Vous êtes sur la page 1sur 10

Examen de admisión 2018

PALABRAS EN EL CONTEXTO

Revisemos ahora los pasos mentales para extraer Inferir el significado de una palabra u
expresión dentro del texto.

INFERIR EL SIGNIFICADO DE UNA PALABRA, A TRAVÉS DE CLAVES CONTEXTUALES: herramienta


mental que permite aprovechar las claves que el mismo texto entrega para proponer el
sentido que una palabra o expresión particular tiene en el contexto en el cual se encuentra.

Inferir el significado de una palabra

PASOS:

1. Leer el texto 2. Identificar la palabra o expresión requerida. 3. Releer el fragmento del texto
en el cual está inserta la palabra 4. Relacionar la palabra con el sentido o significado global del
fragmento. 5. Buscar pistas o claves específicas del fragmento, para determinar el significado
de la palabra o expresión. 6. Sustituir la palabra original por el nuevo significado, comprobando
que se mantenga el sentido original de la información 7. Expresar el significado otorgado a la
palabra o expresión requerida

VEAMOS CÓMO SE APLICA CADA PASO MENTAL

PASO 1. Leer el texto

Lees el texto completo y cuando te encuentras en tu lectura con una palabra que no conoces,
lee hasta el final de la oración o del párrafo.

PASO 2. Identificar la palabra o expresión requerida.

Identifica y destaca la palabra o expresión desconocida y que necesitas conocer para


comprender mejor el sentido del texto.

PASO 3. Releer el fragmento del texto en el cual está inserta la palabra.

Vuelve a leer la oración o párrafo detenidamente. Trata de aprovechar el contexto para inferir
el significado de esta palabra desconocida.

Inferir el significado de una palabra


PASO 4. Relacionar la palabra con el sentido o significado global del fragmento.

Posteriormente, intenta relacionar la palabra desconocida con todo lo que dice el párrafo y el
texto mismo donde está inserta. Detente, específicamente en las palabras que están muy
cerca de éstas.

PASO 5. Buscar pistas o claves específicas del fragmento, para determinar el significado de la
palabra o expresión.

A continuación, busca algunas pistas dentro del fragmento, donde está la palabra desconocida,
que te permitan comprender el sentido de ésta. Pregúntate ¿A qué se refiere? ¿Qué palabras
vienen antes o después? ¿En qué momento del texto se ocupa?

PASO 6. Sustituir la palabra original por el nuevo significado, comprobando que se mantenga el
sentido original de la información.

Cuando ya comprendes lo que significa la palabra destacada por ti, a partir de todo lo que te
aportó el contexto, utiliza un sinónimo o expresión similar para reemplazarla, verificando que
el sentido de la oración, del fragmento y el texto, se mantenga correctamente.

PASO 7. Expresar el significado otorgado a la palabra o expresión requerida.

El contexto es un conjunto de circunstancias en que se produce el mensaje o informacion


(lugar y tiempo, cultura del emisor y receptor) y que permiten su correcta comprensión.

A. Lee este escrito. Luego, encierra en un circulo la definición de cada palabra destacada.
Informe de un sobreviviente

Las acciones de don Cristóbal Sotomayor probaron ser en exceso temerarias. Nadie en su sano
juicio debe apercibirle a su enemigo la ruta por donde ha de transitar. Y menos si uno cuenta
con una tropilla tan exigua, si se compara con su enemigo tan numeroso.

1. temerarias

· cobardes

· valientes

· imprudentes ante el peligro

2. apercibirle

· ocultarle

· avisarle

· perdonarle un pecado

3. exigua

· enorme

· reducida

· sumamente elegante

Contesta:

· ¿Sabias el significado de estas palabras? ¿Como supiste cual era la opción correcta para
cada una?

Descifrar el significado de una palabra por el contexto en el que se presenta, ya sea en una
oración o en un párrafo, es una buena forma de enriquecer nuestro vocabulario. No obstante,
esta destreza nunca provee tanta información como el diccionario, así que nunca debe
sustituirlo.
B. Define las palabras destacadas, según el contexto de cada oración.

