Vous êtes sur la page 1sur 2

ALEGATOS DE CLAUSURA

1. Señor Juez; a lo largo de las diligencias solo se ha tratado de esclarecer la realidad


y con la indispensable contribución del fiscal se ha podido determinar la
culpabilidad del acusado; desprendiéndose de ello, el pedido resarcitorio del actor
civil; razón por la cual nos encontramos presentes.

2. En cuanto a la resarcision del daño causado, se ha podido acreditar


fehacientemente con la abundancia de los medios probatorios ofrecidos y
actuados en el presente plenario, que el gasto generado, producto del accidente
de tránsito y en el cual solicitamos que se pague la suma de S/. 72,113.35 soles
por los tres conceptos.
 Daño emergente: la suma de S/. 19,913.35 soles
 Lucro cesante: la suma de S/. 32,200.00 soles.
 Daño moral: la suma de S/ 20,000.00 soles.

3. En cuanto a la responsabilidad del acusado, ha quedado fehacientemente


comprobada la responsabilidad del mismo y que debido a su actuar imprudente
dichos daños provocados y demostrados ahora deberán ser resarcidos tanto por
el acusado, como por el tercero civilmente responsable.

4. Es menester hacer hincapié en alguno puntos de lo actuado a lo largo del


transcurso de las diligencias llevadas a cabo:

 El acusado, tal como lo refirió el perito, no ha cumplido con respetar el


derecho de paso, producto de ello es que acaeció el aparatoso accidente
en donde mi patrocinado resulto ser el perjudicado.
 El agraviado siempre cumplió con respetar las reglas y normas de tránsito
al conducir su unidad vehicular, prueba de ello es que en la diligencia
precedente de constatación y reconstrucción de los hechos, el hizo ver a
los presentes que el al llegar a la intersección de vía el sobreparo para
posteriormente seguir con su camino; acción que omitió realizar el acusado
ya que venía conduciendo su vehículo a excesiva velocidad.
 La excesiva velocidad en la que conducía el acusado ha quedado
corroborada con los documentales y conformada mediante la diligencia
precitada; ya que al señalar el largo de la marca de frenado, se puede
apreciar una longitud muy pronunciada para creer que él fue a 35 KM/H
como el argumentaba; sin embargo al solicitarle la recreación de la escena
en la que conducía su vehículo, se le pidió manejar a la misma velocidad
que aducía y frenar de golpe para así poder verificar si dejaba la misma
marca. Fue sorpresa para los asistentes que a pesar de que el acusado
corrió a más de 40KM/H y frenar en seco, no pudo hacer que su vehículo
realizara ningún araste de fresado de las llantas, con lo que se demuestra
que el acusado ha conducido a una velocidad muchísimo mayor a la
referida.

5. Por lo expuesto podemos concluir que al tratarse de un delito contra la vida el


cuerpo y la salud en su figura de lesiones culposas, los hechos materia de
investigación que se subsumen dentro de tipo penal, el magistrado deberá
condenar penalmente a los responsables; disponer lo contrario implicaría dejar
impune este tipo de acciones por parte de quienes pretenden soslayar sus
responsabilidades.