Vous êtes sur la page 1sur 15

TAREA 3

LECTURA ANALÍTICIA DE CINCO ARTÍCULOS

NUTRICIÓN DE RUMIANTES

ESTUDIANTE:
CÉSAR AUGUSTO MAYORGA HURTADO
C.C. 10.013.375

TUTOR:
JORGE ANDRÉS ZAMBRANO

GRUPO COLABORATIVO: 201506_21

UNIVERSIDAD NACIONAL ABIERTA Y A DISTANCIA

ESCUELA DE CIENCIAS AGRARIAS, PECUARIAS Y DEL MEDIO AMBIENTE

ZOOTECNIA

CEAD DOSQUEBRADAS

SEPTIEMBRE 2015
INTRODUCCIÓN

En el presente trabajo se desarrollará el trabajo correspondiente a la tarea 3 del curso


Nutrición de Rumiantes.

Se realizarán resúmenes de cinco artículos propuestos y luego se configurará una matriz


con lo más relevante de los artículos.

La actividad busca afianzar el aprendizaje de los procesos básicos del metabolismo de los
macronutrientes en los rumiantes desde el punto de vista metabólico y desarrollar un
pensamiento crítico sobre la aplicación de estos conceptos en la ganadería del trópico.
RESÚMENES DE LOS ARTÍCULOS

Artículo 1: Relling, A. (2002). Fisiología digestiva y metabólica de los rumiantes.


Recuperado de Tema; Fisiología del lactante de la página 9 a la 13

http://prodanimal.fagro.edu.uy/cursos/NUTRICION/MATERIAL%202012/Fisiologia
%20metabolica%20v.lechera.pdf

El único alimento necesario para ek lactante es la leche materna y su aparato digestivo está
listo para su digestión enzimática exclusivamente y no ruminal. Por esto es que la leche
pasa directamente al abomaso desde el esófago a causa del cierre de la gotero esofágica, y
hay absorción casi nula en el rumen por los divertículos estomacales.

En el reflejo de cierre de la gotera esofágica actúa el sistema nerviosos central y el


periférico. Desde antes de ingerir la leche, sólo viendo la mamadera se cierra ya la gotera.

Además hay sustancias en la leche que actúan receptores de la faringe y a través del
trigémino manden estímulos aferentes que se vuelven eferentes en el vago cerrando
también la gotera. El PIV relaja además el esfínter retículo omasal.

Dos cosas pueden inhibir el cierre de la gotera, la adrenalina y la sobredistensión del


abomaso, puntos importantes a evitar en la lactancia de los terneros.

En el adulto el reflejo de la gotera esofágica se pierde pero puede ser estimulado por la
concentración del plasma o por la ADH y las soluciones salinas.

El ternero toma alrededor de 2 a 3 litros de leche en 10 a 15 tomas por día.

En el abomaso la renina o cuajo coagula la leche y retiene la caseína y los lípidos, y se va


librando lentamente el suero en un proceso que dura 12 horas por coágulo. Las proteínas y
lípidos disueltos en el suero serán absorbidos por la mucosa intestinal, existiendo poca
producción enzimática hepática y pancreática.

Es de suma importancia que el ternero mame en el primer día, preferiblemente antes de las
6 o 12 horas, para que pueda absorber las inmunoglobulinas del calostro antes de perder
capacidad de absorción su intestino.

En la transición hacia la adultez cambia la morfología de los estómagos aumentando la


capacidad gradualmente del retículo rumen, lo que se ve influenciado por el tipo de
alimentación. Si hay contacto rápido con forrajes el incremente es mayor.

Las papilas gástricas se desarrollan en relación directa con el contenido de AGV que se
generan en una dieta rica en carbohidratos.
Las bacterias se desarrollan con el tiempo y los protozoos requieren una infección previa a
través de agua o alimentos contaminados por otros adultos.

La rumia se incrementa gradualmente también hasta los tres meses lo que se acompaña de
una masticación progresivamente más efectiva.

