: Respiración rítmica y
concentración mental (véase nota).
Nota: disponible en esta editorial.

Neurosincronizador de audición alternativa


44

En efecto, fue movilizado en 1939 como médico auxiliar y


después como teniente médico. Una vez desmovilizado, empezó
una licenciatura de Ciencias Naturales. Pero con motivo de su
boda, tuvo que ocupar un puesto médico y se convirtió en
médico de higiene escolar. En 1959, se interesó por los
fenómenos fosfénicos, lo cual lo condujo a estudiar lo que
ocurre con dos fosfenos. El método de exploración del cerebro
mediante los ritmos de los fosfenos dobles se mostró de una
riqueza y de una utilidad práctica extraordinarias. Redactó un
informe en la primavera de 1960 para el servicio de salud
escolar. Este informe, transformado en libro, describe diferentes
ritmos y fenómenos cerebrales desconocidos hasta el momento,
que fue posible observar gracias al Cerebroscopio, un aparato
por el que el Doctor Lefebure recibió la Medalla de Plata del
Concurso Lépine en 1964.
Aplicó al oído lo que había descubierto, lo cual le permitió
poner en marcha en primer lugar la sincrofonía, que después dio
lugar al Alternófono, un aparato de activación cerebral, y
después escribió Activación cerebral por la audición alternativa
(véase nota). Recibió la Medalla de Oro y el Premio del
Concurso Lépine en 1963 y la Medalla de Oro del Salón
Internacional de Inventores de Bruselas en 1964, por la acción
sobre el cerebro del aparato de audición alternativa
(Alternófono). En 1963, tuvo la idea de estudiar lo que ocurre
cuado una persona se esfuerza por pensar en un tema concreto
durante la presencia del fosfeno. Esto fue el origen del principio
de la «mezcla fosfénica», un método que permite obtener
eficazmente el desarrollo de la memoria, la inteligencia, el
sentido de la iniciativa, de la intuición artística y de la
creatividad, mediante la mezcla de los pensamientos con los
fosfenos.
Nota: disponible en esta editorial.

Dr. Francis Lefebure


45

En noviembre de 1975, el Salón Mundial de Inventores de


Bruselas entregó la Medalla de Plata al Doctor Francis Lefebure
por el método de la «mezcla fosfénica en pedagogía». Muy
deprisa, el método de mostró de una fecundidad inaudita, así
como de una facilidad de aplicación remarcable. A partir de
entonces, dedicó todas sus fuerzas al perfeccionamiento de esta
técnica, a su divulgación y extensión.
El Doctor Francis Lefebure falleció en 19 de marzo de 1988 en
París y continuó con sus investigaciones hasta el último
momento. Era un hombre innovador, fuera de lo común, y su
obra, comparable a la de los investigadores más famosos, sirvió
de base para numerosos descubrimientos. Durante más de 30
años, el Doctor Francis Lefebure se desvivió por dar
conferencias y seminarios por el mundo entero y se puede
afirmar que, desde 1945 hasta nuestros días, ha tenido una gran
influencia en numerosos investigadores, artistas y escritores.

Neurosincronizador de audición alternativa


47

EXTRACTO DE SCIENCE ET VIE

(octubre de 1960, página 37)


¿Diagnóstico mediante fosfenos?
Un médico francés, el Doctor Francis Lefebure, acaba de poner
en marcha un nuevo aparato, el Cerebroscopio, que es posible
que abra la vía a un nuevo método de establecimiento de
diagnóstico médico.
Este aparato está basado en el fenómeno de los fosfenos. Se
designan con este nombre las percepciones luminosas subjetivas
que persisten en la retina de los sujetos que miran fijamente la
luz emitida por una lámpara fosfénica , después de apagarla.
Por medio del dispositivo que concibió, el Doctor Lefebure
ilumina cada ojo por separado y alternativamente durante dos
segundos. Continúa durante cierto tiempo la iluminación
alternativa a este ritmo.
El sujeto, en la oscuridad, ve aparecer entonces un único
fosfeno correspondiente a una de las dos lámparas, que
desaparece al cabo de unos 8 segundos.
Entonces se presenta el fosfeno correspondiente a la otra
lámpara fosfénica durante el mismo tiempo, desaparece a su
vez y así sucesivamente de veinte a treinta veces.
Por otra parte, la cifra de ocho segundos es una media;
disminuye hasta tres en los niños y se eleva hasta veinte en
los ancianos.

Neurosincronizador de audición alternativa


48

Ahí reside precisamente el interés de la experiencia; las curvas


que la cerebroscopia permite establecer tienen una clara
relación, según el Doctor Lefebure, con el ritmo habitual del
sujeto en sus trabajos, actividades o distracciones. Por ejemplo,
una curva que marca oscilaciones rápidas al principio, con
regreso progresivo a la normalidad, indicaría que estamos en
presencia de un sujeto «que se precipita con agitación sobre su
trabajo».
Las variaciones patológicas del ritmo de aparición y
desaparición de los fosfenos no son menos destacables. Se
ralentiza en la esclerosis en placas o en la absorción de yoduro
potásico y, al contrario, se acelera en la enfermedad de
Basedow.
Estas indicaciones permiten ya prever el interés pedagógico y
médico del cerebroscopio.

Dr. Francis Lefebure


49

ÍND ICE

INTRODUCCIÓN a la edición castellana 9


El principio de la estimulación cerebral mediante la audición
alternativa 11
Contraindicaciones para la practica de la sincrofonía 13
Cuando la luz conduce a los sonidos alternativos 15
Cuestión de alternancia 19
El cerebro trabaja de manera rítmica 23
La audición alternativa: sus efectos 29
La sincrofonía y la creatividad 35
Fenómenos neurológicos 37
Para hacer una buena sesión 39
Nuestros consejos para obtener resultados convincentes 41
Doctor Francis Lefebure: su vida y su obra 43
Estracto de Science et vie 47

Neurosincronizador de audición alternativa


Doctor Francis LEFEBURE

Medalla de Oro y Premio del Concurso Lépine (1963)


Medalla de Oro del Salón Internacional de Inventores de
Bruselas (1964), por la acción sobre el cerebro del aparato
de audición alternativa

http://wwvv.luz-natural-mente.com
V m
a¡fernativa o SINCROFONÍA (ta
siste en escuchar, de form;
oído derecho idlespués
i de por el oído izquierqtí, con un ritmo
regular, un soniao que puede ser un zumbido, un chasquido,
o los dos asociados, o también una enseñanza oral o una
música, creando así un ritmo en el pensamiento^

’ i sonidos regulares y simultáneos en los dos


ervioso, los mismos ritmos en audición
ativa relajan y mejoran la sincronización de los
rios cerebrales.

> un reposo de la mente, un mayor


optimismo, un enriquecimiento del pensamiento, una mejora
de la personalidad, de la creatividad y del sentido artístico, y
a veces incluso un alivio momentáneo de ciertos trastornos.

FOSFENISMO® ESPAÑA E IBEROAMÉRICA


FOSFENISMO EDICIONES ESCUELA DEL DR. LEFEBURE