Vous êtes sur la page 1sur 8

TEMA Nº 1

PROCEDIMIENTO ORDINARIO
LA DEMANDA

1.- COMIENZO DEL PROCEDIMIENTO ORDINARIO

DE LA INTRODUCCIÓN DE LA CAUSA
De la Demanda

Artículo 338. Las controversias que se susciten entre partes en reclamación de


algún derecho, se ventilarán por el procedimiento ordinario, si no tienen pautado un
procedimiento especial.

Artículo 339. El procedimiento ordinario comenzará por demanda, que se


propondrá por escrito en cualquier día y hora, ante el Secretario del Tribunal o ante
el Juez.

La demanda es el acto iniciador del proceso ordinario, según lo determina el Art.


338 CPC. De acuerdo con la norma legal citada, debe entenderse que ningún acto
que no sea la demanda debe ser considerado como principio del procedimiento por
más que puedan efectuarse actos anteriores en preparación de la demanda.

La demanda es el paso primigenio del proceso, común a todas las formas de éste,
contenido en un libelo, que no es otra cosa que el escrito mediante el cual se
propone la demanda.

El libelo de la demanda debe ser presentado en forma escrita, de acuerdo a lo


establecido en el Art. 340 CPC.

Presentada la demanda, el Tribunal la admitirá si no es contraria al orden público, a


las buenas costumbres o a alguna disposición expresa de la Ley. En caso contrario,
negará su admisión expresando los motivos de la negativa.

Del auto del Tribunal que niegue la admisión de la demanda, se oirá apelación
inmediatamente, en ambos efectos. (Sentencia Interlocutoria)

2.- DEFINICIÓN DEL PROCEDIMIENTO ORDINARIO

Es un método que se desarrolla en forma ordenada y consecutiva para


resolver controversias que no contemplen un procedimiento especial. Se
inicia el Procedimeinto Ordinario con la presentación de la demanda. (Prof.

3.- REQUISITOS DE FORMA DE LA DEMANDA

Los requisitos de forma de la demanda están preceptuados en el Art. 340 CPC

Artículo 340. El libelo de la demanda deberá expresar:

1° La indicación del Tribunal ante el cual se propone la demanda.

2° El nombre, apellido y domicilio del demandante y del demandado y el carácter


que tiene.

3° Si el demandante o el demandado fuere una persona jurídica, la demanda


deberá contener la denominación o razón social y los datos relativos a su creación o
registro.
4° El objeto de la pretensión, el cual deberá determinarse con precisión, indicando
su situación y linderos, si fuere inmueble; las marcas, colores, o distintivos si fuere
semoviente; los signos, señales y particularidades que puedan determinar su
identidad, si fuere mueble; y los datos, títulos y explicaciones necesarios si se
tratare de derechos u objetos incorporales.

5° La relación de los hechos y los fundamentos de derecho en que se base la


pretensión, con las pertinentes conclusiones.

6° Los instrumentos en que se fundamente la pretensión, esto es, aquéllos de los


cuales se derive inmediatamente el derecho deducido, los cuales deberán
producirse con el libelo.

7° Si se demandare la indemnización de daños y perjuicios, la especificación de


éstos y sus causas.

8° El nombre y apellido del mandatario y la consignación del poder.

9° La sede o dirección del demandante a que se refiere el artículo 174.

SUJETOS: - Ordinal 1º. Órgano Jurisdiccional o Tribunal ante el cual se propone la


demanda

- Ordinal 2º. Las Partes. Identificación de las partes

- Ordinal 3º. Personas Jurídicas. Identificación

- Ordinal 8º. Identificación del mandatario y la consignación del poder

OBJETO: - Ordinal 4º. Identificación del Objeto de la controversia.

- Ordinal 7º. Especificación de los daños y perjuicios

CAUSA: - Ordinal 5º. La relación de los hechos y los fundamentos de derecho

- Ordinal 6º. Los instrumentos en que se fundamente la pretensión

4.- EFECTOS DE LA INTERPOSICIÓN DE LA DEMANDA

A.- EFECTOS PROCESALES

- Inicio del Proceso

- Admisión o no de la Demanda

- Orden de Comparecencia y Compulsa. Art. 342 CPC.

- El Demandante debe impulsar la Citación

- Determinación de las Partes

- Determinación del Objeto del Litigio


B.- EFECTOS SUSTANCIALES

1.- Interrupción de la Prescripción del Derecho

Código Civil.