1. A pesar de ser gente de paz, nuestros indios fueron aguerridos ante la amenaza española.

_____________________________________________________________________________
_____

2. Don Cristóbal no se amilano con las advertencias; ese hombre no le temía a nada.

_____________________________________________________________________________
___

3. Nadie era mas taimado que Juan González: como decimos hoy día, se las sabia todas.

_____________________________________________________________________________
___

4. La reyerta fue sangrienta, ambos bandos lucharon hasta la muerte.

_____________________________________________________________________________
___

5. Guanina y don Cristóbal fueron inhumados al pie de una milenaria ceiba.

_____________________________________________________________________________
___

C. Lee el siguiente texto:

Guanina
Sus ojos eran negros como la mas entenebrecida. Sus cabellos flotaban cual ondeos de
azabache. Su tez semejaba el broncíneo tono de algunas estatuas.

Pero lo mas bello de Guanina no radicaba en ninguno de sus atributos fisicos, si no en la


capacidad de amar, tanto a su idolatrado don Cristóbal, como a sus semejantes.

· Parea las palabras destacadas con sus definiciones. Sobran dos opciones.

____1. entenebrecida

____2. ondeos

____3. broncíneo

____4. atributos

____5. idolatrado

____6. semejantes

a. Parecido al bronce

b. Cualidades

c. Que tiene buenas ideas

d. Parecidos

e. Oscura

f. Prójimos

g. Amado

h. Ondulaciones

Razono

Completa estas oraciones con las palabras correcta.


1. José Antonio Dávila describe a Guanina como linda moza y hembra
_____________________

a. molesta

b. brava

c. enfadada

2. Para los españoles, Juan González era el lengua, es decir, el


____________________________

a. cantante

b. interprete

c. actor

3. Según el poema, sobre la tumba de los amantes florece una amapola roja y un lirio.

a. gualda

b. níveo

c. encarnado

La Palabra y su contexto

martes, 19 de julio de 2016

Para conocer el significado real de las diferentes clases de palabras es necesario que
tengamos en cuenta el contexto en el cual se encuentran, es por ello que se debe tomar en
cuenta este aspecto de gran importancia a la hora de redactar cualquier tipo de producción
escrita.
Toda palabra, como signo que es, consta de significante + significado; y no tiene valor
propio, sino que lo recibe al oponerse a las demás palabras, tanto por su forma como por su
significación.

Palabras como colgar se opone formalmente a colocar, porque ambos vocablos constan
de fonemas distintos; y los dos se oponen semánticamente porque colgar se relaciona con
suspender, tender, pender, ahorcar, etc., mientras que colocar se relaciona con poner, situar,
disponer, instalar, acomodar, etc.. Estos dos vocablos poseen, pues valores semánticos
diversos. (Lázaro-Tusón; 1987:114).

La Gramática Tradicional ha dado gran importancia a la inadecuación entre el significante y el


significado porque a cada significado debería corresponder un significante diferente. No
siempre ocurre así, y, por tanto, la semántica estructural ha estudiado las diferentes relaciones
(semánticas), para comprobar, por ejemplo, en una de estas relaciones, que una misma
imagen acústica sirve para expresar ideas diferentes.

Observamos la palabra sol, que posee un mismo significante, pero varios significados,
pues se refiere a:

§ sol : Un astro.

§ sol : Una nota musical.

§ sol : Unidad monetaria del Perú.

Clases de relaciones semánticas (significado).

En ocasiones a un solo significante corresponde un solo significado: cenicero, bolígrafo,


etc. Esta relación unívoca entre significado y significante se llama monosemia. Pero otras
veces, un solo significante sirve para expresar significados distintos; a dicho fenómeno se le da
el nombre de polisemia. Ejemplo: operación: "intervención quirúrgica", "acción de guerra",
"suma, resta, multiplicación", "especulación mercantil", etc.; lomo: "de un libro", " del
cerdo", "de un cuchillo".

