Vous êtes sur la page 1sur 9

Función del Estado en la Educación escolar

Carlos Marx define al Estado como el poder de dominación política y económica de las clases poseedoras sobre las
poseídas y la función del Estado es la de asegurar la perpetuación de las relaciones capitalistas de explotación, la
perpetuación del sistema social.

El Estado es una organización política de la nación con ordenamiento jurídico, con estructuras de gobierno y de
participación popular que procura el "bien común".

El Estado y todos los sectores sociales son supuestos a tener participación activa en la configuración de políticas
educativas basadas en la realidad social, las necesidades de la comunidad y el acrecentamiento de la competitividad.

Política educativa

Definiciones

Política educativa, son las acciones del Estado en relación a las prácticas educativas que atraviesan la totalidad social,
es decir, el modo a través del cual el Estado resuelve la producción, distribución y apropiación de conocimientos.

Política educativa, es el conjunto de leyes, decretos, disposiciones, reglamentos y resoluciones, que conforman la
doctrina pedagógica de un país y fijan así mismo los objetivos de esta y los procedimientos necesarios para
alcanzarlo.

¿Qué se entiende por "política educativa"?

La política educativa es responsabilidad del Estado, esto es: asegurar el rendimiento del Sistema Educativo, su
eficiencia, y su calidad. Se trata de la teoría y práctica de las actividades del Estado en la materia educación, la manera
como el Estado organiza la Educación tomando decisiones basadas en un conocimiento científico de la materia. Este
conocimiento científico está apoyado por una concepción antropológica determinada, como así también de la
sociedad y de la cultura.

La Política Educativa debe abarcar todas las teorías y planificaciones, pero también la concreción práctica de estas
planificaciones que se manifiestan en decisiones.

El Estado utiliza un sistema burocrático para llevar adelante esta tarea, sistema que comprende un sector político,
cambiante en cada período de gobierno; un elemento técnico que permanece asesorando al gobierno de turno y un
sector administrativo que depende de funcionarios y empleados administrativos permanentes.

Para contrarrestar el efecto nocivo que este sistema burocrático puede ejercer a la hora de llevar adelante las
políticas educativas, se hace necesario contemplar, cada vez más, una adecuada descentralización acompañada de
un criterio que fomente la participación y el consenso.

En efecto, la descentralización y la participación son instrumentos necesarios para gestar políticas de Estado que
permanezcan más allá de los gobiernos de turno.

El Sistema Educativo es un instrumento y una creación del Estado que está destinado a formar al ciudadano de la
Nación. En este sistema el Estado expresa su intención de formación mediante una adecuada estructura que permita
lograr los fines planificados. La política educacional es la teoría y la práctica del Estado en el campo de la educación
Pública, por una parte, determina la actuación del Estado con el objeto de preparar por la educación a las nuevas
generaciones para el uso de los bienes culturales de la humanidad y para promover el desarrollo de la personalidad
individual y colectiva del pueblo, según las leyes, las Instituciones, aspiraciones o ideales históricos de la Nación y
por otra parte, crea y regula la organización de los Establecimientos escolares para la realización de tales fines

La política educacional es la rama de la pedagogía que abarca las planificaciones y realizaciones que en materia de
educación y cultura integran la obra del Estado o de otros agentes educadores autorizados por el Estado.

Campo de acción de la política educativa.

Las políticas educativas, actúan como marcos legales, trazan las directrices y los valores que paulatinamente
comienzan a convertirse en la manera inevitable de pensar, fija unas preocupaciones y su lenguaje, establecen no
solo un programa político, sino ideológico.

Un primer campo del Estado es de tipo técnico y comprende todo lo relativo a los requisitos para la impartición de
titulaciones académicas, calendario escolar, requisitos para el profesorado, condiciones materiales y funcionales de
las escuelas, etc.; lo cual queda garantizando a través de la función inspectora y de supervisión que realiza sobre los
centros.

LA POLITICA EDUCATIVA COMO PROCESO.

