Vous êtes sur la page 1sur 40

Melvin Murillo Barquero

Intercesión
Índice de contenido
Principios Básicos de Intercesión.........................................................................................................3
1- Definición ...................................................................................................................................3
2- Guerra espiritual..........................................................................................................................4
3- El Enemigo................................................................................................................................10
4- El Intercesor...............................................................................................................................17
A- Tener una buena relación con Dios (comunión):.................................................................18
B- Un buen habito de lectura de la palabra: .............................................................................18
C- Santidad:...............................................................................................................................18
D- Compromiso y Fidelidad: ...................................................................................................19
E- Tener pasión y misericordia por las almas y sufrimientos:..................................................19
F- Tener una vida de adoración y alabanza:..............................................................................19
G- Tener una vida de honra:......................................................................................................20
H- Tener una fe viva:.................................................................................................................20
5- Sinergia......................................................................................................................................22
6- Armas de intercesión.................................................................................................................23
A- Palabra de Dios....................................................................................................................23
B- El nombre de Jesucristo ......................................................................................................25
C- La sangre de Jesús................................................................................................................26
D- El ayuno...............................................................................................................................32
E- La armadura de Dios............................................................................................................38
Referencias.....................................................................................................................................40
Principios Básicos de Intercesión

1- Definición

La oración es hablar con Dios, como en una conversación cotidiana se pueden tocar
diferentes temas, también así en la oración, por ejemplo: se da gracias, se pide ayuda, se
pide por la provisión, se pide por una sanidad, adoramos y alabamos a Dios, expresamos
nuestros sentimientos, deseos y sueños a Dios, pedimos por las necesidades de los
hermanos o de la iglesia, etc. Nuestra motivación para la oración debe ser el amor al
Señor y la gracia y no el legalismo. Debemos considerar la oración como un privilegio, un
deleite y una necesidad y no una obligación.
La intercesión es un tipo de oración enfocado en pedir por las necesidades de otras
personas, ciudad o nación. La palabra interceder se refiere a “Intervenir alguien en favor
de otro” (Ediciones Larousse, 2013). De esta manera nos interponemos delante de Dios
en favor de otra persona, iglesia, ciudad o nación.
Teniendo en cuenta que la intercesión es “colocarnos al medio” entre Dios y la persona
necesitada, debemos saber que nos ponemos también en la línea de batalla, pues entre
la persona y el alcance de la bendición se libra un combate. Satanás trata siempre de
desbaratar los propósitos de Dios para las personas. Así cuando intercedemos nos
ponemos al medio, no sólo para rogar al Señor por las necesidades de las personas sino
al mismo tiempo, nos ponemos en la brecha contra Satanás y sus huestes. Ezequiel
22:30 dice así:

“Y busqué entre ellos hombre que hiciese vallado y que se pusiese en la brecha
delante de mí, a favor de la tierra, para que yo no la destruyese; y no lo hallé.”

Un vallado es un obstáculo, muro, trinchera o cerca, que sirve para defender un sitio o
para impedir la entrada a él. Una brecha es una rotura, abertura o zanja (la brecha que se
formó cuando la humanidad decidió apartarse de Dios y Dios de ellos por su pecado).
Jesucristo lleno ese hueco (brecha) al morir por nuestros pecados, colocándose en
nuestro lugar, para que Dios pueda perdonarnos. Así el intercesor trata de llenar ese
hueco con su clamor rogando misericordia y perdón por aquellos que viven alejados del
Señor.

3
La oración intercesora requiere compasión sobrenatural y preocupación por los demás,
es un don que solo puede venir de Dios. Solo Dios puede dar esa identificación con el
dolor de los demás. Así el punto principal de la intercesión es la COMPASIÓN, que viene
a significar el que sufre junto o el que sufre con. La verdadera intercesión es cuando
sentimos una carga profunda por los perdidos (aquellos que están sin Cristo) o por aquel
que está en necesidad. Una carga es una combinación de amor, compasión, gracia y
misericordia (Tito 3:4-7; Efesios 2:4-7).

La intercesión tiene dos aspectos: clamar a Dios y tomar autoridad sobre Satanás
(guerra espiritual).

2- Guerra espiritual

Como se mencionó anteriormente,al interceder le declaramos la guerra al enemigo, por


lo que es necesario enfrentarnos a Satanás y sus fuerzas para arrebatarles cosas que nos
pertenecen, anular sus obras y artimañas y expulsarlo de nuestras vidas, hogares,
comunidades, etc. Aunque no nos percatamos vivimos una batalla espiritual diariamente,
estamos rodeados de ángeles y demonios invisibles que luchan constantemente para
alcanzar sus objetivos y para enfrentar tal batalla tenemos únicamente las armas de Dios,
pues la lucha no es contra carne y sangre. Las batallas no son contra personas malvadas,
egoístas, injustas, mentirosas, brujos, hechiceros, idolatras, etc; en realidad es contra lo
que esta detrás de ellos, espíritus al servicio de Lucifer. Mateo 11:12 dice así:

“Y desde los días de Juan el Bautista hasta ahora, el reino de los cielos sufre
violencia, y los violentos lo conquistan por la fuerza.”

El reino de los cielos se ve envuelto en una batalla constante contra las fuerzas del
enemigo (a favor d ellos santos elegidos) y nosotros como cristianos no podemos escapar
a este conflicto, si queremos conquistar y prosperar en nuestras vidas tendremos que
levantarnos en contra del enemigo y reclamar lo que nos pertenece.

4
En la guerra espiritual tomamos nuestra posición como creyentes, hijos de Dios y
tomamos autoridad sobre Satanás en el Nombre de Jesús para romper cadenas y
fortalezas. Sin embargo debemos entender que es una guerra ya ganada de antemano
pues Cristo ya venció al mundo, debemos reclamar lo nuestro y echar fuera al diablo
(para que Dios entre en acción y lo reprenda con sus fuerzas angelicales), mientras
nosotros resistimos y esperamos que huya. Efesios 6:12 dice así:

“Porque no tenemos lucha contra sangre y carne, sino contra principados, contra
potestades, contra los gobernadores de las tinieblas de este siglo, contra huestes
espirituales de maldad en las regiones celestes.”

También 2 corintios 10:4-6 dice:

“Porque las armas de nuestra milicia no son carnales, sino poderosas en Dios
para la destrucción de fortalezas, derribando argumentos y toda altivez que se
levanta contra el conocimiento de Dios, y llevando cautivo todo pensamiento a la
obediencia a Cristo, y estando prontos para castigar toda desobediencia, cuando
vuestra obediencia sea perfecta.”

Quintero, 2006 explica los siguientes términos:


A- Gobernadores de las tinieblas: [Actúan a nivel de país] Estos espíritus jerárquicos
son conocidos como tronos o dominios. Su nombre deja implícita su intención de
afectar las áreas de gobierno de las naciones. Su influencia es contra los políticos de
la tierra(presidentes, ministros, alcaldes, emperadores, reyes etc.) podríamos definirlos
claramente como espíritus controladores de autoridad.

B- Principados o Príncipes de las tinieblas: [Actúan a nivel de provincias o regiones


dentro del país] Territorios geográficamente definidos con su gente y su geografía, son
controlados por espíritus de alto nivel de autoridad satánica llamados príncipes de las
tinieblas, podemos llamarlos “espíritus territoriales” . A diferencia de los gobernadores que
buscan políticas y gobernantes, los principados buscan afectar territorios con sus
diferentes zonas geográficas y sus gentes.

5
C- Potestades de Maldad: [Actúan a nivel de pueblos y ciudades] Son las potestades
de Satanás, también conocidas como “Fortalezas “del diablo. Las potestades satánicas, al
igual que toda fuerza del diablo, depende de cuanto deseo tenga la gente de pecar.
Según la inclinación hacia lo malo, así Satán comisiona sus agentes que se especializan
en estimular la práctica de ciertos pecados según el gusto y placer de los hombres.
Las potestades son géneros de maldad espiritual específica que cumplen los planes de
Satán y sus gobernadores y son dirigidos territorialmente por los diversos principados
para afectar zonas y gente de diversa regiones de una nación o continente. Producen un
esfuerzo o trabajo constante, persistente y continuado sobre la sociedad para acrecentar
y propagar ciertos males y pecados hasta convertirlos en costumbres de los pueblos
(alcoholismo, adulterio, pornografía, tráfico de drogas, sicariato, robo, lujuria).

Las potestades o fortalezas satánicas son espíritus o “comisiones de poder” para


inducir al hombre hacia un mal. Estas fuerzas demoníacas se fortalecen y predominan
según los hombres y pueblos los inviten con sus malos hábitos (brujería, idolatría,
violencia). Las potestades de Satanás toman una ciudad o país según cada individuo con
su pecado, su existencia y gobierno.

