Vous êtes sur la page 1sur 16

De De

entrada
LA SAGRADA FAMILIA

Deentrada

Queridas De entrada
entrada

familias:
Entrar
EntrarenenelelJubileo
Jubil
Entrar en el Jubileo
2
en este número

El sacramento del matrimonio


20. La Sagrada Familia,
escuela y taller.
E n tiempos de crisis, desaliento, lamentos, no hace mal mirar a Nazaret,
«misterio de la Encarnación», ni a Belén, «donde la Palabra nació».
Recuperar la sonrisa, la mirada teologal a «un Niño envuelto en pañales»,
3 desvalido, pequeño y, con ella, recobrar también la esperanza y la certeza
De entrada...: de que Alguien nos acompaña desde nuestra realidad más radical y
Queridas familias.

Proyecto Escuela-Fa
profundamente humana. La Navidad de la familia de Nazaret cuestiona

Proyecto Escuela-F
4-5 las vidas insatisfechas de quienes, a pesar de estar saciadas, se encuentran

Proyecto Escuela-Fam
«Vivir como una sola familia», vacías y faltas de sentido y nos devuelve la vida de lo sencillo, lo pequeño,
Benedicto XVI
peregrino en España.
lo «suficiente». No sucumbamos al cansancio ni a la desesperanza.
La Navidad nos trae mensajes de esperanza en medio del «taedium vitae»
6 que nos destruye. Tenía razón Charles Péguy al escribir: «La virtud que
Manyanet: Boletín informativo.
más me gusta, dice Dios, es la esperanza... Esta niñita Esperanza es la que
7 atravesará los mundos... Esta niñita de nada, ella sola, y llevando consigo la

LasLas
Virtudes de d
N
Notas de psicología familiar fe y la caridad... Ella es la que atravesará los mundos llenos de obstáculos».

Virtudes
¿Se debe pedir perdón? ¿Se debe
perdonar?

8
Nazarenum
L Las Virtudes de
a Navidad abrió y sigue abriendo los surcos de la esperanza y, a pesar
de la muerte de todas las utopías, perdura el sueño de un mundo mejor.
Un niño recién nacido abre las puertas a la esperanza, es una «buena
Un centro de la Sagrada Familia noticia» para el mundo, ofrece una luz nueva: «Os ha nacido un Salvador»
para las familias.
que denuncia el mal, el pecado, las desigualdades, ofreciendo su amor...
9-11 Y desde allí mismo, desde la bondad del ser humano, arranca solidaria

Apuntes dedePsicolo
Asociación la propuesta de que otro mundo es posible. Aun en medio de la niebla

Apuntes Psicol
de la Sagrada Familia
y la oscuridad, la esperanza se abre paso y se muestra, entre otras realidades

Apuntes de Psicología
Diálogos en familia:
La esperanza y la vida familiar. luminosas, también en la familia. Precisamente, en la cuadragésima
Asamblea General del Consejo de Conferencias Episcopales de Europa
12 sobre «Demografía y Familia» se constata una crisis más profunda
Esposos y santos
San Eduardo el Confesor, que la económica: la crisis de confianza que lleva a hombres y mujeres a ver
esposo, rey y santo. en los hijos un problema. Europa ha caído en un invierno demográfico
13-14 que la empobrece estructuralmente, pues la mayor riqueza de una sociedad
La Encarnación, son sus hijos.
Esposos
Espo
Espo
amanecer de la esperanza.

15
En familia...
E uropa es un continente viejo: ya hay más personas mayores de 65 años
que jóvenes menores de 14 años. Actualmente nacen en Europa casi
un millón de niños menos que en 1980 y la tasa de natalidad (1,56 hijos por
16 mujer) está por debajo del nivel de reemplazo generacional (2,1). Al mismo
«Mártires por la familia.» tiempo, uno de cada cinco embarazos termina en aborto. Los números
17 son preocupantes y crean problemas serios de cara al futuro y, ante ellos
y su complejidad, es necesario ofrecer la luz de Dios y suscitar esperanza

Última página
XXV Taller de pasatiempos

Última página
para hacer en familia. para que los problemas se afronten con confianza. Hay que trabajar para

Última página
18 cambiar ese clima cultural y ofrecer a las familias ayudas adecuadas a sus
Última página necesidades. Y, sobre todo, seguir proponiendo a las nuevas generaciones
Diácono. la hermosura de la familia y del matrimonio, su sintonía con las exigencias
más profundas del corazón y de la dignidad de la persona. Hacerlo
VISÍTENOS EN INTERNET es vital para la subsistencia misma de la sociedad. La Bendición de Dios
www.lasagradafamilia.net para un nuevo año lleno de esperanza.
E-mail: srevista@lasagradafamilia.net Jesús Díaz Alonso

N.o 1424 — n o v i e m b r e - d i c i e m b r e • 3
«VIVIR COMO UNA SOLA FAMILIA»
Benedicto XVI peregrino en España
Recogemos algunos de los fragmentos que nos han parecido más significativos de los discursos
pronunciados por el Santo Padre en su visita a nuestro país (6-7 de noviembre de 2010).

la ciencia y de las tecnologías, la Europa de la civilización


EN SANTIAGO y de la cultura, tiene que ser a la vez la Europa abierta a la
trascendencia y a la fraternidad con otros continentes, al
LAS RAÍCES CRISTIANAS Dios vivo y verdadero desde el hombre vivo y verdadero.
DE EUROPA Esto es lo que la Iglesia desea aportar a Europa: velar por
«E sbajonecesario que Dios vuelva a resonar gozosamente
los cielos de Europa; que esa palabra santa no
Dios y velar por el hombre, desde la comprensión que de
ambos se nos ofrece en Jesucristo (...).
se pronuncie jamás en vano; que no se pervierta hacién­
dola servir a fines que le son impropios (...) Europa ha de VERDAD Y LIBERTAD
abrirse a Dios, salir a su encuentro sin miedo, trabajar con
su gracia por aquella dignidad del hombre que habían des­
«E ntre verdad y libertad hay una relación estrecha y
necesaria. La búsqueda honesta de la verdad, la as­
cubierto las mejores tradiciones: además de la bíblica, piración a ella, es la condición para una auténtica libertad.
fundamental en este orden, también las de época clásica, No se puede vivir una sin otra. La Iglesia, que desea servir
medieval y moderna, de las que nacieron las grandes crea­ con todas sus fuerzas a la persona humana y a su dignidad,
ciones filosóficas y literarias, culturales y sociales de Eu­ está al servicio de ambas, de la verdad y la libertad. No
ropa. (...) Dejadme que proclame desde aquí la gloria del puede renunciar a ellas, porque está en juego el ser huma­
hombre, que advierta de las amenazas a su dignidad por el no, porque le mueve el amor al hombre que es la única
expolio de sus valores y riquezas originarios, por la margi­ creatura en la tierra a la que Dios ha amado por sí misma,
nación o la muerte infligidas a los más débiles y pobres. y porque sin esa aspiración a la verdad, a la justicia y a la
No se puede dar culto a Dios sin velar por el hombre su libertad, el hombre se perdería a sí mismo».
hijo y no se sirve al hombre sin preguntarse por quién es
su Padre y responderle a la pregunta por él. La Europa de
EN BARCELONA
EL TEMPLO
DE LA SAGRADA FAMILIA
¿Q uédelhacemos al dedicar este templo? En el corazón
mundo, ante la mirada de Dios y de los hom­
bres, en un humilde y gozoso acto de fe, levantamos una
inmensa mole de materia, fruto de la naturaleza y de un
inconmensurable esfuerzo de la inteligencia humana,
constructora de esta obra de arte. Ella es un signo visible
del Dios invisible, a cuya gloria se alzan estas torres, sae­
tas que apuntan al absoluto de la luz y de Aquel que es la
Luz, la Altura y la Belleza misma.
En este recinto, Gaudí quiso unir la inspiración que le
llegaba de los tres grandes libros en los que se alimentaba
como hombre, como creyente y como arquitecto: el libro
de la naturaleza, el libro de la Sagrada Escritura y el li-
bro de la Liturgia. Así unió la realidad del mundo y la his­
toria de la salvación, tal como nos es narrada en la Biblia y
actualizada en la Liturgia. Introdujo piedras, árboles y vida
humana dentro del templo, para que toda la creación con­

4 •
LA SAGRADA FAMILIA

bajo su plena realización; para que el hombre y la mujer


que contraen matrimonio y forman una familia sean de­
cididamente apoyados por el Estado; para que se defienda
la vida de los hijos como sagrada e inviolable desde el
momento de su concepción; para que la natalidad sea dig­
nificada, valorada y apoyada jurídica, social y legislativa­
mente. Por eso, la Iglesia se opone a todas las formas de
negación de la vida humana y apoya cuanto promueva el
orden natural en el ámbito de la institución familiar.