La noción sistémica de la educación establece una relación de entrada-proceso-producto. La política educativa en


ese sentido aparece vinculada o expresada implícitamente en la planificación de la educación, en las cuales se
establece la preeminencia del tratamiento normativo, situacional, estrategia y voluntad vista al abordar el hecho
educativo. De ahí que suelen usarse diseños y metodologías de análisis de políticas públicas. La política educativa
expresada así, como un proceso permite visualizar las diferentes relaciones de interdependencia entre los diferentes
sectores que conforman el sistema educativo y la sociedad como un todo. De manera que la puesta en práctica de la
política permite, a `través de sus diversos indicadores observar las posibles relaciones de causa y efecto, los
problemas que puedan llamar la atención de la sociedad, y poder así cambiar en la propia dinámica del desarrollo
de la política, su propia naturaleza e incidir en sus resultados o producto, o en definitiva presentar nuevas
alternativas. Esta interpretación puede enfocar áreas problemáticas, tales como la deserción escolar, la educación y
la estructura ocupacional, costos de la educación o calidad de la educación.

La política educativa como proceso indica la necesidad de establecer objetivos en el proceso propiamente dicho, y la
importancia de la naturaleza y precisión de tales objetivos. Dicha política debe expresar una intención de los sectores
sociales involucrados, un plan (es) debidamente autorizado (s) por el Estado, en las cuales se establecen las metas a
corto, mediano y largo plazo, y los posibles escenarios en las cuales deben accionar los agentes socio-políticos y
económicos del momento. Programas para alcanzar las metas. Toma de decisión y opciones alternas y por último los
efectos cuantitativos y cualitativos en términos de desarrollo.

La política educativa vista de ese modo, como sistema de coordinación y de toma de decisiones de los agentes sociales
o gubernamentales puede ser de diferente intensidad. La de mayor grado sería aquella que caracteriza nuestro
tiempo, expresada en términos de crisis de racionalidad e inestabilidad institucional. Sin embargo, además de las
razones objetivas de insatisfacción social de una parte importante de los pueblos de América Latina, se observa una
carencia de identidad y confusión ideológica que puede ser un indicador de la falta de políticas educativas dirigidas
a la búsqueda de nuevos espacios de racionalidad o evidentemente precisar la verdadera racionalidad de un pueblo
que fue despojado de su pasado que le ha impedido tomar una opción consciente de su proceso de cambio.

La labor de la política educativa está orientada por aspectos tales como:


 La reducción y eliminación del analfabetismo, la falta de escolarización, el abandono y el deterioro de la
calidad de la educación.
 La generación de condiciones educativas que fomenten técnicas, conocimientos, valores y aptitudes
necesarias que acrecienten las posibilidades de la población para alcanzar niveles educativos adecuados, sin
obviar el principio de equidad.
 Los cambios económicos son fundamentales para la adopción de políticas educativas complementadas con
políticas de empleo que puedan constituir a la incorporación de más y más elementos al competitivo mundo
laboral.
 La adopción de modelos innovadores con respecto a la formación profesional y capacitación laboral es algo
deseable para centrar el desarrollo. Las transformaciones en el campo de la ciencia y la tecnología demandan
ajuste en lo educativo, lo cual es considerado una responsabilidad de las sociedades

El esfuerzo de elevar el proceso educativo como medio para el desarrollo no es exclusivo de los sistemas educativos,
y no debe considerarse como tal. El Estado y todos los sectores sociales son supuestos a tener participación activa
en la configuración de políticas educativas basadas en la realidad social, las necesidades de la comunidad y el
acrecentamiento de la competitividad. Adicionalmente, la participación del estado y demás sectores de la sociedad
puede permitir un acceso más factible a la educación a un porcentaje mayor de la población.

Pedagogía política y política pedagógica.

La política pedagógica estudia el problema de las relaciones de la educación con el Estado de un modo científico,
teórico, constituye una parte de la pedagogía general y depende esencialmente de ella. La política considera la
educación en su aspecto dinámico, pragmático, y depende de las circunstancias de los partidos políticos, de los
grupos sociales, de las iglesias de un país y de un tiempo determinado.

La función de la política en la educación es puramente formal; se refiere al cumplimiento o realización de ideas y


contenidos no creados por ella.

A la política le corresponde determinar la educación en cuanto ésta depende o halla en relación con el Estado; pero
no en cuanto a su régimen interior, a su vida propia, que es cosa de la pedagogía.

Conceptos de Globalización.

Globalización es el conjunto de procesos que conducen a un mundo único.

