Vous êtes sur la page 1sur 10

Andrés Camilo Rodríguez

Santiago Torres
Laura Estefanía Caicedo
Laura Marcela Toro
Cristian David Montas
Son aquellos residuos producidos
por el generador con alguna de
las siguientes características:
infecciosos, combustibles,
inflamables, explosivos, reactivos,
radiactivos, volátiles, corrosivos y/o
tóxicos; los cuales pueden causar
daño a la salud humana y/o al
medio ambiente.
Son aquellos que contienen
microorganismos patógenos tales
como bacterias, parásitos, virus,
hongos, virus oncogénicos y
recombinantes como sus toxinas,
con el suficiente grado de
virulencia y concentración que
pueda producir una enfermedad
infecciosa en huéspedes
susceptibles.
Los restos de tejidos humanos o animales, y
materiales contaminados con fluidos como
sangre, heces, vómitos u orina, procedentes
de organismos humanos o animales
infectados con bacterias, y virus patógenos,
tienen que ser conservados hasta su retirada
por las empresas especializadas, en
depósitos específicos dentro de bolsas para
residuos peligrosos válidas para autoclave, y
a baja temperatura que no puede superar
los tres grados centígrados.
Los elementos cortantes y punzantes como
lancetas, escalpelos, agujas, u hojas de bisturí
utilizadas en la disección de personas y animales
infectados con virus y otros patógenos, deben
ser depositados en contenedores para residuos
sanitarios específicos, previamente introducidos
en cajas etiquetadas de residuos biológicos
inertes, y conservadas en espacios destinados a
este cometido a baja temperatura hasta su
recogida por las empresas autorizadas.
La sangre y los componentes de
ésta, sólo en su forma líquida, así
como los derivados no comerciales,
incluyendo las células progenitoras,
hematopoyéticas y las fracciones
celulares o acelulares de la sangre
resultante (hemoderivados).
Cultivos generados en los procedimientos
de diagnóstico e investigación, así como
los generados en la producción y control
de agentes biológico-infecciosos.
Utensilios desechables usados para
contener, transferir, inocular y mezclar
cultivos de agentes biológico-infecciosos.
Tejidos, órganos y partes que se extirpan
o remueven durante las necropsias, la
cirugía o algún otro tipo de intervención
quirúrgica, que no se encuentren en
formol. Así como también muestras
biológicas para análisis químico,
microbiológico, citológico e histológico.
• Recipientes desechables que contengan sangre líquida;
materiales de curación, empapados, saturados, o
goteando sangre o cualquiera fluido corporal.

• Materiales desechables que contengan esputo,


secreciones pulmonares y cualquier material usado para
contener éstos, de pacientes con sospecha o
diagnóstico de tuberculosis o de otra enfermedad
infecciosa; así como materiales desechables de
pacientes con sospecha o diagnóstico de fiebres
hemorrágicas.
Que han estado en contacto con humanos o
animales o sus muestras biológicas durante el
diagnóstico y tratamiento, únicamente: tubos
capilares, navajas, lancetas, agujas de jeringas
desechables, agujas hipodérmicas, de sutura, de
acupuntura y para tatuaje, bisturís y estiletes de
catéter, excepto todo material de vidrio roto
utilizado en el laboratorio, el cual se deberá
desinfectar o esterilizar antes de ser dispuesto
como residuo municipal.