Vous êtes sur la page 1sur 3
wll} 19 de junio de 1920 Un proximo estreno: Arizona be Dovctas Farnnanks (Cuando un actor Ilega a tener la fortuna de que el pa biico no solcite sino su presencia, ni exija de él otra cosa {que una franca rsa 0 un brinco bien ejecutado, dicho actor esti seguro del éxito de los filmes que impresione, sean é= ‘os cuales fueren, Fairbanks, actor exclusivamente de come- dias ligerisimas, puede estar saisfecho de la suerte, si la suerte de un actor consiste en ganar muchisimo dinero. En ‘este terreno extra-artistico, Carlitos seria el més grande con su millén y medio anual, y Douglas el segundo, con sus diez mil pesos semanales. Grandes riqueaas, como se ve: grande nombradia, obtenida con una rara habilidad par provocar la risa y saltar barreras. Fairbanks, sin embargo y especialmente, posee un muy ico don de gentr: provoca el carifo, perdonindosele toda 4a gran suma de cualidades draméticas de que ests despro- visto. Se halla as en el caso -aristicamente- del muchacho {que codeamos todos los dias, mis 0 menos pillo, pero sim- patiquisimo. Y en gracias a este calor de corazén que sabe despertar, se hace querer a pesar de todo. No de otro modo debe juzgarse su actuacién en el cine, » menos que nos ‘oncretemos exclusivamence a admirar su training gimnés- tico, muy elogioso en tun muchacho cuarentén. Avcona ns Yo presenta cn el tecitoro de este nombre, formando parte de un regimicnto de caballria destacada ‘nel desert, y que liniciarse la cinta acampa en la etan- tia del viejo Canby (Teodoro Rober), suego del coronel. Es a algria del rogimiento y sus huéspedes el ceniente Denton (Fairbanks), que enamora con éxito a Bonita (Marjorie Dav), hija menor del dues dela estanci, a dlespecho dela madte de Is joven, que se opone rorunda- mente a esos amos. Esta oposicién da lugar alas escenas de jocosidad que permiten Fairbanks el lucimiento de sus aerobacias. Peto hay también un drama y de Al son protae fonistas el capitin Hodgeman yl espsa del coronel. Am- bos deciden huis, la exposs culpable recoge sus joyas por Intigacién de su amante joyas de que piensa apropiarse et poco caballeresco seductr. ‘Mas ante [a indecisién final dela culpable, su amante te esribe una carta firmada, que eae en manos del teniente Denton, el cual se precipita en el dormitorio desu corondl, en momentos en que los culpables se cesuelven a huis. Denton arreata las joyas a su capicin, lo echa, y mientras da su palabra de honor a la esposs culpable de que nada di- td de lance, entra el coronel. Denton, enmudecid por su palabra, no explica ni su presencia all, nil hallazgo de las Joyas que se hallan sobre l ser registrado. La dama cul- pable no se atreve a denuncarse ast misma, y Denton, acusado de robo, dimite ala Fuerza desu regimiento, Ta guerra estalla en esos momentos. Denton recta vo- Junaros entre sus amigos los cowboys, cuando flies coin- cidencias descubren la culpabilidad de Hodgeman. Denton fo busca, lo encuentra y cae con é! dentro de un eaj6n de maiz que se cera tras ellos, Y cuando la tapa se levanta de ‘huevo, solo sale por sus propias fuerzas Denton. Golpean 145 jain Hodgeman, lo arrojan a caballo hasta la frontera, sungue no es verosimil que llegue vivo, pues un mestio, SF vit tae Helge aesorment nes a rienda suela tas, Denton ene ain oeasién de ecutar algunas limpias piruets,y se casa con su Boni ‘Como hemos dicho, roa cinta de Fasbanks debe ser vita con un buen humor parcial hacia este excelente gim- rasta, Pasa por Arizona la figura de un gean actor, que no halla