Globalización es la intensificación en todo el mundo de las relaciones sociales que enlazan localidades distantes, de
tal manera que los sucesos locales son influenciados por acontecimientos que ocurren a muchas millas de distancia
y viceversa.

La Globalización es un incremento de las interdependencias económicas, culturales, medioambientales y sociales, y


de las transnacionales financieras y las formaciones políticas que surgen junto a la movilidad del capital, el trabajo y
la información, con tendencias homogeneizadoras, como diferenciadoras.

La globalización es un fenómeno de carácter internacional: su acción consiste principalmente en lograr una


penetración mundial de capitales (financieros, comerciales e industriales), ha permitido que la economía mundial
(mecanismos que la integran: el comercio, la producción, y las finanzas) moderna abra espacios de integración activa
que intensifiquen la vida económica mundial y surge como consecuencia de la internalización cada vez más
acentuada de los procesos económicos, los conflictos sociales y los fenómenos políticos-culturales.

El proceso de globalización está caracterizado por la creciente interdependencia entre los países a nivel mundial,
por el cambio en las formas productivas y por el predominio del sector financiero.
Orígenes de la Globalización.

Algunos autores plantean que sus orígenes, está asociado a la modernización del hombre, por lo tanto es parte de un
proceso que tiene actualmente cinco siglos de antigüedad. Se apoya en surgimiento de religiones universales que
establecieron dicotomía universal-particular que culmina con la problemática contemporánea de la globalización.

Otros autores, vinculan los orígenes de la globalización al capitalismo naciente, que culmina con la formación en el
siglo XV1 de una economía Global.

Otros autores, ubican la globalización en los finales del siglo X1X, con los cambios en las tecnologías de la
comunicación, los patrones migratorios y el flujo de capitales.

Algunos autores, sitúan los orígenes de la globalización alrededor de los años 1971-1973, con la crisis petrolera que
impulso varios cambios tecnológicos y económicos importantes dirigidos a encontrar fuentes sustitutivas de materia
primas estratégicas y a la búsqueda de nuevas formas de producción que consumieran menos energías de trabajo.

Características de la Globalización

Estas características, vienen planteadas en tres órdenes: el económico, el político y el cultural.

En lo económico, se plantea una transacción de las formas fordistas (modo de producción en cadena que llevo a la
práctica Henry Ford, fabricante de automóviles de Estados Unidos) a la post-fordistas de organización del trabajo;
un aumento de la propaganda internacionalizada y los patrones de consumo e inversiones a través de las fronteras
nacionales; y a su vez, nuevas presiones sobre los roles del trabajador y el consumidor de la sociedad.

El papel creciente de la coordinación y las integraciones supranacionales (EFTA, CE, OPEP), los acuerdos económicos
regionales y mundiales, la división global del trabajo y el creciente papel de las corporaciones multinacionales o
supranacionales, algunas de las cuales obtienen ingresos superiores a los de una nación de tipo medio. Algunas
operan desde sus oficinas en un país determinado (por ejemplo, Nissan o Toyota); otras han perdido sus raíces
nacionales definidas y operan a lo largo del mundo, por medio de subsidiarias locales o franquicias, etc. (por ejemplo,
Pepsi, Coca Cola, McDonald"s, General Motors). Se ha convertido en actores nuevos y poderosos en la escena
económica mundial convertido en un "universal económico", en un mecanismo económico común que abarca el
globo. Incluso la inmediatez con la que los mercados financieros a lo largo del mundo reaccionan ante sucesos en
diversos países, incluso de los más distantes económicamente.

En lo político, una cierta pérdida de la soberanía de la nación-estado, o el, menos la erosión de la autonomía nacional,
y paralelamente, una debilitación de la noción "ciudadano" como concepto unificado y unificador, un concepto que
puede estar caracterizado por roles, derechos, obligaciones y estatus precisos.