D- Huestes de Maldad: [Son los soldados rasos del ejercito de Satanás] Estos son
conocidos también como legiones o Ejércitos de maldad, su meta es atacar o asaltar a la
humanidad. Para este fin desatan todo un plan orquestado basado en la mentira y el error.
Su intención es desacreditar el evangelio de Cristo. Son los encargados de falsear la
verdad y de torcer la sana doctrina .
Muestra claramente la naturaleza de su líder. Son mentirosos en grado sumo .Parte de
su labor contra Dios es evitar la propagación de la verdad divina. Ellos bloquean a la
iglesia y sus líderes en la Gran Comisión. Interfieren (con amenazas, violencia y
calumnias) con el desplazamiento y extensión del mensaje de Cristo. Son espíritus
guerreros enviados para atacar a los ungidos de Dios, calumniándolos y difamándolos
hasta provocar como en el tiempo antiguo, la reacción adversa en sus naciones. Su
ataque está basado en la acción de varios espíritus líderes, espíritus mentirosos,
espíritus de conspiración, espíritus de falsedad, error y anticristo y espíritus de
calumnia.

6
E- Espíritus Malignos o Demonios: [Son espíritus de bajo nivel] Estos se interesan
específicamente en hombres, no en montañas o puertos o en ciudades o territorios, van
directamente a influenciar a los individuos específicamente señalados. Su acción principal
es afectar nuestra conducta, nuestros hábitos o prácticas, nuestros apetitos y nuestros
deseos. Su intención es llevarnos lejos de Dios para destruirnos, pero Dios nos enseña en
su palabra que Ángeles guardianes velan por el pueblo de Dios.

Salmo 34 dice así:

“[...] El ángel del SEÑOR acampa alrededor de los que le temen, y los rescata.
Aunque caigan mil a tu lado y diez mil a tu diestra, a ti no se acercará. Con tus ojos
mirarás y verás la paga de los impíos.[...]”

También Salmo 91 dice así:

“[...] Porque has puesto al SEÑOR, que es mi refugio, al Altísimo, por tu


habitación. No te sucederá ningún mal, ni plaga se acercará a tu morada. Pues El
dará órdenes a sus ángeles acerca de ti, para que te guarden en todos tus caminos.
En sus manos te llevarán, para que tu pie no tropiece en piedra. [...]”

Juan 16:33 dice así:

“Estas cosas os he hablado para que en mí tengáis paz. En el mundo tenéis


tribulación; pero confiad, yo he vencido al mundo.”

El enemigo no tiene ningún poder sobre los hijos de Dios, Isaías 54:17 dice así:

“Ningún arma forjada contra ti prosperará, y condenarás toda lengua que se alce
contra ti en juicio. Esta es la herencia de los siervos del SEÑOR, y su justificación
viene de mí--declara el SEÑOR.”

Venturini, 2006 dice que en la guerra espiritual la lucha y la victoria son en primer lugar
en nuestras propias vidas y luego en la intercesión. Debemos ser conscientes de nuestra
posición en Cristo (de autoridad) y nuestra nueva identidad como cristianos. También

7
tomar autoridad sobre Satanás, resistiendolo (Resistir: es vivir una vida de sometimiento a
Dios, también significa nuestra autoridad espiritual), poniéndolo en su lugar, recordándole
su derrota y su destino final, también recordarle quiénes somos en Cristo.

Éxodo 15:6,7 dice así:

“Tu diestra, oh Jehová, ha sido magnificada en poder; Tu diestra, oh Jehová, ha


quebrantado al enemigo. Y con la grandeza de tu poder has derribado a los que se
levantaron contra ti. Enviaste tu ira; los consumió como a hojarasca”

Debemos creer que el Señor Jesucristo nos dio autoridad sobre todo principado de
Satanás y finalmente saber tomar esa autoridad en el Nombre de Jesús. Lucas 9:1 dice:

“Reuniendo a los doce, les dio poder y autoridad sobre todos los demonios y
para sanar enfermedades.”

En la oración de guerra ejercemos la autoridad que tenemos en Cristo y echamos fuera


al diablo en el nombre de Cristo de la vida de la persona o de la situación sobre la que
oramos. Mateo 10:1;8 dice así:

“Entonces llamando a sus doce discípulos, Jesús les dio poder sobre los
espíritus inmundos para expulsarlos y para sanar toda enfermedad y toda dolencia.
Sanad enfermos, resucitad muertos, limpiad leprosos, expulsad demonios; de
gracia recibisteis, dad de gracia.”

También Marcos 16:17 dice: “Y estas señales acompañarán a los que han creído:
en mi nombre echarán fuera demonios, hablarán en nuevas lenguas;
Mar 16:18 tomarán serpientes en las manos, y aunque beban algo mortífero, no
les hará daño; sobre los enfermos pondrán las manos, y se pondrán bien.”

8
Castellanos, 2011 indica que la guerra espiritual no es una lucha cuerpo a cuerpo pues
es una lucha desigual contra un adversario con poder e impredecible. Lo único que el
Señor nos pide hacer es aplicar la Sangre de Jesús, de la misma manera que los judíos
en la antigüedad lo hicieron, cuando ellos tuvieron que celebrar la pascua

Éxodo 12:21, 22 dice así:

“Entonces Moisés convocó a todos los ancianos de Israel, y les dijo: Sacad del
rebaño corderos para vosotros según vuestras familias, y sacrificad la pascua. Y
tomaréis un manojo de hisopo, y lo mojaréis en la sangre que está en la vasija, y
untaréis con la sangre que está en la vasija el dintel y los dos postes de la puerta; y
ninguno de vosotros saldrá de la puerta de su casa hasta la mañana.”

Apocalipsis 12:7-8 dice:

“Después hubo una gran batalla en el cielo: Miguel y sus ángeles luchaban
contra el dragón; y luchaban el dragón y sus ángeles; pero no prevalecieron, ni se
halló ya lugar para ellos en el cielo”

Este pasaje muestra que toda la guerra espiritual es dirigida por el arcángel Miguel y se
da en los cielos, entre dos seres con el mismo nivel de autoridad, pero todo el crédito de
la victoria es atribuido a los creyentes, porque supieron aplicar la Sangre de Jesús
correctamente y mover la esfera espiritual a su favor. Nuestra palabra de testimonio o
nuestra confesión de lo que la Sangre rociada de Jesús hizo a nuestro favor, es lo que el
arcángel Miguel toma para enfrentar al adversario y desalojarlo de nuestra vida.

Mateo 12:29-30 dice así: “¿O cómo puede alguien entrar en la casa de un hombre
fuerte y saquear sus bienes, si primero no lo ata? Y entonces saqueará su casa. El
que no está conmigo, está contra mí; y el que no recoge conmigo, desparrama.”

Como principio básico de la guerra, primero debemos atar (inmovilizar y destruir) al


enemigo para poder reclamar sus bienes (las promesas y la herencia de Dios). Es
necesario en primer lugar conquistar los territorios y eliminar a los enemigos para que no

9
se conviertan en una piedra de tropiezo. Podemos leer en el libro de Josué, lo que les
sucedió a los Israelitas con los Gabaonitas y luego cuando repartieron las tierras no
echaron fuera por completo a los enemigos que las habitaban (como Dios se los había
ordenado), terminando así subyugados al pecado, a la idolatría y al juicio divino.

Así dice Zacarias 4:6: “Continuó él, y me dijo: Esta es la palabra del SEÑOR a
Zorobabel: "No por el poder ni por la fuerza, sino por mi Espíritu"--dice el SEÑOR
de los ejércitos.”

Las cosas no suceden por nuestras capacidades, recursos o nuestros contactos, sino
por que Dios esta en control de todo, todo sucede para su propósito eterno, todo es parte
de su plan para la humanidad. El versículo anterior da a entender que para cualquier
situación debemos depositar nuestra confianza en Dios y el nos dará la victoria.

3- El Enemigo

Satanás se disfraza como ángel de luz, engañando y mintiendo, también ha venido a


robar, matar y destruir. 2Corintios 11:14 dice así:

“Y no es de extrañar, pues aun Satanás se disfraza como ángel de luz.”

Juan 8:44 dice: “Sois de vuestro padre el diablo y queréis hacer los deseos de
vuestro padre. El fue un homicida desde el principio, y no se ha mantenido en la
verdad porque no hay verdad en él. Cuando habla mentira, habla de su propia
naturaleza, porque es mentiroso y el padre de la mentira.”

También dice Juan 10:10: “El ladrón sólo viene para robar y matar y destruir; yo he
venido para que tengan vida, y para que la tengan en abundancia.”

Venturini, 2006 explica que en Génesis 3:1-8 nosotros le dimos a Satanás la autoridad
sobre nuestras vidas y el dominio del mundo que Dios nos había dado. Adán y Eva le
dieron la autoridad desde el momento que desobedecieron a Dios siendo tentados por la
serpiente y así el pecado entró en el mundo. A partir de allí Satanás tiene “el título de

10
propiedad” sobre nosotros. Se ha hecho un pacto entre Satanás y el hombre.

Colosenses 2:14-15 dice así: “habiendo cancelado el documento de deuda que


consistía en decretos contra nosotros y que nos era adverso, y lo ha quitado de en
medio, clavándolo en la cruz. habiendo despojado a los poderes y autoridades,
hizo de ellos un espectáculo público, triunfando sobre ellos por medio de El.”