COMPROMISO SOCIAL

vergiera en la alabanza divina, pero al mismo tiempo sacó


C on la dedicación de la Basílica de la Sagrada Familia,
se ha puesto de relieve esta mañana que el templo es
signo del verdadero santuario de Dios entre los hombres.
los retablos afuera, para poner ante los hombres el misterio Ahora, quiero destacar cómo, con el esfuerzo de ésta y
de Dios revelado en el nacimiento, pasión, muerte y resu­ otras instituciones eclesiales análogas (...) se pone de ma­
rrección de Jesucristo. De este modo, colaboró genialmen­ nifiesto que, para el cristiano, todo hombre es un verdade­
te a la edificación de la conciencia humana anclada en el ro santuario de Dios, que ha de ser tratado con sumo respe­
mundo, abierta a Dios, iluminada y santificada por Cristo. to y cariño, sobre todo cuando se encuentra en necesidad.
E hizo algo que es una de las tareas más importantes hoy: La Iglesia quiere así hacer realidad las palabras del Señor
superar la escisión entre conciencia humana y conciencia en el Evangelio: «Os aseguro que cuanto hicisteis con uno
cristiana, entre existencia en este mundo temporal y aper­ de estos mis humildes hermanos, conmigo lo hicisteis»
tura a una vida eterna, entre belleza de las cosas y Dios (Mt 25, 40). En esta tierra, esas palabras de Cristo han im­
como Belleza. Esto lo realizó Antoni Gaudí no con pala­ pulsado a muchos hijos de la Iglesia a dedicar sus vidas a
bras sino con piedras, trazos, planos y cumbres. Y es que la enseñanza, la beneficencia o el cuidado de los enfermos
la belleza es la gran necesidad del hombre; es la raíz de la y discapacitados. Inspirados en su ejemplo, os pido que
que brota el tronco de nuestra paz y los frutos de nuestra sigáis socorriendo a los más pequeños y menesterosos,
esperanza. La belleza es también reveladora de Dios por­ dándoles lo mejor de vosotros mismos.
que, como Él, la obra bella es pura gratuidad, invita a la En el cuidado de los más débiles, mucho han contribuido
libertad y arranca del egoísmo. los formidables avances de la sanidad en los últimos dece­
nios, que han ido acompañados por la creciente convicción
de la importancia de un esmerado trato humano para el
LA FAMILIA CRISTIANA buen resultado del proceso terapéutico. Por eso, es impres­
«Losmundo
patrocinadores de este templo querían mostrar al
el amor, el trabajo y el servicio vividos ante
cindible que los nuevos desarrollos tecnológicos en el cam­
po médico nunca vayan en detrimento del respeto a la vida
Dios, tal como los vivió la Sagrada Familia de Nazaret. y dignidad humana, de modo que quienes padecen enfer­
Las condiciones de la vida han cambiado mucho y con medades o minusvalías psíquicas o físicas puedan recibir
ellas se ha avanzado enormemente en ámbitos técnicos, siempre aquel amor y atenciones que los haga sentirse valo­
sociales y culturales. No podemos contentarnos con estos rados como personas en sus necesidades concretas».
progresos. Junto a ellos deben estar siempre los progresos
morales, como la atención, protección y ayuda a la familia, Y el Santo Padre, en su despedida, nos dejó, además de
ya que el amor generoso e indisoluble de un hombre y una su agradecimiento por la fraterna y cariñosa acogida,
mujer es el marco eficaz y el fundamento de la vida huma­ una hermosa tarea:
na en su gestación, en su alumbramiento, en su crecimien­ Que esa fe alcance nuevo vigor en este Continente, y
to y en su término natural. Sólo donde existen el amor y la se convierta en fuente de inspiración, que haga crecer la
fidelidad, nace y perdura la verdadera libertad. Por eso, solidaridad y el servicio a todos, especialmente a
la Iglesia aboga por adecuadas medidas económicas y so­ los grupos humanos y a las naciones más necesi­
ciales para que la mujer encuentre en el hogar y en el tra­ tadas.»

N.o 1424 — n o v i e m b r e - d i c i e m b r e • 5
SAN JOSÉ MANYANET
EL POEMA EN EL TEMPLO
DE LA PIEDRA
E l disco de Kairoi «San José Manyanet, pro­
feta de la familia», presenta 10 canciones
D esde el pasado día 14 de octubre, la
imagen de San José Ma­nyanet ya está
colocada en la fachada lateral del portal de
directamente relacionadas con el carisma de los la Pasión del templo expiatorio de la Sagra-
Hijos de la Sagrada Familia. Canciones para la
da Familia de Barcelona. El año 2002 fue
oración y la catequesis, para la animación pas­
toral y, en este caso, para la historia. depositada en un ángulo de la salida de la
«Una de ellas, El Poema de la piedra reco- Exposición del mismo templo esperando
ge la intuición de José Manyanet para construir este momento oportuno.
un templo expiatorio en Barcelona. Fue el ins­ San José Manyanet, junto a otros san-
pirador de la idea, bien acogida por José M. tos fundadores, ha hecho guardia de ho-
Bocabella, que se la hizo suya y promovió eco­ nor al Papa Benedicto XVI el pasado 7 de
nómicamente el primer proyecto. Con el tiem­ noviembre con motivo de su visita para dedicar el templo a Dios en honor de
po, al proyecto se unió el arquitecto Antonio la Sagrada Familia.
Gaudí que lo convirtió en el trabajo de su vida.
Y durante el rezo de las letanías, en la celebración de la dedicación del
La síntesis catequético-teológica de la Sagrada
Familia se había de convertir en el exponente templo, a través de la televisión, se ha asomado al mundo para mostrar los
de la fe católica en medio de la ciudad de Bar­ ejemplos y virtudes domésticas de la Familia de Jesús, María y José a las
celona. fa­milias.
El texto de El poema de la piedra presenta a
cada una de estas tres personas en las tres estro­
fas impares que lo componen. En la estrofa pri­ ORACIÓN A SAN JOSÉ MANYANET
mera, encontramos el sueño de José Manyanet y
la intención del templo que se había de cons­ Dios y Padre nuestro, que has otorgado a San José Manyanet el don
truir con las aportaciones libres de las familias de encarnar las virtudes de la Familia humana de tu Hijo, y con la
catalanas. En la tercera estrofa se presenta a gracia del Espíritu Santo le has llamado a vivir y anunciar, con
José M. Bocabella que, fiel a su devoción a su la palabra y el testimonio, el Evangelio de la familia, proclamado
santo patrón, se enamora de la idea. San José desde Nazaret; concédenos, por su intercesión, la gracia de vivirlo en
será un referente en esta construcción. Él y la nuestros hogares. Te lo pedimos por Jesucristo nuestro Señor. Amén.
Sagrada Familia a la cual está dedicado el tem­
plo. Finalmente, la quinta estrofa se centra en la
persona de Antonio Gaudí en la etapa final de
su vida, la etapa más creativa y más mística. La PALABRAS DEL PAPA EN BARCELONA
fe de Antonio Gaudí se proyecta en toda la sim­
bología arquitectónica, escultórica y celebrativa
del templo una vez terminado.
«H oy, he tenido el enorme gozo de dedicar este templo a quien siendo Hijo
del Altísimo se abajó haciéndose hombre y, bajo el cuidado de José
En la metáfora del templo de piedra y el y María, en el silencio del hogar de Nazaret, nos ha enseñado sin palabras
templo de carne encontramos a las tres personas la dignidad y el valor primordial del matrimonio y la familia, esperanza de la
que están en el inicio de la historia de la Sagra­ humanidad, en la cual la vida encuentra acogida, desde su concepción a su
da Familia. Las tres estrofas pares explican el declive natural. Nos ha enseñado también que toda la Iglesia, escuchando y
símbolo. Presentan el templo como una inten­ cumpliendo su Palabra, se convierte en su Familia. Y, más todavía, nos ha en-
ción, como una catequesis y como un signo de comendado ser semilla de fraternidad que, sembrada en todos los corazones,
futuro. La segunda estrofa habla de los criterios anime la esperanza.
para levantar un templo como este, el anuncio
Imbuido de la devoción a la Sagrada Familia de Nazaret, que difundió entre
evangélico hecho explícito en toda su configu­
ración.» el pueblo catalán San José Manyanet, el genio de Antoni Gaudí, inspirado por
www.papaBarcelona2010.cat el ardor de su fe cristiana, consiguió convertir este templo en una alabanza a
Dios hecha en piedra.» (Angelus, 7-11-2010.)