En la sociedad actual encontramos en el terreno político unidades supranacionales de diverso alcance: bloques
políticos y militares (por ejemplo, la OTAN), esferas imperiales de dominación (por ejemplo, el antiguo bloque
soviético), coaliciones de poderes dominantes (por ejemplo, el Grupo de los ocho), organizaciones de integración
continental o territorial (por ejemplo, la Comunidad Europea), organizaciones internacionales mundiales (con la
ONU y sus agencias especializadas). También percibimos fragmentos rudimentarios de un gobierno mundial en
evolución, cuando algunas funciones de autoridad son ejercidas por agencias con competencia supranacional (por
ejemplo, el Parlamento Europeo, el Tribunal Internacional de Justicia o la INTERPOL), y hay una creciente
homogenización política. Con la transición completa o en camino hacia la democracia en América Latina, el sur de
Europa y los países postcomunistas, parece que el sistema de la democracia parlamentaria se ha convertido en un
verdadero "universal político", una forma política dominante en el globo.
En lo cultural, una tensión entre modos en los cuales la globalización produce mucha más estandarización y
homogeneidad cultural mientras también provoca más fragmentación a través de la creación de movimientos
localmente orientados.

Los medios de comunicación de masas, y en particular la televisión, ha convertido el mundo entero en una "aldea
global", en la que la información y las imágenes de los sucesos más distantes llegan en "tiempo real", donde
innumerables millones están expuestos a las mismas experiencias culturales (las olimpiadas, los conciertos de rock)
unificando sus gustos, percepciones y preferencias. El epítome de esta tendencia lo alcanzan las cadenas de
información (CNN) y los periódicos (Herald tribune) globales. El flujo de productos de consumo parecidos alcanza a
todas las poblaciones ("el fenómeno de coca-colizacion"). Los movimientos actuales de personas - las migraciones,
el empleo temporal en el extranjero, el turismo- proporcionan una familiarización directa, inmediata, con los
modelos extranjeros. Aparece un lenguaje global, el inglés adopta este papel para la comunicación profesional en la
ciencia, en la tecnología, en los negocios, en los ordenadores, en el transporte; y para la comunicación privada en los
viajes o el turismo. La tecnología de los ordenadores refuerza otra unificación: la del software, en la que los mismos
programas son usados en todo el mundo como modelo común para la organización y procesamiento de datos e
información. Con la supresión y erosión de las tradiciones culturales locales, indígenas, da la sensación de que la
cultura de masas, de consumo, de tipo occidental se ha convertido en un "universal cultural" que impregna a todo el
mundo.

Segmentación de los países

1. La segmentación de los países, hace surgir tres tipos: los globalizadores, los globalizados y los excluidos.
2. Los globalizadores, el cual poseen el conjunto de los capitales, de los recursos, de los conocimientos y el
monopolio de la información.
3. Los globalizados que son trabajadores y consumidores que tienen escasos y superficiales conocimientos.
4. Los excluidos que no tienen acceso a los acontecimientos, ninguna importancia como consumidores y tienen
un papel insignificante en la producción, algunos autores lo llaman del cuarto mundo.

Males de la Globalización

Los más males más evidentes de la globalización, entre otros son: el desempleo estructural, la erosión del trabajo
organizado como fuerza política y económica, la exclusión social, y un incremento de la brecha entre pobres y ricos
dentro de las naciones. Incremento en la inseguridad urbana debido a la creciente violencia, con la presencia cada
vez mayor de movimientos extraterritoriales y extra-estatales que impiden el desarrollo internacional y que pueden
representar una seria amenaza para la seguridad, la paz, la estabilidad y el desarrollo (tales como tráfico de drogas,
las mafias, el mercado de armas de destrucción masiva, u organizaciones terroristas).Cambios en la familia.
Fundamental que se ha producido es de disociación entre la conyugalidad (vínculos de pareja) y filiación (vínculos
entre padres e hijos).

Rasgos positivos de la Globalización

1. Globalización de la democracia, o al menos, una forma peculiar de democracia liberal.


2. El predominio y expansión de una creencia en los "derechos humanos" y el crecimiento de las organizaciones
que intentan ayudarlos a protegerlos.
3. Mayor nivel de vida para los afortunados que viven en ciertos sectores de la sociedad.