Sinonimia:

Un mismo significado puede tener diversos significantes. Este fenómeno se denomina


sinonimia. Otros autores prefieren llamarlo homosemia o polinimia; y las palabras que, con
distinta forma, significan lo mismo, palabras homosémicas o polinímicas. Ejemplo: dudar y
vacilar; holgazán y haragán; burro, asno y jumento.
Antonimia:

La antonimia (antisemia) ha sido explicada tradicionalmente razonando que existe


oposición entre dos vocablos como frío y caliente, vivo y muerto. Sin embargo, existe
diferencia entre estas dos relaciones, pues no se puede estar más vivo que muerto, mientras
que entre frío y caliente puede haber situaciones graduales intermedias. Por lo tanto hay tres
tipos de antonimia:

* Los antónimos propiamente dichos: cuando la existencia de uno de ellos no supone la


negación del otro. Por ejemplo, entre los vocablos caliente y frío pueden establecerse por sus
cualidades otros estados intermedios: templado, tibio, cálido, e incluso, los dos términos
admiten gradación relativa: poco, algo, bastante, muy caliente/frío.

* Los complementarios: establecen una oposición binaria en la que un término excluye


sistemáticamente al otro, ya que entre los dos completan la totalidad: niño/niña,
hombre/mujer; no admiten gradación.

* Los recíprocos: ambos se suponen entre si al establecer entre ellos una relación inversa. Por
ejemplo, lo contrario de vender es no vender, sin embargo para que alguien pueda vender
necesariamente tiene que haber alguien que compre. Son recíprocos también los términos
tío/sobrino, mortal/inmortal.

Homonimia:

Como nos referimos a significantes o imágenes acústicas, son homónimos los vocablos que
tienen un mismo sonido aunque se escriban de modo diferente (diferentes grafemas). Algunos
lingüistas denominan a estos últimos parónimos. En ambos casos, tienen distinta significación.

Homónimos:

§ llama : animal o fuego.

§ damas : juego o mujer

§ carta : misiva o naipe

Homófonos:
§ rebelar y revelar

§ perjuicio y prejuicio

§ actitud y aptitud

§ absorber y absolver

§ acerbo y acervo.

La palabra y el contexto.

En el proceso de la comunicación, es decir, cuando las personas se comunican, entre


hablante y oyente se dan procesos inversos: en el hablante se cumple un proceso
onomasiólogico, que consiste en la búsqueda del significante para el concepto que quiere
exteriorizar; mientras que en el oyente se cumple un proceso semasiológico, que consiste en la
búsqueda del significado para el significante que ha percibido.

De lo anterior se deduce que lo que va de uno a otro es el significante, porque el


concepto reside en la experiencia de cada comunicante.

Veamos un ejemplo: cuando A y B hablan, y A dice libro, si B tiene la experiencia,


decodifica libro; pero si no la tiene debe recurrir al diccionario.

Por otra parte, la palabra libro podría ser emitida en una de estas expresiones: “Yo
compré un libro"; “José es un libro".

¿Significa libro en ambos casos lo que ha encontrado B en el diccionario? ¿Qué


determina que libro pueda tener significados diferentes? Las demás palabras entre las que se
encuentra libro, tanto en el ejemplo primero como en el segundo, condicionan lo que debe
entender el oyente por dicha palabra.

En el primer caso la palabra libro denota (nombra la cosa como lo que es, de una
manera objetiva, directa); quiere decir que "he comprado un objeto, un libro en el que se lee o
se estudia". En el segundo caso la palabra libro connota (refiere cualidades o características
que libro evoca); podría querer decir que "José sabe mucho".

Las palabras que denotan son objetivas, directas, monosémicas, monovalentes,


unívocas (todos estos términos son más o menos sinónimos); en cambio, las palabras que
connotan son subjetivas, indirectas, polisémicas, polivalentes, multívocas (todos estos
términos son más o menos sinónimos).