Jesucristo despojó a Satanás de su autoridad y su derecho triunfando sobre él en la


cruz. Desde este momento Satanás fue derrotado y su final es el lago de fuego. Mientras
tanto él sigue actuando en el mundo tratando de llevarse a cuantos pueda consigo al
infierno. La posición en la que se encuentra Satanás ahora en las vidas de aquellos que
hemos aceptado la obra redentora de Cristo es “que está bajo nuestros pies”. Esto es
siempre y cuando estemos sometidos a Cristo. Queda anulado el título de propiedad de
Satanás sobre nuestras vidas. Somos de Cristo y tenemos autoridad en el Nombre de
Jesús para derrotar a Satanás.

Efesios 1:20-23 dice: “el cual obró en Cristo cuando le resucitó de entre los muertos
y le sentó a su diestra en los lugares celestiales, muy por encima de todo principado,
autoridad, poder, dominio y de todo nombre que se nombra, no sólo en este siglo
sino también en el venidero. Y todo sometió bajo sus pies, y a El lo dio por cabeza
sobre todas las cosas a la iglesia, la cual es su cuerpo, la plenitud de aquel que lo llena
todo en todo.”

Filipenses 2:9-11dice: “Por lo cual Dios también le exaltó hasta lo sumo, y le


confirió el nombre que es sobre todo nombre, para que al nombre de Jesús SE
DOBLE TODA RODILLA de los que están en el cielo, y en la tierra, y debajo de la
tierra, y toda lengua confiese que Jesucristo es Señor, para gloria de Dios Padre. ”

También Efesios 2:4-7 dice así: “Pero Dios, que es rico en misericordia, por causa
del gran amor con que nos amó, aun cuando estábamos muertos en nuestros
delitos, nos dio vida juntamente con Cristo (por gracia habéis sido salvados), y con
El nos resucitó, y con El nos sentó en los lugares celestiales en Cristo Jesús, a fin
de poder mostrar en los siglos venideros las sobreabundantes riquezas de su
gracia por su bondad para con nosotros en Cristo Jesús.”

11
Castellanos, 2011 dice que rebelión y pecado llevan a la enfermedad y al dolor. El
pecado de Adán dio lugar a la rebelión, la enfermedad, el dolor y la muerte. Con Su
sacrificio, Jesús le quitó todo el poder, toda la fuerza, toda la autoridad al enemigo. El
diablo quedó sin poder, por eso su gran preocupación es que la gente ignore este
evangelio, que no crea a esta palabra porque así va a controlarles y seguirá teniendo
dominio sobre los cuerpos.

Los demonios son personalidades incorpóreas, son personalidades que no tienen


brazos, ni piernas, ni ojos, ni boca, ni oídos y necesitan un cuerpo para expresarse.
Buscan entrar al cuerpo humano para usar la boca, la mente, los brazos, los pies y la
mente para corromper la humanidad. Los demonios buscan el cuerpo humano, la
enfermedad busca el cuerpo humano, se quieren posar en los cuerpos de las personas.
Pero si usted acepta que Jesús vino a romper y a deshacer todas las obras del diablo, no
podrá estar más la enfermedad en su cuerpo porque usted la resiste, la rechaza, renuncia
a ella en el Nombre de Jesús y verá la bendición en su vida.

1 Juan 2:15-16 nos advierte: “No améis al mundo ni las cosas que están en el
mundo. Si alguno ama al mundo, el amor del Padre no está en él. Porque todo lo
que hay en el mundo, la pasión de la carne, la pasión de los ojos y la arrogancia de
la vida, no proviene del Padre, sino del mundo.”

Génesis 3:6 dice así: “Cuando la mujer vio que el árbol era bueno para comer, y
que era agradable a los ojos, y que el árbol era deseable para alcanzar sabiduría,
tomó de su fruto y comió; y dio también a su marido que estaba con ella, y él
comió.”

Hinn, 1994 explica que en ese versículo de las escrituras hallamos tres de las grandes
tentaciones que Satanás usa:

1. El deseo de la carne. (El árbol era bueno para comer.)


2. El deseo de los ojos. (Era agradable a los ojos.)
3. La vanagloria de la vida. (El árbol ofrecía sabiduría.)

12
El designio mortal del enemigo es arrastrarnos a un mundo de pecado. Satanás trato
las mismas tres tentaciones durante su encuentro con Jesús en el desierto. Dijo: “Si eres
Hijo de Dios, di que estas piedras se conviertan en pan” (Mateo 4:3). ¿Qué le estaba
ofreciendo? El deseo de la carne.
Cuando “le llevo el diablo a un monte muy alto, y le mostró todos los reinos del
mundo y la gloria de ellos” (Mateo 4:8), estaba tentando a Jesús por el deseo de los
ojos. Y apelo a la vanagloria de la vida al decirle al señor: “[…] Si eres Hijo de Dios,
échate abajo; porque escrito esta: A sus ángeles mandara acerca de ti, y, En sus
manos te sostendrán, Para que no tropieces con tu pie en piedra” (Mateo 4:6).

Incluso Satanás sabia la palabra. Le dijo a Jesús: “Escrito esta”, y cito el Salmo 91:11-
12. Pero Jesús sabia mejor la Palabra. Con la autoridad del cielo le dijo: “[…] Escrito esta
también: No tentaras al señor tu Dios” (Mateo 4:7). En tres ocasiones distintas el dijo:
“Escrito esta” (Mateo 4:4,7,10). Jesús finalmente le dijo: “[…] Vete Satanás, porque
escrito esta: Al Señor tu Dios adoraras, y a Él solo servirás” (Mateo 4:10).
El enemigo sigue usando actualmente las mismas tácticas. Pero el señor Jesús derroto
a Satanás con el poder de la palabra y el mismo poder esta disponible para nosotros hoy.
La palabra de Dios es un arma poderosa contra los ataques del enemigo porque nos
revela las condiciones y promesas del pacto divino de sangre. Desde el momento del
pecado original, Dios introdujo el pacto de sangre como un medio de cubrirlo o de
redención.

Castellanos 2011, explica cuando la primera pareja fue vencida por el enemigo de Dios
en el paraíso, perdieron todo. Ahora, miles de años más tarde, Jesús enfrenta al
adversario en el lado opuesto, en el desierto. La estrategia que Satanás usa para vencer
al Hijo del Altísimo es presentarle una visión del paraíso, ofreciéndole el dominio a cambio
de una simple adoración. Jesús no se dejó impresionar por esto, pues había sido Él
mismo quien creó el paraíso; declarando la Palabra de Dios, fue doblegando al enemigo.
En medio de su desespero, el diablo usó sus armas favoritas:
• La traición por parte de uno de los mejores discípulos.
• El flagelo sobre Su cuerpo por parte de los verdugos romanos.
• El escarnio a través de la corona de espinas.
• Herir Su autoestima desfigurándole la cara y arrancándole la barba.
• Atar Sus manos para que no siguieran haciendo el bien a la humanidad.

13
• Fijar Sus pies al madero para que no continuaran cumpliendo el propósito divino.
• Deshacer Su corazón presionándolo con profunda angustia.

Sobre cada uno de estos aspectos, Jesús obtuvo victoria total; el enemigo fue
derrotado. Antes de dar Su último suspiro, Él dijo: “Consumado es” (Juan 19:30). Todo lo
que implicaba rescatar y liberar a la humanidad del dominio del adversario ya había sido
hecho y, como resultado del éxito de Su misión, al tercer día Jesús resucitó de entre los
muertos. Como creyentes debemos entender que nos enfrentamos a fuerzas invisibles de
maldad, que operan en los aires. El apóstol Juan tuvo la visión de la batalla que se libra
en el mundo espiritual, vio la manifestación de la plenitud del diablo representada por el
dragón.

“Y fue lanzado fuera el gran dragón, la serpiente antigua, que se llama diablo y
Satanás, el cual engaña al mundo entero…” (Apocalipsis 12:9a).

Observe que habla de las cuatro manifestaciones del diablo:


• A través del dragón (asusta): algo que espanta, que infunde temor, intimida y doblega
la voluntad de las personas.

• A través de la serpiente (astuto): sutil y sagaz, que engaña sin que se den cuenta pero
cargada de veneno.

• Como Satanás (el que resiste): significa “el que resiste”.

• Como diablo (calumniador): “el calumniador”, quiere invadir su espacio, entrar en su


vida, su familia, sus sentimientos, sus pensamientos, sus negocios, sus finanzas, etc.

Algunas de las formas como puede operar el adversario usando sus diferentes
manifestaciones de acuerdo a las circunstancias: son el Predominio y la Astucia.

14
A- PREDOMINIO: es un espíritu, domina doblegando la voluntad, ejerciendo influencia
demoníaca, con intimidación.
Por lo general se da un cruce de línea entre Dios (bien) y Satanás (mal). El profeta de
Dios por lo general se mueve en la primera esfera donde fluye el poder del Señor con
dones y ministerios otorgados por el Espíritu Santo. Cuando un profeta, de la misma
manera que lo hizo Balaam (Números 23), permite cosas incorrectas en su corazón cruza
la línea divisoria, allí es cuando caen bajo la influencia de un poder demoníaco y tratan de
doblegar la voluntad de las personas.