El Neoliberalismo

Los neoliberales son el elemento más poderoso dentro de la restauración conservadora. Se guían por una visión del
Estado débil. De esta forma, lo que es privado es necesariamente bueno y lo público es malo. Las instituciones
públicas tales como escuelas, son "agujeros negros" en los cuales se arroja el dinero,- y entonces desaparece
aparentemente- lo cual proporciona resultados adecuados en ningún lugar. Para los neoliberales, existe una forma
de racionalidad más poderosa que ninguna otra: la racionalidad económica. El análisis de la eficiencia y de una "ética"
del bajo presupuesto, son las normas dominantes. Todas las personas actúan en la dirección de maximizar sus
propios beneficios personales.

Una visión de los estudiantes como capital humano sostiene esta posición. El mundo es intensamente competitivo a
un nivel económico, y a los estudiantes-como trabajadores futuros-les deben dar las habilidades y disposiciones
requeridas para competir eficiente y eficazmente. Las escuelas y otros servicios públicos, como los "agujeros negros",
actualmente derrochan recursos económicos que deberían ir a empresas privadas, por la forma en que organizan y
controlan. Por lo tanto, las escuelas públicas no solo fracasan en que nuestros niños sean futuros trabajadores, sino
que igual que casi todas las instituciones públicas, succionan la vida financiera de la sociedad.

Para los neoliberales, el mundo es un supermercado. La "elección del consumidor es la garantía de la democracia. La
educación es vista como un producto más, al igual que el pan, los autos y la televisión. Al convertirla al mercado
mediante certificados y planes de opciones, se vería estrangulada en gran medida. Así la democracia se convierte en
práctica de consumo. En este sistema, el ideal del ciudadano es el comprador. Antes que la democracia sea un
concepto político, es transformado en un concepto totalmente económico.

En términos educacionales, existe una creciente comprensión de que la versión neoliberal de la globalización,
particularmente como se ha implementado por organizaciones bilaterales, multilaterales e internacionales, se refleja
en la agenda educacional que privilegia, o impone directamente, políticas particulares para la evaluación,
financiamiento, distribución de contribuciones, normas, superación para profesores, currículo, instrucción y
pruebas.

El Neoconservadurismo

El neoconservadurismo se ven guiados por una visión de la fortaleza del Estado. Esto se hace evidente con respecto
a temas sobre conocimiento, los valores y el cuerpo.

Entre la política propuesta bajo esta posición política están los planes de estudios nacionales, el sistema de
evaluación nacional, un "retorno" a los altos promedios, una recuperación de la "tradición occidental", y el
patriotismo.

Bajo las condiciones crecientes de autonomía regulada, las acciones de los profesores están sujetas a un escrutinio
mucho mayor en términos de procesos y resultados. Estas políticas, llevan a la "reducción de los profesores, la
"intensificación" de su trabajo, y la perdida de la autonomía y el respecto.

Necesidad educativa de la Globalización

La economía global requiere de trabajadores con la capacidad de aprender rápidamente y de trabajar en equipo de
manera confiable y creativa.

La agenda de las reformas educativas en respuestas a la globalización ha sido en gran medida dominada por la
derecha neoliberal y por los profetas optimistas del poder de la integración de las tecnologías basadas en la
computación para transformar la metodología educativa, surgiendo nuevos desarrollos de educación transcultural
y la educación a distancia global, el impacto de las políticas de ajustes estructurales impuestas por las agencias
internacionales a los países en desarrollo con el pretexto de crear una economía global, el aumento de las
universidades empresariales en respuesta a las presiones de la globalización y los intentos de reformar los planes
de estudios primarios y secundarios y la superación metodológica de la globalización.

Consecuencia de la globalización en materia educativa.


La globalización ha significado el fracaso de las instituciones educativas, debido a la alta tasa de deserción escolar, la
disminución de una "enseñanza funcional", una pérdida de los métodos y la disciplina, la escasez del aprendizaje de
un "conocimiento real", el fenómeno de habilidades económicamente útiles, y pobres calificaciones basadas en textos
estandarizados, lo que ha provocado la declinación de la productividad económica, el desempleo, la pobreza y la
pérdida de competitividad internacional, entre otras cosas.

En ese contexto las escuelas buenas, ganan estudiantes y las malas tienden a desaparecer. Los pobres se ven
precisados a enviar sus hijos a escuelas decadentes y poco consolidadas en el interior de las ciudades o áreas rurales
(dada la disminución y el gasto del transporte masivo urbano, la información pobre, la ausencia de tiempo, y el
empeoramiento de sus condiciones económicas), estos son culpados individualmente o colectivamente de escoger
malas "opciones de consumo".