Los AGV se convierten en la principal fuente de energía reemplazando a la glucosa que se


obtenía de la descomposición de la lactosa.
Video 1: Fermentación ruminal de carbohidratos:
https://www.youtube.com/watch?v=45SbDxJrqe8

Artículo 2
Instituto de Ciencia Animal, Ministerio de Educación Superior. 2002. Recuperado de
http://vzla.bligoo.com/media/users/23/1154749/files/319376/Aspectos_Bioquimicos_y_
Fisiologicos_de_la_Nutricion_Animal.pdf

Tema: Metabolismo de los carbohidratos y absorción de los ácidos grasos volátiles (AGV)
en el rumen, conferencia de la Dra. Denia Delgado Fernández . De la página 79 a 95.

Las fibras de las plantas ricas en azúcares de cadenas largas, celulosa y hemicelulosa no
pueden ser utilizadas por el hombre por no poder este romper los enlaces beta. Los
rumiantes pueden digerir estos alimentos por las bacterias del rumen que fermentan estas
fibras y los convierten en AGV que son su alimento y también los precursores de la lactosa
y la grasa de la leche.

Los carbohidratos son la principal fuente de energía en la dieta de los rumiantes, hasta el
80% de materia seca de los forrajes. Se dividen en monosacáridos, oligosacáridos,
polisacáridos y heteropolisacáridos.

Pueden ser además estructurales con funciones de sostén en la estructura rígida de la planta,
y no estructurales que funcionan como almacén de energía, siendo los principales la
glucosa, sacarosa, fructosa, y almidón y fructosana, siendo el almidón el principal almacén.

Los carbohidratos estructurales son la celulosa, la hemicelulosa y las sustancias pécticas, y


representan del 30 al 80% de la materia seca. La celulosa es el carbohidrato más común de
la naturaleza y sólo puede ser descompuesto en el rumen por la acción de las bacterias y
hongos celulolíticos que producen B 1-4 glucosidasas que la convierten a AGV y glucosa ,
anhidroglucosa, oligosacáridos y celobiosa. Las hemicelulosas se degradan de forma
similar pero su núcleo son los xilanos y sus derivados son la xilosa, xilo-oligosacáridos y
xilobiosa. Las sustancias pépticas están formadas por arabanos, galactanos y mananos, y se
degradan en el rumen a metanol, oligourónidos, ácidos galactorúnicos y azúcares simples.

La lignina se compone de compuestos fenólicos y es prácticamente indigestible. Su


presencia aumenta con la edad de la planta.

Los productos más importantes en la producción de energía para los rumiantes son los
AGV, productos de la fermentación en el retículo-rumen y absorbidos por este.
Comprenden entre el 50-80% de la energía metabolizable (EM) ingerida.

En la fermentación ruminal se producen AGV, gases (metano, CO2 y CH4) y calor. La


formación de los AGV pasa siempre por el piruvato, del cual se forma acetil-CoA, el cual
se transforma en acetato. Dos moléculas condensadas forman el butirato. El propionato se
forma del succinato y del ácido láctico. Los ácidos acético, propiónico y butírico
conforman más del 955 de los AGV producidos en el rumen.
El metano es producido por la bacterias metanogénicas principalmente del ácido fórmico.
Se reduce el CO2 a CH4. Su cantidad depende de la digestibilidad, el nivel de alimentación,
y las características físicas y químicas de la dieta. A mayor digestibilidad se reduce. Se
excreta principalmente por el eructo y el producido en el tracto digestivo distal por
pulmones y recto. En la producción de metano se pierde energía de la alimentación además
de que es un gas contaminante. Se han utilizado inhibidores de la metanogénesis sin
resultados persistentes pues las bacterias se adaptan. Se puede lograr disminuirla con altos
niveles de fermentación y pasaje a través del rumen.

