Vous êtes sur la page 1sur 8

Rompiendo maldiciones generacionales

Éxodos 20:5; Éxodos 34:7

Éxodo 20:5-6 (NTV) Éxodo 34:7 (NTV)


No te inclines ante ellos ni les rindas 7 Yo derramo amor inagotable a mil

culto, porque yo, el SEÑOR tu Dios, generaciones, y perdono la iniquidad,


soy Dios celoso, quien no tolerará que la rebelión y el pecado. Pero no
entregues tu corazón a otros dioses. absuelvo al culpable, sino que
Extiendo los pecados de los padres extiendo los pecados de los padres
sobre sus hijos; toda la familia de los sobre sus hijos y sus nietos; toda la
que me rechazan queda afectada, familia se ve afectada, hasta los hijos
hasta los hijos de la tercera y la de la tercera y cuarta generación».
cuarta generación. 6 Pero derramo NIETOS, BISNIETOS Y
amor inagotable por mil generaciones TATARANIETOS.
sobre los[a] que me aman y obedecen
mis mandatos.

- ¿Padece usted de alguna - Mi madre fue infiel y aunque yo


enfermedad hereditaria? aborrecí esa idea, también estoy
- ¿Considera que su carácter es igual saliendo con un hombre casado
al de sus padres? - Mis hermanos y hermanas “han
- ¿Alguna vez ha intentado suicidarse? tenido que casarse”
- ¿Tiene arrebatos de ira - En mi familia ha habido alcohólicos
incontrolable? tanto hombres como mujeres, y mis
- ¿Se ha divorciado alguna vez? hijos adolescentes están tomando
- ¿Siente que a pesar de su lucha por mucho.
salir adelante, su vida no avanza? - No veo progreso en mi vida espiritual
- ¿Sus padres eran Idolatras? - En mi familia las mujeres siempre
- ¿Visito usted o sus padres alguna vez tienen abortos espontáneos, o son
algún brujo? estériles
- ¿Rezó, oró, pidió, alguna vez al - No duro en ningún trabajo, siempre
demonio? me despiden o las empresas cierran
- ¿Tiene o guarda algún objeto de su - No puedo ser feliz, siento que algo
pasado? malo va a pasar
- ¿Tiene sueños sobre otra vida? - ¿Conforme sus hijos van creciendo
- Todos en mi familia han muerto a los nota, como que algunas cosas que
39 años hacen, usted las hizo en su tiempo
- Todas mis hermanas se han también?
divorciado
Existe un hilo común de circunstancias que van de generación en generación.
Usted puede ser libre de esas maldiciones y en lugar de esas maldiciones, puede
obtener bendiciones. Un pastor predicando en una cárcel hizo esta pregunta
“¿Cuántos de ustedes tuvieron a sus padres o abuelos en prisión?” Y ¿Cuántos de
ustedes tienen hijos o nietos que se han metido en más de una vez en problemas
con la justicia?” la respuesta a esas preguntas fue alarmante ya que Cerca del cien
por ciento de los presos levantaron la mano como respuesta a ambas preguntas.
Porque entendían que la iniquidad de los padres pasa de una generación a la
siguiente. ¿Por eso la necesidad de prisiones es cada vez mayor? Porque el preso
saldrá de la prisión, pero no cambia. Y La mayoría de ellos vuelven a caer en ella.
No sólo regresan, sino que la misma iniquidad que los lleva a ellos a la cárcel, hace
que sus hijos y nietos terminen en prisión algún día, en otras palabras “de tal palo,
tal astilla”.

1. La Definición de Familia: Conjunto de personas con el mismo


origen, o características, grupo de personas vinculadas entre sí, por relaciones de
matrimonio, parentesco, o afinidad, se dice de personas que tienen el mismo gusto
y caracteres, de un mismo diseño heredado.