Educación y globalización en América Latina

En América Latina, los sistemas escolares modernos se desarrollaron desde mediado del siglo 1X. Partieron de un
modelo compartido, el francés, al correr de los años y de los acontecimientos políticos y sociales, se fueron
diferenciándose. Esas diferencias resultaron correlativas a las que dividían a los países entre ricos y pobres, con una
economía más o menos diversificada, con Estados reducidos al aparato administrativo y represivo o complejos, con
sociedades civiles más o menos desarrolladas.

Hacia el 1960, América Latina, había experimentado los más elevados índices de crecimiento educacional del mundo.
La tasa de escolarización había crecido entre 1970 y 1990, se seguían incorporando masivamente las mujeres al
sistema escolar y la tasa de escolarización primaria estaba evolucionando favorablemente. La represión en la cultura
y en la educación pública que ejercieron las dictaduras militares no había alcanzado para interrumpir totalmente el
impulso que tenía la educación desde mediados de siglo, durante los primeros años de la normalización
constitucional en varios países, se dio un nuevo empuje a la instrucción pública.

"EFECTOS DE LA GLOBALIZACIÓN EN LA EDUCACIÓN LATINOAMERICANA"

En América Latina los efectos de la globalización ha sido nefastos, si bien en todos los países se ha reducido la
proporción de analfabetos en la población adulta, ésta aún representa 41 millones de personas, aproximadamente
110 millones de jóvenes y adultos no han culminado su educación primaria, lo que implica un manejo deficitario de
las competencias básicas de lectura, escritura y cálculo.

Se ha producido un importante avance en términos de universalización del acceso a la educación primaria, pero un
3% de los niños en edad de cursarla se encuentra fuera de las escuelas. A esto debemos añadir que ingresar a la
educación primaria no es sinónimo de concluirla, ni de concluirla con calidad. Existen elevados niveles de repetición
que provocan los problemas de sobreedad y conducen a la deserción.

En varios países de la región, más del 20% de los niños que ingresaron a la escuela no llegan al 6° grado. En general
ningún país de la región ha logrado cumplir con el compromiso de obligatoriedad de la educación. Estos fenómenos
no afectan de similar modo a todos los países, y a todos los sectores sociales.

El analfabetismo absoluto afecta a las personas de mayor edad, a los grupos de cultura originarias, y a los que habitan
zonas rurales y aisladas. En los países latinoamericanos es mayor la proporción de mujeres analfabetas, mientras
que en el Caribe no hispano parlante es mayor el porcentaje de varones.

Las personas que provienen de hogares con mayores recursos logran, dependiendo de los países, entre 2 y 6 veces
más años de educación que aquellos de hogares más pobres, mientras que los sectores urbanos logran entre 2 y 14
veces más que los rurales. Esta situación se agrava por el hecho de que la oferta de educación inicial, secundaria y
terciaria se encuentra concentrada en las zonas urbanas, lo que obliga a la población rural a emigrar para acceder a
estos servicios educativos. La desigualdad también se refleja en que los mejores niveles de aprendizaje son
sistemáticamente alcanzados por las escuelas urbanas y, dentro de éstas, por las escuelas privadas. De esta forma,
los problemas de equidad no solo están vinculados al acceso de servicios educativos, sino también a la calidad de los
servicios a los que se accede y a los resultados de aprendizaje que alcanzan los alumnos.

Las limitaciones en cuanto a la equidad plantean preguntas significativas acerca de en qué medida la educación en
la región está actuando favorablemente en la creación de igualdad de oportunidades.

La gestión educativa siendo mayormente centralizada no brinda suficientes espacios para que los actores del proceso
educativo puedan participar y, consiguientemente, contribuir a que la oferta educativa se aproxime de mejor manera
a sus necesidades. Por ejemplo, los calendarios escolares no suelen adaptarse a las peculiaridades de la vida rural, o
los planes de estudio carecen de referentes culturales locales que hacen que la educación ofrecida pierda en
relevancia y significado. La descentralización de algunas responsabilidades no ha estado acompañada de una
asignación de recursos y un apoyo técnico, administrativo y pedagógico que permita crear escuelas autónomas y
efectivas.

