Vous êtes sur la page 1sur 2

Mantener los lugares de trabajo en

buen estado evita riesgos en la salud


de los trabajadores
La salud de los trabajadores se puede resentir por problemas
ambientales, por las condiciones del empleo, o por el mantenimiento
de los espacios. Empresas de confianza, tienen la clave para garantizar
la protección de los trabajadores gracias a sus elementos de seguridad.
Los trabajos en altura son los más peligrosos para los operarios, pero el
riesgo se puede eliminar apostando por una empresa de confianza.

Los trabajadores se exponen en su actividad diaria a todo tipo de


elementos que pueden afectar a la salud. Más allá de la labor que se
desempeñe, existen algunas pautas que se repiten en cualquier
ambiente de trabajo.

La principal causa de estos problemas de salud reside en el


mantenimiento de los espacios y centros de trabajo, que en muchas
ocasiones es deficiente y no cumple con las medidas de seguridad
necesarias. Las máquinas o las construcciones poco seguras suponen un
serio peligro para los operarios, por eso siempre deberían mantenerse en
las mejores condiciones, aunque este proceso no siempre se realiza.

Por otro lado, existen otros factores de riesgo asociados a los


problemas de salud en el trabajo, como son las causas ambientales
como el calor, el ruido, el polvo, o el uso de productos químicos
peligrosos. Estos elementos inciden directamente en la salud de las
personas, provocando problemas respiratorios, dificultades en el normal
funcionamiento del aparato locomotor, afecciones en la piel o pérdidas de
audición.

Además, las condiciones del empleo también pueden afectar a la salud,


como el trabajo bajo presión, las condiciones precarias en el contrato, la
posición de jerarquía, etc. El estrés es un gran enemigo de la salud, y en
el trabajo se da con demasiada frecuencia.
Cómo mantener correctamente los lugares de trabajo

La base para mantener los espacios y las herramientas de trabajo en


buenas condiciones, pasa por contar con una empresa de confianza como
proveedores de elementos de seguridad, especialmente cuando se trata
de desempeñar trabajos que revistan un peligro especial, como el trabajo
en altura.

Los andamios deben cumplir todas las medidas de seguridad, y


deben ser instalados y desinstalados por profesional cualificado y
experimentado en dicha labor. Lo mismo ocurre con las plataformas, que
deberán ser utilizadas por operarios preparados para ello, y que cumplan
con las medidas de seguridad necesarias para garantizar la protección de
quien las utiliza.

Evitar los riesgos para la salud de los trabajadores en cualquier ambiente


laboral es posible siguiendo algunas normas básicas que tendrán que
aplicarse tanto los trabajadores como los directivos. Más allá de las
medidas de seguridad adoptadas, un buen ambiente laboral se consigue
por medio del respeto y la responsabilidad de las personas, cuestiones que
también evitan en gran medida ciertos problemas de salud.