Vous êtes sur la page 1sur 6

SISTEMA DE AIRE

ACONDICIONADO DE UN
VEHÍCULO
Andres Flores
Martin Pastas
Mario Cabrera
Cualquier sistema de aire acondicionado
automotriz emplea 4 partes básicas:
1. Compresor mecánico, impulsado por el
motor del vehículo.
2. Válvula de expansión, la cual es una
restricción hacia donde bombea el compresor.
Intercambiadores de calor:
3. Evaporador
4. Condensador

El aire acondicionado ya no es considerado


como un elemento de lujo, la mayoría de los
autos, incluyendo su versión base, lo traen de
fábrica.
Al mismo tiempo que aclimata el ambiente dentro
del auto, elimina impurezas como el polvo y el
polen.
1. Compresor mecánico: Es una bomba de calor que tiene
la función de comprimir el gas (fluido refrigerante) que permite
en un ciclo de compresión/descompresión producir una
transferencia de calor de una parte a otra de un circuito
frigorífico. El compresor genera una fuerza comprimiendo el
gas que llega desde el evaporador en estado gaseoso. Esta
presión aumenta la temperatura del gas que vuelve a su estado
líquido y se calienta.
El compresor a su vez dispone de una bobina electromagnética
que hace de embrague, accionando el compresor solo cuando es
necesario. Cuando el equipo de aire acondicionado no está
activado, la polea gira loca sin ninguna carga para el motor
2. Válvula de expansión: Regula el flujo del refrigerante
mediante la compresión o expansión de acuerdo a la cantidad de
presión que el aparato de aire acondicionado necesita para
vaporizar con eficacia el refrigerante en su interior. A medida que
se contrae, fluye menos refrigerante en las tuberías del
evaporador. El lado caliente de las tuberías del refrigerante crea
una presión que hace que el refrigerante dentro de ésta tenga una
tendencia a moverse más rápido. El refrigerante que pasa más
tiempo en las tuberías del evaporador se enfría a una temperatura
más baja ya que el calor se transfiere al agua que se encuentra
dentro de las tuberías o serpentín.
3. Evaporador: Es un intercambiador de calor donde se
produce la transferencia de energía térmica desde un
medio a ser enfriado hacia el fluido refrigerante que
circula en el interior del dispositivo. Su nombre proviene
del cambio de estado sufrido por el refrigerante al recibir
esta energía, luego de una brusca expansión que reduce
su temperatura. Durante el proceso de evaporación, el
fluido pasa del estado líquido al gaseoso.

Este se encarga de extraer el calor del


habitáculo del vehículo, haciendo pasar el
aire atreves de las aletas de enfriamiento
del evaporador, convirtiendo así el aire en
frio, de tal forma haciéndolos pasar por
los módulos de aire, impulsándolo a salir
por las ventanillas, ya el aire frio.
4. Condensador: Este está diseñado para disipar calor, y
normalmente está localizado frente al radiador. El condensador
debe tener un buen flujo de aire siempre que el sistema esté en
funcionamiento. Dentro del condensador, el gas refrigerante
proveniente del compresor, que se encuentra caliente, es
enfriado; durante el enfriamiento, el gas se condensa para
convertirse en líquido a alta presión

Ventilador: Enfría la alta


presurización, mientras el gas
refrigerante calienta hasta el punto de
obtener una condensación en el
interior de la bobina del condensador
y producir un líquido de enfriamiento