Encontramos tres esferas de autoridad:


• Donde está el poder de Dios.
• Donde está el poder del adversario.
• La autoridad humana, donde se encuentra el ser humano.

El Apóstol Pablo también tuvo que enfrentar este problema en la Iglesia de Galacia, él
discernió que ellos habían sido encantados, hipnotizados por alguien, y les escribió
diciendo en Gálatas 3:1:

“¡Oh gálatas insensatos! ¿Quién os fascinó para no obedecer a la verdad...?”

B- ASTUCIA: en un momento de nuestras vidas el adversario logra sembrar una


semilla incorrecta en nuestros pensamientos y esto nos lleva a salirnos del propósito que
Dios tenía para nosotros; de manera muy sutil. El Señor a través del profeta Ezequiel, nos
habla de cómo Satanás procura mantener contacto con alguien que está en este mundo.
Debemos recordar que él es un ser espiritual, y por lo tal no está al alcance de la vista
humana, por lo que busca personas que se conviertan en sus siervos para así poder
sembrar el caos en la tierra. El Señor le dice al profeta en Ezequiel 28:2:

“Hijo de hombre, di al príncipe de Tiro: Así ha dicho Jehová el Señor: Por cuanto
se enalteció tu corazón, y dijiste: Yo soy un dios, en el trono de Dios estoy sentado
en medio de los mares (siendo tú hombre y no Dios), y has puesto tu corazón como
corazón de Dios”

15
Luego agrega en Ezequiel 28:12:

“Hijo de hombre, levanta endechas sobre el rey de Tiro, y dile: Así ha dicho
Jehová el Señor: Tú eras el sello de la perfección, lleno de sabiduría, y acabado de
hermosura”

Este pasaje en un momento se dirige a un príncipe y luego a un rey. Cuando habla al


rey se refiere a Satanás, cuando habla al príncipe de Tiro éste representa el punto de
contacto que tenía el adversario con un gobernante humano que era su títere a quien él
controlaba a su antojo.
Del rey de Tiro, que es la representación de Satanás, el profeta nos lleva a los orígenes
de su nacimiento y formación como uno de los arcángeles de mayor confianza en el Reino
de Dios. Él era el ejemplo de la perfección, alguien digno de imitar; lleno de sabiduría, fue
elevado a una posición de autoridad, daba dirección e influenciaba a muchos ángeles;
acabado de hermosura, era el máximo ejemplo de belleza que había en el cielo.
A pesar de que llegó a ser tan especial, en un momento concibió un deseo incorrecto y
esto dañó su corazón, dejó de ser perfecto, contaminó su sabiduría, manchó su belleza,
corrompió su música y envenenó con mentiras a los que él protegía por lo cual fue echado
del monte de Dios perdiendo absolutamente todo quedando bajo el juicio divino. Una
pregunta puede surgir: ¿Cómo concibió el enemigo lo malo, si se suponía que él era
perfecto? El mismo profeta Ezequiel nos da la respuesta en el capitulo 28, versículo 16:

“A causa de la multitud de tus contrataciones fuiste lleno de iniquidad, y


pecaste; por lo que yo te eche del monte de Dios, y te arrojé de entre las piedras
de fuego, oh querubín protector”

El Dr. Derek Prince en Cambia tu ADN para Obtener Linaje Escogido, comenta que la
palabra contrataciones en el idioma hebreo significa: “ir de arriba para abajo como un
chismoso, como un agitador que encubiertamente disimula la incitación” (Lucifer al
descubierto, pág. 17).

16
A través de Moisés el Señor dio un mandato:

“No andarás chismeando entre tu pueblo...” (Levítico 19:16).

También Salomón dijo en Proverbios 20:19:

“El que anda en chismes descubre el secreto; No te entremetas, pues,


con el suelto de lengua”

La rebelión de Satanás nació por el terrible pecado del orgullo y esto fue la causa de su
caída. Por causa de sus acciones, Luzbel perdió todos los beneficios que tenía en el
Reino de los Cielos. Debemos saber que los dardos del adversario vienen envueltos en
pensamientos humanos. Nuestros pensamientos son como semillas y la mente del
hombre es como un campo fértil. Si el creyente tiene una motivación incorrecta, la mente
se convierte en tierra propicia para que se siembre esa semilla de maldad y, con el paso
de los años, germinará y dará el fruto incorrecto.

4- El Intercesor

Si bien todos hemos sido llamados a ser intercesores, como sacerdotes que somos
delante de Dios, debemos ponernos delante de nuestros hijos, conyugue, familia, vecinos
o hermanos de la congregación y pedir a Dios por ellos, para que conozcan a Dios, por su
salvación, por su bendición, protección, ayuda, provisión, por el perdón de sus errores y
pecados, etc. Así en el Antiguo Testamento los sacerdotes debían presentar los sacrificios
y ofrendas del pueblo delante de Dios (eran intermediarios) de la misma manera hoy en
día los cristianos debemos ser intermediarios de las necesidades, problemas y
situaciones de los demás ante Dios.

Apo 1:6 dice así: “(Jesucristo) …hizo de nosotros un reino y sacerdotes para su
Dios y Padre, a El sea la gloria y el dominio por los siglos de los siglos. Amén.”

También Apo 5:10 dice: “Y los has hecho un reino y sacerdotes para nuestro Dios;
y reinarán sobre la tierra.”

17
Que le pidamos a Dios por alguien o algo no es sinónimo de que Dios responderá esas
peticiones como nosotros lo deseamos, existen ciertos factores que determinan la
respuesta de Dios como por ejemplo: el nivel de fe, los planes de Dios, el momento
correcto, que la petición este de acuerdo a la voluntad de Dios, etc. Santiago 4:2-3 dice
así:

“Codiciáis y no tenéis, por eso cometéis homicidio. Sois envidiosos y no podéis


obtener, por eso combatís y hacéis guerra. No tenéis, porque no pedís. Pedís y no
recibís, porque pedís con malos propósitos, para gastarlo en vuestros placeres.”

Para ser buenos intercesores y lograr que nuestras oraciones sean escuchadas se
necesitan algunas características en los intercesores:

A- Tener una buena relación con Dios (comunión):

Mat 6:6 dice: “Pero tú, cuando ores, entra en tu aposento, y cuando hayas cerrado
la puerta, ora a tu Padre que está en secreto, y tu Padre, que ve en lo secreto, te
recompensará.”

B- Un buen habito de lectura de la palabra:

Josué 1:8 dice: “Este libro de la ley no se apartará de tu boca, sino que meditarás
en él día y noche, para que cuides de hacer todo lo que en él está escrito; porque
entonces harás prosperar tu camino y tendrás éxito.”

C- Santidad:

Es necesario tener un compromiso personal por desechar toda mentira de nuestras


vidas (vivir a la luz de la palabra) y desechar toda maldad de nuestro corazón (circuncidar
el corazón). Hebreos 12:14 dice: “Buscad la paz con todos y la santidad, sin la cual
nadie verá al Señor.”

18
Mientras 1Ti 4:4-5 dice así: “Porque todo lo creado por Dios es bueno y nada se
debe rechazar si se recibe con acción de gracias; porque es santificado mediante la
palabra de Dios y la oración.”

D- Compromiso y Fidelidad:

Apo 2:10 dice: “No temas lo que estás por sufrir. He aquí, el diablo echará a
algunos de vosotros en la cárcel para que seáis probados, y tendréis tribulación por
diez días. Sé fiel hasta la muerte, y yo te daré la corona de la vida.”

E- Tener pasión y misericordia por las almas y sufrimientos:

Sal 72:13 dice: “Tendrá compasión del pobre y del necesitado, y la vida de los
necesitados salvará.”

Sal 145:9 dice también: “El SEÑOR es bueno para con todos, y su compasión,
sobre todas sus obras.”

Y Mat 9:36 dice: “Y viendo las multitudes, tuvo compasión de ellas, porque
estaban angustiadas y abatidas como ovejas que no tienen pastor.”

F- Tener una vida de adoración y alabanza:

Castellanos, 2011 explica que cuando tenemos un corazón agradecido, un corazón de


adoración, vivimos con vestiduras reales y así nos acercamos a Dios . Dios no permite
que aquel que se queja, reniega, maldice, cruce sus atrios; sólo los que tienen vestidura
real, los que tienen el valor de venir al Señor y decirle: “Soy Tu hijo, yo te alabo, te
bendigo, te glorifico, eres mi Dios, eres mi Señor”. Cuando nuestra actitud es de sincera
alabanza, movemos el corazón de Dios. Como nos presenta la historia en el libro de Ester
y en Nehemias, si la reina (en el caso de Ester) va delante del rey con vestiduras
inadecuadas, sin su favor o triste, llorando, etc, este podía mandar a matarla.