Los ácidos grasos se pueden interconvertir dependiendo de las condiciones del rumen y el
tipo de dieta usada. La cantidad de cada uno de los AGV depende de las condiciones de
cada caso en particular y se llama patrón de fermentación ruminal. La concentración de
AGV es de 60 a 120Meq/litro. El porcentaje de AGV se eleva con la digestibilidad.
También influyen la absorción ruminal, la interconversión, la degradación y el pasaje al
tracto digestivo distal. La mayor cantidad es el acético.

Con alimentos fibrosos predomina el acético en un 65%, 205 de propiónico y 15% de


butírico. Con concentrados se incrementa el propiónico hasta 40%, con miel hay más
butírico. A mayor propiónico se puede producir hígado graso, cetosis ruminal y distocia.
Además a menor acético se reduce la producción de grasa incluida la grasa en la leche.

El pH también afecta la población bacteriana ruminal cambiando los productos producidos


en cada patrón de fermentación ruminal. Las celulolíticas son afines a pH de 6,5 a 7,0. Las
amilolíticas requieren pH más bajos.

La absorción de los AGV depende de la papilas y donde más concentración existe es en las
zonas ventrales y craneales. La superficie de las papilas es lipofílica lo que hace que se
adhieran los AGV que pasan a la sangre y luego a la porta y al hígado.

Además hay disminución de la absorción de AG cuando el pH aumenta. El epitelio secreta


H+ con el intercambio Na+/H+ para mantener la velocidad de absorción.
Artículo 3
Rodríguez, R., Sosa A & Rodríguez, Yeni. (2007). La síntesis de proteína microbiana en el
rumen y su importancia para los rumiantes. Recuperado de
http://www.redalyc.org/pdf/1930/193017712001.pdf

En animales que consumen dietas fibrosas con bajo contenido proteico más de la mitad de
los aminoácidos absorbidos por los rumiantes y del nitrógeno (N) disponible en las partes
bajas del tracto digestivo se deriva de la proteína microbiana que se produce en el rumen.
Esto marca la importancia que tiene conocer el metabolismo de la las proteínas en el rumen
y los factores que lo influencian para no depender tanto de suplementos proteicos que
incrementan sensiblemente los costos de producción.

Hay tres aspectos básicos en el metabolismo proteico en el rumen: procesos catabólicos,


procesos anabólicos y factores influyentes.

La degradación de las proteínas en el rumen depende de la conjugación de tres procesos


catabólicos: la proteólisis, la peptidolisis y la desaminación. La proteólisis degrada las
proteínas a péptidos y aminoácidos. La peptidolísis degrada péptidos a aminoácidos. La
desanimación degrada aminoácidos a AGV, CO2 y amoníaco.

Las proteasas son exoenzimas que degradan la proteína en péptidos y aminoácidos. La


velocidad e intensidad de degradación depende de la actividad microbiana, el tipo de
proteína de la dieta, el recambio ruminal y los inhibidores enzimáticos o factores anti
nutricionales. Los protozoos también aportan degradando la proteína insoluble.

El uso de los aminoácidos y péptidos absorbidos depende de la disponibilidad de energía en


el rumen. Si hay energía disponible, se usarán para la síntesis proteica. Si no hay energía
disponible se irán a rutas catabólicas que produzcan ATP.

Factores que influyen son el tipo de proteiń a, las interacciones con otros nutrientes, s y la
población microbiana predominante, la cual depende del tipo de ración, la tasa de pasaje y
el pH ruminal.

Los microorganismos ruminales son capaces de sintetizar de novo los diez aminoácidos
esenciales para los tejidos de los mamíferos a partir de amoníaco y esqueletos carbonados
simples. Es por esto que los rumiantes pueden subsistir con NNP como fuente principal de
N. La concentración óptima para la síntesis proteica es de 5,6 y 10 mg de NH3/100mL de
líquido ruminal. Cuando se eleva la cantidad de amoniaco en el rumen se absorbe por las
paredes y se transforma en el hígado a úrea la cual puede utilizarse para formar proteínas o
se excreta en la orina. Como transformar el amoniaco en úrea requiere energía se debe
prevenir el exceso de amoníaco en la sangre para no bajar la producción de leche o carne.

