Vous êtes sur la page 1sur 12

LA ALBOLAFIA: REVISTA DE HUMANIDADES Y CULTURA FÁTIMA MARTÍN SÁNCHEZ

AGRESIVIDAD INFANTIL Y ENTORNO FAMILIAR

ISSN: 2386-2491
Fátima Martín Sánchez
Dr. Universidad de Salamanca. Profesora Honorífica del Instituto de Humanidades URJC

RESUMEN:
El artículo estudia el contexto familiar como uno de los factores más influyentes en la génesis
de la agresividad infantil. Comienza analizando el ambiente que respira el niño en la familia,
descubre las causas que generan la violencia infantil en dicho contexto, distingue entre familias
que tratan a sus hijos con atención y competencia en contraste con las que carecen de ellas y,
finalmente, estudia el equilibrio entre control y libertad en cuanto extremos dentro de los
cuales se desarrolla la función educativa de los padres.

ABSTRACT:
This paper analyzes the familial context as one of the most influential factors in the genesis of
aggressiveness in children. It begins by analyzing the child's environment in his family; finds
out the causes that create violence in children in this context; distinguishes the families that
deal with their kids with attention and competence, in comparison to those who lack it; and
finally, studies the balance between control and freedom regarding the development of the
parents’ educative role.

PALABRAS CLAVE: Agresividad, frustración, niños capaces/niños no capaces, familias


competentes/familias menos competentes, habilidad/ineptitud, familias monoparentales.
KEYWORDS: Aggressiveness, frustation, able children, disable children, competent families/non
competent families, skills, ineptitude, one parent family.

La deriva que ha experimentado la


A solicitud de la autora del presente violencia escolar, su incremento en los
ensayo, la Consejería de Educación de últimos años y las consecuencias que se
Castilla y León concedió una Licencia siguen de la misma, justifican la presente
por Estudios para realizar una reflexión sobre este tema de actualidad
investigación sobre la violencia en la escuela. permanente en una revista como La
Fruto de aquel encargo es el trabajo, que Albolafia, dedicada a potenciar las
llevé a cabo en su momento, sobre Humanidades.
prevención de la agresividad y violencia
en centros escolares suburbanos: estudio Por estas razones hemos creído oportuno
que fue aplicado en el Colegio “León iniciar una serie de ensayos en la que
Felipe”, de un barrio periférico de la entresaquemos los resultados más
ciudad de Salamanca. importantes y actuales de la investigación
arriba nombrada.

151
LA ALBOLAFIA: REVISTA DE HUMANIDADES Y CULTURA FÁTIMA MARTÍN SÁNCHEZ

Uno de los factores más influyentes en la nuestros hijos lo que nuestros padres
vida de un niño es la familia, de ahí que hicieron con nosotros. Ahora los padres
centremos en ella nuestra atención. precisan más conocimientos y
Comenzaremos analizando el ambiente preparación para ejercer de educadores
que respira el niño en el contexto pero, en muchas ocasiones, los padres no
familiar, descubriremos las causas que dedican más tiempo a sus hijos porque no
generan la violencia en ese contexto, disponen de él, por falta de formación y
distinguiremos entre familias que tratan a porque encuentran serias dificultades para
sus niños con atención y competencia en ejercer una función pedagógica. En su
contraste con las que carecen de ellas y quehacer diario o se encuentran
finalmente cerraremos la exposición agobiados por exigencias laborales o
estudiando el equilibrio entre control y dispersos por los usos vigentes en
libertad en cuanto extremos dentro de los nuestras sociedades.
cuales se desarrolla la función educativa
de los padres. Entre los cambios sociales más
profundos acontecidos durante el siglo
1.- ¿QUÉ EDUCACIÓN RECIBEN XX en España destaca el vuelco que ha
NUESTROS HIJOS EN LA FAMILIA? sufrido la institución familiar. La familia
ha dejado de ser eminentemente rural y
numerosa para convertirse en ciudadana y
Los malos tratos en el seno de la de pocos miembros. Ello ha
familia, las relaciones problemáticas y descontextualizado la vida familiar,
tensas entre los cónyuges y, a su vez, desarraigando formas de vida y
entre padres e hijos, las ausencias por tradiciones. Interacciones antaño sólidas
motivos laborales, la falta de cultura en en el colectivo familiar tienden en el
los progenitores, la conflictividad escolar, presente a desaparecer mientras vínculos
las drogas, las fugas del hogar, la otrora intocables se rompen bajo presión
maternidad prematura, el fracaso escolar, de influjos externos. A ello habría que
el paro laboral… son algunas de las añadir las nuevas formas de unión
circunstancias que ocasionan la carencia hombre-mujer normalizadas hoy en día,
de una compromiso responsable de los tales como uniones de homosexuales,
padres con la educación familiar. De ello divorcios conflictivos, situaciones
se hacen eco frecuentemente las noticias monoparentales… En una palabra: el
que ponen en tela de juicio la eficacia de modelo de familia que estuvo vigente, se
la educación que estamos dando a ha visto debilitado y aún no se han
nuestros hijos. encontrado modelos nuevos estables que
respondan a la realidad actual y que
cubran las necesidades que tienen hoy día
De hecho, muchos padres se las familias.
preguntan hoy si están educando bien a
Tiempos atrás los hijos se
sus hijos de manera que éstos sean
integraban por inercia natural en la vida
capaces de afrontar y, en su caso, superar
de la familia desde su tierna infancia y se
la influencia del exterior. Los tiempos que
sentían útiles colaborando con padres y
corren nos impiden que hagamos con
hermanos en las tareas comunes

