Vous êtes sur la page 1sur 7

Ariadna Chávez

LA CONSOLIDACIÓN DEL
CASTELLANO
La literatura castellana se inicia con El cantar
del mío Cid, cuyos difusores por excelencia
eran los juglares y cuya lengua original era el
aragonés.
La forma de los cantares juglescos españoles
deben mucho a la forma de las viejas
Chansons francesas:
1. Verso.
2. Tirada.
De los sos ojos tan fuertemente lloraba
3. Rima.
espacio- cuidádoso; echó- pavór
Per Abbot, en 1307, castellanizó el texto
Plorando de los ojos (plorar) – Tan fuertemente
llorando
“Oficio de clérigos”, “arte del hombre que tiene trato
con libros”
Se contrapone al mester de juglaría alrededor del
año 1230
Obras destacadas: “Libro de Apolonio”, “Libro de
MESTER DE Alexandre”, “Poema de Fernán Gonzales”
El autor de Alexandre escribe sobre la superioridad
CLERECÍA del mester de clerecía sobre el de juglaría:
“mester trago fermoso, non es de joglaría
mester es sen pecado, ca es de clerzía
fablar curso rimado por la quaderna vía
a sillavas cuntadas, ca es grant maestría”
Gonzalo de Berceo
“quiero fer la pasión de
señor sant Laurent/ en
romanz, que la pueda
saber toda la gent”
En sus escritos se ve la forma
en que el pueblo hablaba:
“non valió una hava”
España era ajeno al florecimiento
literario de Europa medieval. Durante el
siglo XV no había muchas obras literarias
escritas en la lengua vulgar.
Ambos retrasos se debieron al resultado
de la invasión musulmana. Cataluña fue
la primera región en la que hubo
literatura, por ser la que menos tuvo que
lidiar con los moros. Después le siguió la
zona de Navarro Aragón. Para 1300 ya
había una colección considerable de
literatura.
El castellano pasó de ser considerada un
dialecto y pasó a ser una lengua, esto
debido a los castellanos viejos dejaron
de ser dueños exclusivos de la lengua.
Consolidación del castellano. Por ejemplo
en la difusión de los cuentos árabes.
LITERATURA DE LOS SIGLOS XIV Y XV
Después de la muerte de Alfonso el sabio, la literatura en nuestra lengua era
abundante.
1. Don Juan Manuel. Sobrino de Alfonso el sabio. Prosa castellana. “El conde
Lucanor” “El libro de Patronio”.
2. Juan Ruiz, Arcipreste de Hita. “libro del buen amor”.
La poesía se lee poco. Solo hay dos excepciones: “Serranillas” del marqués de
Santillana y “Coplas a la muerte de su padre” de Jorge Manrique.
Para esta época no se puede hablar de renacimiento, pero sí se habla de imitación
de la cultura italiana. De este retroceso surgen los libros de caballerías y más tarde,
durante los años de 1450 a 1500, la literatura se diversifica y enriquece, como se
puede apreciar en La celestina.
El español tiene una ventaja sobre otras lenguas romances y no romances: que el
lector moderno puede leer textos escritos hace 7 siglos y estos serán comprensibles.
Sin embargo, sí se topan con palabras de significado distinto:
“Castigo” – Consejo
“Fincar” – Quedar
En muchas obras había que distinguir la forma escrita de la forma en que la gente lo
pronunciaba, pero en la literatura alfonsí las formas usadas correspondían a la
realidad. Incluso cuando se usaba un cultismo, éste procedía a ser explicado.
Se encontraban palabras o giros tomados de otras lenguas, expresiones que nunca
llegan a pertenecer realmente a una lengua.
Del francés: Chic, Deja vu
Del italiano: allegro, dolce