Los factores que influyen en la síntesis de proteiń a microbiana incluyen las fuentes de
carbohidratos y proteínas, el nivel de consumo voluntario, la frecuencia de alimentación, la
relación forraje/concentrado, la sincronización de las funciones ruminales, la calidad del
forraje, el reciclado ruminal de los microorganismos y los factores antinutricionales de las
plantas.

El más importante y que es limitante de la siń tesis de proteína microbiana en el rumen es la


energía que se libera en el rumen durante la fermentación de los CHO a AGV. LA
suplementación con alimentos ricos en almidón tiene efectos variables en la síntesis de
proteinas dependiendo del tipo de alimento incluso hasta del tamaño de las partículas.
Pueden existir efectos negativos porque su fermentación baja el pH, afecta la degradación
de la fibra, causa más pérdidas energéticas de las bacterias y baja también la síntesis de
aminoácidos.

La suplementación con proteína afecta las condiciones del rumen porque puede estimular el
crecimiento de bacterias celulolíticas y amilolíticas. Aunque generalmente las bacterias no
requieren disponibilidad de aminoácidos en el rumen, algunos estudios han demostrado que
si hay aminoácidos que no pueden sintetizar por lo que es posible que la dieta rica en
proteínas estimule el crecimiento bacteriano ruminal y la síntesis de proteínas.

Al subir el consumo voluntario se disminuye el tiempo de permanencia de las bacterias en


el rumen, se mejora el flujo de partículas del rumen, aumentan las bacterias adheridas al
alimento que sale del rumen y pasa al abomaso y al duodeno, baja el reciclado ruminal de la
proteiń a microbiana y se incrementa el rendimiento microbiano.

La síntesis de proteiń a microbiana se puede maximizar si se sincroniza la disponibilidad de


energía fermentable y de N degradable para los microorganismos en el rumen. Cuando la
tasa de degradación de los carbohidratos excede la de la proteiń a, la producción de proteína
microbiana puede decrecer. En condiciones de laboratorio ideales lel máximo crecimiento
bacteriano se logró con una relación de 2:1 entre CHO no estructurales y proteínas
degradables. Esto explica la importancia de un buen suministro de N en la dieta. Sin
embargo no está del todo establecido en condiciones in vivo el beneficio preciso de la
sincronización.

Los factores antinutricionales son los taninos (los más frecuentes), las saponinas, los
compuestos cianogénicos y aminoácidos no proteicos, las lectinas, los alcaloides y el ácido
oxálico, los flavonoides y los esteroides. Hay sin embargo estudios que demuestran que al
incluir en la dieta taninos o saponinos en bajas dosis se puede mejorar el rendimiento
microbiano.

Los microorganismos del rumen aportan suficiente proteína para el mantenimiento,


crecimiento lento y preñez inicial, pero no para el crecimiento rápido, la preñez final o el
inicio de la lactación.

En sistemas de producción del trópico, donde los alimentos fibrosos son la base de la dieta,
la proteiń a microbiana puede aportar el 100 % de la proteiń a disponible para el rumiante.
Se debe tener en cuneta está consideración para realizar suplementación adecuada y
mejorar los rendimientos.
Articulo 4
Martínez, Pérez, M., Pérez, L., Gómez, G.,Carrión, D. (2011). Metabolismo de los lípidos en
los rumiantes. Recuperado de http://www.veterinaria.org/revistas/redvet/n080810/081004.pdf

Los ácidos grasos disponibles para la absorción en el intestino delgado de los rumiantes
proceden de los alimentos y los microorganismos ruminales, y son mayoritariamente ácidos
grasos saturados y no esterificados debido a la digestión microbiana ruminal.

Las grasas de los alimentos se transforman en el rumen por lipólisis y biohidrogenación.

Los liṕ idos que salen del rumen son ácidos grasos saturados (AGS) no esterificados de
origen alimentario y microbiano (70%), y cantidades variables de fosfolípidos microbianos
(10-20%).