152
LA ALBOLAFIA: REVISTA DE HUMANIDADES Y CULTURA FÁTIMA MARTÍN SÁNCHEZ

cotidianas; hoy, por el contrario, los 2.- EL PAPEL DE LA FAMILIA EN


intereses comunes se difuminan en las SITUACIONES DE AGRESIVIDAD
ausencias prolongadas, los juegos en Uno de los factores más
soledad, el tiempo obsesionado con la importantes y que ejerce notable influjo
televisión o los juegos de la informática. en la aparición y en la evolución de la
Se ha vulgarizado la figura de solitario agresividad infantil es la familia. En ella
acompañado cuya conducta se canaliza nace y se desarrolla buena parte de
por sendas preestablecidas. En ese caso nuestro carácter. La pregunta que nos
las exigencias y deberes de la familia hacemos, por tanto, dando por supuestas
tienden a desaparecer juntamente con los otras bases naturales del fenómeno, es
valores y vínculos que los sustentaban. ¿qué papel juega la familia en el
Los padres apenas ponen exigencias a los surgimiento y el desarrollo de la
hijos y éstos desarrollan su propia agresividad y en el modelado de la
personalidad en el vacío de la falta de conducta de los hijos?
cuidado. La vida familiar pierde el
disfrute de la colaboración con sus padres Abundan los trabajos de
en las labores domésticas porque no se investigación y de divulgación que
dispone de tiempo para permitir al niño podemos consultar para tratar esta
que realice estos trabajos “a su ritmo”; se cuestión (1).478 En uno de ellos, los
prefiere la inacción ante el televisor y que autores eligieron un grupo de 174 chicos
“no estorben” con una colaboración que junto con sus familias, de clase predomi-
pueda complicar las tareas domésticas. nántemente baja y previa comprobación
De esta forma, a los niños se les priva de de que ninguno de ellos hubiese
iniciativa y creatividad, negándoles la cometido actos delictivos. Se trató de
posibilidad de que adquieran un alto verificar la importancia y la incidencia que
grado de responsabilidad, a la vez que se tiene el ambiente inicial del niño en el
les priva tanto de las satisfacciones del
éxito como de las lecciones del fracaso. 1. SEARS, R. R., DOLLARD, J., DOOB,
L. W., MILLER, N. E. y MODWRER, O.,
Frustración y agresión (1939), citado en E. I.
Desde otro punto de vista, el MEGARGEE y J. E. HOKANSON, Dinámica de
consumismo desbocado que predomina la agresión, México, Trillas, 1976; McCORD, W.,
McCORD, J., y HOWARD, A., Correlativos
en nuestras sociedades mercantilizadas, familiares de la agresión en niños no delincuentes (1961),
ha transformado la imagen que los hijos citado en E. I. MEGARGEE y J. E.
tienen de sus padres. La figura de éstos se HOKANSON, Dinámica de la agresión, México,
Trillas, 1976 en este trabajo se trata de poner de
diseña no en una atmosfera en la que relieve a través de un prisma conductista, que el
predomine la cercanía, el afecto o la comportamiento agresivo es aprendido por el
ayuda recíproca sino como proveedores niño a partir de las primeras experiencias
familiares; los de BANDURA A. y WALTERS, R.
del dinero que sustenta la vida familiar y a H., Agresión en adolescentes (1959), citado en E. I.
las madres, cuando no trabajan fuera del MEGARGEE y J. E., HOKANSON, Dinámica de
la agresión, México, Trillas, 1976 sobre la agresión
hogar, como suministradoras de servicios. en los jóvenes delincuentes; MELENDO, M.,
Situaciones intercambiables hoy en día, Repercusión ambiental de la pérdida o del abandono de los
dadas las inestables condiciones del padres (1988), citado en Niños difíciles, límites
personales y sociales, Ciencias del Hombre, Cuaderno
mercado laboral. nº 9 (1988) Madrid; ROF, J., “Niños frustrados”,
en Niños difíciles, límites personales y sociales, Ciencias
del Hombre, cuaderno, nº 9 (1988) Madrid.