Artículo 1.969.- Se interrumpe civilmente en virtud de una demanda judicial,


aunque se haga ante un Juez incompetente, de un decreto o de un acto de
embargo notificado a la persona respecto de la cual se quiere impedir el curso de la
prescripción, o de cualquiera otro acto que la constituya en mora de cumplir la
obligación. Si se trata de prescripción de créditos, basta el cobro extrajudicial.

Para que la demanda judicial produzca interrupción, deberá registrarse en la Oficina


correspondiente, antes de expirar el lapso de la prescripción, copia certificada del
libelo con la orden de comparecencia del demandado, autorizada por el Juez; a
menos que se haya efectuado la citación del demandado dentro de dicho lapso.

Nota: Una vez que se presenta la demanda se interrumpe la prescripción del


derecho.

2.- Renuncia de los derechos a demandar.

Artículo 1.234.- Se presume que el acreedor ha renunciado a la solidaridad respecto


a uno de los deudores:

1º Cuando recibe separadamente de uno de los deudores su parte en la deuda, sin


reservarse expresamente la solidaridad o sus derechos en general; y

2º Cuando ha demandado a uno de los codeudores por su parte y éste ha


convenido en la demanda o ha habido sentencia condenatoria.

5.- DOCUMENTOS FUNDAMENTALES

Son aquellos documentos en los cuales se fundamenta la pretensión y deben


acompañar a la demanda. Pueden ser documento públicos o documento privado.

Nota: Sino puede ser entregados al momento de la presentación de la demanda,


deben presentarse en la promoción de pruebas cuando se trata de documentos
privados (Ejem. Contratos de alquiler, letras de cambio). En los casos de tratarse
de documentos Públicos debe señalarse el lugar donde pueden ser ubicados.

6.- CONSECUENCIAS DE OMITIR LA PRESENTACIÓN DE LOS DOCUMENTOS FUNDAMENTALES

Artículo 434. Si el demandante no hubiere acompañado su demanda con los


instrumentos en que la fundamenta, no se le admitirán después, a menos que haya
indicado en el libelo la oficina o el lugar donde se encuentren, o sean de fecha
posterior, o que aparezca, si son anteriores, que no tuvo conocimiento de ellos.

En todos estos casos de excepción, si los instrumentos fueren privados, y en


cualquier otro, siendo de esta especie, deberán producirse dentro de los quince días
del lapso de promoción de pruebas, o anunciarse en él de donde deban
compulsarse; después no se le admitirán otros.
Artículo 435. Los instrumentos públicos que no sea obligatorio presentar con la
demanda, ya por no estar fundada en ellos la misma, ya por la excepción que hace
el artículo 434, podrán producirse en todo tiempo, hasta los últimos informes.

7.- OPORTUNIDAD, LUGAR, MODO DE PRESENTACIÓN

El libelo contentivo de la demanda deberá ser presentado en forma escrita, de


conformidad a lo preceptuado en el Art. 339 CPC: "El procedimiento ordinario
comenzará por demanda, que se propondrá por escrito en cualquier día y hora,
ante el Secretario del Tribunal o ante el Juez".

Las disposiciones de los Arts. 342, 344 y 345 establecen que el Secretario debe
compulsar tantas copias cuantos demandados aparezcan en él, certificando su
exactitud y en seguida se extenderá orden de comparecencia para la litis
contestación, orden que autorizará el Juez. La copia o copias del libelo de demanda
se entregarán al alguacil, encargado de realizar la citación, debiendo el secretario
poner constancia en expediente de que se libraron las compulsas, acorde a lo
señalado para la comparecencia. El emplazamiento se hará para el vigésimo día,
después que se haya citado al demandado o al último si fueren varios.

1.- Oportunidad: la demanda debe presentar ante el tribunal en tiempo hábil.


Deben considerarse además los tiempos de prescripción.

2.- Lugar: Debe conocerse el órgano competente para conocer de la causa y el


circuito judicial al cual pertenece.

3.- Modo de Presentación: Se debe presentar la demanda por escrito ante el


secretario, quie debe dejar constancia mediante sello y firmas.

Articulo 339.El procedimiento ordinario comenzará por demanda, que se


propondrá por escrito en cualquier día y hora, ante el Secretario del Tribunal o ante
el Juez.

Artículo 342. Admitida la demanda, el Tribunal ordenará compulsar por Secretaría


tantas copias cuantas partes demandadas aparezcan en ella, con certificación de su
exactitud; y en seguida se extenderá orden de comparecencia para la contestación
de la demanda, orden que autorizará el Juez expresándose en ella el día señalado
para la contestación.