Una familia puede ser tan pequeña como el esposo la esposa y los hijos, o Puede
ser tan grande como una ciudad o una nación, Ciertas familias tienen sus
características; y ciertas ciudades también, Pero necesitamos comprender que no
tenemos por qué aceptar las características negativas de nuestros antepasados. No
tienen por qué perseguirnos durante el resto de nuestras vidas. Las podemos
romper,

¿Qué está haciendo que piense y me conduzca de una manera que no agrada a
Dios? ¿Qué está haciendo que actúe violentamente con mis hijos sin razón
aparente? ¿Por qué me da la impresión de que no puedo retener ningún trabajo
por un buen tiempo? Es hora de romper esa maldición que se halla en nuestra
vidas, de una vez por todas, y caminemos en la libertad que nos proporcionó Jesús
por medio de la cruz,

Empecemos por el principio entonces, ¿qué es una maldición? Es atar a


una persona o un grupo de personas (familia, pueblo, país) con palabras
o blasfemias; o por acciones o voluntad de alguien. Condenar.

Testimonio: una pareja de esposo contó que unos dos meses después de que, su
hijo mayor Calen, comenzara en primer grado, la mamá recibió una llamada
telefónica de la maestra del niño. Ésta le dijo que su hijo estaba muy nervioso y
sentía pánico pensando que su mamá no lo fuera a recoger a la escuela. No le
tenía miedo a ninguna otra cosa; sólo a quedar separado de su madre. Un día, el
papa del niño estaba hablando con su padre, acerca de la situación. Y De repente,
fue como si se encendiera una luz en los ojos del abuelo, quien le dijo: “Yo sé
exactamente de qué se trata”. Cuando yo tenía la misma edad de mi nieto, SE
ACTIVAN… CUANDO EL NIÑO ENTRO A PRIMER GRADO, IGUAL QUE EL
ABUELO.

VELORIO -- MUJER SUICIDÓ - MADRE – HERMANA… NIÑA DE 3 AÑOS… EL


PASTOR ORÓ POR ELLA

Mi propia maldición del pecado sexual --- testimonio.

LAS CADENAS PUEDEN SER DE PECADO, DE ENFERMEDADES, VICIOS, DE


PACTOS E IDOLATRIA

los espíritus son transferible de generación a generación, usted no sabe lo que su


mamá, o papá hizo cuando usted estaba en el vientre, pudo haberlo ofrecido a
algún ídolo, pudo haber hecho algún pacto satánico, “la maldición es como una
serpiente que está escondida debajo de una piedra” que mientras no levantemos
la piedra esa serpiente estará allí, hasta que alguien la descubra y la saque fuera,
aunque nosotros somos salvos, y vivimos en Cristo, no estamos exentos de sufrir
los efectos de una maldición generacional: todo cristiano debe Invocar la sangre
de cristo sobre su vida, y romper con todo aquello que lo liga, a vivir como sus
antepasados, o a tener sus gustos, sus caracteres, su forma de vivir, de andar, de
caminar, debe de despojarse de esa mala costumbre de decir es que así soy yo, o
así era mi mama, o mi papa, y por esa razón yo soy así.

COMO DICEN COMUNMENTE, “ASÍ SOMOS LOS GONZÁLEZ” “LOS DE ORIENTE


SOMOS ASÍ” “MI SANGRE, MI APELLIDO”….-

Hay 4 tipos de maldiciones


1- maldición justa: originadas por rebeldía contra Dios,
a. ejemplo la idolatría.
b. Ocultismo

2- maldiciones impuestas: originadas por palabras de una persona hacia otra.


a. Eres un maldito, un malnacido, etc.
b. Invocaciones espiritistas
c. Consultar horóscopos, lectura de tarot, pedir trabajos de brujería

3- Maldiciones bíblicas
a. Rebeldía hacia las autoridades y blasfemia – María habló mal de
Moisés y le dio lepra. Cam no respetó la desnudez de su padre Noé.
b. Robar a Dios con los diezmos y ofrendas. Es falta de gratitud y falta
de obediencia. Malaquías 3:8-9

4- Automaldiciones: (profetizar negativamente)


a. Rebeca al engañar a Isaac junto con Jacob –aparte de darle muy mal
ejemplo – dijo, que sea sobre mi tu maldición, solo hazme caso.
Génesis 27:13
b. ¿estoy cansada de vivir nada me sale bien? ¿De qué me sirve todo lo
que he hecho lo mejor sería que me muriera? Eso mismo dijo Rebeca
(Génesis 27: 46) Job Maldijo el día que nació, (Job 3: 1-13) También
Elías Maldijo sus días (Reyes 19: 3-4)
c. Yo nunca me voy a casar para que no me vaya mal como a mi mamá
y mi abuela.
d. Esta enfermedad me va a matar
e. Yo no sirvo para ser madre, los niños son insoportables. (si resulta
embarazada ya maldijo a sus hijos y su relación con ellos)