Mateo 21:16 dice así: “De la boca de los niños y de los que maman, perfeccionaste
la alabanza…”

19
Hay tanta pureza en un niño, tanta sinceridad y transparencia porque su vida está en
estado de inocencia. Si no nos volvemos como niños, no entraremos al Reino de los
cielos.
La alabanza y la adoración nos ayudan a entrar en la presencia de Dios. Así lo dispuso
Dios mismo, de manera que a través de ellas podemos alinear cuerpo, alma y espíritu
para estar en sintonía o en la misma frecuencia de Dios.

Sal 100:1-5 dice: “Salmo de acción de gracias. Aclamad con júbilo al SEÑOR, toda la
tierra. Servid al SEÑOR con alegría; venid ante El con cánticos de júbilo. Sabed que
El, el SEÑOR, es Dios; El nos hizo, y no nosotros a nosotros mismos; pueblo suyo
somos y ovejas de su prado. Entrad por sus puertas con acción de gracias, y a sus
atrios con alabanza. Dadle gracias, bendecid su nombre. Porque el SEÑOR es
bueno; para siempre es su misericordia, y su fidelidad por todas las generaciones.”

También Sal 22:3 dice: “Sin embargo, tú eres santo, que habitas entre las alabanzas
de Israel.”

G- Tener una vida de honra:

Se debe honrar a Dios, autoridades, lideres, padres, conyugue, hijos, etc.

2Ti 2:21 dice así: “Por tanto, si alguno se limpia de estas cosas, será un vaso para
honra, santificado, útil para el Señor, preparado para toda buena obra.”

Y Rom 13:1 dice: “Sométase toda persona a las autoridades que gobiernan;
porque no hay autoridad sino de Dios, y las que existen, por Dios son constituidas.”

H- Tener una fe viva:

Las obras son el fruto de tu fe, las obras es lo que demuestra que tu fe está viva, sin
importar cuando hayas creído sin fruto tu fe está muerta (por su fruto los conoceréis dice
la palabra en Lucas 6:44), Santiago 2:26 dice:

20
“Porque así como el cuerpo sin el espíritu está muerto, así también la fe sin las
obras está muerta.”

En Jeremías 1:10, Dios le dijo: "Mira que te he puesto sobre naciones y reinos, para
desarraigar y derribar, para destruir y para arruinar, para edificar y para plantar"

Así también podemos perfilar el intercesor eficaz con estas características o


capacidades:

• Desarraigar (arrancar): es ir al origen del problema o a la raíz, esto significa que las
raíces son las que abastecen a la planta. ("raíces de decadencia" que corrompían
su nación).

• Destruir: significa quitar de una posición fija.

• Arruinar: Tiene la connotación de someter o derrotar a alguien o algo por completo.

• Derribar: significa desechar o extirpar algo rápidamente y con gran fuerza.

• Edificar: quiere decir dar forma a algo conforme a un plan o proceso definido o
establecer y fortalecer.

• Plantar: significa poner algo en un lugar donde tenga la oportunidad de crecer.

Defectos mas comunes en los intercesores:

• Orgullo: Hacen alarde de su ministerio, con un sentimiento de superioridad ante


los demás por las respuestas obtenidas en las oraciones.

• Chisme: Son imprudentes en los pedidos personales de oración que se le han


confiado y diseminan el secreto, ocasionando grandes problemas.

21
• Control: La tentación de querer controlar a las personas, sobre todo al pastor, con
sus oraciones, muchas veces haciendo predominar su propia voluntad o deseos
diciendo “Dios me dijo...”

5- Sinergia

La oración personal o individual es muy importante, sobre todo para tu relación con
Dios (para tu vida espiritual), pero existe un efecto de sinergia o de potenciación cuando
oramos juntos en grupo, con un mismo animo (mentalidad).

Deuteronomio 32:30 dice:

“¿Cómo podría perseguir uno a mil, y dos hacer huir a diez mil, si su Roca no los
hubiera vendido y Jehová no los hubiera entregado?”

También Mateo 18: 18-19 dice así:

“Otra vez os digo que si dos de vosotros se ponen de acuerdo en la tierra acerca
de cualquier cosa que pidan, les será hecho por mi Padre que está en los cielos,
porque donde están dos o tres congregados en mi nombre, allí estoy yo en medio
de ellos. Porque donde están dos o tres congregados en mi nombre, allí estoy yo en
medio de ellos”

Además Eclesiastés 4:12 dice:

“Y si alguien puede prevalecer contra el que está solo, dos lo resistirán. Un


cordel de tres hilos no se rompe fácilmente. “

22
6- Armas de intercesión

A- Palabra de Dios

Oración sin lectura de la biblia se puede convertir en “misticismo” o estar orando fuera
de la voluntad de Dios. También lectura sin oración, puede resultar en legalismo. La Biblia
es la palabra de Dios y contiene todas las promesas disponibles y toda verdad, las cuales
debemos conocer para que el enemigo no nos pueda engañar y para poder actuar en
base a ellas. Somos lo que la palabra dice que somos y solo podemos hacer y tener lo
que la palabra dice que podemos hacer y tener. La palabra de Dios es viva, eficaz y tiene
poder.

La palabra es la verdad y debemos declararla, Mateo 4:4 dice: “escrito está”

Algunos versículos importantes:


• 1Jn 2:14: Os he escrito a vosotros, padres, porque conocéis al que ha sido desde
el principio. Os he escrito a vosotros, jóvenes, porque sois fuertes y la palabra de
Dios permanece en vosotros y habéis vencido al maligno.

• 2Pe 1:19: Y así tenemos la palabra profética más segura, a la cual hacéis bien en
prestar atención como a una lámpara que brilla en el lugar oscuro, hasta que el día
despunte y el lucero de la mañana aparezca en vuestros corazones.

• Heb 4:12: Porque la palabra de Dios es viva y eficaz, y más cortante que cualquier
espada de dos filos; penetra hasta la división del alma y del espíritu, de las
coyunturas y los tuétanos, y es poderosa para discernir los pensamientos y las
intenciones del corazón.

• Rom 9:28: PORQUE EL SEÑOR EJECUTARA SU PALABRA SOBRE LA TIERRA


CABALMENTE Y CON BREVEDAD.

• Sal 119:160: La suma de tu palabra es verdad, y cada una de tus justas


ordenanzas es eterna.

23
• Sal 33:4: Porque la palabra del SEÑOR es recta; y toda su obra es hecha con
fidelidad.

• Sal 33:6: Por la palabra del SEÑOR fueron hechos los cielos, y todo su ejército por
el aliento de su boca.

Debemos hablar la palabra, decretarla. Las palabras tienen poder y deben ser
proclamadas para activarlo algunos versículos importantes son:
• Pro 18:20-21: Con el fruto de su boca el hombre sacia su vientre, con el producto
de sus labios se saciará. Muerte y vida están en poder de la lengua, y los que la
aman comerán su fruto.

• Pro 10:11: Fuente de vida es la boca del justo, pero la boca de los impíos encubre
violencia.

• Pro 12:14: Por el fruto de su boca cada cual se saciará de bien, y las obras de las
manos del hombre volverán a él.

• Pro 13:2: Del fruto de su boca el hombre comerá el bien, pero el deseo de los
pérfidos es la violencia.

• Mateo 16:16-19: Respondiendo Simón Pedro, dijo: Tú eres el Cristo, el Hijo del
Dios viviente. Y Jesús, respondiendo, le dijo: Bienaventurado eres, Simón, hijo de
Jonás, porque esto no te lo reveló carne ni sangre, sino mi Padre que está en los
cielos. Yo también te digo que tú eres Pedro, y sobre esta roca edificaré mi iglesia;
y las puertas del Hades no prevalecerán contra ella. Yo te daré las llaves del reino
de los cielos; y lo que ates en la tierra, será atado en los cielos; y lo que desates en
la tierra, será desatado en los cielos.

24
B- El nombre de Jesucristo

Jesús nos ha dado potestad de pedir y utilizar su nombre como representantes suyos y
del reino celestial. Aun más somos uno solo en Jesús, somos parte de su cuerpo y
tenemos autoridad en él.

Algunos versículos importantes:


• Gál 3:28: No hay judío ni griego; no hay esclavo ni libre; no hay hombre ni mujer;
porque todos sois uno en Cristo Jesús.

• Rom 12:5: Así nosotros, que somos muchos, somos un cuerpo en Cristo e
individualmente miembros los unos de los otros.

• Efe 2:19: Así pues, ya no sois extraños ni extranjeros, sino que sois conciudadanos
de los santos y sois de la familia de Dios.

• Heb 11:16: Pero en realidad, anhelan una patria mejor, es decir, celestial. Por lo
cual, Dios no se avergüenza de ser llamado Dios de ellos, pues les ha preparado
una ciudad.

• Juan 14:13: Cualquier cosa que ustedes pidan en mi nombre, yo lo hare; así será
glorificado el Padre en el Hijo.

• Jn.15:7: Si permanecéis en mí, y mis palabras permanecen en vosotros, pedid todo


lo que queréis, y os será hecho.

• Flp 2:9: Por lo cual Dios también le exaltó hasta lo sumo, y le confirió el nombre
que es sobre todo nombre.