153
LA ALBOLAFIA: REVISTA DE HUMANIDADES Y CULTURA FÁTIMA MARTÍN SÁNCHEZ

desarrollo de tres tipos de Los niños agresivos solían padecer más


comportamiento futuro: agresivo, no frecuentemente amenazas por parte de
agresivo y afirmativo. Para ello se sus padres, que los no agresivos y que los
tuvieron en cuenta factores como la afirmativos.
ocupación de los padres, el grupo étnico,
las relaciones emocionales de la familia, Existía una mayor relación entre padres
las actitudes de los padres, relaciones que rechazaban al niño y niños agresivos
afectivas con el hijo, etc. que entre los no agresivos y los
afirmativos.
Como punto de partida se adoptaron
cuatro premisas fundamentales: B) Se asumió como más probable que
los niños agresivos y los afirmativos
1ª) La relación emocional del niño con habían sido educados por padres
sus padres puede ser decisiva para el nivel condescendientes y poco exigentes.
de frustración del niño y, en el futuro,
para la idea que se forje de las relaciones Resultó menos probable que los niños
humanas. agresivos y afirmativos hubiesen sido
menos controlados por sus padres que
2ª) Los modelos paternos y maternos de los no agresivos.
disciplina influyen en el modo de inhibir
los deseos agresivos. Por lo general los niños afirmativos y no
agresivos se distinguían en que éstos
3ª) El comportamiento de los padres últimos eran educados con riguroso
brinda al hijo un modelo de reacción ante control por madres vigilantes. Aparecía
la frustración. como más probable que los niños no
agresivos hubiesen sido controlados por
4ª) El nivel o el grado de ayuda, sus madres de manera más firme que los
cooperación o consenso entre los padres agresivos (3)480.
determinará el grado en el que el niño
interiorice sus demandas (2)479. Los niños agresivos y los afirmativos, en
mayor medida que los no agresivos,
Atendiendo a las diversas variables sobre habían sido criados en un porcentaje más
las que se trabajó a lo largo del estudio, se elevado, por padres (ambos) punitivos y
pueden obtener varios grupos de con demandas escasas.
resultados:
En contra de lo esperado, se llegó a la
A) Es probable que los niños conclusión de que la agresión paterna no
agresivos y afirmativos hayan sido está directamente relacionada con los
disciplinados de manera punitiva por sus niveles de agresión del niño. Sin embargo,
madres, en mayor medida que los no sí parecía que guardaba relación con
agresivos. ciertos comportamientos del padre como
escapismo o extravagancia. Por su parte,
los niños no agresivos, habían sido
2. MELERO MARTÍN, J., Conflictividad y
violencia en los centros escolares, Madrid, 1993, Siglo
XXI de España Editores, S. A. p. 69. 3. Ibídem, pp. 70-71.

154
LA ALBOLAFIA: REVISTA DE HUMANIDADES Y CULTURA FÁTIMA MARTÍN SÁNCHEZ

educados generalmente en familias de agresivos proceden de hogares en los que


padres no agresivos, que tenían los conflictos entre los progenitores son
comportamientos responsables y que la tónica general, así como la falta de
ejercían un gran control frente a las respeto, la descoordinación, la falta de
conductas desviadas. apoyo y respaldo en la educación y donde
uno de los cónyuges ataca o mina la labor
Cambiando de planteamientos y que realiza el otro.
atendiendo a otros factores, las
conclusiones a que se llegaba eran las Como conclusión general, se puede
siguientes: afirmar que los niños agresivos suelen ser
educados por padres que, o los rechazan
Los niños agresivos y los afirmativos o tratan de forma punitiva, su conducta
procedían con bastante frecuencia de no está regulada por controles adecuados,
familias en las que existían serios presencian ejemplos de desviación en la
conflictos entre los padres. familia y ésta se enzarza frecuentemente
Los niños agresivos y afirmativos en conflictos domésticos. Por el
provenían frecuentemente de familias en contrario, los niños no agresivos
las que uno de los progenitores pertenecen a hogares donde reciben
subestimaba al otro. afecto y cariño, no se les trata
punitivamente, se ejerce un firme control,
Los niños agresivos pertenecían, en se les presentan ejemplos de conformidad
muchas ocasiones, a hogares en los que social y los padres son afectuosos y están
los padres expresaban su disconformidad satisfechos.
con su rol en la vida personal, laboral, etc.

