Vous êtes sur la page 1sur 4

República Bolivariana de Venezuela

Ministerio del Poder Popular para la Educación Superior


I.U.P. “Santiago Mariño”
Ingeniería Industrial

Ética y Moral

Profesora: Bachiller:
Rohidy Silva

Barcelona, 15 de febrero de 2019


Los códigos morales existen desde la existencia de la sociedad
humana, estos revelan los valores de las acciones, lo permitido o lo prohibido,
construyéndose de las necesidades de las convivencias humanas. Los
términos ética y moral, son empleados generalmente como sinónimos, sin
embargo, en lo sucesivo será empleado el termino ética para hacer referencia
a la filosofía moral, y la moral para denotar los distintos códigos morales
concretos; debido a que se trata de perspectivas distintas acerca de la
“reflexión moral”.

Desde estas distinciones, la ética se refiere a la disciplina filosófica que


constituye una reflexión sobre los problemas morales. Moral, es el conjunto de
principios, normas y valores que cada generación trasmite a la siguiente, en la
confianza de que se trata de un buen legado de orientaciones sobre el modo
de comportarse para llevar una vida “buena” y “justa”. En un sentido práctico,
el propósito de la ética y la moral son similares, ambas son responsables de
la construcción de la base que guiará la conducta del hombre, determinando
su carácter, su altruismo y sus virtudes, además de enseñar la mejor manera
de actuar y comportarse en la sociedad.

Las sociedades tradicionales premodernas han funcionado a través de


los años adheridas como unidades que se rigen principalmente en sus
creencias y valores homogéneos, podría decirse que están fijadas
profundamente en su propia historia, lo cual tiende a tener una cultura
predeterminada. En este contexto la educación no hace otra cosa que inculcar
directamente a los jóvenes el modo de ser propio de la comunidad en la que
ingresan, como la forma de vida “ética”, los valores y costumbres que
caracterizan o identifican a los miembros de esa comunidad y que ellos
comprenden como naturales, de tal manera que no permiten ninguna libertad
para elegir otra forma de vida diferente.
Ahora bien, en una sociedad abierta, democrática y pluralista, en la que
no existe ya una única concepción del mundo y del hombre que sea reconocida
por todos, y especialmente en las grandes sociedades multiculturales, se da
también un pluralismo de las convicciones “éticas” acerca del bien o de los
ideales y modelos de vida, y bajo este aspecto podría decirse que la “ética”,
en cuanto diferente de la moral, es vivida ahora como una tradición cultural o
como una opción individual o de grupo, que reclama respeto y solidaridad de
la sociedad global, pero que no puede pretender universalizarse, u
“oficializarse” en la esfera pública mediante el derecho, sino que tiene que
aprender a convivir con otras tradiciones y con otras formas de vida.

Actualmente la mayoría de los países a nivel mundial viven un crisis


debido a la carencia de los valores inculcados, lo que origina un desequilibrio
en la sociedad, esto porque cada persona ignora las leyes y las ejecuta como
mejor le parezca además de no respetar al prójimo, suele prevalecer el poder
del que tiene mejor posición económica. Esta crisis de valores está en todos
los ámbitos de la sociedad, iniciando por los gobernantes hasta el último
trabajador de la escala. De tal manera que la educación tiene un papel
importante en la sociedad, ya que los maestros deben inculcar a los
estudiantes los valores fundamentales en todo momento de su vida, sobre todo
la Ética y la Moral a pesar de la carencia de valores muy profundas deben
buscar en ellos un gran cambio, pero esto solo puede ocurrir transmitiéndole
buenas actitudes.

La mejor forma de que vivamos en una sociedad feliz (que es lo que


pretende la ética), es concientizar a las masas que el mundo está hecho para
que todos permanezcamos en él, y que es de todos y si creamos un común
interés todo se puede lograr por la vía del diálogo y la hermandad, esto se puede
lograr en primera instancia creando normas y leyes que no se contradigan,
haciendo que todo este distribuido equitativamente, creando mentes dirigentes
y comprometidas con lo social, y no mentes obsesionadas por conseguir más a
cuestas del otro, además de crear conciencia de lo que no ayuda a ser mejor,
se debe exterminar.