Por su parte, la asignación de recursos públicos al financiamiento de la educación aparece seriamente limitada por
las restricciones derivadas de la presión de la deuda externa. Esto lleva a niveles de gasto por alumno que
difícilmente pueden garantizar una provisión de servicios de calidad para todos. Al mismo tiempo, la ineficiencia del
sistema reforzada, en algunos casos, por altos costos administrativos, conlleva al desperdicio de importantes
recursos. La repetición en la educación primaria, significa un costo adicional para la región de aproximadamente 12
mil millones de dólares americanos al año.

La tendencia a la privatización en varios países de la región, está ampliando la brecha entre la educación pública y
privada; la creciente separación de escuelas en función del nivel de ingresos afecta a las bases de la convivencia, y de
la integración y cohesión social de un país. A pesar de la existencia de un número creciente de acciones de
compensación desarrolladas de modo focalizado, el grueso del gasto público en educación se realiza de modo
homogéneo, es decir, sin prestar mayor atención a las peculiaridades de la población que se atiende.

Los docentes son el factor más importante en la organización y entrega de los servicios educativos; sin embargo, la
región carecen de políticas integrales que articulen la formación inicial y en servicio; los requisitos de ingreso,
permanencia y desarrollo en la carrera docente con su desempeño, la responsabilidad por resultados y sus
remuneraciones. Los esfuerzos de las reformas educativas han tendido a considerar al docente como un ejecutor de
políticas que usualmente son definidas sin su opinión o conocimiento lo que, evidentemente, también ha limitado las
posibilidades de que las políticas educacionales se conviertan en prácticas efectivamente desarrolladas en las
escuelas y las aulas.

El tiempo efectivo dedicado al aprendizaje continúa siendo insuficiente, aunque en algunos países se ha aumentado
el calendario y/o la jornada oficial de labores. Sin embargo, no solo estos calendarios y jornadas no necesariamente
se verifican en la práctica-especialmente en zonas más deprimidas-, sino que las horas de trabajo suelen ser
organizadas a partir de métodos de instrucción tradicional que no logran fomentar el desarrollo integral de los
estudiantes ni, consiguientemente, contribuir al desarrollo cognitivo, afectivo, actitudinal y axiológico para la vida.

La introducción de nuevas tecnologías de la información y la comunicación es aún muy limitada, siendo que éstas
pueden ofrecer oportunidades muy importantes para garantizar acceso, circular información y usar nuevas
herramientas complejas para apoyar los procesos de aprendizaje.
La formación científica y tecnológica de calidad para todos es un desafío pendiente, ya que aún no ha sido
incorporada de modo adecuado en todos los niveles educativos. Ese desafío es de primera importancia dada la
necesidad de contribuir a la formación de ciudadanos competentes que actúen reflexivamente en una sociedad
marcada por los crecientes cambios en ciencia y tecnología.

La realidad educativa de la región muestra que aún queda un largo camino por recorrer para conseguir una plena
participación e igualdad de oportunidades en educación, que afecta especialmente a las personas con discapacidad,
a las que viven en zonas rurales y en condiciones de pobreza y, a las poblaciones originarias. Esta desigualdad
educativa legitima y acentúa la desigualdad de oportunidades sociales creándose un círculo vicioso de romper. A tal
fin, es imprescindible que las políticas educativas se orienten al fortalecimiento de la escuela pública, ya que ésta
puede favorecer una mayor igualdad y la construcción de sociedades más inclusivas y equitativas. Este
fortalecimiento de la escuela pública requiere crear las condiciones para mejorar su calidad y adoptar medida que
eviten su competencia desigual con las escuelas privadas.

Elementos compartidos por expertos respectos a la organización y funcionamiento futuro de las instituciones
educativas:

La tendencia hacia una mayor descentralización organizacional y de gestión de los sistemas educacionales,
incluyendo grados más altos de autonomía en la base y de la participación de la comunidad, todo lo cual es visto
como altamente positivo.

La tendencia hacia un uso más intenso de métodos cuantitativos de evaluación del desempeño de profesores y
alumnos como medio para orientar las políticas públicas.

La tendencia hacia la universalización de los programas de enseñanza preescolar, que se espera servirá para mejorar
significativamente la educación Básica.