Los niños agresivos provenían con mayor


frecuencia de familias en las que ambos 3.- VIOLENCIA FAMILIAR:
padres estaban en desacuerdo en los EXPRESIÓN DEL DETERIORO DE LAS
métodos de educación. RELACIONES ENTRE PADRES E
HIJOS.
Los niños agresivos procedían de hogares
en los que los padres no se mostraban La violencia familiar es la expresión
afecto entre sí (4)481. frecuente del deterioro de las relaciones,
en primer lugar, entre los padres
(insultos, amenazas, maltrato físico y
psicológico, generalmente a la mujer) y
Los datos precedentes ponen de relieve posteriormente, de los padres respecto a
la importancia y la influencia que ejercen los hijos. Por desgracia, la agresión no se
las relaciones de los padres en la conducta produce una sola vez. Suele ser
del niño. En general, se puede afirmar reiterativa. A veces, no somos
que los niños con comportamientos conscientes de que los menores viven
escenas que configuran un tipo de
violencia psíquica de gravísimas
4. Cf. MELERO MARTÍN, J., Conflictividad consecuencias cuando son testigos
y violencia en los centros escolares, Madrid, 1993, Siglo
Xxi de España Editores, S. A., p. 71.

155
LA ALBOLAFIA: REVISTA DE HUMANIDADES Y CULTURA FÁTIMA MARTÍN SÁNCHEZ

presenciales de las agresiones dirigidas a familiar y sin posibilidad de desahogo,


la madre o a los hermanos. culminan en tensiones y disputas.

Además, es bastante frecuente


que en los hogares en los que se practica
la violencia con los hijos, ésta tenga lugar 4.- AGRESIVIDAD, FAMILIAS
también entre los padres. Se ha COMPETENTES Y FAMILIAS MENOS
comprobado que cuando la madre es COMPETENTES.
maltratada, éste hecho produce en los Un análisis de la familia al hilo de
hijos el mismo efecto que si el maltrato se los conceptos de capacidad y
dirigiera a ellos directamente. competencia nos permite descubrir
aspectos del desarrollo del niño y de la
Actualmente se ha demostrado
que la violencia aumenta cuando el nivel actividad familiar que canalizan tanto la
de estrés experimentado por los padres es conducta de los padres como la de los
superior a la capacidad que éstos tienen hijos en relación a comportamientos
para hacerle frente. Entre las fuentes de agresivos. Aquéllas son, pudiera decirse,
estrés se encuentran la pobreza extrema y los soportes sobre los que se asientan los
la incertidumbre que genera el no saber proyectos de acción familiares, dentro de
cómo se cubrirán las necesidades más los cuales tanto los progenitores como los
perentorias e inmediatas. Por otra parte, hijos, encuentran los elementos afectivos
la familia violenta suele estar aislada de y racionales, y lo que es más concreto, los
sus parientes y vecinos, carece de medios instrumentales, de sus actos. De
amistades y no se inserta en asociaciones carecer de tales soportes, los programas
o grupos con aficiones comunes. de acción se mueven en desequilibrios
que provocan desafección, rechazo y
Por todo ello, la lucha contra la
frecuentemente agresividad.
violencia debe enfocarse desde la ayuda a
las familias con problemas económicos y Una buena preparación y formación de
desde el esfuerzo por conseguir la los padres se traduce en su estilo de vida
integración de los más desfavorecidos. y se transfiere a la descendencia;
Situaciones de marginación y exclusión consecuentemente criarán hijos capaces.
proporcionan el ambiente en donde la Los niños se consideran capaces cuando,
agresividad brota como en suelo comparados con sus iguales, por un lado
abonado. De ahí la urgencia de erradicar no tienen problemas de conducta,
la pobreza y marginación abriendo inmadurez, ansiedad y depresión, y por
perspectivas favorables a niveles más otro, gozan de autoestima, popularidad
altos de cohesión familiar. entre sus iguales y éxito escolar. Por el
contrario, los niños no capaces
El apoyo social, en su doble
presentan abundantes carencias y
vertiente de cantidad y calidad, aminora el
deficiencias en sus programas de acción.
riesgo de violencia, pues constituye una
En una sociedad dominada por la eficacia
ayuda para solventar los problemas, que
en el uso de técnicas e instrumentos,
desde la perspectiva de la intimidad
pensemos en el protagonismo que en la
actividad de los niños juega hoy en día el