desgraciadamente ocasi6n de lucir cuanto hay en él ‘como intéeprete. Nos referimos a Teodoro Roberts. Pero ‘es una honra para Roberts su modestia que lo confina, va- Tiendo lo que él, a papeles muy poco o nada que ver con “un verladero arte dramiico. Respecto al filme en si, po- ' demos anticipar de todo corszén que Arizona es superior §5 3 EL Quijote modern, del mismo actor y recentemente es trenado, Variedades ‘Cuentan Jos magazines: ={Cémo se llama usted en verdad? Sessue Hayakawa. ‘De dénde sacé ese nombre? ‘Qué preguntal Si se lo digo, pierdo una parce del misterio que me rodea, a mi, hijo del Sol Levante. He ofdo ppronunciar mi nombte del modo més original: Siu, Susi y| Sisi. Algunos me llaman mister Hakawaka, y otros, mister Kakawaha, Le diré ahora que mi nombve significa “afortu- nado pescador”. Sessue quiere decir “seguro”, y Hayakawa, “pescador”. Uno de mis antepasados era un famoso cirador de redes y ordinariamente sicaba mis pescados que ningin 146 otro en su aldea. En el Japén, cada nombre contiene siem- preuna historia de familia. Esté usted concento ahora? Dorothy Dalton Vio la luz en Chicago en 1893, a estar a os tiltimesin- formes. (Es sabido el ardor con que estos informes sobre edad cambian cada tres dias), Ingres6 un poco tarde en el tine, perdiendo asi buen nimero de admiradores adoles- ‘centes, que hoy serian admiradores maduros. Trata al pare- cer de ganar el tiempo perdido con una obra que acaba de filmar, Affodita, donde se presenta de cuerpo entero y vesi~ daa la moda mitolégica de aquella insigne bafista. Por lo ‘dems la estrella con hoyuelos a cerrado contrato excusi- vo en la *Paramount-Artcraft, y la primera obra que filme seri Media bora. Luisa Lovely y William Farnum que actuaron juntos en cinco cintas en 1919, eabaja- so unis en todas las obras que interpret ee aio. EL beso en el estado de Tejas Las chicas de xa feliz eginemplean Ia palabra bus por exper el beso, en vez de la traliional kiss Aunque nas palabras signifian realmente beso, las chicas de Te- jas se libran a juego de ingenio, por los cuales rebus (jero- Blifico) quiere decir bear de nuevo, y blunderbus (rabucos a7 Poder cout) gui ty sig bear por equa, Se efor reaps dives pase de ngeiyquiees ls Sinn eal vison a ces de ous soudoe gue le gan por primera vera Tejas y roman el omnibus (besa a senor jas y toman el omnibus (bes olf 26 de junio de 1920 Un préximo estreno: La ley de herencia Fie eink sores dean de ue interpre una de as grands ela del ce, no po demos menos desupner que ene le mil 7 un asumos Moelle sla np, ke decree han exces or Bogota Seve digo nro pare delle de ha [anderfllnde Ge dichar eas Qué mance oe ple Srpret Peo he ag que nus capone gush as ste san, H drama guest un gan aor no tale por lo crnin ne qua lo fllnes de crarén ioe me csocndon at strlen yes ae Fe just mniceanra eee ae er Fe fpr ama sigcas csuusdy Ca fon baa dems fies qu ha Inesprtado aso no pas de dikides nay, Hseulade de en fala de ne Je sconce E despre del acto, en spec mis en 48 bile, y la injusticia perfectamente excusable de aquel pbi- co que llevado a un salén por el renombre de la escella {ropieza con uno de dichos mals filmes alos cuales no hay as de cine capaz de salvar Este exgdo de fatiga ereciente, de por Ia decadencia del drama cineratogrifico, tiene como Tinica causa la superproduccién, la que a su vez es motivada por el inmenso sueldo de que gozan los actores de nota. En Efecto, no es con una o dos cintas, por extraordinarias que Sean, que la empresa se va a resarcir de los 400 o $00 mil