La carne contiene 45-55 g y la leche contiene 70-75 g de AGS por cada 100 g de grasa, y
más de la mitad son de cadena media (10 a 16 carbonos) . Los poli insaturados suman
menos de 5 g/100 g en ambos.

Los AG de menos de menos de 12 carbonos pasan a la porta en el hígado unidos a la


albúmina sérica. Los mayores se esterifican e incorporan a VLDLs (75% de los liṕ idos de
la linfa) y quilomicrones que se transportan por vía linfática a la sangre y luego a los
tejidos.

Los ácidos grasos pueden utilizarse para la secreción directa en la leche, depósito en tejido
adiposo como reserva y componente de membranas celulares, o como fuente de energía por
oxidación.

La siń tesis de novo de AG usa mayormente acetato que es activado a acetil-CoA por la
enzima acetil-CoA sintetasa y luego carboxilado por la acetil-CoA carboxilasa para forma
malonil-CoA. Luego se elonga a sus derivados. El principal producto de la siń tesis de novo
es el ácido palmit́ ico y de este se derivan los demás AG por elongación y desaturación. La
glucosa provee el NADPH empleado en la síntesis de novo, y es el principal precursor del
glicerol-3-fosfato que se requiere para la siń tesis de TAG.

El hiǵ ado de los rumiantes tiene menor importancia en el metabolismo lipid́ ico que el de
los monogástricos, pero se vueleve importante cuando hay balance energético negativo en
las que el disbalance lipídico hepático ocasiona enfermedades.

Los depósitos grasos distintos de la musculatura están constituidos casi exclusivamente por
triglicéridos y son la principal reserva de energía del organismo. Por el contrario, la grasa
intramuscular posee distintas proporciones de fosfoliṕ idos y triglicéridos en función del
grado de engrasamiento. Los fosfoliṕ idos de las membranas celulares son el lugar
preferente de depósito de los AG poliinsaturados disponibles.

La composición de la grasa láctea varía en función del origen de los AG: ácidos grasos de
cadena larga de origen alimentario o movilizados desde el tejido adiposo, o ácidos grasos
de cadena corta y media sintetizados in situ a partir de acetato y betahidroxibutirato. La
mayor parte de los ácidos grasos incorporados a los triglicéridos lácteos son captados de la
sangre.

La importante contribución de los ácidos grasos de la dieta consumida por los rumiantes a
los liṕ idos de sus productos ofrece la posibilidad de modificar el contenido de los ácidos
grasos de la carne y, sobre todo, la leche en un sentido favorable para la salud de los
consumidores.
Artículo 5
Hoyos, H (2005). Alimentación y suplementación de ganado para producción de carne
y leche. Recuperado de:
http://escuelasinmurosplanetairis.org/biblioteca/alimentaciondeganadobovino.pdf

La ganadería en Colombia es ineficiente con bajos índices de carga animal, de producción


de carne por Ha, de ganancia de peso al día, etcétera. Además está basada en un esquema
que deteriora continuamente el ecosistema pues no se manejan los parámetros
internacionales de ganadería sostenible.

El Plan Estratégico de la ganadería Colombiana PEGA busca modernizar la ganadería para


hacerla más productiva, todo con un trasfondo social y económico. Los objetivos trazados
para el 2015 son aumentar las cabezas de ganado hasta 48 millones, disminuir las Ha para
ganadería hasta 30 millones, y aumentar la carga animal hasta 1,7 por Ha.

Dentro de las propuestas están adatar sistemas silvopastoriles, conservar los bosques en los
potreros y las cuencas y humedales, manejar sistemáticamente las praderas y adaptar el
corte y la conservación de forrajes, utilización de subproductos potenciales de la región
para la alimentación, aforar las praderas, usar métodos de diagnóstico de los suelos y de
bromatología para adaptar las enmiendas y detectar excesos o deficiencias de nutrientes y
ajustar la nutrición, organizar los manejos sanitarios preventivos, usar adecuadamente las
maquinaria, usar abonos orgánicos, manejar sistémicamente las praderas, registras
adecuadamente y con detalle todos los manejos realizados.