156
LA ALBOLAFIA: REVISTA DE HUMANIDADES Y CULTURA FÁTIMA MARTÍN SÁNCHEZ

uso de aparatos y los datos que la receptiva al cambio que conlleve la


informática proporciona, el estar dotado resolución de sus problemas. De ahí se
de capacidad y habilidades allana el deduce que las familias competentes
acceso a las pretensiones de adultos y de suelen advertir los problemas de
niños. conducta del niño con más facilidad y
prontitud que las menos competentes.
Los dos tipos citados de familia, es decir, Por tal razón inmediatamente recurren a
las capaces y las no capaces, afrontan fuentes que pueden prestarles
los problemas de conducta de sus hijos información y ayuda y, sin dilación,
de distinta manera. Hay estudios toman decisiones encaminadas a
acertados sobre las causas y los efectos de resolverlos satisfactoriamente, recabando
los pares capacidad/incapacidad, los medios necesarios para lograr su
competencia/incompetencia de los objetivo y se ponen a disposición de los
familiares en la conducta de los niños, sin peritos (profesionales) de fuera de la
olvidar la falta de habilidades por parte de familia como son los terapeutas y los
los padres en la crianza de sus hijos. Las maestros.
familias capaces, debido a los recursos y
habilidades que poseen, resolverán los Por el contrario, las familias
problemas de conducta de sus hijos de menos competentes no son plenamente
manera más satisfactoria y los educadores conscientes de los problemas de conducta
encontrarán el campo mejor abonado del hijo o se preocupan poco por sus
para trabajar con ellas. Algo que no comportamientos. No acumulan
ocurre con las familias no capaces. esfuerzos ni para conocer ni para
solventar los problemas de conducta del
A resultados similares nos lleva un niño. La dejación de responsabilidades y
análisis del problema bajo el prisma del el pasotismo dominan la escena. Los
concepto de competencia familiar. Si el episodios de agresividad no provocan el
significado de capacidad remite a “un interés de los padres. A veces las
poder hacer” cosas, el significado de soluciones que se les presentan no
competencia añade el aspecto cualitativo satisfacen a todos los miembros de la
de la acción: poder hacer las cosas mejor familia, generando conflictos de rebote. A
o peor. Entre las familias competentes y ello se añade que no siempre los
las menos competentes existe un cuidadores externos a la familia gozan de
amplio abanico de diferencias su pleno apoyo.
sustanciales, tanto en sus interacciones
normales día a día como en el modo de Las familias competentes
afrontar los problemas de conducta del promueven el cambio de conducta del
niño. Veamos algunas de estas niño recurriendo a estrategias eficaces:
diferencias: evitando repetición de situaciones de
tensión, suavizando aristas de carácter,
Existen muchos tipos de familias soslayando conflictos, limando
competentes pero el común egoísmos… El cambio de conducta en
denominador de las mismas es que todas el niño agresor reporta disfrute y
reconocen los problemas de conducta del reconocimiento al conjunto familiar. Con
hijo y muestran una actitud abierta y todo, los padres han de asumir las

157
LA ALBOLAFIA: REVISTA DE HUMANIDADES Y CULTURA FÁTIMA MARTÍN SÁNCHEZ

diferencias que deben existir entre ellos y estar dotados de unas aptitudes y de una
sus hijos. Cada generación tiene sus habilidad especial. Y de una inclinación
preferencias y cambios de mentalidad. afectiva que la tradición llamaba
También despliega sus planes de acción y “vocación”, que suele llevar por
proyectos en contextos a veces muy compañeras la dedicación, la satisfacción,
diferentes. El cambio, en ese caso, es ley el premio al esfuerzo…
de normalidad de la vida.

Por otra parte los progenitores,


tanto por continuidad biológica como 6.- HERENCIA Y SITUACIÓN
por afinidad psicológica disponen de FAMILIAR
predisposiciones que facilitan el Los episodios de agresividad
conocimiento de los aspectos positivos y recíproca en los que se entrecruzan
negativos de cada hijo. Programar la conflictos internos de la vida familiar
conducta hacia sendas de concordia, suelen estar lastrados por resentimientos
solidaridad y convivencia exige tener en no superados y por situaciones que las
cuenta que la tarea educativa de la familia familias arrastran. La crisis de la familia y
tenga por finalidad el preparar a los hijos de las relaciones hombre-mujer al
para la vida adulta en un mundo respecto condicionan en el presente los
completamente diferente al suyo. Los comportamientos de sus miembros. De
padres también conocen sus limitaciones todos son conocidas las situaciones de
y, consecuentemente, no pueden dar agresividad tan hoy reiteradas: pendencias
respuesta a todos los interrogantes que se marido-mujer, divorcios conflictivos,
plantean pero sí pueden preparar a sus intereses encontrados… La familia en vez
hijos para conocer su escala de valores y de lugar de afectos devine escuela de
buscar soluciones acordes con sus conflictos para niños y adolescentes.
principios. Todo ello genera una herencia perniciosa
que determina la situación familiar.