• Luc 10:17-19: Los setenta regresaron con gozo, diciendo: Señor, hasta los
demonios se nos sujetan en tu nombre. Y El les dijo: Yo veía a Satanás caer del
cielo como un rayo. Mirad, os he dado autoridad para hollar sobre serpientes y
escorpiones, y sobre todo el poder del enemigo, y nada os hará daño.

25
• Mateo 28:18-20: Y llegando Jesús, les habló, diciendo: Toda potestad me es dada
en el cielo y en la tierra. Por tanto, id, y doctrinad á todos los Gentiles,
bautizándolos en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo:
Enseñándoles que guarden todas las cosas que os he mandado: y he aquí, yo
estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo. Amén.

• Lucas 9:1, 10:19: Y JUNTANDO á sus doce discípulos, les dió virtud y potestad
sobre todos los demonios, y que sanasen enfermedades. He aquí os doy potestad
de hollar sobre las serpientes y sobre los escorpiones, y sobre toda fuerza del
enemigo, y nada os dañará.

• Efesios 2:6: Y juntamente nos resucitó, y asimismo nos hizo sentar en los cielos
con Cristo Jesús.

• 1 Pedro 2:9: Mas vosotros sois linaje escogido, real sacerdocio, gente santa,
pueblo adquirido, para que anunciéis las virtudes de aquel que os ha llamado de
las tinieblas á su luz admirable.

C- La sangre de Jesús

La sangre de Jesucristo nos da protección contra el enemigo, limpia, purifica y restaura


principalmente. Por ello debemos aplicarla sobre nuestras vidas, sobre la iglesia, sobre tu casa,
sobre tu familia, sobre tu ciudad, sobre tu nación, etc.

1- La sangre de Jesús nos da la victoria sobre el enemigo: Apo 12:11 dice: “Ellos lo
vencieron por medio de la sangre del Cordero y por la palabra del testimonio de
ellos, y no amaron sus vidas, llegando hasta sufrir la muerte.”

Castellanos, 2011 explica que la Biblia presenta las armas con las que lo vencieron:
Por la Sangre de Jesús, el Cordero de Dios y por la Palabra.

26
Existe una combinación entre la Sangre del Cordero y la confesión, en otras palabras:
“Ellos le han vencido por la confesión de la Sangre del Cordero”.

Salmos 107:2 dice: “Díganlo los redimidos de Jehová, los que ha redimido del
poder del enemigo”

No es suficiente creerlo y pensarlo, es necesario confesarlo. La confesión debe salir


de sus labios, tienen que ser palabras expresadas en voz alta de aquello que la Sangre
de Jesús hizo por nosotros.

2- La sangre de Jesús nos permite la entrada al trono de Dios (a su presencia): “Así


que, hermanos, teniendo libertad para entrar en el Lugar Santísimo por la sangre de
Jesucristo” (Hebreos 10:19).

3- La sangre nos da protección contra la muerte y enfermedades: Éxo 12:13 dice: “Y la


sangre os será por señal en las casas donde estéis; y cuando yo vea la sangre
pasaré sobre vosotros, y ninguna plaga vendrá sobre vosotros para destruiros
cuando yo hiera la tierra de Egipto.”

También Éxodo 12:21-24 dice:

“Y Moisés convocó a todos los ancianos de Israel, y les dijo: Sacad y tomaos
corderos por vuestras familias, y sacrificad la pascua. Y tomad un manojo de
hisopo, y mojadlo en la sangre que estará en un lebrillo, y untad el dintel y los dos
postes con la sangre que estará en el lebrillo; y ninguno de vosotros salga de las
puertas de su casa hasta la mañana. Porque Jehová pasará hiriendo a los egipcios;
y cuando vea la sangre en el dintel y en los dos postes, pasará Jehová aquella
puerta, y no dejará entrar al heridor en vuestras casas para herir. Guardaréis esto
por estatuto para vosotros y para vuestros hijos para siempre”

4- La sangre nos purifica: Lev 8:15 dice: “Después Moisés lo degolló y tomó la sangre
y con su dedo puso parte de ella en los cuernos del altar por todos los lados, y
purificó el altar. Luego derramó el resto de la sangre al pie del altar y lo consagró,
para hacer expiación por él.”

27
También Lev 14:51-52 dice: “Después tomará la madera de cedro, el hisopo y el
cordón escarlata, junto con la avecilla viva, y los mojará en la sangre de la avecilla
muerta y en el agua corriente, y rociará la casa siete veces. Así purificará la casa
con la sangre de la avecilla y con el agua corriente, junto con la avecilla viva, con la
madera de cedro, con el hisopo y con el cordón escarlata.”

Castellanos 2011 dice: en el Antiguo Testamento se usaba el hisopo mojándolo en


sangre y aplicándola pero, en el Nuevo Testamento, el Señor nos lleva a dar un paso más
allá. El hisopo es la confesión que hacemos de la Sangre del Cordero. Cuando usted
entrega su vida a Jesús, dice: “Señor, admito que soy pecador, me arrepiento de todo lo
malo que hice; rescátame, sálvame, te entrego mi vida.” De inmediato, la Sangre de Jesús
derramada en la Cruz del Calvario lava y limpia su vida. ¿Qué debe hacer luego? Una vez
que ha sido lavado, acudirá otra vez a la Cruz, y en un acto de fe, tomará esa Sangre en
un recipiente. Pero no es cualquier sangre, sino la más pura, santa, perfecta que se haya
derramado sobre esta Tierra. La Sangre de Jesús, el Salvador del mundo. Usted toma Su
Sangre con el hisopo, que es su confesión, y comienza a aplicarla a través de su
declaración en fe sobre su vida, su casa, su familia. Hable en fe lo que la Sangre de Jesús
hizo.

5- La sangre nos da perdón de pecados: Lev 5:9 dice: "Rociará también de la sangre de
la ofrenda por el pecado al costado del altar, y el resto de la sangre será exprimida
al pie del altar; es ofrenda por el pecado.”

Por la Sangre de Jesús todos mis pecados han sido perdonados, Efesios 1:7 dice así:

“En quien tenemos redención por su sangre, el perdón de pecados según las
riquezas de su gracia”

También 1Juan 1:7 dice: “Pero si andamos en luz, como él está en luz, tenemos
comunión unos con otros, y la sangre de Jesucristo su Hijo nos limpia de todo
pecado”

28
6- La sangre nos da paz con Dios: Lev 7:14 dice así: “Y de ello presentará una parte de
cada ofrenda como contribución al SEÑOR; será para el sacerdote que rocía la
sangre de las ofrendas de paz.”

7- La sangre nos consagra a Dios: Lev 8:23-24 dice: “Y Moisés lo degolló y tomó de la
sangre y la puso en el lóbulo de la oreja derecha de Aarón, en el pulgar de su mano
derecha y en el pulgar de su pie derecho. Hizo también que se acercaran los hijos
de Aarón; y Moisés puso sangre en el lóbulo de la oreja derecha de ellos, en el
pulgar de su mano derecha y en el pulgar de su pie derecho. Entonces Moisés roció
el resto de la sangre sobre el altar, por todos los lados.”

También Lev 8:30 dice: “Y tomó Moisés del aceite de la unción y de la sangre que
estaba sobre el altar, y roció a Aarón y sus vestiduras, y a sus hijos y las vestiduras
de sus hijos; y consagró a Aarón y sus vestiduras, y a sus hijos y las vestiduras de
sus hijos con él.”

8- La sangre nos santifica: Hebreos 13:12 dice: “Por lo cual también Jesús, para
santificar al pueblo mediante su propia sangre, padeció fuera de la puerta”

9- La sangre nos redime y nos rescata del poder del enemigo, Según Castellanos, 2011
la palabra redención o redimir significa rescatar, quitar de las manos del que cautivó
nuestras vidas, esto fue lo que Jesús hizo por nosotros. Jesús, al morir en la Cruz del
Calvario, libró nuestras vidas del dominio de Satanás que nos tenía aprisionados por
causa de nuestros pecados. La sangre rociada de Jesús fue el precio que el Señor pagó
por nuestra redención.
Según Escuain, 1985 Redención significa: liberado, devuelto mediante el pago de un
rescate, también puede aludir a desatar o comprar en un mercado.

Por la Sangre de Jesús he sido redimido del poder del enemigo. Efesios 1:7 dice así:
“En quien tenemos redención por su sangre…”

29
10- La sangre me justifica: Romanos 5:8- 9 dice: “Mas Dios muestra su amor para
con nosotros, en que siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros. Pues
mucho más, estando ya justificados en su sangre, por él seremos salvos de la ira”

Según castellanos, 2011 hubo un intercambio. Dios tomó a Su Hijo Jesús, que no
conoció pecado, y lo entregó para recibir el castigo que nosotros merecíamos. Por eso
dice que al que no conoció pecado, lo hizo pecado por nosotros. No tenía ninguna culpa,
pero cargó con la nuestra para que fuésemos hechos justicia de Dios en Él. Jesús tomó
todo lo malo que éramos nosotros, y a cambio, nos dio todo lo bueno que es Él. Al hacerlo
así, Dios ya no nos ve como lo que éramos en nuestra condición pecaminosa, sino como
ve a Su Hijo, sin mancha ni pecado.
Según Escuain, 1985 Justificación es el acto por el cual Dios declara que el pecador
que cree en Jesús vienen a ser justo y aceptable ante él, siendo gratuita y por gracia
(favor inmerecido).

