Vous êtes sur la page 1sur 54
NOTICIAS DOCUMENTALES PARA EI. ESTUDIO Y LOCALIZACION DE LOS BATANES DE LA PROVINCIA DE ALBACETE Por José SANCHEZ FERRER INTRODUCCION Hasta el siglo XII, la manufactura de los tejidos de tana diferia poco det proceso utilizado en los tiempos clisicos, excepto en algunos pequefios avances técnicos conseguidos para ciertas fases del mismo, Para Hodgett’ “la invencion del batan a finales del siglo XII, invento con el que se climinaba el abatanado a base de pisar el pafio o de golpearlo con martillos manuales, constituy6 un im- portante progreso”. Para Carus-Wilson® es hasta tal punto importante este in- vento que lo considera como impulsor de la revolucion industrial de los siglos XILy XIIL. Sin embargo, para Le Goff* la transformacion, muy lenta, no se debe a este elemento exclusivamente, sino ala influencia y ala expansion de tres inven- ciones técnicas: ¢! molino batin, el telar horizontal de pedales y cl torno de hi- Jar. Aunque fuera asi, la importancia del batan quedaria, igualmente, manifiesta, Iradielé califica la aparicion de los molinos traperos como “una verdadera revoluciGn tecnolégica” que si ya ¢s importante por sf misma, lo ¢s adn mas por fa répida progrcsin y extensiOn geogrifica que este avance técnico tuvo. Mu- cchos autores® afirman que este factor refleja Ia importancia cuantitativa y cuali- tativa de la industria textil medieval. Por ello, Paulino Iradtel deduce que la tm- plantacién en Cuenca de estos molinos durante todo el siglo XUN, tan fuerte que supuso la conversion de molinos harineros en batanes, es to que explica poste- siormente la situaciOn favorable del siglo XV" La expansién de los molinos traperos debio ser general y hay datos que pa- recen constatar que en el mencionado siglo XII ct mismo movimiento alcanz6 Zamora, Palencia y Burgos. También por las mismas fechas se aprecia en Murcia ‘una penetraci6n semejante. Al tinalizar el primer tercio del siglo XIV, la cons- truccién de batanes se habia propagado tanto por la zona murciana que, por no ‘ HODGETT, Gerald: Historia social y econémica de la Europa Medieval. Madrid, 1979. Pag. 152. 2 CARUS-WILSON: Medievat Merchant Venturers. Londres, 1954. Pigs. 183-201 * LE GOFF, Jacques: La Baja Edad Media. Madrid, 1975. Pgs. 180 181. “IRADIBL, Paulino. Evolucién de la industria tvtilcastllana en los siglos XILI-XVI, Salamanca, 1974. Pig. 46. * Cit. IRADIEL: Evolucién... Op. cit. Nota 86. Pig. 46 Sobre el funcionamiento de los batanes ver DE POERCK, G.: La draperte mediévate en Flandre et en Artois. Vol I-latéenica. Brujas, 1951 SANCHEZ, FERRER, J. “Los batanes lagunares de Ossa de Montiel”. Rey. Al-Basi n.° 23 Julio, 1988. 28 tener abundancia de pafios para batanar, Alfonso XI permitié que pudieran dedi- carse, provisionalmente, a descortezar y emblanquecer arroz’. ‘Como la invenci6n y expansién del batén supuso el despegue de la produc- cin textil, es fundamental para poder conocer las manufacturas textiles de la Provincia de Albacete que estudiemos previamente el ntimero y localizacién de Jas instalaciones que eran tan necesarias para hacerlas posible. Todavia es preci- So conocer la documentacién de muchas zonas para poder acceder, siquiera aproximadamente, a la realizaci6n de una historia provincial de la artesania tex- til. Pero para poder llegar a ella son imprescindibles, ademas, estudios sobre el emplazamiento y el significado que tuvieron los molinos batanes. El andlisis de su distribuci6n nos dard datos esenciales para Ia localizacin de los néicleos tex- tiles de la provincia Su emplazamiento en las corrientes de agua hacia habitual que los batanes estuvicran alejados de los centros urbanos, en los que se realizaban las otras ope- raciones textiles, convirtiéndose en establecimientos enclavados en un entorno totalmente rural. Tal caracteristica creaba zonas de irradiaciOn e influencia y obligaba a un incesante acarreo de los tejidos de unos 2 otros talleres, siguiendo las diferentes operaciones del proceso. Esta localizacién a lo largo de cursos flu- viales ha dado lugar a la formaci6n de numerosos topdnimos y raro es el rio 0 arroyo de cierto caudal en el que no se registra alguno, Asi pues, el definido cardcter y la trascendencia de su utilizaci6n es lo que hacen imprescindible la realizacin de un estudio de estos medios de produc- cién que debe ser, sin duda, previo a cualquier intento de historiar la industria textil de una zona. Este ¢s, precisamente, el objetivo de la investigaci6n realiza- da: ofrecer informacién sobre dicho aspecto de la manufactura textil albacetefia, Se intentara también levantar una cartografia de los emplazamientos pero ¢sto atin conlleva mayores dificultades que la bisqueda e interpretacién de do- ‘cumentaci6n escrita, Apenas encontramos alusiones a localizaciones concretas y ‘muchas veces ni se menciona el nombre de la corriente de agua. En el Mapa To- ografico Nacional y en el Mapa Militar hay pocas alusiones a batanes. Por tanto, se necesitan investigaciones arqueolégicas para descubrir los enclaves precisos. Todo ello hace que tengamos que trabajar con probabilidades y aproximaciones Y por eso hay que sefialar la provisionalidad, muchas veces s6lo son orientacio- nes, de los mapas que se incluyen en este trabajo. Los hemos realizado por épo- cas, utilizando como base las referencias documentales que conocemos de cada una de ellas. ” GUAL CAMARENA, M.: “Para un mapa de la industela textil hispana en la Edad Medi de Estudios Medievates, 4. 1967. Pag. 142. ‘en Anuario Conduceion de agua exeavada en la roca. Los Batanes (Atearaa).