La habilidad de un padre para


5.- HABILIDAD E INEPTITUD criar hijos de conducta saludable suele
PARA LA RESOLUCIÓN DE responder a las soluciones que él ha dado
PROBLEMAS. a los problemas más importantes de la
Resulta pertinente añadir al par vida, como son: finalizar los estudios,
capacidad/competencia anteriormente obtener y mantener un trabajo, resolver
nombrado, otro par que afecta al uso de conflictos interpersonales, etc. (5)482 . Por
los medios de que los familiares disponen el contrario, aquéllos que viven
para solucionar problemas es el de la situaciones económicas precarias, carecen
habilidad/ineptitud. A este respecto, de un empleo estable, tienen conflictos
se trata de cualidades de comportamiento con la esposa o la ex pareja, no han
de las personas, no siempre disponibles,
pero que, para muchos, son
imprescindibles para criar niños capaces y 5. Cf. BLECHMAN, E. A., Cómo resolver
problemas de comportamiento en la escuela y en casa,
competentes. La acción pedagógica exige Ceac, Barcelona, 1990, p. 33.

158
LA ALBOLAFIA: REVISTA DE HUMANIDADES Y CULTURA FÁTIMA MARTÍN SÁNCHEZ

logrado dar una respuesta acertada a estas La trasformación del mundo en aldea
situaciones, se encuentran carentes de global, el intercambio de culturas, el
bagaje propio a la hora de encauzar trasiego incesante de población, las
soluciones. En ese caso, la incompetencia nuevas estructuras laborales, las
prevalece sobre la capacidad y la tensión y migraciones masivas… han modificado
conflicto se transforman en agresividad. en profundidad el contexto de las
Disponer de patrimonio, no de herencias relaciones hombre-mujer dando origen a
pecuniarias o de fortunas, sino de hábitos nuevas situaciones en las que la familia
y costumbres asentados sobre valores tradicional se ha ido paulatinamente
humanos, canaliza la concordia. diversificando en formas inéditas de
unión mujer-varón con la consiguiente
Los padres que han llevado a cabo proliferación de relaciones diversas
aprendizajes lentos en diversas áreas de padres-hijos, hermanos-no/hermanos y
su vida, suelen experimentar ciertas padres entre sí. Las nuevas formas de
dificultades cuando crían a los niños. familia han generado otras formas de
Ahora bien, estos aprendices lentos conflicto y agresividad hasta ahora
pueden transformarse en padres desconocidas.
competentes que requieren algún tipo de
ayuda. El problema surge cuando los Son muchos los críticos que
aprendices lentos carecen de una red de cuestionan el papel que juega la vida de
familiares y amistades de los que puedan los niños en la familia moderna. Entre
obtener una completa enseñanza informal los cambios más espectaculares se pueden
sobre la crianza de los niños y, destacar el gran incremento de madres
simultáneamente, puedan recibir trabajadoras y el aumento de familias con
orientación acerca del acceso a una buena la madre como única cabeza. Estos
enseñanza formal por parte de cambios están originando convulsiones
profesionales respecto a la formación de en las sociedades tradicionales que
los hijos. Los padres capaces han propugnan abiertamente que sólo la
conseguido independizarse de sus presencia de un padre trabajador al frente
familias sin traumas y, una vez obtenida la de la familia y de una madre entregada al
autonomía, han entablado relaciones hogar puede preparar a los hijos para una
amistosas y distendidas con otros vida adulta dotada de confianza en sí
miembros de sus propias familias y con misma y con una plena integración y
los de otras familias competentes. Estos participación en una sociedad pacífica y
lazos permiten a los padres competentes democrática.
obtener información así como recibir
ayuda física y respaldo emocional para Múltiples males de la educación de
criar a sus hijos. los hijos se atribuyen a las familias
monoparentales y a las familias con
7.- FAMILIAS MODERNAS Y madres trabajadoras. Así, la delincuencia,
TRADICIONALES. la drogadicción, el alcoholismo, el fracaso
Pocas instituciones sociales han escolar, etc. se imputan a la nueva
experimentado cambios tan variados y estructura familiar. Para algunos
profundos como la institución familiar. especialistas, un padre con autoridad
moral y una madre solícita en las tareas