6 •
Notas de psicología familiar

¿SE DEBE PEDIR PERDÓN?,


¿SE DEBE PERDONAR?
M.a Aurora de Santiago,
psicóloga

A l hilo de unas frases dichas por


el Papa a los periodistas, que le
acompañaban, el 11 de mayo de 2010,
Para que los niños no generen odio
es imprescindible:
■■ Tratamiento temprano de los proble-
a Portugal, surge una reflexión sobre
el odio, el perdón, la culpa, el olvi- mas físicos.
do, el arrepentimiento, etc. ■■ Tratamiento precoz de los problemas
El Papa Benedicto XVI hizo unas psicológicos, como:
declaraciones que sorprenden por — Retraso en el lenguaje.
ser poco habituales en un Papa. Dijo: — Trastornos del aprendizaje.
«La Iglesia tiene una necesidad pro­
funda de aprender de nuevo la peni­ — Trastornos de atención.
tencia, de aceptar la purificación, de — Tratamiento de la irritabilidad.
aprender por un lado el perdón, pero — Tratamiento de la impulsividad.
donar y el dolor del agravio luchan
también la necesidad de justicia».
Así como tratamiento ante la ten­ como fuerzas enfrentadas entre sí.
Ante el reconocimiento de la culpa
dencia a mentir, a pelear, a hurtar... Parece difícil perdonar cuando no
y el arrepentimiento la reacción que
«La violencia no es casual pero no hay quien pida perdón, o cuando el
surge es el perdón y después que ac­
es incontrolable ni inevitable» (L. Ro­ agravio resulte imposible de reparar.
túe la justicia, vendrá el olvido.
jas Marcos «Las semillas de la vio­ A nivel psicológico el agravio (es­
lencia», 1998). pecialmente la calumnia) pide justicia
EL ODIO y reparación.

D ecía Ashley Montagu: «Apren­


der a hablar cuesta muchos me­
EL PERDÓN Surge una pregunta: ¿se puede per­
donar a quien no es capaz de pedir
ses, aprender a amar puede costar
años. Aprender a odiar necesita mu­ P arece razonable pensar que el
afecto, la tolerancia, la piedad y
el apoyo de los padres son los ele­
perdón, habiendo herido en lo profun­
do, de forma injusta y gratuita?
Se puede, es más en sentido psico­
cho tiempo».
El odio, la violencia se aprende en mentos principales para desarrollar la lógico y espiritual, se debe. Pero re­
la primera infancia. Los niños reciben empatía en los niños. clamando justicia... y reparación.
mensajes de los adultos, especialmen­ Existen estudios científicos demos­
trativos de que los niños de entre 2 y
te de los padres, del ambiente social y
3 años reaccionan con tristeza ante
CONCLUSIONES
de la cultura que penetra en su inte­ ■■ Reconocer
los sufrimientos de sus seres queridos, la culpa predispone al
rior como semilla de violencia.
e incluso cuando contemplan escenas perdón.
Haber sido objeto activo o pasivo
de actos agresivos repetidos en la ni­ de dolor o sufrimiento de personas le­ ■■ La necesidad infantil de amor satisfe-

ñez, predispone a la persona a utilizar janas. Son capaces de sentir empatía cha conduce a la autoestima, la ge-
la fuerza bruta o las formas despiada­ hacia los otros. nerosidad y a la capacidad de amar.
La empatía hace comprender a los La afectividad infantil frustrada pro-
das hacia los otros con la finalidad de
demás, ponerse en su lugar y desarro­ duce inadaptación, rencor y odio.
calmar sus frustraciones.
llar la capacidad de perdonar. ■■ Cuando alguien nos haga daño, debe-
El amor, el afecto, el reconoci­ mos mostrar abiertamente nuestra
¿QUÉ HACER? miento son bienes que todas las per­ irritación. Guardándola aumenta el

L o primero será reconocer que la


violencia causa graves daños fí­
sicos y psíquicos.
sonas desean, seguramente necesitan,
sentir.
Cuando el afecto, la amistad, el re­
dolor.
■■ Cuando alguien nos hace daño gra-
tuitamente el problema es de él, pero
Lo segundo, minimizar y eliminar conocimiento o el amor desaparecen se debe pedir justicia y reparación.
los factores individuales, familiares, de aquella persona en la que se confió, ■■ Tener en cuenta el mensaje de
sociales y culturales que contengan se produce un dolor tan grande que «Amaos los unos a los otros como Yo
violencia dado que, hoy se sabe cier­ resulta muy difícil poder perdonar. os he amado». «Amad a vues-
to, contribuyen a multiplicar las acti­ Con frecuencia se producen situa­ tros enemigos» será siempre
tudes crueles entre las personas. ciones en las que la capacidad de per­ la mejor solución.

N.o 1424 — n o v i e m b r e - d i c i e m b r e • 7
Un centro de la Sagrada Familia para las familias