La suplementación estratégica es una alternativa viable desde el punto de vista económico,


que genera trabajo y es ecológica. Uno de los factores limitantes es el bajo valor nutritivo
de las gramíneas tropicales. Otro es la estacionalidad de las lluvias y la temporada seca. La
selectividad ejercida por los bovinos en pastoreo se inclina hacia la hoja verde, donde está
la mayor cantidad de nitrógeno y carbohidratos solubles. Esto puede ser aprovechado para
mejorar el rendimiento.

La suplementación es herramientas clave en la intensificación de la finca. Corrige dietas


desbalanceadas, vuelve más eficiente la conversión en carne al mejorar la ganancia de peso,
y acorta el ciclo de la ceba, y permite mejorar la capacidad de carga. La suplementación
inteligente se debe realizar con granos y subproductos agroindustriales regionales, que
cuestan menos y tienen alto valor nutritivo.

Es importante iniciar el suplementos desde la lactancia asegurando una ganancia de peso


entre 700 a 800 gr/día para asegurar que en la ceba se continúe una ganancia similar al día y
se logre desarrollar la capacidad genética de los animales.

La suplementación a la alimentación basada en forrajes tropicales busca alcanzar ganancias


de peso en la ceba de 800 gr/día en promedio.

En terminación de vacas flacas de 300 a 350 gr/día se puede usar suplementación intensiva
para lograr 1050gr/día. Y además se puede usar el confinamiento a campo para lograr
productividades de 8,55 kg/día /Ha para 2500-3000kg de carne/Ha/año.
El confinamiento a campo incrementa los costos en cuanto a la cosecha, proceso y
transporte del ensilado y el heno y los suplementos nutricionales adicionales, pero según el
artículo se demuestra igualmente que la rentabilidad se mantiene, dando algunos ejemplos.

Se expone también la importancia de la suplementación en la ganadería doble propósito.

Como conclusión se insiste en la conveniencia de la suplementación en la ganadería de


carne y de leche como mecanismo para mejorar los índices de productividad y de
competitividad frente a la globalización de la economía, con significado social también al
mejorar el nivel de vida del campo colombiano.
MATRIZ