159
LA ALBOLAFIA: REVISTA DE HUMANIDADES Y CULTURA FÁTIMA MARTÍN SÁNCHEZ

cotidianas de una familia son los niños criados por madres solas
imprescindibles para que los hijos puedan capaces, sobre todo las chicas, es muy
identificarse con un hombre adulto y las probable que se orienten a su realización
hijas con una mujer adulta. Los expertos personal y los niños criados por parejas
en pedagogía mantienen también que la de padres capaces, especialmente los
identificación con el propio sexo es chicos, apreciarán probablemente la vida
crítica para lograr el ajuste psicológico de familiar tradicional.
un adulto sano. Se está de acuerdo, por
otro lado, en que la ruptura con los También existen diferencias en
juegos tradicionales propios de cada sexo cuanto a la masculinidad y feminidad de
puede desembocar en adultos los niños criados en los dos estilos de
desequilibrados debido a las preferencias familias. La competencia o la capacidad
desacostumbradas o cambios de roles en que tienen los niños en sus relaciones
los juegos infantiles. interpersonales y en sus logros está más
en función de sus habilidades para
Las estadísticas apuntan a que existen resolver problemas que de su
otros factores más extendidos como son: masculinidad o feminidad. Los niños más
la pobreza, la educación paterna con capaces tienen probablemente una gama
excesivo control, las desavenencias entre más amplia de intereses y habilidades,
los progenitores, uno o más padres con unas en consonancia con las
graves problemas de conducta como tradicionalmente masculinas y otras con
alcoholismo, vagancia, etc. que inciden las femeninas.
notablemente en el comportamiento del
hijo y en su ajuste adulto. Los padres que Las familias de pareja competentes
no han finalizado sus estudios escolares, suelen tener características comunes. En
que carecen de un trabajo estable, que estas familias, al ser más fuerte la unión
echan en falta los amigos y que no entre los padres, también es más fuerte y
pueden resolver conflictos con sus sólida entre cada padre y cada hijo. Si en
semejantes sin recurrir a la violencia física una madre tradicional abundan los
o verbal presentan graves dificultades cuidados de criar a sus hijos, el padre
para criar hijos de conducta pacífica. tiene la responsabilidad de respaldar a su
esposa y de darle el apoyo emocional que
Los niños que han sido criados por se precisa en estos casos. Si, por el
una sola madre trabajadora competente contrario, trabajan ambos padres, es muy
presentan diferentes facetas positivas y normal que compartan la responsabilidad
negativas que las de los niños criados por de la crianza de los niños así como la
un padre trabajador y una madre ama de toma de decisiones. Partiendo de estas
casa igualmente capaces. Los episodios experiencias y vivencias, los hijos de
de conflictos y agresividad también se familias competentes de pareja aprenden
diversifican. No obstante, no es de excluir a cómo compartir un matrimonio para
que los niños de ambos tipos de familias toda la vida.
se comporten con normalidad (6)483. Así,
Por otro lado, las familias
competentes de un solo padre/madre
6. Ibídem, p. 36. suelen tener unas características comunes.