NAZARET, EL TEMPLO EXPIATORIO


EN BARCELONA DE LA SAGRADA FAMILIA, BASÍLICA
L a clave de bóveda de la cripta del templo expia-
torio de la Sagrada Familia es esencial, no
sólo porque en ella convergen los arcos mayores,
E l Papa Benedicto XVI des­
pués de la dedicación o con­
sagración del templo expiatorio
sino porque representa, en relieve policromado, la de la Sagrada Familia ha man­
Anunciación a la Virgen María y la Encarnación dando leer la Bula por la que le
del Verbo, el misterio que relaciona todas las figu­
ras de la cripta y de todo el templo. concede el título de Basílica, que
Como es sabido, el Siervo de Dios Antonio Gau­ significa «casa real». Cuando el
dí quiso que la primera puerta lateral del templo papa eleva a una iglesia a la con­
estuviese dedicada al nacimiento, infancia y vida dición de Basílica Menor le otor­
oculta de Jesús, junto a María y José en Belén y en ga el derecho a lucir en el altar
Nazaret. Hizo una representación plástica de los 30 mayor dos signos de la dignidad
años de vida familiar de Jesús con María y José de
papal y la unión con la Santa Sede: el canópeo o mosquitero y el tintinábulo, con
una dimensión catequética y espiritual insuperables.
Las dos fachadas laterales del templo están 8 o más campanillas. Además, el Santo Padre concede a la comunidad que rinde
formadas por tres grandes pórticos dedicados a las culto en la Basílica la gracia de ganar la indulgencia plenaria si visita el templo en
virtudes teologales: fe, esperanza y caridad, de los cuatro ocasiones especiales: San Pedro y San Pablo (29 de junio), la Nati­vidad de
cuales el central, el de la caridad, es el más alto. la Virgen (8 de septiembre), la fiesta de Santa María de la Porciúncula (el llamado
En la fachada del Nacimiento, estos tres pór­ Perdón de Asís, el 2 de agosto), y otra fecha elegida libremente, una vez al año.
ticos están dedicados a José, a María y a Jesús, y También se asocian al templo ciertos deberes, entre ellos: que el oficio celebrado
cada uno de ellos muestra ejemplos centrales de
estas tres virtudes vividos por la Sagrada Familia
en ella sea un ejemplo para los demás templos de la diócesis a la que pertenece;
de Nazaret. promover la formación bíblica y religiosa de los fieles, como el estudio y divulga­
La característica principal del portal de la fe es ción de los documentos con los que se propone el magisterio del Sumo Pontífice;
la Sagrada Familia, con singular realce en María, la obligatoriedad para la celebración de las fiestas de la Cátedra del Apóstol San
ejemplo de esta virtud. Las principales esculturas: Pedro (22 de febrero), de San Pedro y San Pablo (29 de junio), y el aniversario de
María Inmaculada, que pisa la serpiente y está so­ la exaltación del Sumo Pontífice.
bre una lámpara de tres brazos y un solo recep­
táculo (Trinidad); Presentación del niño Jesús en
el templo; Jesús en el templo. Todo envuelto con
hojas de parra, racimos y espigas, símbolos de la
Eucaristía, como misterio de la fe.
ORACIÓN PARA PEDIR GRACIAS
El portal de la esperanza pone el acento en San POR INTERCESIÓN DEL SIERVO DE DIOS
José, preclaro ejemplo de esta virtud. Las princi­
Dios y Padre nuestro, que has suscitado en la Iglesia a tu sacerdote MAGÍN MO-
pales esculturas: una estrella porque José es des­
cendiente de David; los desposorios de la Virgen
RERA, ferviente apóstol de la Familia humana de tu Hijo, para que, con los dones
con San José, símbolo de la esperanza en el cum­ del Espíritu Santo, trabajara incansablemente por la salvación de las familias y
plimiento de las promesas; San José y Jesús, por­ de la juventud; haz que, animados por el testimonio de su vida, seamos servidores
que Jesús es la esperanza de Israel. La esperanza fieles del Evangelio de Nazaret y, por su intercesión, alcancemos la gracia... Te lo
se transforma en fortaleza, simbolizada en la roca pedimos por Jesucristo nuestro Señor. Amén.
de Montserrat, que protege la barca de la Iglesia,
guiada por San José.
En el portal de la caridad, en la parte central,
Gaudí sitúa el misterio de la Encarnación, porque INFORMACIÓN
es un misterio del amor divino. Lo desarrolla en
tres momentos teológicos: 1.o el nacimiento, cen­
tro de la belleza divina y centro estético formal
de la fachada; 2.o el anagrama del nombre de Cris­
2 El Centro de documentación y estudio —Nazarenum— de Barcelona ha
inaugurado nueva sede en el mismo domicilio de la calle Entenza, 301,
08029 Barcelona (tel. 93.439.43.95).
to, J[esús]., H[ombre]., S[alvador]., con la cruz, el El centro se ha adaptado a las nuevas dimensiones del local y ha reorganizado
alfa y la omega; 3.o culminando el portal de la ca­ parte del material bibliográfico, documental y gráfico existente, habiendo reali­
ridad, está el ciprés que simboliza la vida eterna, zado importantes mejoras en la presentación del conjunto.
y en la cima del mismo, el símbolo de la Trinidad.
De este modo Gaudí sintetizó los misterios de Tras unos meses de acomodación, está nuevamente a disposición de los estu­
la encarnación y de la redención. diosos y demás personas que deseen realizar consultas o visitarlo, previo aviso al
BLIM teléfono indicado.

8 •
LA SAGRADA FAMILIA

DIÁLOGOS en Familia

LA ESPERANZA
Y LA VIDA FAMILIAR
LA ESPERANZA, destruir toda esperanza. La vida diaria de las familias, con
la evolución personal de cada uno de sus miembros y el
DIFÍCIL Y NECESARIA proceso de las relaciones humanas, crean a menudo con­

T oda la vida familiar se fundamenta en la esperanza. flictos y amenazan con recortar al máximo la primera es­
Casarse y tener hijos son dos de las decisiones huma­ peranza, ingenua y llena de ilusión.
nas que comprometen más seriamente el futuro. La espe­ Podríamos decir que, más o menos, esto ha sido siem­
ranza es como un cristal delicado que se pone a prueba pre así. Hoy lo es de un modo más acentuado por la extre­
cada día. Hay situaciones extremas para las que difícil­ ma movilidad de la vida. Y en el corazón de la movilidad
mente estamos preparados: la pérdida del empleo; un tras­ actual, se pueden detectar dos acentos de nuestra manera
pié serio en el proceso de un hijo por causa de las compa­ de ser; por un lado el desencanto de todos los grandes pro­
ñías, la droga, el abandono de la familia; la separación de yectos que habían trastornado los últimos siglos: libertad,
la pareja; la enfermedad grave de algún miembro de la fa­ igualdad, democracia, justicia, plenitud de vida para todo
milia, o quizás la muerte. Estamos inclinados a pensar que el mundo..., y por otro lado, un terror mortecino ante el
estos casos son puntuales y muy esporádicos, pero sólo futuro cada vez más incierto, incluso amenazador. La fa­
hay que pensar en las familias que conocemos y fácilmen­ milia es una de las primeras víctimas de este clima. Los
te encontraremos situaciones realmente graves, capaces de jóvenes se casan con serios interrogantes respecto a cues­
tiones tan centrales como el trabajo, la vivienda, su futuro
y el de sus hijos. Los padres con hijos adolescentes están
marcados por una especie de temor sobre el proceso y el
futuro de los hijos, con peligros muy reales que no saben
si serán capaces de superar.
¿Es posible hoy en día la esperanza? El cristianismo
entiende la esperanza como uno de los acentos constituti­
vos de su experiencia más profunda, al lado de la fe y del
amor. ¿Qué dice el mensaje evangélico a nuestro espíritu
actual, lanzado al temor del futuro, a un cierto pesimismo
difundido?

LA ESPERANZA TRASCENDENTE
L a esperanza cristiana se mueve a dos niveles. Uno es el
del futuro trascendente; otro el del futuro histórico.
Comencemos por el primero. El mensaje evangélico anun­
cia la vida llena en Dios a todo aquél que ha sido receptivo
a su Espíritu y le ha sido fiel. Es la plenitud de amor y de
paz que los hombres estamos llamados a compartir con el
Dios de la Vida y del Amor, después de los avatares de
nuestra existencia. El último paso es la muerte, que es como
el sacramento de nuestra caducidad. La muerte no nos lleva
a la aniquilación; vivida como donación, es el paso a la ple­
na comunión con el Dios de la Vida. Éste es el horizonte del
mensaje cristiano, que llena la vida humana de una espe­

N.o 1424 — n o v i e m b r e - d i c i e m b r e • 9
amor y de paz, para que vivan según el Espíritu cada mo­
mento de su vida. Su amor no consiste en cambiar las co­
sas o a las personas; o parar un terremoto o una inunda­
ción; o parar la mano de quienes matan o bombardean; o
liberar a una persona de la desgracia. El amor de Dios se
manifiesta inspirando en todos su Espíritu de justicia, de
amor, de perdón, que da fuerza para vivir de manera plena
la difícil tarea de ser persona en un mundo tan difícil.
En el centro de nuestra experiencia cristiana se en­
cuentra la cruz de Jesús. Allí resonó un grito terrible: «Ha
puesto su confianza en Dios, ¡pues que Dios le salve aho­
ra, si de veras le quiere!» (Mt 27, 43). En aquél momento
se puso todo en juego. Dios, amando a su Hijo Jesús, no lo
bajó de la cruz. Por su amor inmenso le dio la plenitud del
Espíritu de amor, de perdón, de entrega, parar vivir con
plenitud el momento terrible del abandono de todos, de su
sufrimiento y de su muerte muy injusta. Allí se reveló el
sentido del amor y de la obra de Dios, en Jesús y en todos
los hombres. Dios no baja al hombre de la cruz sino que le
da la fuerza, la iluminación interior, el Espíritu necesario
para vivir la vida humana de manera verdadera y auténti­
ranza inefable, divina. Si hay algo que subraya el Evangelio ca, y así encontrar en Dios la plenitud.
es la desproporción: «Y como has sido fiel en lo poco, yo te El sentido cristiano del presente ilumina el del futuro y
pondré al cargo de mucho más» (Mt 25, 21). Este «mucho el de la esperanza histórica. En el centro hay una seguri­
más» que recibimos como culminación de nuestra escasa dad indestructible: Dios ama, es fiel, no abandona a la
fidelidad es Dios mismo, una plenitud que sobrepasa toda humanidad ni a ninguno de sus hijos. Hoy, mañana y pasa­
posibilidad humana. «Considero que los sufrimientos del do mañana y siempre Dios hará posible nuestra vida hu­
tiempo presente no son nada si los comparamos con la glo­ mana. No cambiará mágicamente circunstancias o proble­
ria que habremos de ver después» (Rm 8, 18). mas o dificultades. Dios hará siempre posible, en medio
de toda circunstancia humana, la vida de amor, de genero­
sidad, de alegría, de libertad, como lo hizo en Jesús y en
¿Y LA ESPERANZA HISTÓRICA? todos los que lo han seguido en la historia.