Artículo 1 Artículo 2 Artículo 3 Artículo 4 Artículo 5


Ideas relevantes del Las diferencia entre Los mecanismos Los factores que Los conceptos Los beneficios
texto la digestión en los del metabolismo de influyen directa o básicos sobre el significativos que
lactantes y los los carbohidratos indirectamente en metabolismo de l tiene la
adultos. en el rumiante la síntesis de os lípidos en l suplementación en
El papel que juegan proteína bacteriana rumiante. la producción de
Los procesos que las bacterias en la ruminal. La importancia que ganado de carne y
llevan a la digestión de la La importancia que tiene conocer estos de leche.
conversión de l celulosa y la tiene este tipo de procesos para Mecanismos
aparato digestivo absorción delos proteína bacteriana entender la ejemplos que
del lactante al AGV en el rumen en la nutrición de composición de la podrán utilizarse
adulto pasando de Todos los demás los rumiantes. grasa de la leche y para este fin.
la leche a los pastos factores que Las formas de de la carne y las Todo enfocado para
y forrajes. influyen en este optimizar el posibilidades que la producción en el
proceso y que rendimiento en su tenemos para trópico bajo
requieren su producción mejorarlas dese el
estudio para punto de vista de la
hacerlo más salud de los
productivo humanos
Nuevos Las dos cosas que Todas las vías La bacterias pueden Es posible controlar El incremento
aprendizajes se deben evitar en metabólicas de los producir la proteína en algún grado la sustancial que se
la lactancia: el carbohidratos en el necesaria para los composición grasa logra en los índices
estrés y la rumen rumiantes que de la carne y la de producción con
sobrealimentación consumen dietas leche que la suplementación
fibrosas tropicales producimos
Fundamentos Es sumamente Debemos tener en Aunque los Podemos establecer Totalmente
aplicables a importante conocer cuenta las microorganismos dietas específicas aplicable el artículo
situaciones de la fisiología recomendaciones ruminales pueden de suplementación para las
los animales en el digestiva desde el del artículo para sustentar el aporte a los rumiantes condiciones de
trópico nacimiento y su lograr una proteico que para producir carne producción en el
conversión gradual asimilación y requieren los y leche con mayor trópico.
hasta la adultez digestibilidad rumiantes en el porcentaje de grasa Las dietas
para optimizar los máximas de los trópico alimentados poli insaturadas que recomendadas en
procesos carbohidratos para con dietas mejorarán el los ejemplos del
nutricionales en los mejorar la energéticas fibrosa, producto en cuanto artículo sirven de
bovinos y lograr productividad. debemos optimizar a la salud del base para crear las
mejores Alimentar sin el aporte de N con consumidor. propias
rendimientos estrés, saber suplementos para
mantener un optimizar el
ambiente ruminal rendimiento y
adecuado en cuanto producción
a pH, distensión,etc
Formulación de una Describa las ¿Cuál es el Qué factores ¿Qué podemos ¿En qué se
pregunta a partir de diferencias entre el carbohidrato más principales influyen hacer para mejorar beneficia la
cada artículo sistema digestivo común en la en la producción la composición producción de
de los lactantes y naturaleza? ¿Cuál microbiana de grasa de la leche y ganado de carne y
los adultos es su importancia proteínas en el la carne en los leche con la
rumiantes en la nutrición rumen? rumiantes? suplementación
ruminal? alimentaria?
CONCLUSIONES

 Entender el metabolismos de los diferentes nutrientes en la alimentación de los


rumiantes se vera reflejado en mejores tasas de rentabilidad y de producción.

 Sólo si entendemos la importancia del metabolismo de los rumiantes podremos


optimizar nuestra producción y ser competitivos en el mercado.

 Es sumamente importante lograr tecnificación en nuestros sistemas de producción


por la globalización de la economía que incrementa el nivel de competencia en el
mercado al entrar a competir directamente con los productores norteamericanos y
europeos que han logrado altos niveles de productividad.
BIBLIOGRAFÍA

1. Relling, A. (2002). Fisiología digestiva y metabólica de los rumiantes. Recuperado


http://prodanimal.fagro.edu.uy/cursos/NUTRICION/MATERIAL%202012/Fisiologia%
20metabolica%20v.lechera.pdf

2. Video: Fermentación ruminal de carbohidratos


https://www.youtube.com/watch?v=45SbDxJrqe8

3. Delgado, Denia. Aspectos bioquímicos y fisiológicos de la nutrición animal. Instituto


de Ciencia Animal. Ministerio de Educación Superior. 2002. Recuperado de:
http://vzla.bligoo.com/media/users/23/1154749/files/319376/Aspectos_Bioquimicos_
y_Fisiologicos_de_la_Nutricion_Animal.pdf

4. Rodríguez, R., Sosa A & Rodríguez, Yeni. (2007). La síntesis de proteína microbiana
en el rumen y su importancia para los rumiantes. Recuperado de
http://www.redalyc.org/pdf/1930/193017712001.pdf

5. Martínez, Pérez, M., Pérez, L., Gómez, G.,Carrión, D. (2011). Metabolismo de los
lípidos en los rumiantes. Recuperado de UNAD, ECAPMA. Protocolo de prácticas de
la Escuela – versión 2010
http://www.veterinaria.org/revistas/redvet/n080810/081004.pdf

6. Hoyos, H (2005). Alimentación y suplementación de ganado para producción de carne


y leche. Recuperado de:
http://escuelasinmurosplanetairis.org/biblioteca/alimentaciondeganadobovino.pdf