160
LA ALBOLAFIA: REVISTA DE HUMANIDADES Y CULTURA FÁTIMA MARTÍN SÁNCHEZ

En esas familias la unión entre el padre y paternas: socialización y protección


los hijos es mucho más fuerte que en las exigen una buena dosis de control sobre
familias de pareja. Los padres la conducta del niño. Los padres
competentes únicos son conscientes de consiguen ese control desde los primeros
la importancia que tienen para sus hijos, días de la vida de sus hijos, proporcionan
por eso, éstos no temen ser abandonados refuerzos primarios como son: el
o rechazados. Los padres competentes alimento, calor, limpieza, tacto agradable
únicos se ven obligados a realizar tareas y suprimiendo los estímulos incómodos,
múl- tales como los pañales sucios y húmedos,
tiples en poco tiempo: cuidar a los niños, etc. (8)485. Más adelante, los padres
trabajar, entablar relaciones con adultos observan que el niño goza y disfruta con
que les proporcionen soporte social, su presencia, su sonrisa y sus palabras de
intimidad y satisfacción sexual. Como aprobación; estos hechos constituyen los
consecuencia, los niños de estas familias refuerzos secundarios.
adquieren muy temprano
responsabilidades que se traducen en el Los padres competentes se muestran
cuidado del hogar, en una atención hábiles en el arte del control: en marcar
propia y a sus hermanos y están pautas, en formar, describir y explicar
habituados a estar en manos de distintos cómo debe ser la conducta deseable, en
cuidadores adultos. Con estas invitar y animar a la imitación de su
experiencias los niños de una familia comportamiento. En definitiva, saben
competente de un solo padre aprenden a bien cómo proporcionar la estructura y
ser autoconfiados e innovadores y los límites que constituyen la antesala del
flexibles en sus relaciones con los demás desarrollo del autocontrol. Estos padres
(7)484. son también hábiles para proporcionar
márgenes de libertad. Y así brindan a sus
8.- CONTROL Y LIBERTAD: UN hijos oportunidades en consonancia con
DIFÍCIL EQUILIBRIO su edad, capacidad, desarrollo y madurez
Las familias competentes, en lo para que conozcan nuevas formas de
que a educación se refiere, persiguen un conducta y experimenten por sí mismos
difícil equilibrio entre dos elementos las consecuencias de las elecciones
clave en el ejercicio de la pedagogía: el buenas y malas. De esta forma, estos
control y la libertad al educar a sus hijos. padres ofrecen a sus hijos oportunidades
Tal equilibrio se torna difícil en los para que ensayen sus capacidades y
episodios de conflicto y de agresividad al habilidades en la resolución de problemas
prevalecer en las acciones componentes y situaciones adecuadas a la etapa por la
irritables. Se da por descontado que el que atraviesan aquéllos, siendo ecuánimes
cometido siempre en cuanto al control y a la
supervisión a distancia por parte de los
de la familia es formar y socializar al niño adultos. Manteniendo un equilibrio entre
para cuando sea adulto. Las dos tareas el control y la libertad, los padres

7. Ibídem, p. 37. 8. Ibídem, p. 34.

161
LA ALBOLAFIA: REVISTA DE HUMANIDADES Y CULTURA FÁTIMA MARTÍN SÁNCHEZ

competentes enseñan a sus hijos a ya que su máxima preocupación es que


comportarse y a asumir los riesgos que se los niños tengan libertad. Piensan que si
siguen de sus decisiones, al mismo todas las necesidades del niño son
tiempo que adquieren confianza en sí satisfechas, éste llegará a ser un adulto
mismos y que afrontan los desafíos. saludable. Los padres que “dejan hacer”
implantan un rol de refuerzo primario
Las familias menos competentes tomando como punto de partida la
se exceden en el control o la libertad que cobertura de las necesidades más
dan al niño, sobrevalorando uno en elementales de sus hijos pero no utilizan
detrimento del otro. el control positivo para formar al niño en
Por una parte, los padres la capacidad de resolver
“autoritarios” están obsesionados con el independientemente los problemas.
control y paradójicamente, tienen serias Fomentan la inmadurez y la dependencia
dificultades para conseguir un control de sus hijos mediante la concesión de
efectivo sobre sus hijos ya que se sirven caprichos. No ponen límites a la
del castigo como estímulo para que conducta de sus hijos y les niegan la
reaccionen pues no pueden ofrecerles oportunidad de sufrir cualquier
como modelo su conducta por ser muy frustración y de afrontar los desafíos por
pobre en cuanto a control se refiere y por sí mismos. Aunque son conscientes de
otro lado, son tan desagradables en su que ceder ante las rabietas y los lloros de
comportamiento, que los niños no un niño es nefasto para él, sin embargo,
pueden imitar sus cualidades. Algunos no toleran sus quejas. Sus hijos nunca
padres sin formación sobre el desarrollo aprenden a sobreponerse ni a animarse a
normal del niño y excesivamente sí mismos porque sus padres están
preocupados por el control, no pendientes de proporcionarles todo tipo
comprenden que sus bebés, por ejemplo, de consuelo.
no controlen los esfínteres. Estos padres
encuentran la solución en el maltrato
físico de los niños. En estas familias
autoritarias se dan también conflictos
matrimoniales abiertos o encubiertos.
Cuando el padre castiga duramente a los
niños, maltrata también a su esposa.
Consecuentemente, madre e hijos se alían
para protegerse mutuamente contra el
padre que se deja llevar por la ira y la
cólera al verse rechazado por la familia.
El último cuadro de esta representación
es el comienzo de una escalada de
violencia que genera hijos agresivos con
escaso autocontrol. En el polo opuesto a
estos padres se encuentran los
excesivamente permisivos e indulgentes
que se caracterizan porque “dejan hacer”

162