L os padres sufren por sus hijos; los amigos que encon-


trarán, la persona con la que formarán una familia, la
salud, su lugar en la vida. ¿Qué dice el Evangelio sobre
El evangelio es una escuela de deseos. Muestra qué
quiere decir vivir verdaderamente, y eso es lo que nos en­
seña a desear. «Marta, Marta, estás preocupada e inquieta
la necesidad que tenemos de vivir contando que nuestro por muchas cosas» (Lc 10, 41). Hay que aprender a desear
futuro y el de nuestros hijos no estará marcado por la des­ y a esperar. La esperanza cristiana es una convicción fir­
gracia y el sufrimiento? me. Dios es fiel, y de aquí a diez años, o veinte, o cincuen­
Esta cuestión toca el centro de la experiencia cristiana. ta, amará entrañablemente a cada persona, y a los propios
El centro es el mensaje de Jesús; Dios ama al mundo, a hijos, y les hará posible la vida verdadera, la que vale la
todos los hombres y mujeres de la Tierra, y les llama a vi­ pena ser vivida, en medio de los avatares imprevisibles de
vir en Él, en el amor, el perdón, la libertad, la esperanza. Y nuestro tiempo, tan precipitado; y quizás algunos serán
todo el mundo responde con su manera de vivir. Aquél que graves, como todos los que hemos tenido que pasar. Y hará
ama y busca la paz y confía en Dios, vive en Él, encuentra posible que sean personas de bien, que sepan amar, ser
la vida y crea a su alrededor un mundo nuevo y pacífico. generosos y perdonar, que sepan vivir con madurez las
Dios le dará la plenitud eterna de la vida que ahora ha co­ dificultades de la vida y sacrificarse por el bien de todos.
menzado, la salvación plena. En el centro del mensaje Esto les hará personas verdaderas, signos para
cristiano hay la palabra gozosa del amor de Dios a todos ellos mismos y para todos de la vida en el Espíritu
que consiste en atraer a todos los hombres a la vida de de Jesucristo.

10 •
LA SAGRADA FAMILIA

PUnToS de reFLeXiÓn Jn 11, 5-27: «... Jesús le respondió: Yo soy la resurrec­


ción. El que cree en mí aunque muera vivirá; y todo el
j ¿Cómo reaccionamos ante los momentos de dolor, que vive y cree en mí, no morirá jamás. ¿Crees esto?
de dificultad de nuestra vida? Le dice ella: Sí, Señor, yo creo que tú eres el Cristo, el
j ¿En qué la fe cristiana es una ayuda y respuesta a Hijo de Dios, el que iba a venir al mundo».
nuestras dificultades?
Rm 1, 16: «Pues no me avergüenzo del Evangelio, que es
j ¿Qué es para nosotros la esperanza cristiana? fuerza de Dios para la salvación de todo el que cree».
j ¿La esperanza llega a iluminar los momentos de do­
Rm 5, 2: «... estamos en paz con Dios, por nuestro Se­
lor y de experiencia de la muerte?
ñor Jesucristo, por quien hemos obtenido también,
mediante la fe, el acceso a esta gracia en la cual nos
hallamos, y nos gloriamos en la esperanza de la gloria
TeXToS bÍbLicoS de Dios».
Jn 6, 47-58: «... el que come mi carne y bebe mi san­ 2 Tim 4, 6-8: «Porque yo estoy a punto de ser derrama­
gre, tiene vida eterna, y yo lo resucitaré el último día. do en libación y el momento de mi partida es inmi­
Porque mi carne es verdadera comida y mi sangre nente. He competido en la noble competición, he lle­
verdadera bebida. El que come mi carne y bebe mi gado a la meta en la carrera, he conservado la fe. Y
sangre permanece en mí, y yo en él. Lo mismo que el desde ahora me aguarda la corona de la justicia que
Padre, que vive, me ha enviado y yo vivo para el Pa­ aquel Día me entregará el Señor, el justo Juez; y no
dre, también el que me coma vivirá por mí. Este es el solamente a mí, sino también a todos los que hayan
pan bajado del cielo; no como el que comieron vues­ esperado con amor su Manifestación».
tros padres y murieron; el que coma de este pan vivirá
para siempre».
Delegación Diocesana de Pastoral Familiar - Barcelona

dedicar este templo a quien siendo


«Hoy, he tenido el enorme gozo de
ndose hombre y, al amparo
Hijo del Altísimo, se anonadó hacié
Ma ría , en el sile nci o de l ho gar de Nazaret, nos ha enseñado
de José y
dig nid ad y el val or pri mo rdi al de l matrimonio y la familia,
sin palabras, la
que la vida encuentra acogida,
esperanza de la humanidad, en la
tural.»
desde su concepción a su declive na
nto del Templo
Benedicto XVI, en la fachada del Nacimie
2010
de la Sagrada Familia, 7 de noviembre de

uno de ustedes:
la Sagrada Familia», a nuestros lectores, amigos, a cada
A todas las familias de la «Asociación de año 2011
Feliz Navidad y Bendiciones para el nuevo

N.o 1424 — n o v i e m b r e - d i c i e m b r e • 11
Esposos y Santos

Esposos yy Santos
Esposos
Esposos y Santos Santos
SAN EDUARDO EL CONFESOR
Esposo, rey y santo
apágina
Pedro Mas, SF

página
ginaE duardo es el último rey sajón.
El tercero con el mismo nom­
bre y no obstante no posee la nume­
dad ha destruido a mis herma-
nos. Mi madre me ha dado un pa-
drastro en mi mayor enemigo. Mis
lema: «Ser más padre que rey; ser­
vir más que mandar», y este otro:
«Ser rey de sí mismo y súbdito de
ración latina usada en Inglaterra amigos me han vuelto la espalda. Dios».
para sus reyes. Se le conoce con el Estoy solo, Señor, y mientras tanto Recomendó a su madre ingresar
nombre de Eduardo el «Confesor». buscan mi vida. Pero tú eres el pro- en un monasterio y así lo hizo.
Nació en Islip, cerca de Oxford­ tector del huérfano y en Ti está Contrae matrimonio con la vir­
shire, en Inglaterra, el año 1003. Es la defensa del pobre. Ayúdame, tuosa Edith, «rosa que floreció en­
hijo de Etelberto el «Indeciso» y de Señor». tre espinas», hija de Godwin. Edith
Emma, princesa normanda y segun­ era piadosa, culta, hermosa y pru­
da esposa de Etelberto. Vivió años dente. Ambos hicieron voto de vir­
difíciles para su patria; tal vez los ginidad, viviendo como hermanos.
más trágicos de Inglaterra. Siendo Se amaron con toda el alma. Ella
un niño, junto con su hermano Al­ fue un puntal para el gobierno de su
fredo y su madre, ha de abandonar esposo. Con dos palabras se resume
el país, bajo la dominación escan­ su largo reinado: Paz y Justicia, que
dinava (1009-1035). Inglaterra se trajeron para Inglaterra como fruto:
convierte en provincia del reino de prosperidad y bien espiritual.
Dinamarca. Lo acogen, en Norman­ Eduardo era muy devoto de la
día, parientes maternos. Eucaristía y de la Virgen. El monu­
Pronto llegan noticias de Ingla­ mento inglés, ligado siempre a su
terra. Su padre y hermano mayor nombre y lugar, donde descansa
Edmundo, príncipe heredero, han su cuerpo, es la abadía londinense
muerto. Un día llegan unos emisa­ Como no hay mal que cien años de Westminster. El día 5 de enero de
rios para llevarse a Inglaterra a los dure, los ingleses, una vez muerto 1066 falleció. Inglaterra le lloró.
dos niños. Alfredo les cree, marcha el usurpador Harthcnut, hijo de Habían perdido a su padre y el me­
y le dan muerte. Su madre desapa­ Canuto el Grande, fueron a buscar jor de todos los reyes de su milena­
rece y vuelve a Inglaterra para con­ a Eduardo que vuelve y es corona­ ria historia.
traer matrimonio con el usurpador do rey, el día de Pascua, 3 de abril En 1102 se descubrió su cuerpo
del trono. Eduardo quedó solo y de 1043. Cuenta Eduardo treinta y y lo hallaron incorrupto. El día 7
huérfano. Se refugia en la oración, nueve años de edad. de febrero de 1163 fue proclamado
de la que espera luz y fuerza. Acu­ Nada quiso saber de venganzas a santo por el Papa Alejandro III. El
dió a Dios con la confianza de hijo, los que habían hecho tanto mal a él, 13 de octubre de 1163, Tomás Be­
como en su día hiciera la reina Es­ a su familia y patria. cket, arzobispo de Canterbury y
ter ante el rey Asuero intercediendo Ha de enfrentase a varones sajo­ hoy también santo, trasladó su cuer­
por su pueblo. Rezó así: «Señor, nes, como Godwin, quien pretende po al coro de la iglesia mandada
Padre mío, no tengo a quien volver gobernar en lugar de Eduardo. Él edificar por Eduardo en Westmins­
los ojos en la Tierra. Por ello acudo perdonó a todos. Quitó los impues­ ter («monasterio occidental»). Su
a Ti, seguro que vas a venir en mi tos, protegió a los pobres y trabajó fiesta se celebra el 13 de octubre.
ayuda. Mi padre murió después de por la prosperidad material y es­ Actualidad de su mensa­
una vida de desgracias. La cruel- piritual de su patria. Tomó como je: el perdón.