2. Una maldición puede venir a través de nuestras


palabras: aunque estas sean pronunciadas, escritas, pensadas o dichas a la
ligera, tienen un efecto tan poderoso que la Biblia afirma: “que la vida y la muerte
están en poder de la lengua” (Proverbios 18:21) Podemos estar maldiciendo a
nuestras familias y a nuestros hijos con las palabras, por eso el cristiano debe de
tener cuidado con lo que habla, para no caer en la trampa de una maldición,
Ejemplo: una mujer está orando por su marido y cada día que lo ve llegar a la casa
le dice ¿vos nunca cambias, te voy a dejar…? Lo amenaza..!! O ha escuchado a
personas que dicen: También hay algunas expresiones que fueron hechas por
nuestros padres en más de alguna ocasión como: SOS un tonto? No servís para
nada? Sos un Idiota, o Sos un Burro, o Sos un estupido, aún más cruel: si yo ni te
quería parir, ni quería hijo, podemos hasta encontrarnos con hijos no deseados o
hasta madres violadas, o hijos semi-abortados que fueron salvados. Una maldición
Generacional puede ser ocasionada por la idolatría de nuestros padres (Éxodos 20:
4-5) también por cualquier objeto de veneración que esté en nuestras casas o con
cosas que tengan relación con brujería, ocultismo, o santería, la maldición puede
estar allí siendo de nuestro conocimiento o no (Deuteronomio 7: 25-26)

¿Ya estamos suficientemente asustadas? ¿Qué hacemos?

3. ¿Cómo Romper la maldición? Los creyentes necesitamos


comprender el principio espiritual de la causa y el efecto. Sin comprender el poder
de Jesús y su sangre, no podemos ser libres y vamos a seguir fallando todo el
tiempo. Necesitamos comprender la verdad que nos hace libres. En Juan 8:32-36,
Jesús le estaba hablando a los judíos que Creían en Él, y que ya lo habían
reconocido como Salvador. Pero no podían comprender por qué, siendo hijos de
Abraham, necesitaban ser liberados. En Juan 8:33, dijeron que ellos no eran
esclavos de nadie. No comprendían que con cada pecado cometido ya fuera por
ellos, o por sus ancestros, por su ciudad o por su nación, había una maldición
espiritual unida a ese pecado. Los cristianos también necesitamos hacer algo más
que nacer de nuevo y recibir el perdón; y es romper toda maldición ancestral, a
menudo escucho predicadores que dicen: que Jesús llevo todo nuestros pecados
en la cruz, y eso es verdad, también oigo decir que cristo llevo todas nuestras
enfermedades sobre su cuerpo, y también eso es verdad, Pero lo que también
Jesús llevo sobre la cruz y en su cuerpo fue nuestras maldiciones; eso lo dice en
(Gálatas 3: 13) Hermanos…! Jesús no llevo solamente los pecados y las
enfermedades, sino que también nuestras maldiciones y mientras esta revelación
no este sobre ti y la entiendas, la serpiente estará debajo de esa la piedra, sino
porque estas padeciendo las enfermedades de tus padres, o de tus abuelos
pregúntate..! Es tiempo que levantes la piedra y saques todo lo que está debajo y
lo saques fuera de tu vida, ¡ahora no… mañana..! Recuerdan las plagas de
Egipto--- las ranas… Faraón le dice a Moisés que le ore al Señor para que se
vayan las ranas …

ÉXODO 8:9 —¡Tú fija la hora! —respondió Moisés—. Dime cuándo quieres que ore
por ti, por tus funcionarios y por tu gente. Entonces tú y tus casas se librarán de
las ranas, y estas quedarán solo en el río Nilo.
10 —Háganlo mañana mismo —dijo el faraón.

