Vous êtes sur la page 1sur 3

AUTOMATIZACIÓN DE ALMACENES, VENTAJAS Y MÁS VENTAJAS

Hoy día, el almacén es un elemento estratégico empresarial que exige una correcta y
eficiente gestión y un exhaustivo control del mismo. Para ello, es fundamental la uti-
lización de tecnologías precisas de automatización de la información que hagan
posible a la empresa, sea cual sea su estructura y su ubicación sectorial, reducir sus
costes y ahorrar tiempo.
Gestionar un almacén, como parte esencial de la cadena logística, implica controlar
exhaustivamente la entrada (recepción), ubicación (almacenamiento), movimientos y
salida hasta su destino final, de las mercancías ubicadas en el recinto de almacenaje,
con el consecuente tratamiento de la información generada en cada uno de estos
movimientos.
Adoptar una solución eficaz para la Automatización de Almacenes por
Radiofrecuencia permite gestionar en tiempo real los flujos de información asociados
a los movimientos de mercancías y operaciones logísticas a la vez que integrar la
gestión del almacén/es con el sistema de información empleado por la empresa
(ERP).
Una eficiente y adecuada gestión del almacén permitirá obtener fácilmente una in-
formación fiable y altamente disponible que nos ayudará a conocer al instante dónde
y cómo deben ser almacenados los productos que llegan a la compañía cuyo destino
es el almacén/es de ésta.
Entre las distintas tecnologías surgidas que buscan mecanizar los almacenes con el fin
de obtener las ventajas derivadas de ello, se encuentran:

- El Código de Barras
-La tecnología de Radiofrecuencia
- Ordenadores de a bordo
- Terminales portátiles
-Intercambio Electrónico de Datos (EDI)
- Reconocimiento de voz
-Sistemas integrados de gestión logística
- Etcétera

Con un óptimo SGA (Sistema de Gestión de Almacenes) será posible:


.Conseguir una mejor gestión y máxima capacidad de almacenaje gracias a la gestión
on-line de ubicaciones.
·Mejorar y asegurar el servicio a los clientes de la empresa, al aminorar los errores
humanos en la preparación de pedidos y en el stock.
·Obtener un mayor rendimiento en el almacén mediante el control y gestión de los
recursos operativos.
·Garantizar la trazabilidad de los productos, impuesta para las empresas de
alimentación desde el 1 de enero de 2005.
·Mejorar los procesos propios del almacén, como inventarios, procesos de reubicación
y traspaso, y procesos de agrupación de mercancías, entre otros, evitando en la
medida de lo posible errores provocados por el factor humano.
Otra decisión fundamental es el nivel de automatización de los almacenes.
Actualmente, podemos disponer de almacenes totalmente automatizados, es cierto
que, en ocasiones, resulta más rentable un nivel intermedio de automatización. Por
ello, es fundamental que a la hora de plantearse la automatización de un almacén,
se personalice al máximo este proyecto para ajustarlo a las necesidades y a las
características actuales y futuras de la empresa, el volumen de movimientos, el
número de referencias a manipular, etc.
Son dos los factores fundamentales que señalan los expertos como motivos del au-
mento del número de almacenes automatizados y del mayor interés suscitado por
este tipo de soluciones: la mano de obra logística y las exigencias comerciales del
mercado. Esto es, un personal cualificado no es fácil de encontrar ni barato, y en
un mercado tan competitivo como el actual se le exige mucho a la empresa,
exigencias que son mucho más fáciles de cumplir con un almacén mecanizado.

Asersa lleva realizando instalaciones de almacenes por radiofrecuencia desde el año


1991, entonces con tecnología UHF, algunas de las cuales están trabajando en
horario 24x7 con soluciones de alta disponibilidad implantadas por nuestra com-
pañía.

Para llevar a cabo esta actividad, Asersa cuenta con su propio SGA . El objetivo de
este sistema, altamente parametrizable y adaptable a las necesidades de la empresa,
es mecanizar el trabajo de los operarios de almacén, mediante la utilización de
terminales inalámbricos conectados al servidor vía radiofrecuencia.
Esto permite al sistema conocer en tiempo real la situación de la mercancía en cada
hueco del almacén, así como las operaciones que lleva a cabo cada trabajador,
pudiendo llegar, si se desea, a gobernarlas.
Otras cualidades que debemos destacar son: óptimo control de calidad en la
recepción de mercancías (EAN´S nuevos, cambio de unidades logísticas, caducidad,
etc.) o la variedad de características de almacén que gestiona tales como zonas
especiales de preparación (internas o externas), zonas auxiliares de almacenamiento
masivo, filoguías, sorter, diferentes tipos de huecos, mercancía en tránsito, cross
docking, picking compartido, paletas multiproductos, diferentes sistemas de
reposición o gestión de grupos logísticos.

Para más información sobre esta solución puede contactar con Asersa en el teléfono
955128200, o por e-mail a la dirección egarciag@quivir.com.