12 •
LA SAGRADA FAMILIA

LA ENCARNACIÓN, Nicolás R., SF

AMANECER DE LA ESPERANZA
«M esusgusta ver el amanecer», comentó Juan Pablo II a
familiares cuando le preguntaron por qué ma­
encarnado en el seno de nuestro mundo, envuelto en la mise­
ria, la marginación y la injusticia y se hace cercano, compa­
drugaba tanto. Se cuenta esta anécdota en la biografía Testigo ñero de los pobres, de las personas maltratadas y abandona­
de esperanza del escritor G. Weigel. Se acerca una nueva das para que puedan así sentir que es un Dios cercano, muy
Navidad, un nuevo amanecer para nuestra vida y necesita­ cercano en medio de sus sufrimientos. Él ha venido en la po­
mos la misma disposición del centinela, del peregrino incan­ breza para que los pobres en Él encuentren la esperanza. Y
sable en la búsqueda de Aquel que ya viene. Todos somos entre los preferidos de Dios en esta nueva Navidad están los
mendigos de Dios y le hemos de dar gracias cada día por inmigrantes, como lo fue la familia de Jesús, que arriesgan su
el maravilloso regalo de la Encarnación. Escribió Martín vida para buscar un futuro mejor y muchos mueren en el in­
Descalzo que «cada uno debe buscar sus Razones para la tento de llegar a una nueva sociedad que les permita vivir
Esperanza». dignamente. Encontramos en la prensa diaria historias des­
garradoras y quisiera recordar aquí la epopeya de aquellos
14.000 niños que fueron enviados por sus padres, de Cuba a
JESÚS, REGALO Miami, entre 1960 y 1962, para ser recibidos en casas de fa­
PARA UN MUNDO MEJOR milias, amistades o familias dispuestas a recibirlos. Muchos
esperaron varios años antes de ver nuevamente a sus seres
R ecientemente, con mis alumnos de Secundaria, hemos
compartido una historia de esperanza. Sucedió que una
tribu india acampó en la ladera de una montaña. El jefe de la
queridos. Ellos son los preferidos de Dios y así nos lo cuenta
en un precioso libro titulado Éxito en el exilio la escritora
cubana Teresa Vázquez. Esta Navidad también nos hace re­
tribu, que estaba muy enfermo, hizo comparecer a sus tres cordar a las víctimas de las guerras, a los refugiados, la muer­
hijos y les dijo: Pronto moriré y uno de vosotros tiene que ser te de tantos inocentes. Jesús, desde su nacimiento, quiso ha­
mi sucesor. Quiero que subáis a la montaña sagrada y me cerse cercano a los más débiles de la Tierra. Éstos son sus
traigáis un bonito presente. El que me traiga el mejor regalo
será el nuevo jefe.
Después de unos días volvieron los hijos. El primero le
presentó un flor rara y extraordinariamente bella, el segundo
una piedra de hermosos colores, suave y pulida por el viento.
Y el tercero dijo a su padre: Yo no he traído nada. Desde la
cima de la montaña he podido ver que al otro lado hay unos
prados maravillosos, llenos de hierba. También he visto un
lago cristalino. Y en una visión he sentido que mi pueblo
podía ir a vivir allí y ser más feliz. Me he conmovido tanto
por esta idea que no he podido traer nada.
Y el padre dijo: Tú serás el nuevo jefe de la tribu, porque
nos has traído el regalo de la visión de un mundo mejor. Tú
darás al pueblo la esperanza y lo pondrás en marcha.
*  *  *
Jesús es el regalo de Dios Padre para el mundo. «Y la Pa­
labra se hizo carne y puso su Morada entre nosotros» (Jn 1,
14). Dios se ha encarnado. Nuestro Dios se nos ha hecho cer­
cano. ¡Qué maravilla! El bebé del pesebre es Dios con noso­
tros, entre nosotros. Y ha venido a nuestra realidad cotidiana
como un marginado. Sus padres, María y José, no encontra­
ron la noche del parto un lugar digno y se vieron obligados
a pernoctar en un establo y como cuna un pesebre. ¿Por qué
Pintor: Umberto Gamba

nació en un sitio así? Éste es el misterio de Dios y desde el


principio la sorpresa, la admiración y, a veces, hasta el escán­
dalo son reacciones de los que conocieron a Jesús. Ante Él
se da la admiración y, mucho más, la adoración. Jesús se ha

N.o 1424 — n o v i e m b r e - d i c i e m b r e • 13
dín o dedicamos energías y cariño para nuestras mascotas
también podemos buscar el momento oportuno para el diálo­
go con Dios. Orar con la confianza de que las oscuridades de
nuestro hoy no pueden apagar la Luz de la Navidad, la Luz
de la fe que ilumina a un pueblo «apasionado por hacer el
bien» (Tt 2, 14).

FAMILIA Y ESPERANZA
preferidos. Aquel niño en pañales, que reposa en el pesebre
de los animales, envuelto en el amor sublime de María y José, E l domingo después de Navidad celebramos la fiesta de la
Sagrada Familia. Y nos podemos preguntar: ¿cómo cul­
tivar la virtud de la esperanza en el corazón de nuestras fa­
es nuestro Salvador y la esperanza del mundo.
milias? En este contexto navideño se nos invita a mirar a la
familia de Jesús y ver cómo sus padres cumplen con todo
LA LUZ RESPLANDECE aquello que la familia tiene que hacer para transmitirle la fe
de los mayores, la cultura, la lengua, las costumbres, la vida
EN LA OSCURIDAD y la esperanza. Y el núcleo familiar se convierte así en el