Si para cualquier otro efecto establecido en el Código Civil, necesitare la parte


demandante alguna otra copia de la demanda con la orden de comparecencia, se la
mandará expedir en la misma forma.

Artículo 344. El emplazamiento se hará para comparecer dentro de los veinte días
siguientes a la citación del demandado o del último de ellos si fueren varios.

Si debiere fijarse término de distancia a varios de los demandados, el Tribunal fijará


para todos un término común tomando en cuenta la distancia más larga. En todo
caso, el término de la distancia se computará primero.

El lapso del emplazamiento se dejará correr íntegramente cuando el demandado o


alguno de ellos, si fueren varios, diere su contestación antes del último día del
lapso.
Artículo 345. La copia o las copias del libelo de la demanda con la orden de
comparecencia se entregarán al Alguacil del Tribunal a objeto de que practique la
citación. Sin embargo, a petición de la parte demandante, dichas copias se
entregarán al propio actor, o a su apoderado para que gestione la citación por
medio de cualquier otro Alguacil o Notario de la Circunscripción Judicial del Tribunal
de la causa, o del lugar donde resida el demandado, en la forma prevista en el
artículo 218.

Cumplida la gestión de la citación, el actor o su apoderado entregará al Secretario


del Tribunal el resultado de las actuaciones, debidamente documentadas.

8.- ADMISIÓN DE LA DEMANDA

La presentación de la demanda es un acto de voluntad de parte, que por ese mero


hecho va a tomar en la relación procesal la posición de actora. El auto de admisión
está previsto en el Art. 341 CPC, el auto de admisión cumple una función muy
importante, porque a través del mismo, el Juez ordena el procedimiento.

La admisión implica que el Juez dicte un auto que así lo ordene, señalando que la
admite "cuanto ha lugar en derecho". Esta expresión es una reserva que formula el
Tribunal, con lo cual el Tribunal lo que está diciendo es que le da un pase a la
demanda, pero no prejuzga acerca de su fundabilidad ni acerca de su admisibilidad.
Todo queda a reserva de los alegatos y pruebas que las partes lleven al proceso, y
en base a lo cual el Juez dictará sentencia definitiva. El auto de admisión es una
providencia ordenada por el Juez, mediante la cual acepta o rechaza la demanda

Art. 341. Presentada la demanda, el Tribunal la admitirá si no es contraria al orden


público, a las buenas costumbres o a alguna disposición expresa de la Ley. En caso
contrario, negará su admisión expresando los motivos de la negativa.

Del auto del Tribunal que niegue la admisión de la demanda, se oirá apelación
inmediatamente, en ambos efectos.

9.- SUPUESTOS DE INADMISIBILIDAD

La demanda será considerada inadmisible en los siguientes supuestos (Art. 341


CPC):

1. Que sea contraria al orden público;


2. Que sea contraria a las buenas costumbres;
3. Por ser contraria a disposición expresa de la ley.

10.- REFORMA DE LA DEMANDA (Art. 343 CPC)

Para establecer la noción de reforma de la demanda y entender en que consiste


realmente este derecho es necesario distinguir entre: reforma de demanda, cambio
de demanda y transformación de demanda.

Cambio de la Demanda: sustituir una demanda por otra, lo cual, acorde a nuestro
CPC supone 2 actos: 1º retiro de la demanda que está ya cursando en el juicio y 2º
presentación de una nueva demanda que sustituya la retirada. Este cambio es una
consecuencia que se le reconoce al actor de pedir su libelo de demanda, sin el
consentimiento del demandado, antes del acto de la contestación.

Transformación de la Demanda: alude desde el punto de vista procesal a una


prohibición en el sentido de que una vez contestada la demanda por el demandado,
no pueden, ni el actor, ni el demandado alterar los términos y límites del litigio,
establecidos ya por la demanda, por un lado, y la contestación por el otro.

Reforma de la Demanda: es un hecho, que consiste en una modificación de los


elementos concretos del libelo de la demanda. De hecho el demandante puede
incurrir en errores y omisiones en el libelo de demanda, aun en errores de
apreciación y la Ley le da el derecho de que rectifique.
La oportunidad que tiene el demandante para reformar es antes del acto de
contestación de la demanda; pero en ese caso se le concederán al demandado;
pero en ese caso se le concederán al demandado otros veinte días para que la
prepare y la dé.