Así que ni una noche más con las ranas. Ni una noche más con las
maldiciones, pecados, enfermedades, pactos, vicios generacionales.

¿Cómo lo hacemos:?
La maldición es lo opuesto de la bendición (Deuteronomio 28)

Si obedeces o si no obedeces. Todo tiene que ver con la obediencia – PECADO


ORIGINAL EN EL EDÉN.

Tres pasos de cómo romper la maldición:


A- Arrepentirse: tenemos que reconocer que hemos confesado/dicho, decretado
algo malo y arrepentirnos de todo corazón.

B- Revocar: o sea cancelar lo que sea que dijimos que estuviera mal (Marcos 14:
66-72) y (Juan 21: 15- 17)

C- Perdonar y bendecir a quien produjo o pronunció maldición en nuestra vida,


especialmente nuestros padres.
D- Reemplazar: tenemos que reemplazar nuestra mala confesión anterior por una
confesión correcta en otras palabras diciendo palabras positivas. Este atento a
toda la enseñanza que estaré dando otros pasos importantes.

4. Necesitamos recibir nuestra libertad: Jesús les estaba


diciendo en el versículo 36: “Cuando yo los libere, van a ser verdaderamente
libres. No sólo los voy a perdonar, sino que también voy a romper la maldición que
llevan encima y que está relacionada con el pecado”. (Lázaro) Si el Hijo nos ha
hecho libres, vamos a ser verdaderamente libres. La palabra “verdaderamente”
significa que Jesús va a romper la maldición, y nosotros podremos vivir realmente
libres. No sólo nos va a perdonar nuestro pecado, sino que va a romper la
iniquidad que lo acompaña. Es importante comprender que un judío siempre podía
lograr que sus pecados le fueran perdonados, pero nunca podía lograr que se
rompiera la maldición de ese pecado. El rey David y su familia son un notable
ejemplo. David fue perdonado, pero la maldición de su pecado pasó a su familia.
Le voy a explicar a partir de la misma Palabra de Dios la Forma en que esto
funciona:

Cuando nacemos de nuevo, recibimos el perdón de nuestros pecados. Pero


entonces, necesitamos clamar por la sangre de Jesús sobre nuestra vida para
desterrar al desierto la iniquidad y caminar en libertad.

El poder que recibimos a través de la muerte, resurrección y ascensión de Cristo.

A través de su muerte somos salvos

A través de su resurrección tenemos acceso a la resurrección

A través de su ascensión podemos llegar a lugares celestiales, confiadamente al


trono de la gracia.

5. Cierre la puerta trasera: En (Mateo 12:43-45) Dice: Cuando el espíritu


inmundo sale del hombre, anda por lugares secos, buscando reposo, y no lo halla.
Entonces dice: Volveré a mi casa de donde salí; y cuando llega, la halla
desocupada, barrida y adornada. Entonces va, y toma consigo otros siete espíritus
peores que él, y entrados, moran allí; y el postrer estado de aquel hombre viene a
ser peor que el primero. En el mismo momento en que recibimos a Jesús, todas las
fuerzas de las tinieblas que están atacando nuestra vida salen huyendo. Van a ese
lugar desierto, en busca de un sitio donde descansar. Quedamos limpios de
nuestro pecado, y la causa de la maldición espiritual huye a ese lugar desierto,
pero regresa en busca de una puerta abierta. Aunque nuestra vida haya sido
barrida y adornada, lavada con la sangre y purificada, si descubre que no
comprendemos las maldiciones espirituales y hemos dejado una puerta abierta,
regresa y la situación es peor que antes.
Yo veo suceder esto en muchas familias cristianas. Una persona sale de un estilo
de vida lleno de pecado, recibe la salvación, y entra en el ministerio o se involucra
en su iglesia; después, cría a sus hijos en la iglesia. Entonces, cuando los hijos
llegan a la adolescencia, salen a hacer las mismas cosas que solían hacer los
padres, sólo que mucho peores. Nosotros nos quedamos estupefactos y
preguntamos: “¿Qué sucedió? ¿Qué anda mal? Nuestros hijos fueron criados en la
iglesia, pero están haciendo exactamente lo mismo que hacíamos nosotros antes
de ser salvos”. Esto se debe a que barrimos la casa, pero no cerramos la puerta
por medio de la sangre de Jesús, al no Darnos cuenta de que teníamos que
romper esa maldición de familia.

