Vous êtes sur la page 1sur 1

ALBÓNDIGAS

PECAS: ¡Mesera, mesera! ¡Tráigame sal para las albóndigas!

TRIXI: No hay más sal en el restaurante. ¡Es un restaurante ovo-lacto-vegano!

PECAS: ¡Eso no explica por qué no hay sal!

TRIXI: Es que la chef no quiere volver a llorar, y dicen que si la derrama es algo inevitable.

PECAS: ¿Qué tontería es esa creencia?

TRIXI: No lo sé, usted es la que come albóndigas en un restaurante ovo-lacto-vegano.

PECAS: ¿Y por qué me dieron albóndigas, entonces?

PATY: Es que se murió mi vaca Clarita.

PECAS: ¿Y?

PATY: Que si muerta la vaca, solo queda hacer hamburguesas.

PECAS: Pero estas no son hamburguesas.

PATY: Es que es un restaurante ovo-lacto-vegano.

TRIXI: Hay que ser consecuentes

PATY: Y hablando de cuentes, esta es su cuenta.

PECAS: ¿S/. 50.00 por unas albóndigas?

PATY: Es la especialidad de la casa.

TRIXI: Porque Clarita era muy especial.

PECAS: ¡Oiga!

TRIXI: ¡Volvemos en un momento!

PATY: ¡Bon Appetit!