11- La sangre de Jesús clama por juicio o misericordia: Hebreos 12:22, 24 dice:

“Sino que os habéis acercado al monte de Sión… a Jesús el Mediador del nuevo
pacto, y a la sangre rociada que habla mejor que la de Abel”

También Apocalipsis 12:11 dice: “Y ellos le han vencido por medio de la sangre del
Cordero y de la palabra del testimonio de ellos, y menospreciaron sus vidas hasta
la muerte”

30
Apliquemos los siete derramamientos de la sangre de Jesús sobre la Nación.
(Iglesia Visión de Futuro, 2017)

1er. derramamiento, FIDELIDAD: San Lucas 22:43-44. Sangre en el Getsemaní


rompió la maldición del engaño, la infidelidad, la traición y la condenación.

2do. derramamiento, REDENCIÓN Y SANIDAD: San Marcos 15:15. Sangre de Su


espalda trae perdón y limpieza de pecados, justificación, santificación y sanidad de toda
enfermedad, plaga, azotes, dolores, infertilidad.

3er. derramamiento, PROSPERIDAD Y CONQUISTA: San Mateo 27:28-30. Sangre de


Su cabeza redime la tierra y da conquista en el área política, empresarial, en los medios
de comunicación, en la educación, en las artes, en las finanzas; libertad intelectual,
profesional, ministerial, política y económica.

4to. derramamiento, IDENTIDAD: San Lucas 22:64. Su sangre nos hace libres del
espíritu de rechazo, las injurias, el menosprecio y todo lo que haya tocado nuestra
autoestima e imparte aceptación, respaldo, fortaleza y valor.

5to. derramamiento, PRODUCTIVIDAD: Sangre que brotó de Sus manos quebranta la


improductividad, pobreza, miseria, escasez, la mediocridad y falta de creatividad. Ahora
nuestras manos sirven para crear, comunicar afecto, trasmitir Su poder; producir,
bendecir, multiplicar, sanar. Para que los dones, talentos y habilidades (intelectuales,
manuales, artísticas, deportivas….) estén a Su servicio.

6to. derramamiento, PROPÓSITO: Sangre de Sus pies restaura el propósito y la vida


adquiere el rumbo correcto. Él nos creó para ejercer autoridad, gobernar, señorear y
dominar sobre todo, y caminar en libertad al trono de la gracia.

7mo. derramamiento, UN NUEVO CORAZÓN: San Juan 19:34. Sangre de Su costado


brotó con agua para que no suframos el abandono y vivamos reconciliados con todos.

31
D- El ayuno

El ayuno bíblico es abstenerse de alimentos en forma parcial o total para un propósito


espiritual. Principalmente el ayuno nos sensibiliza para escuchar la voz de Dios, el
Espíritu Santo (E S) nos fortalece y nos llena de fe echando fuera toda incredulidad de
nuestras vidas, Mar 9:16-29 dice: “Y les dijo: Este género con nada puede salir, sino
con oración y ayuno.”

También se puede ver el ayuno como una ofrenda o como un sacrificio grato a Dios,
sometemos nuestra carne en sacrificio al Dios viviente.

Otras funciones del ayuno como estilo de vida:


• El ayuno nos sensibiliza para escuchar la voz del E S y por lo tanto para conocer
su voluntad, su guía y los planes para nuestra vida.

• Al estar en contacto con el E S nuestra fe es reanimada, incrementada, literalmente


nos llenamos de fe, lo que facilita sanaciones y milagros en nuestras vidas.

• Nuestra comunión o nuestra relación con Dios se ve mejorada, más fortalecida.

• Se abren puertas que antes estaban cerradas.

• El ayuno facilita estar en la presencia de Dios y de esta manera se libera el poder


de Dios sobre nuestras vidas y rompe cadenas y ataduras. También el actuar de
Dios se incrementa sobre amigos y seres queridos que necesitan salvación.

• Viendo el ayuno como un sacrificio a Dios, cuando sometemos nuestra carne, el


orgullo se va y viene mayor humildad a nuestras vidas, facilitándose la obediencia y
el sometimiento hacia Dios y las autoridades.

32
Según la organización Jentezenfranklin, 2018 hay varios tipos de ayuno y Dios honrará
su mejor sacrificio:
• Llena rápido: Se beben solo líquidos por un número de días indeterminados.

• El ayuno de Daniel: no se come carne, no hay dulces y pan. Beber agua y jugo y
comer frutas y verduras.

• 3 días de ayuno: este ayuno puede ser un ayuno completo, de Daniel rápido o
renunciar al menos a un tipo de alimentos.

• Ayuno Parcial: Un ayuno parcial es de 6:00 am a 3:00 pm o de sol a sol. Puede


elegir entre tres tipos de ayuno: uno completo rápido, Daniel rápido o renunciar al
menos un tipo de alimentos.

Romanos 12: 1 dice así: "Os ruego, pues, hermanos, por las misericordias de Dios,
que presentéis vuestros cuerpos en sacrificio vivo, santo, agradable a Dios, [que
es] vuestro culto racional."

Isaías 58: 6 dice: "No es éste el ayuno que yo escogí, desatar las ligaduras de
impiedad, deshacer los haces de opresión, y dejar ir libres a los oprimidos, y que
rompáis todo yugo?"

Referencias de las Escrituras para el ayuno (Mateo 6: 16-18, Mateo 9: 14-15, Lucas 18: 9-
14)
• Mat 6:16: Y cuando ayunéis, no pongáis cara triste, como los hipócritas; porque
ellos desfiguran sus rostros para mostrar a los hombres que están ayunando. En
verdad os digo que ya han recibido su recompensa.

• Mat 6:17-18: Pero tú, cuando ayunes, unge tu cabeza y lava tu rostro, para no
hacer ver a los hombres que ayunas, sino a tu Padre que está en secreto; y tu
Padre, que ve en lo secreto, te recompensará.

33
• Mat 9:14-15: Entonces se le acercaron* los discípulos de Juan, diciendo: ¿Por qué
nosotros y los fariseos ayunamos, pero tus discípulos no ayunan? Y Jesús les dijo:
¿Acaso los acompañantes del novio pueden estar de luto mientras el novio está
con ellos? Pero vendrán días cuando el novio les será quitado, y entonces
ayunarán.

• Luc 18:11-12: El fariseo puesto en pie, oraba para sí de esta manera: "Dios, te doy
gracias porque no soy como los demás hombres: estafadores, injustos, adúlteros;
ni aun como este recaudador de impuestos. "Yo ayuno dos veces por semana; doy
el diezmo de todo lo que gano."

Relación del ayuno con la oración y la lectura de la Palabra ( 1 Samuel 1: 6-8, 17-18,
Nehemías 1: 4, Daniel 9: 3, 20, Joel 2:12, Lucas 2:37, Hechos 10:30,Hechos 13 : 2)
• 1Sa 1:6-8;17-18: Y su rival la provocaba amargamente para irritarla, porque el
SEÑOR no le había dado hijos. Esto sucedía año tras año; siempre que ella subía
a la casa del SEÑOR, la otra la provocaba. Y Ana lloraba y no comía. Entonces
Elcana su marido le dijo: Ana, ¿por qué lloras y no comes? ¿Por qué está triste tu
corazón? ¿No soy yo para ti mejor que diez hijos? (…) Respondió Elí y dijo: Ve en
paz; y que el Dios de Israel te conceda la petición que le has hecho. Y ella dijo:
Halle tu sierva gracia ante tus ojos. Y la mujer se puso en camino, comió y ya no
estaba triste su semblante.

• Neh 1:4: Y cuando oí estas palabras, me senté y lloré, e hice duelo algunos días, y
estuve ayunando y orando delante del Dios del cielo.

• Dan 9:3: Volví mi rostro a Dios el Señor para buscarle en oración y súplicas, en
ayuno, cilicio y ceniza.

• Dan 9:20: Aún estaba yo hablando, orando y confesando mi pecado y el pecado de


mi pueblo Israel, y presentando mi súplica delante del Señor mi Dios por el santo
monte de mi Dios,

34
• Joe 2:12: Aun ahora--declara el SEÑOR-- volved a mí de todo corazón, con ayuno,
llanto y lamento.

• Luc 2:37: y después de viuda, hasta los ochenta y cuatro años. Nunca se alejaba
del templo, sirviendo noche y día con ayunos y oraciones.

• Hch 13:2: Mientras ministraban al Señor y ayunaban, el Espíritu Santo dijo:


Apartadme a Bernabé y a Saulo para la obra a la que los he llamado.

• Hch 10:30: Y Cornelio dijo: A esta misma hora, hace cuatro días, estaba yo orando
en mi casa a la hora novena; y he aquí, un hombre con vestiduras
resplandecientes, se puso delante de mí.