E n medio de tantas dudas que envuelven la peregrinación


de nuestra existencia «todo menos rendirnos, Señor, /
todo menos sentarnos, / desolados, a esperar la muerte en
santuario donde se transmite la presencia de Dios, lugar pri­
vilegiado para la transmisión de la fe y la oración. La familia
llega a ser una verdadera «iglesia doméstica», sin la cual se
vida, / la mediocridad, la derrota... / Es sólo que si Tú no hace muy cuesta arriba la vivencia de la fe. Si por muchas
enciendes el horizonte / caminamos en círculo hacia ninguna circunstancias que se dan en nuestras familias no se puede
parte. / Es sólo que si Tú no incendias / el corazón y la en­ llevar a cabo este proceso tan enriquecedor las comunidades
traña / las piernas no saben a dónde ir. / Es sólo que si Tú cristianas están llamadas a ser familias acogedoras donde,
no lates en nosotros / falta el aliento... / ... y por eso no pode­ como María, podamos conservar en nuestro corazón todo lo
mos rendirnos, / que Tú no desesperas de nosotros.» (J. M. relacionado con Jesús y crecer, como Él, en edad, sabiduría y
Olaizola.) gracia. También en la fe, esperanza y caridad.
En los ambientes en que se desarrolla a diario nuestra En este tiempo maravilloso de la Navidad quisiéramos
existencia encontramos a menudo personas que nos interpe­ hacer llegar el mensaje de esperanza a todo ser humano, al­
lan con sus posiciones sobre la religión y sobre la misma canzando el corazón de los más pequeños, atendiendo tam­
Iglesia. Algunos piensan que los cristianos tenemos actitudes bién a nuestros mayores y poder disfrutar lo mejor de cada
poco maduras delante de los retos de la vida y que van en uno para construir una nueva familia, germen de una reno­
contra de la verdadera libertad y autonomía del ser humano. vada sociedad. Y hablando de regalos me quedaría con los
En este mundo de las nuevas tecnologías surgen voces que consejos que, como testamento, dejó una abuelita a su queri­
pronostican que la fe carece de relevancia. ¿Por qué la fe da nieta:
en Cristo tiene que ser nuestra religión? ¿Por qué —dicen «Hoy te he traído en mi bolso varios regalos. Te traigo los
otros— nos hemos de «encerrar» en Jesús para vivir nuestra amigos. Son un poco delicados, cuídalos. No olvides usar
trascendencia humana? Estos y otros argumentos hacen me­ con ellos las palabras «Perdón» y «Gracias». Ellos las usarán
lla en nuestra sensibilidad y a veces nos desaniman, ponen a contigo. Te regalo un alma inquieta, siempre en busca de
prueba la fe. Hay personas que en estas circunstancias adver­ algo más. No te conformes, no te rindas. Busca el arcoíris
sas abdican de su combate espiritual y de su vida de oración, después de la lluvia. Te regalo una biblioteca llena de libros.
incapaces de reaccionar. Si aprendes a quererlos como los amigos, son tan fieles que
En medio de tantas oscuridades esta Navidad nos habla de ni la soledad ni el aburrimiento te preocuparán jamás. Te re­
la auténtica esperanza porque «la luz brilla en las tinieblas, galo el futuro. Es tuyo y todo lo que hagas hoy te servirá pa-
y las tinieblas no la vencieron» (Jn 1, 5). Recibir hoy a Jesús, ra convertir el mañana en un mundo mejor. Tu mundo. Te
acogerlo por la fe tiene que ser el hilo conductor de la exis­ regalo la alegría de saber que Dios está contigo. Me lo ense­
tencia creyente. Y en el día a día se debe ir creciendo en la ñó mi madre y a ella, la suya, y así desde el principio de los
oración, en la celebración y el compromiso, adaptándonos a tiempos. Entonces, aunque tantas veces lo he hecho, te abra­
las sucesivas etapas de la vida. Es una labor permanente. Es zo muy cerca de mi corazón, y vuelvo a decirte cuán­
preciso cuidar el aroma de la fe a nivel personal y así como to te quiero. Tu abuela.»
encontramos tiempo para cultivar las plantas de nuestro jar­ Ojalá que todos sigamos regalando esperanza...

14 •
LA SAGRADA FAMILIA

en FAmiLiA...
cooPerantes: FundaciÓn
«manYanet solidario»

D e nuevo traemos a nuestra revista el testimonio de los Coope­


rantes de Manyanet solidario que un verano más dedicaron
todas sus energías a compartir el tiempo y la educación con los
niños/as apadrinados por la Fundación Manyanet solidario en Ve­
nezuela y Colombia. Con su presencia, ilusión y buen hacer, junto a los cooperantes de los citados países, realizaron
actividades educativas, religiosas, culturales, sociales y lúdicas, que implicaban a las propias familias de los niños/as,
para ayudar a crecer con esperanza para construir un futuro mejor para todos.

ordenaciones en argentina

E s una gran alegría para nuestra Congregación de «Hijos de la


Sagrada Familia» poder compartir con todos ustedes la noticia
de la Ordenación sacerdotal del P. Héctor Cruz y la Diaconal del
hermano Víctor Suárez, ambos de Argentina. La celebración se
desarrolló en Tres Arroyos, ciudad en la que, desde hace muchos
años, desarrolla su trabajo apostólico y educativo nuestro Instituto,
el día 17 del mes de octubre. Con nuestra felicitación va también el
deseo de que sigan sembrando la semilla del evangelio de Nazaret
en medio de los niños, jóvenes y las familias para que, con su testi­
monio, puedan seguir suscitando nuevas vocaciones al servicio de
Dios y de los hombres.

iX troBada-
encuentro
de Pastoral:
«APRENDEMOS
DEL MAESTRO»
(Blanes)

E l sábado, 30 de octubre de 2010, se


celebró en el colegio Santa María
de Blanes, el IX Encuentro de Pastoral
bajo el lema: «Aprendemos del Maes­
tro». Más de 90 pastoralistas, religiosos
y laicos, se unieron para seguir dialo­
gando juntos sobre la acción pastoral
en nuestros centros. Acompañados por
los organizadores se reflexionó, en diferentes lugares de la localidad, sobre el sentido del camino guiados e iluminados
por la Palabra de Dios que es nuestra «Maestra». Se evaluaron los resultados de las encuestas sobre la actividad pastoral
enviadas a cada colegio y el señor Albert López representó el monólogo «El evangelio anónimo», tras el que se realizó la
Oración común. Al terminar todos pudimos disfrutar de la comida fraterna en el recientemente inaugurado pabellón de
la escuela.

N.o 1424 — n o v i e m b r e - d i c i e m b r e • 15
MÁRTIRES POR LA FAMILIA
PERE GRASES
ESCENARIOS I GONZÁLEZ
DEL MARTIRIO (3) Vilafranca del Penedès, 1909
Caracas, 2004
L a ciudad de Lleida fue el escenario del mar-
tirio de los siervos de Dios Juan Cuscó
Oliver y Pedro Sadurní Raventós. El padre E scritor y filósofo, fue exalumno del colegio
San Ramón y del SdD Pedro Sadurní, de
Cuscó era natural de La Granada (Barcelona), quien conservaba un recuerdo entrañable. Difí-
nacido en 1872. Siendo alumno del colegio cilmente podía hablar de él sin que se emocio-
San Ramón de Vilafranca del Penedès, ingre­ nara y le cayeran algunas lágrimas. Declaró en
só en el Instituto y profesó el 15 de agosto de la investigación diocesana de Barcelona. Se
1894. Fue ordenado sacerdote en 1899. Estu­ licenció en filosofía y letras en la Universitat
vo dedicado a la instrucción y educación de de Barcelona en 1931. En 1932 fue catedrá­
En 1990, con motivo del centenario del cole-
los niños y jóvenes en varios colegios, y traba­ tico de literatura en el Institut Escola del Par- gio San Ramón pronunció el discurso conme-
jando con mucha abnegación y sacrificio. Y el que de la Ciudadela y profesor de lengua ára- morativo. Momento que recoge la fotografía.
padre Sadurní había nacido en Vilanova i La be en la Universidad Autónoma de Barcelona.
Geltrú (Barcelona) en 1883. Ingresó en el co­ Desde la proclamación de la Segunda República Española, fue secretario del alcalde
legio San Pedro Apóstol de Reus y allí profesó de Barcelona Carles Pi i Sunyer. En 1936 se exilió en Francia y en 1937 se estableció
en 1900. Fue un hombre de ciencia en el am­ en Caracas (Venezuela), donde fue profesor del Instituto Pedagógico Nacional hasta
1946, y catedrático y fundador de la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad
plio sentido de la palabra y un excelente peda­
Central de Venezuela.
gogo y profesor. Sabía comunicar a sus alum­
Estudió y revalorizó figuras como Andrés Bello o Simón Bolívar, y publicó numerosos
nos, junto con los conocimientos, el amor al trabajos y monografías, así como numerosos estudios sobre la historia del periodismo,
estudio y el deseo de aprender. de la imprenta y de la bibliografía venezolanas. Paralelamente, colaboró activamente
En 1936, los dos Siervos de Dios formaban con el Centro Catalán de Caracas. En 1976 dio su biblioteca particular (unos 65.000
parte de la comunidad del colegio San José de volúmenes) a la Universidad Metropolitana de Caracas, que construyó un edificio que
Tremp, el primero como superior. La revolu­ lleva su nombre.
ción de 1936 les obligó a abandonar el cole­ Formó parte de numerosas academias americanas y europeas y recibió numerosos
gio, que fue convertido en hospital militar, honores y condecoraciones, entre los cuales el título de doctor honoris causa de varias
y a vivir escondidos en una de las depen- universidades. En 1992 formó parte de la Comisión América y Catalunya, desde donde
dencias del Hotel Siglo XX, hasta que, a pri- impulsó el Diccionari dels Catalans d’Amèrica (1992) con Prócoro Hernández y Albert
meros de agosto, se dirigieron hacia Esterri Manent. En 1982 recibió la «Creu de Sant Jordi» de la Generalitat de Catalunya.
d’Aneu, con el propósito de pasar la frontera
hacia Francia e Italia (Roma) junto con otras
per­sonas. Tras cinco o seis horas de cami- ORACIÓN PARA PEDIR GRACIAS
no, llegaron hasta Alòs d’Isil, último pueblo POR LA INTERCESIÓN DE LOS SIERVOS DE DIOS
de España, los dos Siervos de Dios se vieron
obligados a detener la caminata por el excesi­ Dios y Padre nuestro, que has suscitado en la Iglesia a tus Siervos JAIME
vo cansancio. PUIG Y 19 COMPAÑEROS, Hijos de la Sagrada Familia, apóstoles de la
Durante esta pausa fueron detenidos por familia y edu­cadores de la juventud hasta derramar generosamente su
un grupo de milicianos y entregados al comité sangre; te ro­gamos humil­demen­te que, por su ejemplo e intercesión, sea-
revolucionario de Esterri d’Aneu, desde don­ mos siempre y en todas partes instrumentos de tu paz y nos concedas la
de fueron conducidos a la cárcel provincial de gracia que te pedimos... Por Jesucristo, nuestro Señor. Amén.
Lleida, en donde el número de detenidos fue
siempre alrededor de ochocientos.
En la noche del 20 de agosto de 1936 fue­
ron sacados de la cárcel con otros 72 sacer­ RECOMENDACIÓN
dotes y religiosos y asesinados en la pared del
cementerio de la misma ciudad. Todos ellos
iban cantando el Credo, la Salve Regina y vi­
vas a Cristo Rey. Sus cuerpos fueron cayen-
2 Se ruega que, con el fin de que los 20 Siervos de Dios, después de haber
sido beatificados o declarados mártires, puedan ser canonizados conjunta­
mente, se les invoque a todos en grupo, es decir al SdD Jaime Puig y 19 compañe­
do a la fosa común entre gritos y ayes y que­ ros. Puede ponerse en primer término al SdD por quien se sienta más devoción,
mados con cal viva para dejar más espacio pero siempre unido a sus 19 compañeros. Por ejemplo, uno puede encomendarse
para otros. al SdD Eduardo Cabanach y sus 19 compañeros, o bien al SdD Jaime Llach y sus
BLIM 19 compañeros, etc.

