Vous êtes sur la page 1sur 2

Psicología de la creatividad

Manuela Romo
Barcelona: Editorial Paidós, 1997, 178 pp
Reseña de Liliana Barrera///Cesun Universidad
lbarrera@cesun.edu.mx

Psicología de la creatividad de Manuela Romo es un La primera parte aborda el tema de la inspiración,


análisis inteligente y a la vez accesible de las dimen- concepto sine qua non para entender el acto de la
siones psicológicas de la conducta creadora. No es creación. La inspiración es el insight refulgente que
uno de esos libros que prometen el éxito instantá- asoma por encima de la dedicación absoluta, el es-
neo con el mínimo esfuerzo mental que abunda en fuerzo mantenido en un ámbito específico y una piz-
estos tiempos. El libro es producto de una búsque- ca de suerte. Es, fenomenológicamente hablando,
da trascendente de argumentos y explicaciones a el horizonte filosófico donde el individuo vislumbra
preguntas difíciles: ¿en qué reside el misterio de la la iluminación creadora, que no es, de ningún modo,
creatividad?, ¿se puede enseñar a ser creativo?, ¿en exclusiva del científico o el artista. En esas páginas
qué punto el apoyo heurístico mejora el desarrollo iniciales, la autora refuta la idea de que la inspira-
creativo?, ¿cuál es la razón que explica la falta de un ción surja de la nada. Discute la posibilidad de que
paradigma psicológico de la creatividad? la inspiración aparezca en forma accidental, como la
visita anhelada de una musa, como un alejamiento
En su búsqueda de respuestas, la autora nos mues- del problema, un esperar que la fruta madure y cai-
tra las principales teorías que explican la creativi- ga por su propio peso. El aparente vacío que ante-
dad como una cualidad humana. Desde la aprecia- cede al insight está lleno de dedicación y esfuerzo.
ción de la creatividad como neurosis enfocándola La autora coincide con Luis Pasteur en que el éxtasis
como trastorno psicológico atípico; pasando por el intuitivo favorece a las mentes preparadas.
entendimiento de la conducta creativa como una
búsqueda del artista o científico mismo, en la cual ¿Qué criterios debe lograr un producto para ser con-
el autor proyecta en su obra un carácter autobio- siderado creativo? y ¿quién y cómo se determina?,
gráfico. Examina también la teoría de la expresión son cuestiones descifradas en la segunda sección
emocional, la cual considera el acto creativo como del texto. La psicología de la creatividad delimita
arte, como experiencia irrepetible que funge cual cuatro términos: la persona, el proceso, el producto
catarsis de las emociones que se aglomeran sin en- y la creatividad misma. Mediante el análisis de ello
contrar otra vía de escape. No olvida la explicación se identifican varios problemas, como el caso de los
basada en la consideración de la creatividad como insights erróneos, del valor del producto creativo
objeto de comunicación entre autor y espectador, por su novedad e implicaciones de sustitución pa-
con la consigna de estimular un cambio de apre- radigmática más allá de la utilidad y verificabilidad
ciación en quien lo disfruta curioso. Nos remite a inmediata. Otro dilema de criterios reside en la de-
la contemplación casi mágica del producto creativo terminación de la verdad a través del consenso y el
que agita los sentimientos del público. Es en este valor explicativo de su teoría o aportación.
desfile de respuestas que surge la interrogante re-
novada: ¿el artista nace o se hace? ¿Cuáles son las En la tercera parte, la autora aborda la naturaleza
virtudes que goza el ente creativo a diferencia de multifacética de la creatividad, entendida como
los demás? interdisciplinariedad y como rasgo presente en va-

// 58 Escuela de Negocios /// CESUN-Universidad • Vol. 1 • núm. 2 • Octubre 2008 • pp. 58-59.
riadas conductas humanas. Naturaleza que Freud y la forma de solucionar problemas que aparente-
ubicaría en el rango de sublimación conflictual ori- mente no tienen solución. Los mecanismos menta-
ginada en el flujo de energía inconsciente, el Positi- les de la creación, afirma Manuela Romo, funcionan
vismo vería como entrenamiento de la originalidad rompiendo las cadenas de la experiencia previa,
y el Humanismo enaltecería como autorrealización. reinterpretando las viejas preguntas que no han
Manuela Romo abunda en la perspectiva bodenia- encontrado solución. Para este fin, el pensamiento
na sobre la inteligencia artificial, la comprensión de creativo hace uso de la analogía. En la formulación
nuestro característico proceso creativo a través de de problemas y en su solución, la analogía es una
la simulación en una máquina que logra desafiar a importante fuente de ideas. Manuela Romo afirma
su propio programa. Al seguir estas pistas, la autora que el pensamiento analógico es el proceso más
describe a la creatividad como una forma de “pen- genuino de la creación, aunque admite que para al-
samiento ordinario”, similar al de mucho, excepto gunos casos particulares no tiene importancia.
en la disciplina y la especialización que lo definen.
La creatividad, dice Manuela Romo, es una forma La autora dedica la quinta y última parte a los temas
de pensar y actuar en un ámbito específico; para de la motivación, en cuanto a razón de logro, y al
alcanzar las cuotas más elevadas de creatividad “es pensamiento creador. ¿Qué puede motivar más la
necesaria una dedicación absoluta y casi exclusiva búsqueda de una respuesta que la necesidad de la
a ese trabajo”. La dedicación, en forma de tiempo misma? La exploración y la paciencia son cualida-
y esfuerzo, es clave; pero lo es por lo que significa: des de quien no se conforma con las explicaciones
experiencia acumulada en un determinado ámbito dadas. El pensamiento creador reconoce lo relevan-
de trabajo. En cualquier campo de especialización te de la pregunta y escudriña no sólo el valor de
se requiere tiempo para empezar a producir obras la solución al problema. Cuando la motivación in-
maestras. Manuela Romo estima que este tiem- trínseca es suficientemente fuerte, la mente creativa
po es de 20 000 horas de trabajo mantenido o su advierte la diversidad de enfoques y la multiplicidad
equivalente (10 años). Las obras maestras de Freud, de opciones para acceder al objetivo, por supuesto,
Picasso, Einstein, Stravinsky, Eliot y Graham sirven novedoso y valioso.
de prueba a su tesis. Einstein, por ejemplo, publicó
primero su teoría especial de la relatividad, una dé- Manuela Romo ha dedicado más de 25 años a la in-
cada después su teoría general de la relatividad y vestigación de la creatividad y este libro demuestra
sus obras filosóficas dos décadas después. que han sido bien aprovechados. Ella entiende la
creatividad como una forma de pensar, de ser, de
En la cuarta parte, la autora se dedica a profundi- vivir, de existir en el mundo; un estilo de vida que
zar en los mecanismos cognitivos del pensamiento se nutre de la constancia y dedicación a lo amado:
creador; en primer lugar, el papel de las preguntas el trabajo mismo.

Escuela de Negocios /// CESUN-Universidad 59 //