Vous êtes sur la page 1sur 2

INTRODUCCIÓN.

El uso de los polímeros se remonta al siglo XVI a. C., cuando culturas


antiguas mesoamericanas procesaron por primera vez el caucho natural en
objetos sólidos como bolas, figurillas humanas, bandas para atar cabezas de
hacha a los agarradores de madera y otros objetos (Lokensgard, 2000).
Los plásticos son sustancias químicas sintéticas, denominadas polímeros, de
estructura macromolecular que puede ser moldeada mediante calor o presión y
cuyo componente principal es el carbono. Estos polímeros son grandes
agrupaciones de monómeros unidos mediante un proceso químico llamado
polimerización (Díaz del Castillo, 2012).
Además los plásticos son materiales flexible, resistente, ligero y aislante de la
electricidad y del calor, por lo que es fácil de trabajar y de moldear, son
económicos y ligeros, además admiten pigmentos de gran variedad de colores y
pueden combinarse con otro tipo de materiales para mejorar sus propiedades, el
único inconveniente es la baja resistencia al calor (Díaz del Castillo, 2012).
Los plásticos pueden clasificarse de la siguiente manera:

 Origen de las materias primas como; naturales y sintéticos (Askeland,


2004).
 Según su comportamiento frente al calor; termoplásticos, termoestables
(Díaz del Castillo, 2012).
 Según la reacción de síntesis; polímeros de adición, polímeros de
condensación, polímeros formados por etapas (Díaz del Castillo, 2012).
 Según su estructura molecular; amorfos, semicritalinos, cristalizables,
comodities y de ingeniería (Askeland, 2004).
Las aplicaciones del plástico son virtualmente infinitas, ya que son
utilizadas en muchas áreas como la medicina, la industria mecánica, la
industria alimentaria, la construcción, etc.
A pesar de todo, los plásticos tienen un fuerte impacto ambiental pues se
desechan sin control y tras su utilización, han originado gigantescos basureros
marinos, como la llamada «sopa de plástico», el mayor vertedero del mundo, por
lo que el reciclaje es una buena opción para contrarrestar la contaminación
producida por el exceso de desperdicios plásticos sólidos (Perdomo, 2002).

Bibliografía
Perdomo, G. (2002). Plásticos y medio ambiente. Revisa iberoamericana
polímeros. Volumen 3. Número 2. Mérida, Venezuela.

Díaz del Castillo, F. (2012). Conformado de materiales plásticos. Departamento de


ingeniería UNAM. México. Pp 4- 17.
Lokensgard, R. (2000). Industria del plástico: plástico industrial. Madrid. Segunda
edición. Pp 3-6

Askeland, D. (2004). Ciencia e ingeniería de los materiales. Cuarta edición.


México. Pp 23-28