Vous êtes sur la page 1sur 3

El carácter no metálico es la característica que tienen los no metales de ganar

electrones.
En un periodo, el C.N.M. o fuerza oxidante de los elementos se incrementa al aumentar la
carga nuclear, y en un grupo aumenta conforme disminuye la carga nuclear.

Variación del carácter no metálico en la tabla periódica.

El carácter metálico es la característica que tienen los metales de perder con mucha
facilidad los electrones del ultimo nivel.
En un periodo, el carácter metálico o fuerza reductora de los elementos aumenta al
disminuir la carga nuclear, y en un grupo aumenta conforme se eleva la carga nuclear.

Variación del carácter no metálico en la tabla periódica.

Radio Atómico:

El radio atómico se define como la distancia media que existe entre los núcleos atómicos de dos
átomos que se encuentren unidos mediante un enlace (los enlaces atómicos se verán en detalle
un poco más adelante).

Para los átomos que se unan mediante una cesión de electrones, el radio atómico corresponde
a la distancia indicada en la Imagen 12 (a) [izquierda], mientras que los que se unan mediante
una compartición de electrones, el radió atómico se representa tal y como aparece en la Imagen
12 (b) [derecha]. Para esta consideración se considera al átomo como una esfera.

El radio atómico aumenta a medida que se aumenta en el período y a medida que se baja en el
grupo (Imagen 13).

Radio Iónico:

El radio iónico se define en relación a iones. Un ion es una especie química con carga, ya sea
esta positiva o negativa, y se originan debido a que los elementos tratan de parecerse al gas
noble más cercano (elementos del grupo 18), ya que estos tienen una estabilidad superior debido
a que sus niveles energéticos se encuentran completos. El término ion significa "ir hacia" y hace
referencia a un circuito eléctrico, es por eso que las sustancias cargadas positivamente se
llaman cationes (van hacia el cátodo, polo negativo) y las sustancias cargadas negativamente
se llaman aniones (van hacia el ánodo, polo positivo). Pero, ¿qué hace que exista esta especie
química cargada? La respuesta es la ganancia o pérdida de electrones. Como un átomo es
eléctricamente neutro, cuando, por ejemplo, gana un electrón de más queda con cargado con un
-1 mientras que si pierde un electrón queda cargado con un +1.

Radio iónico
El radio iónico es, al igual que el radio atómico, la distancia entre el centro del núcleo del
átomo y el electrón estable más alejado del mismo, pero haciendo referencia no al átomo,
sino al ion. Éste aumenta en la tabla de derecha a izquierda por los períodos y de arriba
hacia abajo en los grupos.
En el caso de los cationes, la ausencia de uno o varios electrones disminuye la fuerza
eléctrica de repulsión mutua entre los electrones restantes, provocando el acercamiento de
los mismos entre sí y al núcleo positivo del átomo del que resulta un radio iónico menor
que el atómico.
En el caso de los aniones, el fenómeno es el contrario, el exceso de carga
eléctrica negativa obliga a los electrones a alejarse unos de otros para restablecer el
equilibrio de fuerzas eléctricas, de modo que el radio iónico es mayor que el atómico.

La energía de ionización (EI) es la energía que hay que suministrar a un átomo


neutro, gaseoso y en estado fundamental para arrancarle el electrón más externo,
que está más débilmente retenido, y convertirlo en un catión monopositivo
gaseoso.

Se puede expresar así: A(g) + EI → A+(g) + e-

La energía de ionización es igual en valor absoluto a la energía con que el núcleo


atómico mantiene unido al electrón: es la energía necesaria para ionizar al átomo.

La electronegatividad de un elemento mide su tendencia a atraer hacia sí


electrones, cuando está químicamente combinado con otro átomo. Cuanto mayor
sea, mayor será su capacidad para atraerlos.

La electronegatividad es la capacidad de un átomo para atraer a los electrones,


cuando forma un enlace químico en una molécula.1 También debemos considerar la
distribución de densidad electrónica alrededor de un átomo determinado frente a
otros distintos, tanto en una especie molecular como en sistemas o especies no
moleculares. Es cuando los elementos dan átomos La electronegatividad de un átomo
determinado está afectada fundamentalmente por dos magnitudes: su masa atómica y
la distancia promedio de los electrones de valencia con respecto al núcleo atómico.
Esta propiedad se ha podido correlacionar con otras propiedades atómicas y
moleculares. Fue Linus Pauling el investigador que propuso esta magnitud por
primera vez en el año 1932, como un desarrollo más de su teoría del enlace de
valencia.2 La electronegatividad no se puede medir experimentalmente de manera
directa como, por ejemplo, la energía de ionización, pero se puede determinar de
manera indirecta efectuando cálculos a partir de otras propiedades atómicas o
moleculares.

La electronegatividad es una propiedad de los átomos que relaciona las magnitudes


anteriores y que tiene un gran interés desde el punto de vista químico.

Se dice que un elemento es muy electronegativo cuando la energía de ionización y la afinidad


electrónica son altas.

En general, la electronegatividad varía periódicamente, de forma que los elementos situados


más arriba y a la derecha del sistema periódico son los más electronegativos y los situados más
hacia abajo y a la izquierda son los menos electronegativos. El elemento más electronegativo
(más no metálico) es el flúor, seguido del oxígeno y del cloro. El menos electronegativo (más
metálico) es el cesio. Los gases nobles son muy inertes, no se habla de electronegatividad de
estos elementos.

La electronegatividad se define como la tendencia que tienen los átomos para captar
electrones.