Romanos 6:23 dice que la paga del pecado es muerte. Esto no habla sólo de la
muerte después de la cual tenemos por delante el cielo o el infierno. El divorcio es
parte de esa muerte; lo son la pobreza, el racismo, la ira que destruye los
matrimonios y las familias, y también las depresiones y las enfermedades. La
gente recibe la salvación, pero no ha aprendido a poner la sangre sobre la puerta
de su tabernáculo. Cuando usted se da cuenta, y usa el poder de la sangre de
Jesús, esos espíritus y esas maldiciones no lo pueden tocar, El divorcio tratará de
llegar, pero cuando vea la sangre sobre la puerta de su tabernáculo, no va a poder
entrar. Las enfermedades, la depresión, la ira, la violencia y todas las cosas
malvadas van a tratar de arremeter contra usted y contra su Familia, pero si usted
tiene la sangre de Jesucristo en el dintel de su casa, estará viviendo bajo la
Protección divina.

Si usted acostumbra a decir, o si oye que alguien dice: “De tal palo, tal
astilla”, aplíquele a esto la sangre de Cristo y la adopción en la familia de
Dios.

Romanos 8:15Traducción en lenguaje actual (TLA)


15 Porque el Espíritu que Dios les ha dado no los esclaviza ni les hace tener miedo.

Por el contrario, el Espíritu nos convierte en hijos de Dios y nos permite llamar a
Dios: «¡Papá!»

6. Quitar la carga y destruir el yugo: Acontecerá en aquel tiempo que


su carga será quitada de tu hombro, y su yugo de tu cerviz, y el yugo se pudrirá a
causa de la unción. (Isaías 10:27) La carga será quitada y el yugo será destruido
a causa de la unción

Jesús dijo en Juan 8:32: “Conocerán la verdad, y cuando conozcan y comprendan


esta verdad, entonces ella los hará libres”

Isaías 1:18 dice: “Si vuestros pecados fueren como la grana, como la nieve serán
emblanquecidos; si fueren rojos como el carmesí, vendrán a ser como blanca
lana”.
Cuando Dios nos dice que la sangre de Jesús nos limpia, significa que somos
perdonados, pero también somos liberados de la iniquidad.

Vamos al cielo, pero también somos sanados en nuestro interior, para que
podamos llevar una vida pura, santa y justa sobre la tierra.

Tenemos el poder necesario para resistirnos al pecado y llevar una vida santa.

Tenemos el poder necesario para resistirnos a la ira, la violencia, las drogas y la


depresión. Cualesquiera que hayan sido nuestros pecados; por profundamente
manchada que esté nuestra vida, la sangre de Jesús no se limita a cubrir todo
esto, sino que lo lava. Y Jesús no sólo lava el pecado, sino que también lava la
consecuencia de nuestro pecado, que es la muerte. Tenemos vida eterna.

7. Bendiciones e iniquidades a través de


generaciones: Vemos en la Biblia gente cuya vida bendijo a su familia y a
su nación. Vemos también gente cuyas acciones les acarrearon una maldición a su
familia, su ciudad y su nación. ADÁN vs ABRAHAM

No importa que usted esté sufriendo por una maldición que es consecuencia de
algo que usted mismo haya hecho, o que se debe a algo que hayan hecho sus
antepasados. El Cristo que quita las cargas y destruye los yugos vino para hacerlo
libre. Ya usted no tiene que pagar más las consecuencias de esa maldición. Puede
vivir en las bendiciones, en la libertad de la redención y en la restauración de Dios.

PODEMOS DECIDIR RECUPERARNOS O REPETIR LOS PATRONES.


PODEMOS DECIDIR SER LA GENERACIÓN DE TRANSICIÓN.
Ministración

2 Samuel 14:14 (NTV)


Todos moriremos algún día. Nuestra vida es como agua
14

derramada en el suelo, la cual no se puede volver a juntar.


Pero Dios no arrasa con nuestra vida, sino que idea la manera
de traernos de regreso cuando hemos estado separados de él.