16 •
LA SAGRADA FAMILIA

XXV TALLER DE PASATIEMPOS


(De una idea del colegio P . Manyanet de Alcobendas —Madrid—) para hacer en familia

navidad internacional jugando como antes


Millones de personas en todo el mundo se reúnen cada año para
celebrar el nacimiento de Jesús. Sin embargo, en cada país le dan un
nombre distinto.
¿Puedes encontrar 12 de estos nombres en la sopa de letras?

J U L B B U V I Q H O N Z M P

L A D A N S T N O X G Z V R L

C O M O R V A N O C E C W P N

O K S A N T S I R K L H E Q A

S A M N E T S I R H C R I R T

Y K L R P G N J Q U R I H N A

C E Y Y N O A S H S I S N K L

K R C H O K T V N Y V T A R E

W S P G E L A P J K U M C F Q La Navidad es un tiempo de juguetes. ¿Eres capaz de ave­


R T E Y L Y L G O H J A H R K riguar el nombre de estos 8, y ponerlos en el crucigrama?

W M N O W M I F U L X S T P D

C I Z O B A E E L U C A E I D

V S A I V F T P U P B S N M Z

A U S B V N K R A C K V R D M

E G U B E R R I A H N G H M G

■ Vánoce (checo) ■ Jul (sueco)


■ Christmas (inglés) ■ Natal (portugués)
■ Weihnachten (alemán) ■ Kerstmis (holandés)
■ Noël (francés) ■ Christenmas (escocés)
el mensaje de la nieve
■ Kristnasko (esperanto) ■ Eguberria (euskera)
■ Natale (italiano) ■ Joulu (finlandés) Una de las cosas más divertidas de la Navidad es la nieve.
■ Nadal (catalán) ■ Božić (croata) Averigua dónde caerán los copos para descubrir nuestro
mensaje navideño.

EDUCACIÓN PRIMARIA
¡PARTICIPA!
Resuelve estos pasatiempos
en familia, haz una fotocopia,
pon tu nombre y curso
en el reverso y entrégalo
en la Secretaría de tu Colegio.
Si eres de los diez primeros
recibirás un obsequio.

N.o 1424 — n o v i e m b r e - d i c i e m b r e • 17
Última página
Última página
Última página
 Última página

DIÁCONO Édison Fañanás Lanau

¿QUÉ ES UN DIÁCONO? cuando se le confió al diácono toda la administración y la


organización de la caridad de la Iglesia y del obispo. Des­
D iácono proviene de la palabra griega diákonos que
significa sirviente. El diácono es un ministro consa­
grado que ha recibido el primer grado del sacramento del
de el siglo IV, no obstante, las obras de caridad se fueron
trasladando más a los monasterios y la figura del diácono
se fue diluyendo y se convirtió únicamente en un paso
orden y al que se le han confiado de manera especial las previo para llegar a ser sacerdote. El Concilio Vaticano II
obras de caridad. El sacramento del orden tiene dos grados (1962-1965) impulsó el diaconado admitiendo también a
más: el sacerdocio (sacerdote) y el episcopado (obispo). hombres casados.
Simplificando mucho y con mis palabras: la misión del
sacerdote es actuar en la comunidad en nombre de Cristo
cabeza de su pueblo, es decir, el sacerdote nos recuerda que ¿PARA QUÉ
vivimos de Dios. El sacerdocio está ligado íntimamente a la SIRVE EL DIÁCONO?
escena de la Última Cena. La misión del diácono es actuar
en la comunidad en nombre de Cristo sirviente, es decir, el
diácono nos recuerda que vivimos para los demás. El dia­ P ara nada. Si definimos al diácono por su función, se
puede prescindir de él perfectamente. Además de la
atención pastoral a los enfermos y al servicio de la caridad
conado está ligado íntimamente a la escena del lavatorio de
los pies. El obispo representa la plenitud del sacramento fraterna entre los fieles, la Iglesia permite a un diácono
del orden. preparar y celebrar bautismos, matrimonios y funerales,
Al principio de la Iglesia el diácono fue una figura rele­ distribuir la comunión, presidir las celebraciones de la Pa­
vante alcanzando su expresión más alta en el siglo III, labra de Dios y predicar. Es decir, todas las funciones que
puede realizar un diácono las puede realizar un sacerdote
(que también es diácono) o algunas de estas funciones las
puede realizar también un laico (o una laica) con un permi­
so especial del obispo o en una situación extrema.
Más que preguntar por la función específica del diáco­
no tiene más sentido preguntar qué representa el diácono:
la esencia del diácono consiste en recordar a la comuni­
dad que vivimos para los demás.
El diácono, por tanto, tiene su carisma más particular
en la acción de la caridad en todos sus aspectos.

ORDENACIÓN DIACONAL
E l pasado 12 de septiembre tres hombres casados fui­
mos ordenados diáconos en la Catedral de Barcelona
por la imposición de manos y la oración de nuestro Arzo­
bispo y Cardenal Lluís Martínez Sistach.
Mi ordenación es la respuesta a una llamada del Señor
—siempre lleva Él la iniciativa y uno nunca es merecedor
de sus dones— que se ha ido cristalizando a lo largo de
estos cuarenta años de vida. En mi inquieta juventud la
pregunta de la vocación me acompañó siempre. Y el dia­
conado responde a lo que buscaba: un ser y actuar para los
demás explícitamente desde Cristo y la Iglesia y desde
una vida «normal», es decir, en mi estado de persona feliz­
mente casada y con cuatro hijos.
Como diácono no espero grandes cambios externos en
mi vida, pero sí deseo que la gracia del sacramento
me haga vivir más unido al Señor para darme más
y mejor a los demás.

18 •