Versículos para el ayuno corporativo (1 Samuel 7: 5-6, Esdras 8: 21-23, Nehemías 9: 1-


3, Joel 2: 15-16, Jonás 3: 5-10, Hechos 27: 33-37)
• 1Sa 7:5-6: Y Samuel dijo: Reunid en Mizpa a todo Israel, y yo oraré al SEÑOR por
vosotros. Y se reunieron en Mizpa, y sacaron agua y la derramaron delante del
SEÑOR, ayunaron aquel día y dijeron allí: Hemos pecado contra el SEÑOR. Y
Samuel juzgó a los hijos de Israel en Mizpa.

• Esd 8:21-22: Entonces proclamé allí, junto al río Ahava, un ayuno para que nos
humilláramos delante de nuestro Dios a fin de implorar de El un viaje feliz para
nosotros, para nuestros pequeños y para todas nuestras posesiones. Porque tuve
vergüenza de pedir al rey tropas y hombres de a caballo para protegernos del
enemigo en el camino, pues habíamos dicho al rey: La mano de nuestro Dios es
propicia para con todos los que le buscan, mas su poder y su ira contra todos los
que le abandonan.

• Esd 8:23: Ayunamos, pues, y pedimos a nuestro Dios acerca de esto, y El escuchó
nuestra súplica.

35
• Neh 9:1-3: El día veinticuatro de este mes se congregaron los hijos de Israel en
ayuno, vestidos de cilicio y con polvo sobre sí. Y los descendientes de Israel se
separaron de todos los extranjeros, y se pusieron en pie, confesando sus pecados
y las iniquidades de sus padres. Puestos de pie, cada uno en su lugar, leyeron en
el libro de la ley del SEÑOR su Dios por una cuarta parte del día; y por otra cuarta
parte confesaron y adoraron al SEÑOR su Dios.

• Joe 2:15-16: Tocad trompeta en Sion, promulgad ayuno, convocad asamblea,


reunid al pueblo, santificad la asamblea, congregad a los ancianos, reunid a los
pequeños y a los niños de pecho. Salga el novio de su aposento y la novia de su
alcoba.

• Jon 3:5-10: Y los habitantes de Nínive creyeron en Dios, y proclamaron ayuno y se


vistieron de cilicio desde el mayor hasta el menor de ellos. Cuando llegó la noticia
al rey de Nínive, se levantó de su trono, se despojó de su manto, se cubrió de
cilicio y se sentó sobre ceniza. E hizo proclamar y anunciar en Nínive, por decreto
del rey y de sus grandes, diciendo: Ni hombre ni bestia, ni buey ni oveja prueben
cosa alguna; no pasten ni beban agua, sino cúbranse de cilicio hombres y
animales, y clamen a Dios con fuerza, y vuélvase cada uno de su mal camino y de
la violencia que hay en sus manos. ¡Quién sabe! Quizá Dios se vuelva, se
arrepienta y aparte el ardor de su ira, y no perezcamos. Y vio Dios sus acciones,
que se habían apartado de su mal camino; entonces se arrepintió Dios del mal que
había dicho que les haría, y no lo hizo.

• Hch 27:33-37: Y hasta que estaba a punto de amanecer, Pablo exhortaba a todos a
que tomaran alimento, diciendo: Hace ya catorce días que, velando continuamente,
estáis en ayunas, sin tomar ningún alimento. Por eso os aconsejo que toméis
alimento, porque esto es necesario para vuestra supervivencia; pues ni un solo
cabello de la cabeza de ninguno de vosotros perecerá. Habiendo dicho esto, tomó
pan y dio gracias a Dios en presencia de todos; y partiéndolo , comenzó a comer.
Entonces todos, teniendo ya buen ánimo, tomaron también alimento. En total
éramos en la nave doscientas setenta y seis personas.

36
Recuerde que es la actitud de un corazón, cuando sinceramente le buscan, a la que
Dios responde con una bendición (Isaías 58, Jeremías 14:12,1 Corintios 8: 8).
• Isa 58:1-14: (…) He aquí, ayunáis para contiendas y riñas, y para herir con un puño
malvado. No ayunéis como hoy, para que se oiga en lo alto vuestra voz. ¿Es ése el
ayuno que yo escogí para que un día se humille el hombre? ¿Es acaso para que
incline su cabeza como un junco, y para que se acueste en cilicio y ceniza?
¿Llamaréis a esto ayuno y día acepto al SEÑOR? ¿No es éste el ayuno que yo
escogí: desatar las ligaduras de impiedad, soltar las coyundas del yugo, dejar ir
libres a los oprimidos, y romper todo yugo? ¿No es para que partas tu pan con el
hambriento, y recibas en casa a los pobres sin hogar; para que cuando veas al
desnudo lo cubras, y no te escondas de tu semejante? Entonces tu luz despuntará
como la aurora, y tu recuperación brotará con rapidez; delante de ti irá tu justicia; y
la gloria del SEÑOR será tu retaguardia. Entonces invocarás, y el SEÑOR
responderá; clamarás, y El dirá: "Heme aquí." Si quitas de en medio de ti el yugo,
el amenazar con el dedo y el hablar iniquidad (…).

• Jer 14:12: Cuando ayunen, no escucharé su clamor; cuando ofrezcan holocausto y


ofrenda de cereal, no los aceptaré; sino que con espada, con hambre y con
pestilencia los destruiré.

• 1Co 8:8: Pero la comida no nos recomendará a Dios, pues ni somos menos si no
comemos, ni somos más si comemos.

37
E- La armadura de Dios

Efe 6:11-18 dice así: “Revestíos con toda la armadura de Dios para que podáis
estar firmes contra las insidias del diablo. Porque nuestra lucha no es contra
sangre y carne, sino contra principados, contra potestades, contra los poderes de
este mundo de tinieblas, contra las huestes espirituales de maldad en las regiones
celestiales. Por tanto, tomad toda la armadura de Dios, para que podáis resistir en
el día malo, y habiéndolo hecho todo, estar firmes. Estad, pues, firmes, CEÑIDA
VUESTRA CINTURA CON LA VERDAD, REVESTIDOS CON LA CORAZA DE LA
JUSTICIA, y calzados LOS PIES CON EL APRESTO DEL EVANGELIO DE LA PAZ; en
todo, tomando el escudo de la fe con el que podréis apagar todos los dardos
encendidos del maligno. Tomad también el YELMO DE LA SALVACION, y la espada
del Espíritu que es la palabra de Dios. Con toda oración y súplica orad en todo
tiempo en el Espíritu, y así, velad con toda perseverancia y súplica por todos los
santos”

La armadura de la fe nos permite estar firmes ante el enemigo y así el huirá de


nosotros, Santiago 4:7 dice así: “Por tanto, someteos a Dios. Resistid, pues, al diablo
y huirá de vosotros.”

La armadura de la fe consta de:


• Cinturón de la verdad: desechar toda mentira y vivir en la verdad (la palabra de
Dios).

• Coraza de justicia: ser justos en todo lo que hacemos y someternos a la justicia de


Dios (justificación, gracia, bendición, sanidad, perdón, prosperidad,etc).

• El calzado de anunciar las buenas nuevas: el propósito de la iglesia es ganar


almas. (Marcos 16:15 dice: “Y les dijo: Id por todo el mundo; predicad el
evangelio á toda criatura.”)

• El escudo de la fe: tener una fe viva y por lo tanto en crecimiento constante.


Santiago 2:20 dice así: “¿Mas quieres saber, oh hombre vano, que la fe sin obras es
muerta?”

38
• El yelmo de la salvación: haber recibido a Jesús como señor y salvador, ser hijos
de Dios, tener nuestros nombres escritos en el libro de la vida.

• La espada del espíritu: la palabra de Dios, la biblia.

• La aptitud correcta: estar atentos, velando, despiertos, perseverantemente y en


oración.

39
Referencias
• Larousse Diccionario Básico Lengua Española. 2013. Primera edición-
2ª.reimpresion impreso en México. Compañía editorial ultra, S.A. de C.V. México,
D.F.

• Iglesia Visión de Futuro .Apliquemos los siete derramamientos de sangre de Jesús


sobre la nación y le traeremos vida y resurrección (Documento en línea).
Consultado en 2017.

• Jentezenfranklin.org. 2018. FASTING BASICS. (Documento en línea). Disponible


en www.jentezenfranklin.org/fastingbasics.com.

• Cesar Castellanos D. 2011. CAMBIA TU ADN PARA RECIBIR LINAJE REAL.


Publicado por G12 Editores.

• Kewin Fabian Quintero A. 2006. IMPERIOS Y REINOS ESPIRITUALES.


(Documento en línea). Disponible en Imperios y reinos espirituales (guerra
espiritual) – Kevin … PDFdata4safe.com › grey › uploads › 2017/05.

• N. Daniel Venturini. 2006. CONFERENCIA I y II: “INTERCESIÓN Y GUERRA


ESPIRITUAL”. (Documento en línea).

• Benny Hinn. 1994. LA SANGRE. Editorial Caribe. 24ª Impresión.

• Vila Escuain. 1985. NUEVO DICCIONARIO BIBLICO ILUSTRADO. Editorial Clie.

40