Respecto de la Reforma de la Demanda se presentan dos supuestos:

• Que se reforme el libelo sin estar presente el demandado, en ese caso se


habrá de citar de nuevo al demandado.
• Que se reforme el libelo en presencia del demandado, en cuyo caso se
considera que está enterado y comienzan a correr de inmediato los veinte
días para la contestación de la demanda.

Artículo 343. El demandante podrá reformar la demanda, por una sola vez, antes
que el demandado haya dado la contestación a la demanda, pero en este caso se
concederán al demandado otros veinte días para la contestación, sin necesidad de
nueva citación.

EL PROCEDIMIENTO ORDINARIO
El procedimiento ordinario inicia según lo previsto en el Art. 339 CPC con la
demanda. Toda vez que dicha demanda reúna los requisitos contenidos en el Art.
340 CPC, es presentada por ante el Tribunal, el cual tiene 3 días para admitir la
misma, una vez admitida la demanda se procede acorde a lo establecido en el Art.
344 CPC relativo al emplazamiento, que establece que el emplazamiento se hará
para comparecer dentro de los 20 días siguientes a la citación del demandado o del
último de ellos si son varios los demandados.

En caso de fijarse término de distancia a varios demandados, el Tribunal fijará para


todos un término común, considerando la distancia más larga; y en todo caso este
término se computa primero, es decir, que se computa previo a los 20 días
establecidos para el emplazamiento y no posterior a éstos.

Los 20 días del emplazamiento deben dejarse correr íntegros (debe precluir el
lapso).

Una vez precluído el lapso de emplazamiento, las partes promoverán todas las
pruebas de que quieran valerse dentro de los primeros 15 días del lapso probatorio.
(Arts. 388 y 396 CPC)

Dentro de los tres días siguientes al término de la promoción, cada parte deberá
expresar si conviene en alguno o algunos de los hechos que trata de probar la
contraparte, determinándolos de forma clara, para que el Juez pueda fijar en que
hechos están de acuerdo y así no serán objeto de prueba. Si alguna de las partes
no llena esta formalidad en el término fijado, se considerarán contradichos los
hechos. Pueden también las partes, dentro del lapso mencionado, oponerse a la
admisión de las pruebas de la contraparte que aparezcan manifiestamente ilegales
o impertinentes. Dentro de los tres días siguientes al vencimiento del término
anterior, el Juez dará providencia de los escritos de pruebas, admitiendo las que
sean legales y procedentes y desechando las ilegales o impertinentes. En el mismo
auto, el Juez ordenará la omisión de las pruebas sobre las que las partes hayan
convenido. (Arts. 397 y 398 CPC)

Si hubiere oposición sobre la admisión de alguna prueba, no se procederá a


evacuar dicha prueba sin la correspondiente providencia del Juez.

Admitidas las pruebas, o dadas por admitidas conforme a los artículos precedentes,
comenzarán a computarse los 30 días destinados a la evacuación, que se regirá por
lo establecido en el Art. 400 CPC.
Una vez precluído el lapso para evacuación de pruebas, las partes se presentarán
los informes en el día 15 (sólo pueden presentarse los informes en día 15vo. Ya que
no se trata de un lapso lo previsto en la ley sino de un término) siguiente al
vencimiento del lapso probatorio. La falta de presentación de los informes, no
producirá la interrupción de la causa. (Arts. 511 y 512 CPC).

Presentados los informes, cada parte podrá presentar al Tribunal sus observaciones
escritas sobre los informes de la contraria, dentro de los 8 días siguientes, en
cualquier hora de las fijadas por el Tribunal (al igual que en el caso de los informes
se trata de un término, no de un plazo, por tanto las conclusiones sólo pueden
presentarse al 8vo. día).

Presentados los informes, el Tribunal dictará su fallo dentro de los 60 días


(continuos) siguientes. Este término se dejará transcurrir íntegramente a los
efectos de la apelación. A excepción de lo previsto en el Art. 251 CPC en lo que se
refiere al diferimiento del pronunciamiento de sentencia, en cuyo caso se establece
que el pronunciamiento de la sentencia no podrá diferirse sino por una sola vez, por
causa grave sobre la cual el Juez hará declaración expresa en el auto de
diferimiento, y por un plazo que no excederá de 30 días. La sentencia dictada fuera
del lapso de diferimiento deberá ser notificada a las partes sin lo cual no correrá el
lapso para interponer los recursos; en tanto las partes no sean notificadas no se
comienzan a computar el lapso de apelación.